Archivos diarios: 6/04/19

LA TIERRA DEL TEQUILA 1


Dentro de la sociedad mexica, los jóvenes del pueblo o hijos de la nobleza tenían algo en común: La Educación.

NO importando el estrato social, los tenochcas iniciaban desde muy temprano sus actividades en las instituciones, que les asignarían un rol a desempeñar, desde los artesanos hasta los gobernantes, de la gran urbe de México – Tenochtitlan.

Cuando los primeros españoles llegaron a nuestro país a principios del siglo XVI , la cultura mexica dominaba gran parte del territorio.

Este hecho no solo se debía a una casualidad, sino que fue la culminación de un largo proceso de desarrollo, que involucró todos los ámbitos de aquella admirable sociedad.

Los mexicas que habían llegado al Valle de México en calidad de errantes y lograron construir uno de los estados más impresionantes de la Historia Universal. Para hacerlo siguieron una serie de pasos que hoy podemos rastrear:

Se dieron a la tarea de ser mejores: aprendieron, asimilaron, crearon y refinaron; las técnicas científicas, artísticas, militares, arquitectónicas, religiosas y educativas, que heredaron de los Toltecas.  Por su profunda entrega religiosa, perfeccionaron las enseñanzas y destacaron de una manera increíble y potencializaron las conductas aprendidas de quienes hasta entonces, habían sido los mejores:

Los Teotihuacanos y los Toltecas.

Los primeros conquistadores que ingresaron a la ciudad de México-Tenochtitlán el 08 de Noviembre de 1519 se toparon con una urbe maravillosa que no solo era impresionante por su ingeniería hidraúlica y su colosal arquitectura que consiguió ser una Venecia Americana,

Sino también por el funcionamiento político, social, religioso y comercial, que la impulsaban.

En aquella urbe reinaba la armonía, la civilidad y el balance. La sociedad mexica logró ascender y dominar su entorno; porque fueron educados con disciplina y para la grandeza.

De ambas cosas se encargaban los padres y los maestros de las rigurosas escuelas mexicas… Para entender conceptos referentes a la educación azteca, es necesario considerar varios puntos:  

Segundo, los niños eran sumamente importantes, extremadamente valiosos y eran considerados un regalo de los dioses.

Al referirse a ellos sus padres les llamaban “mis joyas”  “mis plumas preciosas”  es decir, lo más fino, lo más valioso que tengo.

Se creía que los niños habían sido forjados en lo más alto de los cielos. Igualmente se pensaba que eran intermediarios entre los hombres y algunas deidades.

También eran regeneradores del tiempo cíclico.

Y tenían una participación muy importante, durante las festividades que se realizaban durante la Ceremonia del Fuego Nuevo. 

Porque muchos de ellos eran ofrecidos como sacrificio especial, en el Templo Mayor de la ciudad de México-Tenochtitlan.

El hecho de ofrecerlos en sacrificio significaba el privilegio más especial como padres y como adoradores de sus deidades y suplicaban por una sola cosa: la continuidad y restauración de la vida.

Para convertir a un niño en ciudadano modelo se utilizaban diversas herramientas que iban desde las palabras, los consejos y los ejemplos; hasta severos y a veces muy crueles castigos.

La educación comenzaba desde el momento mismo de su nacimiento y era específica dependiendo de su sexo.

La partera era la encargada de darle la bienvenida a este mundo.

Las primeras palabras que escuchaban los niños mexicas, les recalcaban

Que su principal oficio y su mayor obligación, era dar de comer y beber al Sol, con el cuerpo y con la sangre de los enemigos.

En el caso de los varones, al cuarto día de nacido,  se realizaba una significativa ceremonia:

una parte del cordón umbilical era ofrecido junto con algún objeto del oficio de su padre en el recinto especial que había en Huītzilōpōchco,

Que era donde se consagraban los guerreros a Huitzilopchtli después de egresar del Tepochcalli.

Si era niña, se le hacía una consagración en el altar particular de cada casa a la diosa Toci, se le enterraba junto con un objeto designado por la madre (un utensilio doméstico y una pluma de quetzal)

Y era ofrecido con un himno cómo este:

Nyman no cecemmani oaltemo in tlalticpac

Quioalcui, quioaltemoa in malacatl in tzotzopaztli,

in tanatli, in ixquichcioatlalquitl quioaltemoa…

Luego se esparcían y descendían acá a la tierra

Y buscaban husos para hilar, y lanzaderas para tejer, y petaquillas y

Todas las otras alhajas que son para tejer y labrar… (Jesús Oropeza Hidalgo, Santa Ana de Mis Recuerdos)

Los niños eran un tesoro tan hermoso e invaluable, que la educación empezaba en casa y terminaba en la escuela.

Y lo consideraban tan primordial, porque por medio de la educación preservaban  su identidad, sus raíces, su arraigo y su pertenencia…

Porque la pistola no se saca sin motivo, ni se enfunda sin honor

Sabían perfectamente quienes eran y lo asumían plenamente sobre todo a nivel espiritual.  Y precisamente porque lo sabían, honraban a sus dioses, se gloriaban de su pasado y eran tremendamente responsables.

Adoraban a sus deidades, respetaban a sus mayores y reverenciaban a sus ancianos; recitaban de memoria la “Antigua Regla de Vida” recibida como herencia de sus antepasados.

Y donde estaban contenidas sus tradiciones y costumbres, aquello en lo que siempre creyeron.

Muchos de estos conceptos eran atribuídos a Quetzalcoatl, quién les había enseñado lo bueno y lo útil.

Por ello las mujeres educaban a las hijas, mientras que los varones instruían a los hijos;

De esa manera durante todo el proceso de educación informal que se llevaba en la familia, niños y niñas aprendían las conductas adecuadas y diferentes para cada sexo.

En efecto, podría decirse que en la educación se combinaban los discursos solemnes y las muestras de amor y cariño de padres a hijos, con castigos y reprimendas sumamente rigurosos.

De los tres o cuatro años en adelante, los infantes debían ejecutar tareas sencillas con gran comedimiento y obediencia;

Conforme pasaban los años el trabajo se hacía más complejo y las labores más pesadas.

Así aprendían los niños los oficios del padre, mientras que las jovencitas todas las labores domésticas: asear la casa, preparar los alimentos, hilar las prendas de vestir de la familia, etc.

En un principio, a los niños rebeldes se les amenazaba con una buena azotaina, que se hacía efectiva cuando mostraban desobediencia.Más tarde, ante las actitudes negativas de los infantes y jovencitos,

Los padres les aplicaban dolorosos punzamientos con púas de maguey (preparándolos, de paso, para las futuras prácticas de autosacrificio),

O bien los semiasfixiaban con el humo de chiles quemados.

Por su parte, las adolescentes que mostraban actitudes negativas, como el coqueteo y el gusto por el chisme;

Eran obligadas a barrer de noche fuera de la casa, lo que era considerado como algo peor que recibir una paliza.

Los castigos eran parte de la educación mexica, los regaños llenos de palabras implacables, eran la reprimenda más ligera.

Princesas, donde quiera- ESCARAMUZAS, NO cualquiera

Los rebeldes que no mostraban mejoría eran azotados.

Cuando la conducta inapropiada se intensificaba,

los castigos eran aplicados de acuerdo a la falta cometida.

E iban aumentando en severidad, si no se corregían.

En casos extremos se les cortaba el cabello, lo que los ponía en evidencia durante meses.

Y los castigos eran válidos tanto para los jóvenes del pueblo, como para los hijos de los nobles.

Lo más importante era forjar hombres y mujeres de bien, nobles de corazón y justos de espíritu.

Porque debían mostrar sin hipocresías, la integridad interior que los caracterizaba.

Y mostrar al mundo que los rodeaba, un rostro y un corazón, con nobleza y dignidad.

Porque gracias a estas enseñanzas, los mexicas habían logrado conquistar y dominar, gran parte de su entorno.

La finalidad de las enseñanzas era que aprendieran a servir a su comunidad, mediante un oficio y que dominaran el “Arte de la Guerra.”

Estaban tan seguros de la calidad de la educación recibida, que consideraban que un joven al egresar de estas escuelas, estaba listo para el matrimonio.

Y para encabezar una familia, además de haberse convertido en un formidable guerrero.

Las familias de Tenochtitlan consideraban a sus hijos como una dádiva de los dioses que darían continuidad al linaje,

Colaborarían en las actividades productivas de la familia y aprenderían los más importante:

Honrar y venerar a sus dioses, respetar a sus mayores y servir a su comunidad y a su cultura.Algún día celebrarían su matrimonio, conformando así un nuevo pilar en la organización social del Calpulli.

Era muy importante que al interior de la familia los niños aprendieran que en la generación del Universo, llevada a cabo por los dioses supremos,

Las energías masculina y femenina se habían unido para dar fuerza a la creación de la vida.

Para el pueblo azteca eran primordiales la religión y la guerra, su organización política se centraba en ambos aspectos.

Destacando la figura del Calpulli,

Que era una especie de clan autónomo que tenía una propiedad colectiva, además de tradiciones ancestrales

Y costumbres religiosas muy particulares. Porque incluían las tradiciones familiares ancestrales, ya que se manejaban por linajes.

En cada Calpulli había un jefe por cada veinte familias y otro de mayor rango por cada cien,

Quienes eran las autoridades que vigilaban el correcto funcionamiento de todos los miembros del barrio.

El conjunto de calpullis formaba un Tlatocayotl y en la cúspide de la pirámide político-jurídica,

Se encontraba la figura del Tlatoani gobernante vitalicio, con poder político, judicial, militar y religioso.

En la sociedad mexica la división en los centros de enseñanza, no se trataba de hechos elitistas, ni discriminatorios.

En el Telpochcalli se instruían la gente del pueblo sencilla, los macehuales o macehualtzin;

Que no eran vasallos, ni esclavos, sino guerreros.

De hecho el sustento y la gloria de todo el imperio se debía a ellos.

Si los jóvenes del pueblo asistían a una escuela y los hijos de la nobleza a otra,

Se debía a que estos centros de enseñanza eran tan especializados, que se les educaba para las tareas que desempeñarían en la sociedad.

Por ejemplo el artesano, era preparado para buscar la belleza, en tanto que el gobernante, era para ser justo.

Y un imparcial regente, que representaba todo lo que identificaba a los aztecas como nación.

Sin embargo TODOS por igual recibían un riguroso entrenamiento militar, ya que la vocación mexica era guerrera por excelencia.  En ambas escuelas iniciaban sus actividades en la madrugada y con un baño de agua helada.

Después venía un desayuno muy parco, seguido por clases específicas para las diferentes vocaciones.

Y lecciones generales que todos debían dominar; porque era primordial la preparación religiosa,

Pues todos eran considerados un sacerdote en potencia.

De esta manera memorizaban himnos para los dioses y cantares en los que se recordaban las glorias de sus antepasados.

La manera en que los dioses habían creado el mundo y las historias de ellos mismos, en el linaje al que pertenecían.

La tarea no debió ser sencilla, considerando que el panteón divino de los mexicas, era en extremo abundante y complejo.En el terreno práctico aprendían, practicaban y se especializaban, en el uso de las armas y el combate cuerpo a cuerpo.

Una de de ellas era el Atlatl, un propulsor de lanzadardos o “brazo extendido”,  conocido en diversas regiones del mundo.

Y otra era el Macuahuitl, una especie de espada de madera, con fuertes filos de obsidiana,

Que era manejada con letal maestría y causaba mucho daño.

Sus demás actividades era dar mantenimiento a los templos y trabajar las tierras comunes.

Telpochcalli (en náhuatl ‘casa de los mancebos’), eran centros en los que se educaba a los jóvenes del pueblo,

A partir de los 7 años, para servir a su comunidad y para la guerra.

A diferencia de los nobles que asistían al Calmécac.

Esta división no tenía nada que ver con clasismo o prejuicios llenos de soberbia e ignorancia, como sucede en la actualidad.

Conocidos generalmente como macehualtin, los hijos de los plebeyos, asistían al Telpochcalli.

Estas escuelas para jóvenes se encontraban en cada barrio o Calpulli.

El mundo mexica se caracterizaba por el cuidado que ponían los gobernantes, en el buen funcionamiento de su sistema educativo.

Las escuelas de Tenochtitlan atendían a los jóvenes de acuerdo con su extracción social:

Los hijos de los nobles acudían al Calmécac, institución que se hallaba dentro del recinto ceremonial,

Mientras que los vástagos de los demás pobladores conocidos como macehualtin,

Asistían a las escuelas de jóvenes, llamadas Telpochcalli, que había en cada barrio de la ciudad.

La vida en ambos centros era un entrenamiento muy fuerte,

Porque los ideales eran muy elevados, sus objetivos mistéricos y sus experiencias cosmogónicas, también lo demandaban así. Desde la madrugada comenzaban las extenuantes actividades.

Solían memorizar los himnos con los hechos relevantes de sus ancestros y las alabanzas a sus deidades.

Además de aprender y ejercitarse en el manejo de las armas como el átlatl, instrumento utilizado para lanzar pequeñas lanzas

Y el macuahuitl, la espada de madera con filos de obsidiana.

Los alumnos tenían otras obligaciones, como la de dar mantenimiento a los templos (Teocalli), acarreando los materiales necesarios.

Y trabajando las tierras heredadas de forma colectiva para su sustento.

Especialmente se buscaba su resistencia al dolor mediante prácticas de autosacrificio.

Tortura del tlatoani Cuauhtémoc, para que les entregara a los españoles el Tesoro de Moctezuma

El  gran fracaso de los estudiosos y expertos que en su momento, desde hace medio milenio registraron en diferentes códices,

Fué porque solo interrogaron para conocer la cultura que habían sometido.

Pero NO absorbieron lo trascendental y que forjaba el espíritu de los aztecas.

Y tanto los antiguos como los modernos, fueron incapaces de comprender donde radicaba la grandeza de los pueblos mesoamericanos.

Por eso saqueron las riquezas materiales; porque eso era lo ÚNICO que les importaba…

Llamaron a los conquistados y sometidos, “bárbaros”, cuando la única barbarie existe en quién sólo acepta lo material como idiosincracia.

Y no tiene la menor idea de que existe un mundo espiritual y lleno de energía cósmica a nuestro alrededor.

En la actualidad los ateos “expertos” y eruditos en antropología e historia,Cometen el mismo error tomando como “mitos” lo que su ignorancia crasa y su lerda inteligencia embriagada de soberbia,

NO puede aceptar; porque ha sido nublada por las Tinieblas de Satanás, en todos los ámbitos en que vivimos.

Uno de los más lamentables, es la “erudición voluntaria” y totalmente humana, que se introdujo en la Iglesia y ha arrasado también  con los que debieran vivirlo y combatirlo desde los púlpitos,

Pero al parecer los únicos activos son los masones eclesiásticos y SON los que están destrozando la Iglesia desde su interior. 

Ese espíritu lo absorbieron en el meztizaje, los que amando a México, lo siguen engrandeciendo.

Porque es lo que da la esencia a nuestras ancestrales tradiciones…Y que se refleja en  la trascendencia de nuestro espíritu indomable.

Por eso los aztecas eran extraordinarios practicando su religión y NO FALLABAN,

Porque lo llevan metido en su sangre y eran tan expertos, que esto mismo fue su perdición, cuando se toparon con la brutalidad española.

El momento de la Caída de Tenochtitlan, ya había sido decretado por Dios.

Y esto da una explicación plena a las actitudes del Tlatoani Moctezuma Xocoyotzin,

Que fue TODO menos un cobarde y ESTO LO CONVIRTIÓ, en un frágil obstáculo a la arrogancia española.

Porque para los aztecas, sus fortalezas fueron convertidas en sus debilidades.

También espiritualmente hablando, FUE OTRA BATALLA ÉPICA.

Que Quetzalcoátl y todos sus compinches perdieron,

Cuando la Tierra Azteca fue conquistada de la misma forma como sucedió con Josué,

en el cap. 18 del Deuteronomio.

México Lindo Y Querido

Ana Gabriel

México Lindo y Querido

si muero lejos de ti

que digan que estoy dormido

y que me traigan aquí

Que digan que estoy dormido

y que me traigan aquí México,

lindo y querido Si muero lejos de ti

Voz de la guitarra mía,

al despertar la mañana

quiere cantar su alegría

a mi tierra mexicana

Yo le canto a sus volcanes

a sus praderas y flores

que son como talismanes

del amor de mis amores

México Lindo y Querido

si muero lejos de ti

que digan que estoy dormido

y que me traigan aquí

Que digan que estoy dormido

y que me traigan aquí

México Lindo y Querido

si muero lejos de ti…

Cielito Lindo

Ana Gabriel

¡Ay, ay, ay, ay!, canta y no llores

porque cantando se alegran

cielito lindo los corazones

De la sierra, morena

cielito lindo, vienen bajando

un par de ojitos negros

cielito lindo de contrabando

De la sierra, morena

cielito lindo vienen bajando

un par de ojitos negros

cielito lindo de contrabando¡Ay, ay, ay, ay! canta y no llores

porque cantando se alegran

cielito lindo los corazones

¡Ay, ay, ay, ay! canta y no llores

porque cantando se alegran

cielito lindo los corazones

Ese lunar que tienes,

cielito lindo junto a la boca,

no se lo des a nadie

cielito lindo que a mi me toca

Ese lunar que tienes,

cielito lindo junto a la boca,

no se lo des a nadie

cielito lindo que a mi me toca

¡Ay, ay, ay, ay! canta y no llores

porque cantando se alegran

cielito lindo los corazones

¡Ay, ay, ay, ay! canta y no llores

porque cantando se alegran

cielito lindo los corazones

Canción Mixteca

Patricia Trujano

Que lejos estoy del suelo
Donde he nacido.
Inmensa nostalgia
Invade mi pensamiento.
Y al verme tan solo y triste
Cual hoja el viento.
Quisiera llorar, Quisiera morir
De sentimiento.Oh! tierra del sol
Suspiro por verte.
Ahora que lejos
Yo vivo sin luz.
Sin amor.
Y al verme
Tan solo y triste
Cual hoja el viento
Quisiera llorar, Quisiera morir
De sentimiento.

Que Suerte La Mia

Jose Alfredo Jimenez

Te vas por un momento

Te vas diciendo que vuelves

Que vuelves pronto

A quererme mas

Te vas y yo presiento

Que aqui se acaba todo

Que ya a mi vida, no volveras.

Que triste agonia

Tener que olvidarte

Queriendote asi

Que suerte la mia

Despues de una pena

ERES MÍO, DEL SOMBRERO A LAS ESPUELAS.

Volver a sufrir.

Que triste agonia

Despues de caido

Volver a caer

Que suerte la mia

De estar tan perdido

Y volver a perder.

Amor, amor sagrado

Asi me lo habias jurado

Ante una virgen Ante un altar

Saliste igual que la otra

Juraste muchas cosas

Y al verme herido

Tambien te vas.

Que triste agonía

Tener que olvidarte

Queriendote asi

Ni contigo, ni sin tí, tienen mis penas remedio. CONTIGO porque me matas y SIN TÍ, porque me muero…

Que suerte la mia

Despues de una pena

Volver a sufrir.

Que triste agonia

Despues de caido

Volver a caer

Que suerte la mia

De estar tan perdido

Y volver a perder.