Archivos diarios: 1/08/19

N261 GRANDEZA DEL ALMA


Julio 31 de 2019

Habla Dios Padre

Mi Corazón arde fuertemente por todos vosotros. ¡Cómo quisiera que vuestro corazón ardiera de la misma forma en que arde el Mío por vosotros!  Ciertamente, en algún momento sucederá, cuando Me veáis frente a frente.

Vuestra alma añora verMe, añora estar Conmigo. Vuestra alma Me conoce; pero el hombre, al tomar su voluntad como propia, se aparta de Mí y esa es la eterna lucha en la vida del hombre:

el alma quiere regresar con su Creador y la carne quiere gozar, lo que el Mundo le da.

¡Cuánto error hay a vuestro alrededor! ¡Con cuánto error os ha engañado Satanás!, Os pone tantas mentiras a vuestro alrededor y vosotros os dejáis llevar por ellas.

Y esto, porque vosotros no le dais el primer lugar a lo que el alma necesita.

Estáis alimentando a vuestro cuerpo y podría decir, mal alimentando. Y a vuestra alma, a la cual debieras alimentar mejor, porque es la que va a trascender, porque es la que se va a presentar ante Mí al final de vuestra misión,A ella no le hacéis caso, no buscáis lo espiritual, que es lo que vale en vosotros; por vuestra falta de Fe y la falta de amor hacia Mí, no estáis viviendo la vida que debéis vivir.

Os he dado el cuerpo, para que vuestra alma pueda transitar en el Mundo, en un Mundo físico, en un Mundo que debe conocer lo espiritual.

Es un vehículo, os lo he explicado antes; vuestro cuerpo es un vehículo que debe llevar a vuestra alma a misionar; lo que importa en vosotros, es lo que Yo os he dejado en vuestra alma.

Toda la Evangelización que os dejó Mi Hijo, es Alimento para vuestra alma y ¿Cuántos de vosotros, realmente alimentáis a vuestra alma con lo que se os ha dejado en las Sagradas Escrituras?

Preferís los intereses del Mundo, os dejáis llevar por las cosas superfluas que hay a vuestro alrededor. Preferís lo que viste y alimenta a vuestro cuerpo o el gozo que le podáis dar ¿Y vuestra alma?

Os pregunto nuevamente y a vuestra alma, ¿Qué trato le estáis dando?

¿Está creciendo vuestra alma, al mismo ritmo que crece vuestro cuerpo, o aún mayor, que así debiera ser?

¿Estáis protegiendo a vuestra alma contra los ataques del Mundo?,

¿Estáis tratando acaso, de que se mantenga limpia, pura, sana, santa? Ciertamente que no.

Os dejáis poseer por Satanás fácilmente, porque le dais cabida al pecado que se os muestra a vuestro alrededor, día a día, noche a noche y ¿Vuestra alma? ¿Qué alimento le dais?

Os he dado vuestra alma, que es vuestro ser, para cuidarla, para hacerla crecer y para que todo el Conocimiento, que viene de Mí, lo podáis compartir con vuestros hermanos

Y les ayudéis a esas almas, que están a vuestro alrededor, a conocerMe, a amarMe, a dejarse guiar por Mi Voluntad, a enamorarse de Mi Amor.

Mis pequeños, vuestra alma va a trascender, es vuestra alma la que se va a presentar ante Mí, al final de vuestros días.  

Vosotros en la Tierra, os vestís con vestimentas caras, bellas, atractivas, para presentaros ante vuestros hermanos y seáis bien aceptados por ellos y eso está bien.

Debéis buscar la pulcritud también, de vuestro cuerpo y de vuestro vestir; sentís que vuestra alma, como no se ve, como no la mostráis a vuestros hermanos, no os preocupáis por ella, pero estáis equivocados, Mis pequeños,

Sí mostráis a vuestros hermanos, lo que vive vuestro interior; vuestros actos lo demuestran, vuestra manera de hablar, vuestra manera de tratar a vuestros hermanos, vuestra manera de vivir, eso viene de vuestra alma.

Las Virtudes, el Amor, todo eso pertenece a vuestra alma y aquellos que saben ver el alma, a través de las acciones de sus hermanos, saben darse cuenta de lo que vosotros traéis por dentro.

Pero lo más importante Mis pequeños, es que cuando regreséis a Mí, nada más será vuestra alma la que regrese a Mí, ya no tendrá vuestra forma corpórea, ya no estará cubierta con ese traje humano que os di para vivir en la Tierra.

Vuestro cuerpo se quedará aquí en la Tierra y polvo será nuevamente.Vuestra alma mantiene una vida, la vida espiritual, la vida que realmente vale para el hombre, una vida que va a trascender, la vida que va a ser premiada, castigada, se presentará ante Mí.

¿Cómo estaréis, Mis pequeños? ¿Realmente estaréis orgullosos de presentaros ante Mí? ¿Os presentaréis con alegría, con un deseo grande de abrazarMe, de besarMe, de contarMe todo lo que vivisteis en la Tierra?,

¿Cuánto hicisteis para que vuestros hermanos Me conocieran y Me amaran? ¿Cuánto hicisteis vosotros mismos, para que la Sabiduría que Yo os doy, os hiciera crecer ante Mis Ojos?

¿Y vosotros mismos os llenarais de esa Sabiduría Santa que os hace gozar de Mi Gloria, ya desde la Tierra?

¿Qué hacéis por vuestra alma? ¿Qué hacéis para darMe ese gusto de saber que todo lo que Yo os he dado, no ha sido en vano?

Que lo que se os dio en el Antiguo Testamento y en el Nuevo Testamento, ha encontrado asiento y gozo en vuestra alma.

Ese es el regalo que Me daréis, que quiero ver de cada uno de vosotros.  Que lleguéis ansiosos a buscar a vuestro Dios Creador, a vuestro Dios Redentor, a vuestro Dios Consejero del alma.

¡Cuánto Amor siento por cada uno de vosotros! ¡Mi Corazón, lleno de Fuego, de un Fuego de Amor que no se extingue en Amor por vosotros, está para gozaros!

Os gozo inmensamente y más, cuando veo que le dais el debido respeto, el debido amor, el debido alimento a vuestra alma; porque todo eso viene de Mí, de vuestro Dios, el que os creó para amaros y para que Me amaráis.

Hijitos Míos, ¿Por qué? ¿Por qué la humanidad se ha alejado del Amor? ¿Le temen al Amor?, ¿Acaso el Amor les ha hecho algún daño? ¿Acaso el vivir en el Amor os causa malestar?

El alma por necesidad y por creación, tiende al Amor. Vosotros Me pertenecéis, vosotros sois hechura del Amor, de Mi Amor.

Os he creado para que gozarais de Mi Esencia, que es el Amor. Os he creado para que vivierais unidos a Mí, vuestro Dios y gozarais tremendamente de todos Mis Beneficios.

¡Oh!, Mis pequeños, no os imagináis cuánto os amo, Yo Soy el Amor Infinito, el Amor Increado, Yo Soy el Verdadero Amor que Existe.Y vosotros habéis sido creados para compartir de Mi Amor que posee tanto, que posee Mi Ser, que posee la Infinitud de Mis Gracias y de Mis Bendiciones.

Vosotros, creaturitas pequeñitas, fuisteis creados para gozar de Mis cuidados amorosos, ¿Por qué os habéis apartado de Mí, si Conmigo tenéis todos Mis Bienes?

Regresad a Mí, Mis pequeños, para que Yo Me derrame copiosamente sobre vosotros. Os quiero llenar de Mi Vida, os quiero llenar de Mis regalos, os quiero llenar del Cielo, os quiero llenar de Mi Presencia Divina.

No os imagináis todo lo que esto significa, es el culmen del alma, vivir en su Dios.

La Maldad de Satanás que se ha diseminado por toda la Tierra, os ha llevado a tal confusión, que vosotros mismos ya no buscáis lo que es Mío, os ha llevado a la materialidad.

Os hace sentir Satanás, que sin lo material no sois nada, que necesitáis a toda costa de lo material para ser “alguien” en la vida.

Y que sin lo material no podéis  vivir ni en libertad ni en armonía, no podéis vivir a gusto entre vuestros hermanos.Luego os lleva a tener de lo material y os peleáis por quitarle al hermano de lo que él tiene y así vienen las guerras, la destrucción entre hermanos por buscar lo material, porque queréis tener más, ¿Acaso eso es bueno?

Meditadlo, Mis pequeños, cómo lo material os lleva a vuestra destrucción.

Cuando buscáis lo espiritual, realmente es cuando vivís, porque Yo Vivo en vosotros Mi Vida en vosotros, Mi Presencia Divina en vosotros, es lo que realmente os da vida y gozo.

El Amor es lo que una a la creatura, es lo que une a la Creación Conmigo, con vuestro Dios. El gozo que obtiene el alma cuando está Conmigo, es el mejor regalo que puede tener.

Son regalos inconmensurables, son gozos Celestiales que nunca obtendréis al vivir en lo material y por más que os llenéis de lo material, éstos gozos nunca se darán en vuestro interior,

Solamente el gozo Divino, Mi Vida en vosotros os darán la vida Celestial que el alma busca.Cuando el alma está vacía de Mi Vida, se siente huérfana, se siente aislada, se siente sola, siente la falta de algo.

Y de ahí viene la desesperación de muchos de vuestros hermanos que se han llenado de lo material, pero su alma está vacía.

Os vuelvo a repetir, por creación de vuestra alma, que es parte de Mí, ésta tiene necesidad de alimentarse de Mí y de vivir en Mí.

Si el alma no está Conmigo, con su Creador, viene la desesperación interior, hay falta de crecimiento, de vida. Y aunque se tengo en exceso de lo material, hay una falta grandísima en el interior que hace que lo mismo material no se goce, porque no estáis completos.

El verdadero hombre, se da cuando ha alimentado su cuerpo y su alma, cuando crecen a la par, pero cuando solamente hacéis crecer lo material, lo del mundo, vuestra alma se siente aislada, pobre, raquítica.

Buscad pues, Mis pequeños para vosotros y para vuestros hermanos, la vida del Amor, la vida del alma, el crecimiento espiritual, Mi Vida en vosotros,Para que crezcáis debidamente y no os mantengáis en desnutrición espiritual, que os llevará a cometer actos graves entre vuestros hermanos y de ahí se den las injusticias, la maldad y el error entre los hombres,

BuscadMe, buscadMe, Mis pequeños y encontraréis el Cielo en vuestra vida.

Porque todas las almas están llamadas a la Salvación, fuisteis creados por Amor, se os permitió una misión en la Tierra para llevar Mi Amor a vuestros hermanos.

Y para destruir la maldad que Satanás creó primeramente en su interior y luego llevó hacia los hombres para su destrucción.

La salvación Mis pequeños, significa vida, regalo, regalo para las almas. La Salvación es volver a Mí, regresar a vuestro Creador después de haber cumplido vuestra misión.

La Salvación significa haber vencido a Satanás, a pesar de que estuvisteis en el campo de batalla, de que pudisteis haber buscado lo que Satanás os ofrecía y haberMe dado la espalda.

No lo hicisteis así,  vencisteis las fuerzas satánicas y eso os alcanzó vuestra liberación y vuestra salvación.

Salvación es triunfo del alma, sobre toda maldad.

Ciertamente el alma cae durante su vida en la Tierra, pero el alma que Me busca, el alma que está buscando su salvación eterna se levanta,

reconoce su pecado, reconoce la maldad que permitió entrar en su corazón, pero con la Luz Divina lo rechazó.

Salvación significa querer estar Conmigo, querer vivir eternamente con vuestro Dios, buscar la Verdad, buscar la Vida Divina eternamente.

Salvación es el triunfo del alma sobre la Tierra, sobre el mundo.

Salvación es la unión del alma con Cristo Jesús, Mi Hijo, que Él también Vivió, padeció, Murió y Resucitó. Al estar unidos a Él, vosotros tenéis la Salvación asegurada,

Salvación significa el triunfo, el regalo hacia las almas por haber llevado Mi Amor a los hombres, por haber dejado vida, vida espiritual entre los hombres.

La Salvación es el regalo que toda alma debe buscar para vivir eternamente Conmigo, después de haber cumplido su misión Terrena.

Por eso, cuando un alma regresa y regresa triunfante, buscando su salvación, es grandemente halagada en el Cielo; ciertamente la lucha en la Tierra, la lucha en el mundo para un alma, es tremenda

Y además, si no fuera por Mi Gracia y por Mi protección, el alma sería destruida inmediatamente por el Mal de Satanás entre los hombres.

El alma cuando se acerca a Mí, tiene Vida y ésa Vida la protege, tenéis protección Celestial durante vuestra misión en la Tierra.

Si no fuera por Mi Presencia Divina en vuestra vida, las almas morirían irremediablemente por los ataques de Satanás.

Buscad, Mis pequeños, vuestra salvación, seguid adelante en la lucha, tenedMe a Mí siempre presente en vuestro corazón y en vuestra mente.Buscad alcanzar ése Bien Divino al final de vuestra misión y así, vuestra salvación la encontraréis fácilmente.

La salvación debe ser la meta de toda alma que trabaja para Mí en la Tierra.

ORAD, orad por aquellas almas que se han dejado impresionar por los bienes satánicos, por los bienes del mundo, que se han dejado llevar por los espejismos de mentira de Satanás.

Orad para que la Luz Divina penetre en su ser y les haga ver su realidad espiritual y su futuro, su futuro eterno.

Solamente la Luz del Espíritu Santo puede iluminar a las almas en la Verdad y hacerles ver cuál es su misión, su vida aquí en la Tierra y su destino eterno. Si no hay ésta Luz Divina, el alma se pierde.

Orad por aquellos que se han separado de Mí, que no quieren tener vida espiritual, que buscan afanosamente los bienes del mundo, porque ellos se están alejando de su salvación. Por más malos que veáis que sean vuestros hermanos, orad por ellos, Mis pequeños, porque ésta será la forma más fácil en la que vosotros encontraréis la salvación.

Cuando os dais por vuestros semejantes, cuando veis por su salvación, automáticamente os estáis ganando vuestra salvación.

Ved pues por el bien de vuestro hermanos y así ganaréis vuestro propio bien eterno.

Os Bendigo, Mis pequeños y que la Luz del Espíritu Santo os ilumine, para que llenéis vuestra alma de Mi Amor y de Mi Sabiduría Divina.

Yo os bendigo en Mi Santo Nombre, en el de Mi Hijo Jesucristo, en el de Mi Santo Espíritu de Amor y en el Nombre de Mi Hija Santísima, la Siempre Virgen María, Madre del Redentor y Madre vuestra por siempre

http://diospadresemanifiesta.com

QUE NO LES ESPANTE CUANTO EL CIELO LES HA ANUNCIADO PARA QUE SE PREPAREN,

Sino que cuanto conocen sea lo que les lleve a aumentar la Fe, el deseo de salvar el alma y el deseo de cooperar en la salvación de las almas.

La Santísima Virgen 30.07.2018Estimados lectores, deseamos compartir esta profunda oración que la Santísima Virgen le dictara a Luz de María en la madrugada del 11 de Junio de este año, la misma encierra una revelación sobre el alma.

Y nos brinda una receta divina para hacernos más conscientes y consecuentes  de esta realidad espiritual, de la que lastimosamente somos constantemente desviados y adormecidos  por las cosas del mundo…

ORACIÓN

Adorado y Amadísimo Cristo,
ruego con humildad me mires benignamente.
Te amo y Reverencio en nombre 
de todas las criaturas humanas 
y reconociéndome pecador 
e inmerecedor de tanto Amor,
ruego vengas en auxilio de mi Alma,
a la que deseo librar de los momentos
en que la contrito y la llevo a padecer.

Coloco mi Alma frente a Ti, Señor mío
Ella añora Tu Amor, el que le niego
siendo tan humano, porque desprecio
lo que me imanta hacia Ti.

Deseo salvar mi Alma liberándola 
de los momentos indebidos a los que 
mi voluntad humana tiende con mayor frecuencia.
Dadme la sabiduría y la humildad para que
mi voluntad busque Tu presencia Señor
y así unida a Ti, sea fiel
a Tu Santísima Voluntad. Cristo, limpia mi corazón del desamor
Cristo, limpia mi voluntad y guíame hacia Ti
Cristo, limpia mi mente y así céntrame en Ti
Cristo, limpia mi pensamiento de lo indebido
Cristo, limpia mis ojos para no mirar lo que no es
Cristo, limpia mis oídos para no escuchar lo que te ofende
Cristo, limpia mi lengua para que no enjuicie al prójimo
Cristo, limpia mi razón para que no sea soberbia

Cristo, limpia mis sentimientos para no despreciar al hermano
Cristo, limpia mis sensaciones para que no me lleven a actuar mal
Cristo, limpia mi conciencia para que no me turbe y me equivoque
Cristo, limpia mi historia de vida, para no juzgar por mi pasado
Cristo, limpia mi pasado para que sea criatura nueva en Ti
Cristo, limpia mis manos para que no se levanten contra el hermano
Cristo, limpia mis pasos para que se dirijan únicamente hacia Ti
Cristo, límpiame y renuevameCristo, por Tu Cruz enséñame a perdonar
Cristo, por Tu Cruz enséñame a no gustar de la soberbia
Cristo, por Tu Cruz enséñame a no murmurar
Cristo, por Tu Cruz enséñame a mirar el dolor
Cristo, por Tu Cruz enséñame a amar como Tú
Cristo, por Tu Cruz enséñame a ser humilde
Cristo, por Tu Cruz enséñame a ser bondadoso
Cristo, por Tu Cruz enséñame a ser siervo útil a Ti
Cristo, por Tu Cruz enséñame a vivir en fe, esperanza y caridad.  Levántame Cristo mío y enseñame
que la perfección eres Tú
y yo debo tender a la perfección,
no exigir al prójimo lo que debo ser yo.

Heme aquí frente a Ti, dame de beber Tu Amor
y limpia Mi Voluntad.
Heme aquí Cristo mío, pido Tu perdón. Amén. 

https://www.revelacionesmarianas.com/