D LA APOSTASÍA SACERDOTAL 1


CUMPLIMIENTO

EL ADULTERIO Y LA HOMOSEXUALIDAD,

BENDECIDOS POR LA FALSA IGLESIA.

Los dos temas centrales que discutió el Sínodo de la Familia fueron la comunión a los divorciados vueltos a casar y la bendición de las uniones del mismo sexo. 

Y eso se ha seguido amplificando.

En ambos temas se nota una rebelión contra lo que se ha entendido a través de todas las épocas como los Mandatos de Dios desde el Jardín del Edén.

La Iglesia se está viendo atacada y colonizada para que se abra al disfrute de sus pasiones.

Por más aberrantes y destructivas que sean.

Y por más que tengan consecuencias desastrosas para el futuro propio y de la humanidad.

LA PÉRDIDA DE AUTO-CONOCIMIENTO EN LA MODERNIDAD

La visión clásica y cristiana del hombre comienza con una auto-conocimiento de la naturaleza humana.

‍Que forma un cuerpo de sabiduría perenne y proporciona una unidad de la raza humana.

La modernidad, sin embargo, no ve que la naturaleza humana se rija por la razón, la ley natural, la ley divina o verdades evidentes universales.

El hombre moderno está sujeto únicamente a la ley hecha por el hombre, la voluntad de poder político reinante y las decisiones legales determinados por los tribunales.

‍Estas fuerzas políticas, judiciales e ideológicas, conspiran para erradicar todas las categorías morales y virtudes tradicionales que las sociedades civilizadas transmiten de una generación a otra.

‍Como el significado del matrimonio, la naturaleza de la familia, los ideales de la maternidad y la paternidad, la virtud de la castidad y la santidad de la vida.

La legalización del aborto y la eutanasia equivalen a la arrogancia: el hombre asumiendo que es un dios que determina lo que vive y muere.

‍La legalización de las uniones del mismo sexo repudia todas las leyes naturales, tanto morales como biológicas.

Y la ideología de género niega la evidencia de los cinco sentidos que determina masculino y femenino desde el momento del nacimiento.

El hombre moderno no posee ninguna norma de auto-conocimiento, está constantemente redefiniendo y reinventando las definiciones de la libertad, la igualdad y los derechos.

Para satisfacer los deseos de los ideólogos, que esperan que toda la estructura de la realidad de cabida a su versión imaginaria de una sociedad, en la que todas las aberraciones y perversiones utópicas se asuman como condición de la normativa.

Las versiones modernas de auto-conocimiento no sostienen que el hombre sea un animal racional o la imagen de Dios que posee libre albedrío.

La explicación de los trastornos morales es la razón de ser del determinismo biológico: ciertos individuos “nacen de esa manera”.

Hombres que piensan que son las mujeres y mujeres que creen que son hombres, que heredan estos rasgos psicológicos al nacer.

‍La visión moderna del hombre no reconoce el pecado griego de la arrogancia y el pecado mortal de orgullo.

‍Porque invierte o deshace todas las enseñanzas de la Sagrada Escritura:

-fomentando el divorcio por cualquier motivo (“No fue así desde el principio”)

-la defensa de la causa del control de la población (“Sed fecundos y multiplicaos”)

-la elección de la muerte sobre la vida (“he puesto delante la vida y la muerte, la bendición y la maldición; escoge, pues, la vida para ti y tu descendencia”).

El principio de la sabiduría comienza con el auto-conocimiento.

Si el hombre no es un animal racional, una imagen de Dios, un ser caído o una persona con libre albedrío, entonces él carece de una identidad humana y vive en la ignorancia oscura.

Entonces él se convierte en lo que él desee llamarse a sí mismo y se genera una criatura sin naturaleza, sin voluntad, sin la responsabilidad moral y sin propósito.

Se convierte en una entidad desconocida, un átomo sin forma de humanidad, una criatura amorfa sin la guía de la verdad, la ley o la razón.

‍En lugar de un cuerpo informado por un alma racional, el hombre se comporta como si no fuera más que “materia en movimiento”.

Sin las verdades evidentes de auto-conocimiento, el reino del caos en lugar de la ley eterna o la divina Providencia, gobierna un mundo regido por el azar, la locura y la ilegalidad en todas sus formas destructivas.

ESTO COMENZÓ CON EL MOVIMIENTO DEL PANSEXUALISMO

La Iglesia está llegando a ser permeada por esta nueva ideología, porque se está enfrentando a un desarrollo histórico que se fue dando en etapas.

Esto es el resultado del pansexualismo social que podemos rastrear aún antes de la revolución francesa, con la secularización de la sexualidad y la aparición del amor romántico.

Dando así, paso a la revolución sexual que culmina en los últimos años en la ideología de género, que es la madre directa del homosexualismo político que vemos actuando en occidente.    

El efecto de este pansexualismo ha sido:

1º) La reducción de la sexualidad a genitalidad o de la excitación sexual.

2º) El tratamiento de tal sexualidad como objeto de consumo.

3º) Y el reclamo de toda sexualidad como buena.

Así la sexualidad entendida como excitación genital se convierte en un fin en sí mismo.

‍Al punto que si en algún momento no se hace presente el reclamo sexual se vive como una carencia.

SE ELIMINA EL MISTERIO DE LA SEXUALIDAD

La sexualidad entonces deja de considerarse como un elemento con un contenido de misterio y de trascendencia que ha tenido hasta entonces en las culturas y todas las religiones, incluido el cristianismo.

Y cambia hacia una visión secularizada donde la sexualidad se valora como algo meramente mundano, bajo el dominio del hombre; como un elemento más de su naturaleza física.

Es un fenómeno sin precedentes en la historia de la humanidad, que ingresa por vez primera en el cristianismo con Lutero, que niega el valor sacramental del matrimonio.

Entonces llegamos a la primacía del “amor romántico”. Que mide la verdad propia del amor exclusivamente por su intensidad. Y centra el juicio moral en el estado afectivo del momento.

Con la consecuencia de  la pérdida de su valor en cuanto promesa de comunión.

Porque se pone el acento en el propio estado de ánimo y no en la construcción de una vida.

‍Pierde el sentido del tiempo como un elemento positivo del amor y, por el contrario, tiende a eternizar el momento actual.

‍Con este movimiento histórico se aceptan y se extienden los anticonceptivos y con ellos la sexualidad parece por fin haberse separado por un medio científico del peso de la fecundidad, pasando a quedar al arbitrio autónomo de la pareja.  

“Lo serio” de la sexualidad puede ser eliminado por un proceso técnico, de suerte que el significado procreativo de la misma pasaría a ser electivo y el único sentido intrínseco que le quedaría sería la comunicación afectiva o física.

‍Con este contenido, la sexualidad misma pasa a ser una realidad que cabe en un proyecto utilitario.

SE DESEMBOCA EN TEORÍA DE GÉNERO Y HOMOSEXUALISMO POLÍTICO

Y es entonces que aparece la denominada “teoría de género”, que se fundamenta en la consideración de que la sexualidad no es el desarrollo de un impulso natural, sino que se realiza según la propia voluntad.

‍No se habla de sexo masculino y femenino sino de “género”, para indicar que el sexo es biológico, pero el “género” es cultural.

‍Caben entonces otros “géneros” además del masculino y femenino, los que se manifiestan en los distintos tipos de homosexualidad.

‍Es así que arribamos a su expresión política y de movimiento militante.

Todos estos elementos pasan a configurar un bloque que va a circular en los tratados internacionales sobre la población o la mujer, sostenidos por medio neologismos terminológicos:

1º) “derechos sexuales”, que se identifican con la posibilidad de hacerlo fuera del ámbito matrimonial

2º) los “derechos reproductivos”, para la necesidad de limitar los nacimientos, por todos los medios posibles incluido el aborto, pues es el último recurso cuando los demás fallan;

3º) los “modelos familiares”, consideración ambigua de la familia, sin definir y abierta a la homosexualidad.

4º) la “igualdad de derechos”, que significa la protección especial de los homosexuales como grupo, con derechos por encima del resto de la población.

Bien, esta es una explicación socio histórica de las tendencias que están actuando.

¿Pero no habrá una causa detrás de esto que lleva al crecimiento y la hegemonía de de esta ideología de género?

UN HISTORIADOR SUECO DICE QUE TIENE UN ORIGEN SATÁNICO

La monumental tesis de doctorado, del historiador sueco de las religiones, Per Faxneld, publicada bajo el título Feminismo Satánico (Sorgenfrei y Molin, Estocolmo 2014).

Sostiene que las personas que están en los orígenes del feminismo, del homosexualismo y de la ideología de género, así como del socialismo, han citado explícitamente y confiaron en Satanás como el padre de sus ideas.

Esta indagación histórica coincide con la opinión del Cardenal Bergoglio, expresada en el 2010 cuando dijo que la ley argentina de ‘matrimonio’ homosexual y adopción,

se trata “de una ‘movida’ del padre de la mentira que pretende confundir y engañar a los hijos de Dios”.

Faxneld distingue entre el satanismo en el sentido estricto que estudió en otras partes y que no es el tema de este libro  y el satanismo en el sentido más amplio.

En sentido estricto, el satanismo es la adoración por ritos religiosos, del personaje llamado Satanás en la Biblia, de gente que cree que existe y que se alían con él.

Satanismo en el sentido más amplio, es más bien la exaltación y promoción de Satanás por personas que no creen que existe.

Pero lo utilizan como símbolo de la aversión y el odio hacia el cristianismo, la Iglesia Católica, el orden social natural y cristiano.

El poeta masón italiano Giosuè Carducci (1835-1907), con su “Himno a Satán”, es citado por Faxneld como un ejemplo típico de satanismo en el sentido más amplio.

La historia muestra cómo se ha movilizado a Satanás.

En primer lugar por los socialistas, los comunistas y los anarquistas

Como un agente y motor de la rebelión contra las jerarquías tradicionales, la religión y la propiedad privada.

Se conocen las referencias a Satanás del fundador moderno del anarquismo Mikhail Bakunin (1814-1876).

Y del socialista Pierre-Joseph Proudhon (1809-1865).

‍Pero Faxneld añade algunos ejemplos menos conocidos.

La mayoría se han extraído del mundo socialista americano de principios del siglo XIX y XX y la socialdemocracia sueca.

La historia muestra la importancia – para esta lectura alternativa de la Biblia – de la Sociedad Teosófica, que distingue entre Satanás y Lucifer como una imagen del Mal.

‍De la cual viene una lectura positiva en clave gnóstica y la llamada novela gótica en inglesa y francesa.

En donde las figuras diabólicas se presentan como “malas”, pero terminan fascinando al lector, como es el caso de “Drácula” de Bram Stoker (1847-1912).

SU INFLUENCIA EN LA IDEOLOGÍA DE GÉNERO

Esto nos lleva al tema central del libro, el “feminismo satánico” y el nacimiento de la ideología de género.

Con una prehistoria en la poesía romántica inglesa, la literatura radical en el siglo XIX proclama que Satanás, en el Jardín del Edén, le ofreció a Eva la oportunidad de deshacerse del control patriarcal de Dios y Adán.

Y debe ser celebrado y venerado como el libertador de las mujeres.

Satanás, como símbolo de la inversión y del derrocamiento, enseña a las mujeres y también los hombres, a elegir libremente su identidad de género, y también pone su sello en la elección homosexual.

LA RELECTURA DE LA BIBLIA EN SENTIDO INVERSO

El feminismo, la ideología de género y la promoción de la homosexualidad  especialmente femenina, pero en realidad también masculina han nacido, así como el socialismo y el comunismo, en una relectura contraria a las historias bíblicas de la revuelta de Lucifer y la tentación de Eva.

Diciendo que Dios estaba equivocado y que el diablo, presentado como un rebelde heroico para el orden establecido, tenía razón.

Esta interpretación fue en gran medida simbólica y propuesta por los intelectuales ateos para quienes ni Dios ni el diablo realmente existían.

‍Pero no sin ambigüedad, porque a menudo, a fuerza de hablar del diablo, algunos terminaron creyendo estar a su servicio.

‍El propósito de Faxneld no es crítico, es sólo documental.

‍Y sin embargo, al cierre de su libro uno tiene la impresión de que la investigación académica está confirmando la visión del cardenal Bergoglio, cuando en 2010 en la Argentina se introduce la ley del matrimonio y las adopciones gay.

El cardenal Jorge Mario Bergoglio, el actual Papa Francisco, escribió una famosa carta a las hermanas carmelitas de Buenos Aires.

En este texto, de fecha 22 de junio de 2010, el futuro Pontífice explicó que detrás de la ideología que genera las leyes sobre el matrimonio entre personas del mismo sexo,

“también está la envida del demonio, por la que entró el pecado en el mundo, que arteramente pretende destruir la imagen de Dios: hombre y mujer que reciben el mandato de crecer, multiplicarse y dominar la tierra.

No seamos ingenuos: no se trata de una simple lucha política; es la pretensión destructiva al Plan de Dios.

No se trata de un mero proyecto legislativo (éste es sólo el instrumento) sino de una “movida” del Padre de la Mentira que pretende confundir y engañar a los hijos de Dios”.

El Padre de la Mentira, para los cristianos, es Satanás.

El crecimiento del secularismo ha “abierto la ventana” a la magia negra, el satanismo y la creencia en lo oculto.

Es así que adquieren más predicamento:

El culto al demonio, luciferismo y misas negras, narcos satánicos y comuniones sacrílegas.

La proliferación del espiritismo, brujería, hechicería, astrología, ocultismo, fenómenos psíquicos y superstición, avistamiento de ovnis.

Y el aumento considerable de obsesiones y posesiones diabólicas;

Los signos e influencia satánica en los medios de comunicación y cada vez más públicamente, son señales claras de que hemos entrado en una de las tribulaciones,

que forman parte de la Gran Tribulación que está profetizada en la Biblia y por los santos de Dios a través de la historia.

El mayor truco del Diablo se ha dicho que es convencernos que no existe o que no es tan malo como lo pintan.

‍Nadie en su sano juicio podría exclamar, ‘¡Maligno, se tú mi bien!’.

Y con este criterio muchos de nosotros hemos tomado la costumbre de ignorar el Mal o no admitir su atrocidad.

Aunque ahora hemos llegado al punto, en que los signos satánicos se  han descarado total y más públicamente.

EL MAL ESTÁ A LA VUELTA DE LA ESQUINA

Cualquier persona que viva en una comunidad religiosa, cualquiera que seriamente intente rezar, tarde o temprano se encuentra con el Mal.

El diablo trata de socavarle a cada paso.

La Oración se vuelve difícil y entregarnos a algún apostolado activo parece mucho mejor.

‍¿Por qué no dejar la oración “inútil” y entregarnos a algo que beneficia claramente a los demás?

‍Ese es el diablo en su trabajo.

Las buenas personas son seducidas por las cosas buenas.

‍Apenas nos damos cuenta de que hemos abandonado a Dios y debilitado la comunidad.

‍Satanás viene en mil disfraces. 

Nuestro problema es que nos hemos vuelto ‘complacientes’.

Debido a que tendemos a no pensar en el Diablo en términos personales, asumimos que el Mal en realidad no puede hacernos daño.

Queremos una religión de Pascua, sin las luchas, el SUFRIMIENTO y los sacrificios del Jueves y el Viernes Santo.

‍Pero a pesar de que la victoria se gana en Cristo, tenemos que apropiarnos de ella para nosotros mismos.

Como el Papa comentó:

“No hay lugar a dudas, existe una batalla, una batalla en la que la salvación eterna de todos nosotros está en juego.”

¿POR QUÉ LOS JÓVENES COMIENZAN CON EL SATANISMO?

El experto en satanismo, Carlo Climati, denunció que:

“Cada día aumenta el número de jóvenes que se declaran seducidos por el diablo y la magia negra. Con la ilusión de vivir una vida sin reglas siguiendo a un “ángel rebelde”.

El satanismo destruye los valores universales que están escritos en el corazón de cada ser humano.

Crea confusión y una especie de sociedad al revés, donde el bien se vuelve mal y el Mal se vuelve Bien.

Considera que los jóvenes idealizan al diablo con un “ángel rebelde” y se dejan capturar por la ilusión de una vida aparentemente libre sin reglas, por una libertad engañosa que les lleva a un estado de dependencia y de esclavitud.

La moda satánica y del esoterismo se extiende por todo el mundo,

Por desgracia, la sociedad moderna está con frecuencia dominada por el relativismo moral y esto favorece la difusión del satanismo.

A menudo los jóvenes son víctimas de una soledad terrible, producto de la incomunicación y de situaciones familiares difíciles”.

Y encuentran en el esoterismo una solución fácil e inmediata a sus problemas y lo confunden con un juego.

En los últimos años los jóvenes han sufrido una especie de lavado de cerebro que los empuja a no tener miedo del mundo del ocultismo, con una fascinación mortal por los poderes sobrenaturales.

¿CÓMO COMIENZAN CON EL SATANISMO?

El padre José Antonio Fortea, sacerdote y especialista en demonología, explica que:

Los chicos suelen comenzar con el espiritismo y siempre en grupo.   Muchos empiezan incluso en primaria.

Más adelante se animan a comprar algún libro que les interesa, sobre ocultismo o esoterismo.

El último grado es el satanismo, que por supuesto no se encuentra en la esquina del barrio, pero sí en Internet”, asegura.

No existe una gran secta satánica, pero si pequeños grupos. En ellos aprenden cómo hacer ritos y terminan dando el paso en las ceremonias con culto de adoración satánica.

Sobre todo les gusta pedir favores sexuales y acaban haciendo alguna barbaridad.

El fenómeno del satanismo entre los adolescentes parte de una mezcla entre esoterismo y un tipo especial de música rock.

Estos grupos se rodean de toda una parafernalia satánico-sangrienta que en ocasiones haría palidecer al mismísimo Marilyn Manson.

Ellos aseguran que se trata simplemente de una “cuestión de estética”.

“Desde luego -continúa el padre Fortea- el efecto de esas letras es claramente negativo, incita al odio y a la violencia.

Quienes las escriben, suelen tener esas ideas.

Y a veces los chicos pueden estar cerca de cuatro horas diarias escuchando esas consignas; es normal que acaben por aceptarlas”.

LOS DESÓRDENES SEXUALES SON LA BASE DE LA BIBLIA SATÁNICA

La revolución contra la sexualidad humana natural y contra la sexualidad prescritas por la Biblia, son el punto de apoyo sobre el que ha estado creciendo el anticristianismo en las últimas décadas.

Hasta desembocar en lo que vemos hoy sobre la promoción de la homosexualidad llegando a los niños en los colegios.

Lo primero a tener en claro es que más allá de las apostasías imperantes, la revolución sexual hoy tiene su base en la promoción de la teoría de género y la homosexualidad.

Pero también es claro que tanto el Antiguo como el Nuevo Testamento se declaran contra la homosexualidad.

Levítico 18:22 “No te echarás con varón como con mujer; es abominación”

Primera de 1 Corintios 6:9

“¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios?

No erréis; ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones”

En el reciente libro La conciencia Gay: Descubriendo el corazón del Padre y la Mente de Cristo sobre la sexualidad, Landon Schott dedica un capítulo entero a la homosexualidad en la Biblia.

Y escribe: “en ninguno de los versículos en la Biblia se apoya el estilo de vida homosexual de ninguna manera. Ni en uno.

Si usted todavía está buscando una escritura que sea compatible con la homosexualidad necesita cerrar su Santa Biblia y abrir la biblia satánica

2 Timoteo 3 – Biblia de Jerusalen
Carácter de los hombres en los postreros días
1. Ten presente que en los últimos días sobrevendrán momentos difíciles;
2. los hombres serán egoístas, avaros, fanfarrones, soberbios, difamadores, rebeldes a los padres, ingratos, irreligiosos,
3. desnaturalizados, implacables, calumniadores, disolutos, despiadados, enemigos del bien,
4. traidores, temerarios, infatuados, más amantes de los placeres que de Dios,
5. que tendrán la apariencia de piedad, pero desmentirán su eficacia. Guárdate también de ellos.
6. A éstos pertenecen esos que se introducen en las casas y conquistan a mujerzuelas cargadas de pecados y agitadas por toda clase de pasiones,
7. que siempre están aprendiendo y no son capaces de llegar al pleno conocimiento de la verdad.
8. Del mismo modo que Jannés y Jambrés se enfrentaron a Moisés, así también estos se oponen a la verdad; son hombres de mente corrompida, descalificados en la fe.
9. Pero no progresarán más, porque su insensatez quedará patente a todos, como sucedió con la de aquéllos.

Lamentablemente esta convicción se ha perdido entre los católicos, incluso en los de Misa diaria.

Quienes comienzan por decir que la homosexualidad no es un desorden que hay que tratar, sino un tipo de sexualidad como cualquier otro.

Y terminan por sugerir que la Iglesia debe cambiar la doctrina y su Catecismo porque están fuera de época.

Pero Schott continúa:

“La existencia de Satanás se consuma en una misión:

Desafiar y burlarse de Dios, desafiar el orden de su creación y burlarse de sus órdenes…

La iglesia de Satán invierte el orden de la oración del Señor, diciendo al revés desafía a Dios:

Dios dice amor, la iglesia de Satán dice Odio.

Dios dice las relaciones heterosexuales, la iglesia de Satán dice relaciones homosexuales. 

Dios dice el matrimonio monógamo entre un hombre y una mujer, la iglesia de Satán dice la polígama y las relaciones sexuales abiertas;

Dios dio los Diez Mandamientos;

La iglesia de Satanás estableció su versión, llamándolos los Nueve Principios, que se muestran a continuación:

1 – Satán representa indulgencia en lugar de la abstinencia

2 – Satán representa la existencia vital en lugar de quimeras espirituales

3 – Satán representa la sabiduría sin mancha en lugar del auto engaño hipócrita

4 – Satán representa la amabilidad a aquellos que lo merecen, en lugar de amor desperdiciado

5 – Satán representa la venganza, en lugar de poner la otra mejilla

6 – Satán representa al hombre como otro animal a veces mejor, otras veces peor que aquellos que caminan en cuatro patas. Que a causa de su “desarrollo espiritual e intelectual divino”, se ha convertido en el animal más vicioso de todos

7 – Satán representa todos los así llamados pecados, ya que todos ellos llevan a la gratificación física, mental o emocional

8 – Satanás ha sido el mejor amigo que la Iglesia ha tenido y la ha mantenido en el negocio todos estos años.

9 – Al caminar en territorio abierto, no molestes a nadie.

Si alguien te molesta, pídele que se detenga.

Si no se detiene, destrúyelo.

Ahora considera los pasajes anteriores de la biblia satánica con las declaraciones de misión de la Campaña de Derechos Humanos de GLSEN (Gay, Lesbian and Straight Education Network):

Cada persona debe decidir por sí mismo qué tipo de actividad sexual se adapte mejor a sus necesidades individuales.

Puedes desarrollar cualquier forma de expresión sexual que desees, siempre y cuando no perjudique a nadie más.

Si todas las partes implicadas son adultos maduros que voluntariamente asumen total responsabilidad por sus acciones y se involucran voluntariamente en una determinada forma de expresión sexual,

aunque en general se considere tabú, entonces no hay razón para reprimir tus inclinaciones sexuales… No tienes una causa para suprimir tus preferencias sexuales.

El amor espiritual y el amor sexual pueden, pero no necesariamente, ir de la mano.

Estos mismos principios son los que se están extendiendo en los colegios con la educación sexual.‍

También Schott señala que:   “los practicantes homosexuales no son necesariamente demoníacos (o están poseídos por el demonio)

Pero necesitan desesperadamente de la Verdad de Cristo en el amor, así como la oración”.

Aun así, sigue siendo cierto que el pecado homosexual coincide con los propósitos de la biblia satánica.

LAS ARMAS CONTRA SATANÁS

Lo primero es convencerse que el Mal y el Demonio existen.

Joseph Ratzinger citando lo que dijo Pablo VI sobre el tema en la audiencia general del 15 de Noviembre de 1972 expresa:

“El Mal que existe en el mundo es el resultado de la intervención en nosotros y en nuestra sociedad de un agente oscuro y enemigo, el Demonio.

El Mal no es ya sólo una deficiencia, sino un ser vivo, espiritual, pervertido y pervertidor.

Terrible realidad, misteriosa y pavorosa”…

“El Demonio es el enemigo número uno, es el tentador por excelencia.

Sabemos que este ser oscuro y perturbador existe realmente y sigue actuando”…

“El tema del demonio y de la influencia que puede ejercer sería un capítulo muy importante de reflexión para la doctrina católica, pero actualmente es poco estudiado”.

Y Ratzinger añadía además:

“Digan lo que digan algunos teólogos superficiales, el Diablo es para la Fe cristiana, una presencia misteriosa pero real, no meramente simbólica, sino personal”…

“el hombre por sí solo no tiene fuerza suficiente para oponerse a Satanás, pero éste no es otro dios; unidos a Jesús, podemos estar ciertos de vencerlo.

Es Cristo, el “Dios cercano”, quien tiene el poder y la voluntad de liberarnos; por esto, el Evangelio es verdaderamente la Buena Nueva”

La segunda cosa a convencerse es lo que sostienen los exorcistas sobre la actividad actual del demonio:

En su último libro el Padre Amoth dice que una actividad actual del Demonio es hacer dudar a los jóvenes de su propio sexo.

¿Entonces cuales son las armas contra el Demonio?

Las mejores armas para usar contra el diablo son las que utilizamos durante la Cuaresma: la Oración, el Ayuno y la Penitencia.

La Oración golpea con fuerza la cabeza del diablo al afirmar que Dios es nuestro objetivo

Por desgracia, cuanto más tratamos de orar, más podemos esperar que Satanás trate de impedírnoslo.

El Ayuno afirma que la mundanidad, el tener más, no es el valor por el que elegimos vivir.

Eso va en contra del intento del diablo para hacernos materialistas.

En cuanto a la Penitencia, amar a los demás es precisamente lo menos que el diablo quiere ver en nosotros y nuestra mayor debilidad es evitar el sufrimiento y el sacrificio.

Si esta actividad demoníaca tiene eficacia entre quienes se consideran cristianos y CASI NO CREEN en el mundo sobrenatural, ni que decir de los amplios sectores de la sociedad que se van progresivamente descristianizando.

Y dentro de familias enteras que durante generaciones no han oído hablar de Dios.

Es ahí donde se hace más fuerte el satanismo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: