Archivos de etiquetas: angeles

98 EL ALBA DEL MESÍAS


98 IMITAR A JESUS ES EL EJEMPLO QUE SALVA 

En el palacio de Betania, todo ha sido preparado para celebrar la Fiesta de las Encenias y hay luces por todos lados.

Todo está iluminado de una manera muy especial y hasta en los senderos del jardín, se han encendido pequeñas lámparas de aceite. 

En la sala blanca, donde están todos reunidos, Jesús está celebrando su cumpleaños hablandoles a todos del Misterio de su Encarnación:

Habiéndose cumplido el tiempo de la Gracia, Dios se preparó su Virgen.

Os será fácil comprender cómo Dios no podía residir donde Satanás había puesto un incancelable signo.

Por tanto, la Potencia actuó para hacer su futuro tabernáculo sin mancha y de dos justos, en la ancianidad.

Y contra las reglas comunes de la procreación, fue concebida aquella en la que no existe mancha alguna.

¿Quién depositó esa alma en la carne embrional que con su presencia daba nueva lozanía al anciano seno de Ana de Aarón, la abuela mía?

Tú, Leví, viste al Arcángel de todos los anuncios. Puedes decir: es ése. Porque la “Fuerza de Dios” (“Fuerza de Dios” es el significado etimológico de “Gabriel”,

el nombre del arcángel de los anuncios) fue siempre el Victorioso que llevó el tañido de alegría a los santos y a los profetas.

El Indomable, contra el que la fuerza, también grande, de Satanás se quebró cual sutil tallo de musgo seco; el Inteligente que desvió con su buena y lúcida inteligencia

las insidias del otro inteligente, si bien malvado, poniendo en acto con prontitud el Mandato de Dios.

Con un grito de júbilo, él, el Anunciador, que ya conocía los caminos de la Tierra por haber descendido a hablarles a los Profetas, recogió del Fuego divino esa chispa inmaculada que era el alma de la eterna Doncella.

Y custodiada dentro de un círculo de llamas angélicas, las de su espiritual amor, la condujo a la Tierra, a una casa, a un seno.

El mundo, desde ese momento, tuvo consigo a la Adoradora. Y Dios, desde ese momento, pudo mirar a un punto de la Tierra sin experimentar disgusto.

Y nació una criaturita: la Amada de Dios y de los ángeles, la Consagrada a Dios, la santamente Amada de sus familiares.

“Y Abel dio a Dios las primicias de su rebaño.” ¡Oh…, realmente los abuelos del eterno Abel supieron ofrecer a Dios la primicia de lo que constituía su bien,

todo su bien, muriendo por haber dado este bien a quien se lo había dado a ellos!

Mi Madre fue la Jovencita del Templo desde los tres a los quince años y aceleró la venida del Cristo con la fuerza de su amar.

Virgen antes de su concepción, virgen en la oscuridad de un seno, virgen en sus vagidos, virgen en sus primeros pasos, la Virgen fue de Dios, de Dios sólo.

Y proclamó su derecho, superior al decreto de la Ley de Israel, obteniendo del esposo que le había sido dado por Dios el permanecer intacta después del desposorio.

José de Nazaret era un justo. Sólo él podía ser destinatario de la Azucena de Dios, y sólo él la recibió.

Ángel en el alma y en la carne, él amó como aman los ángeles de Dios.

La profundidad abismal de este fuerte amor, que supo dar toda la ternura conyugal sin sobrepasar la barrera de celeste fuego tras la que estaba el Arca del Señor, será comprendida en la Tierra sólo por pocos.

Es el testimonio de lo que puede un justo, con el simple hecho de que quiera; lo que puede, porque el alma, aun estando herida por la mancha de origen, posee poderosas fuerzas de elevación.

Y recuerdos y retornos a su dignidad de hija de Dios, y divinamente obra por amor al Padre.

Aún estaba María en su casa, en espera de unirse a su esposo, cuando Gabriel, el ángel de los divinos anuncios, volvió a la Tierra y pidió a la Virgen ser Madre.

Ya había prometido al sacerdote Zacarías el Precursor, y no había sido creído.

Pero la Virgen creyó que ello podía acaecer por voluntad de Dios y sublime en su desconocimiento, sólo preguntó: “¿Cómo puede acontecer esto?”.

Y el ángel le respondió:

“Tú eres la Llena de Gracia, María. No temas, por tanto, porque has hallado gracia ante el Señor también en cuanto a tu virginidad.

Concebirás y darás a luz un Hijo al que pondrás por nombre Jesús, porque es el Salvador prometido a Jacob y a todos los Patriarcas y Profetas de Israel.

Será grande e Hijo verdadero del Altísimo, porque será concebido por obra del Espíritu Santo.

El Padre le dará el trono de David, como ha sido predicho, reinará en la casa de Jacob hasta el fin de los siglos, mas su verdadero Reino no tendrá nunca fin.

Ahora el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo esperan tu obediencia para cumplir la promesa. El Precursor del Cristo ya está en el seno de Isabel, tu prima.

Y si das tu consentimiento, el Espíritu Santo descenderá sobre ti, y será santo Aquel que nacerá de ti y llevará su verdadero nombre de Hijo de Dios”.

HE AQUÍ LA ESCLAVA DEL SEÑOR

Entonces María respondió: “He aquí la Esclava del Señor. Hágase de mí según su palabra”.

Y el Espíritu Santo descendió sobre su Esposa y en el primer abrazo le impartió sus luces,

que sobreperfeccionaron las virtudes de silencio, humildad prudencia y caridad que Ella poseía en plenitud.

Y Ella resultó un todo con la Sabiduría e inseparable de la Caridad.

La Obediente y Casta se perdió así en el océano de la Obediencia que Yo soy, y conoció el gozo de ser Madre sin conocer la turbación de ser siquiera tocada.

Fue la nieve que se concentra en flor y se ofrece a Dios así…

Pedro pregunta lleno de estupor:

–     ¡Y el marido?

–     El sigilo de Dios cerró los labios de María.

Y José no tuvo noticia del prodigio sino cuando, de vuelta de la casa de Zacarías su pariente, María apareció como madre ante los ojos de su esposo.

–      ¿Y qué hizo él?

–      Sufrió… y María también…

–      Si hubiera sido yo…

–      José era un santo, Simón de Jonás.

Dios sabe dónde poner sus dones… Sufrió acerbamente y decidió abandonarla, cargándose sobre sí el ser tachado de injusto.

Pero el ángel bajó a decirle:

“No temas tomar contigo a María, tu esposa; porque lo que en Ella se está formando es el Hijo de Dios.

Es Madre por obra de Dios. Cuando nazca el Hijo, le pondrás por nombre Jesús, porque es el Salvador”

Bartolomé pregunta:

–      ¿Era docto José?

–       Como conviene a un descendiente de David.

–       Entonces habrá recibido una inmediata luz recordando al Profeta: “He aquí que una virgen concebirá…”

–      Sí. La recibió. A la prueba sucedió el gozo…

Pedro repite:

– Si hubiera sido yo no hubiera sucedido, porque antes yo habría… ¡Oh, Señor, qué bien que no fuera yo!

La habría quebrantado como a un tallo delgado sin dejarle tiempo ni de hablar.

Pero después, caso de que no me hubiera convertido en un asesino, habría tenido miedo de Ella… El miedo secular, al Tabernáculo, de todo Israel…

–      También Moisés tuvo miedo de Dios y no obstante, fue socorrido y estuvo con Él en el monte…

José se dirigió pues, a la casa santa de la Esposa, para cubrir las necesidades de la Virgen y del Niño que había de nacer.

Y habiendo llegado, para todos, el tiempo del edicto, fue con María a la tierra de los padres.

Pero Belén los rechazó porque el corazón de los hombres está cerrado a la caridad.

Jesús se vuelve hacia los pastores y les dice:

–     Ahora hablad vosotros. 

Elías agrega:

–     Yo, cayendo ya la tarde, me encontré con una mujer joven y sonriente montada en un borriquillo.

Un hombre venía con ella. Me pidió leche y algunas informaciones. Yo dije lo que sabía… Luego vino la noche… y una gran luz…

Y salimos… y Leví vio a un ángel que estaba cerca del aprisco.

El ángel dijo: “Ha nacido el Salvador”.

Ya era completamente de noche y el cielo estaba lleno de estrellas, aunque la luz quedaba absorbida por la de aquel ángel

y la de otros miles de ángeles… (Elías llora aún al recordarlo).

Y nos dijo el ángel: “Id a adorarlo. Está en un establo, en un pesebre, entre dos animales… Encontraréis a un Pequeñuelo envuelto en unos pobres pañales…”.

¡Oh…, qué fulgor el del ángel al decir estas palabras!…

¿Te acuerdas. Leví, cómo despedían llamas sus alas cuando, después de inclinarse para nombrar al Salvador, dijo: “… que es el Cristo Señor”?

–      ¡Claro que me acuerdo!

¿Y las voces de esos millares de ángeles: “¡Gloria a Dios en los Cielos altísimos y paz en la Tierra a los hombres de buena voluntad”!?

Aquella música está aquí, está aquí, y me transporta al Cielo cada vez que la oigo.

y Leví levanta el rostro, un rostro extático en que luce el llanto.

Isaac añade:

–       Y fuimos, cargados como bestias, alegres como para una boda, y, luego…, cuando oímos tu tenue voz y la de Madre, ya no supimos hacer nada.

Y empujamos a Leví, que era un niño, para que mirase.

Nosotros nos sentíamos como unos leprosos junto a tanto candor…

Y Leví escuchaba y reía llorando y repetía las palabras, con una voz tal de cordero, que la oveja de Elías baló.

José vino al portillo y nos invitó a pasar… ¡Qué pequeño y lindo eras! Un capullo de rosa encarnada sobre el rudo heno… Y llorabas…

Luego te reíste por el calorcito de la piel de oveja que te ofrecimos y por la leche que ordeñamos para ti… Tu primera comida… ¡Oh!… y luego…

y luego te besamos… Dejaste en nosotros un sabor a almendra y a jazmín… y nosotros ya no podíamos separarnos de Ti… 

Jesús confirma:

–       Efectivamente, desde entonces no me habéis dejado.

Jonathán dice:

–       Es verdad.

Tu rostro quedó grabado en nosotros y lo mismo tu voz y tu sonrisa… Crecías… eras cada vez más hermoso…

El mundo de los buenos venía a deleitarse en Tí… y el de los malvados no te veía… Ana… tus primeros pasos… los tres Sabios… la Estrella…

–       ¡Qué luz aquella noche!

El mundo parecía arder con mil luces. Sin embargo, la noche de tu venida la luz estaba fija y era como de perla…

Ahora era la danza de los astros; entonces, la adoración de los astros.

Nosotros, desde un alto, vimos pasar la caravana y la seguimos para ver si se detenía…

Al día siguiente, toda Belén vio la adoración de los Sabios.

Y luego… ¡Oh…, no hablemos de aquel horror, no hablemos de él!…- Elías palidece al recordarlo.

–       Sí, no hables de ello. Guárdese silencio sobre el odio…

–       El mayor dolor era el hecho de no tenerte ya y el no tener noticias tuyas.

Ni siquiera Zacarías sabía nada; él, que era nuestra última esperanza… Luego… luego ya nada más.

–       ¿Por qué, Señor, no confortaste a tus siervos?

–     ¿Preguntas el porqué, Felipe?

Porque era prudente hacerlo. Mira cómo Zacarías, cuya formación espiritual se completó después de ese momento, tampoco quiso descorrer el velo. Zacarías…

–      Tú nos dijiste que Zacarías fue quien se ocupó de los pastores.

Siendo así, ¿por qué él no dijo, primero a ellos y luego a Ti, que los unos estaban buscando al Otro?

–       Zacarías era un justo enteramente hombre.

Se hizo menos hombre y más justo durante los nueve meses de mutismo.

Luego, durante los meses que siguieron al nacimiento de Juan, se perfeccionó.

Pero fue en el momento en que sobre su soberbia de hombre cayó el mentís de Dios, cuando se hizo espíritu justo.

Había dicho: “Yo, sacerdote de Dios, digo que en Belén debe vivir el Salvador”.

Dios le había mostrado cómo el juicio, aunque sea sacerdotal, si no está iluminado por Dios, es un pobre juicio.

Horrorizado por el pensamiento de que por su palabra hubiera podido provocar que mataran a Jesús, vino a ser el justo, el justo que ahora descansa en espera del Paraíso.

Y la justicia le enseñó prudencia y caridad. Caridad hacia los pastores, prudencia respecto al mundo que debía permanecer en la ignorancia acerca del Cristo.

Cuando, regresando a la patria, nos dirigimos a Nazaret, por la misma prudencia que ya guiaba a Zacarías, evitamos Hebrón y Belén.

Y costeando el mar, volvimos a Galilea.

Ni siquiera el día de mi mayoría de edad fue posible ver a Zacarías, que había partido el día antes con su niño para la misma ceremonia.

Dios velaba, Dios probaba, Dios proveía, Dios perfeccionaba.

Tener a Dios significa también esfuerzo, no sólo contento. Y así mi padre de amor y mi Madre de alma y de carne, tuvieron que esforzarse también.

Se puso veto incluso a lo lícito, para que el misterio envolviese con su sombra al Mesías niño.

Y que esto les sirva de explicación a muchos que no comprenden la dúplice razón de la congoja cuando no me encontraban durante tres días.

Amor de madre, amor de padre hacia el niño perdido; temblor de custodios por el Mesías que podía quedar de manifiesto antes de tiempo;

terror a haber tutelado mal la Salud del mundo y el gran don de Dios.

Éste fue el motivo de aquella insólita exclamación: “¡Hijo, ¿Por qué nos has hecho esto? Tu padre y yo, angustiados, te estábamos buscando!”

“Tu padre”, “tu madre”… El velo echado sobre el resplandor del divino Encarnado.

Y la tranquilizante respuesta:

¿Por qué me buscabais? ¿No sabíais que Yo debo ser activo en las cosas del Padre mío?”.

Y la Llena de Gracia recogió y comprendió tal respuesta en su justo valor, o sea:

“No tengáis miedo. Soy pequeño. un niño; mas, si bien crezco, según la humanidad, en estatura, sabiduría y gracia ante los ojos de los hombres,

Yo soy el Perfecto en cuanto que soy el Hijo del Padre y por tanto, sé conducirme con perfección, sirviendo al Padre haciendo resplandecer su luz, sirviendo a Dios conservándole el Salvador”.

Y así hice hasta hace un año.

Ahora el tiempo ha llegado. Se descorren los velos, y el Hijo de José se muestra en su Naturaleza:

el Mesías de la Buena Nueva, el Salvador, el Redentor y el Rey del siglo futuro. 

Juan pregunta:

–      ¿Y no volviste a ver nunca a Juan?

–      Sólo en el Jordán, Juan mío, cuando solicité el Bautismo.

–      De modo que ¿Tú no sabías que Zacarías les había beneficiado a éstos?

–      Ya te he dicho que después del baño de sangre, de sangre inocente, los justos se hicieron santos, los hombres se hicieron justos.

Sólo los demonios permanecieron como eran. Zacarías aprendió a santificarse con la humildad, la caridad, la prudencia, el silencio.

Pedro dice:

–      Deseo recordar todo esto. Pero, ¿Podré hacerlo? 

Mateo dice:

–     Tranquilo, Simón. Mañana les pido a los pastores que me lo repitan, con sosiego, en el huerto, una, dos, tres veces, si hace falta.

Tengo buena memoria, ejercitada en mi banco de trabajo y me acordaré por todos. Cuando quieras, te podré repetir todo.

Tampoco tenía notas en Cafarnaúm y sin embargo…

–     ¡No te equivocabas ni en un didracma!… ¡Sí que me acuerdo… bien! Te perdono el pasado, de corazón realmente, si te acuerdas de esta narración… y si me la cuentas a menudo.

Quiero que me entre en el corazón de la misma forma que está en éstos… como lo tuvo Jonás… ¡Morir diciendo su Nombre!…

Jesús le mira a Pedro y sonríe.

Luego se levanta y le besa en la entrecana cabeza.

–      ¿A qué se debe este beso tuyo, Maestro?

–      A que has sido profeta: tú morirás diciendo mi Nombre; he besado al Espíritu, que hablaba en ti.

Luego Jesús entona fuerte, un salmo.

Y todos, en pie, le secundan:

–      “Levantáos y bendecid al Señor vuestro Dios, de eternidad en eternidad. Bendito sea su Nombre sublime y glorioso, con toda alabanza y bendición. Tú sólo eres el Señor.

Tú has hecho el cielo y el cielo de los cielos y todo su ejército, la Tierra y todo lo que contiene”, etc. (es el himno que cantan los levitas en la fiesta de la consagración del pueblo, cap. IX del libro II de Esdras)

A continuación, Jesús entona un Salmo y todos de pie le contestan, prosiguiendo con el Rito de la Fiesta de las Encenias.

97 LA FIESTA DE LAS ENCENIAS


97 IMITAR A JESUS ES EL EJEMPLO QUE SALVA 

La ya de por sí espléndida casa de Lázaro, esta noche está maravillosa.

Parece arder por el número de lámparas encendidas y la luz se derrama hacia fuera en este comienzo de la noche, rebosando desde las salas al atrio y desde éste al pórtico.

Para alargarse vistiendo de oro los guijarrosos senderos, el césped y las matas de cuadros del jardín, luchando, venciendo en los primeros metros, con el fulgor de la luna con su esplendor,

mientras que más lejos todo toma aspecto angélico por el vestido de pura plata que la luna extiende sobre las cosas.

También el silencio que envuelve al magnífico jardín, en que se escucha sólo el arpegio del chorro de agua cayendo en el estanque de los peces, parece aumentar la recogida y paradisíaca paz de la noche lunar.

Mientras junto a la casa voces alegres y numerosas y un festivo rumor de correr muebles y de sacar la vajilla a las mesas, recuerda que el hombre es hombre y no todavía espíritu.

Marta se mueve ágilmente con su amplio vestido espléndido y pudoroso de un color violeta rojo; parece una flor, una hermosa campanilla; o una mariposa en vivaz movimiento chocándose contra las paredes purpúreas del atrio…

O contra las paredes de diminutas representaciones, parecen una alfombra de la sala del banquete.

Jesús sin embargo, pasea solo y absorto junto al estanque de los peces.

Y parece como si alternadamente quedara subsumido en la oscura sombra proyectada por un alto laurel, un verdadero árbol gigante.

O en la fosfórica luz lunar que cada vez se hace más clara.

Tan viva, que el surtidor del estanque parece un penacho de plata que luego se fragmenta en lascas de brillantes que van a caer para perderse en ella, en la lámina quieta, pura plata, del pilón.

Jesús mira y escucha las palabras del agua en la noche.

Estas llegan a tener un sonido tan musical, que despiertan a un ruiseñor que en el tupido laurel, responde al arpegio lento de las gotas con un agudo de flauta…

Y luego se para, como para tomar la nota y seguir el acorde del agua y finalmente comienza, como rey del canto que es, su perfecto, variado, suave himno de alegría.

Jesús ya ni siquiera camina, para no turbar con el rumor de los pasos la serena alegría del ruiseñor y con la cabeza inclinada, sonríe deleitándose con su canto. 

Cuando el ruiseñor, después de una nota purísima, sostenida y modulada en tono ascendente, que parece imposible que surja de una garganta tan pequeña, interrumpe su canto.

Jesús exclama:

–      ¡Te bendigo, Padre santo, por esta perfección y por el gozo que con ella me has proporcionado! 

Y continúa su paseo sumido en una profunda meditación…

Llega Simón diciendo:

–    Maestro.

Lázaro te ruega que vengas. Todo está listo.

Jesús contesta:

–     Vamos.

Y que así desaparezca la última duda que puedan tener, de que no les ame por causa de María.

–    ¡Qué llanto Maestro!

Sólo un milagro secreto tuyo, ha podido curar ese dolor. ¿Sabías que Lázaro estuvo a punto de huir, después de que ella regresó?

Ella salió de la casa diciendo que dejaba los sepulcros por la alegría… y otras insolencias parecidas.

Lázaro estuvo a punto de ir a alcanzarla para darle una buena tunda para que guardase silencio respecto a Ti.

Martha y yo lo contuvimos.

–    Habría podido hacer un milagro inmediato en ella.

Pero Yo no quiero una resurrección forzada de los corazones. Doblegaré a la Muerte y me devolverá sus presas; porque soy el Señor de la Muerte y de la Vida.

Pero los espíritus tienen esencias inmortales que los hacen capaces de resucitar por voluntad propia y no los fuerzo a resucitar.

Hago la primera invitación y doy la primera ayuda. Hago como quién abre un féretro donde está uno que fue enterrado vivo y que morirá si sigue encerrado en esas tinieblas asfixiantes.

Dejo que entre aire y luz y luego espero…

Si el espíritu tiene deseos de salir, saldrá. Si no quiere, busca más las tinieblas y se hunde más. ¡Pero si sale!… ¡Oh, si sale!

En verdad te digo que nadie será más grande que el espíritu resucitado.

Tan solo la inocencia absoluta es mayor, que este muerto que vuelve a vivir; porque ha amado y por la alegría que siente de Dios…

Observa el cielo, Simón. ¿Ves que tiene estrellas y planetas, más o menos grandes?

Todos poseen vida y esplendor por Dios, que los ha hecho y por el sol que los ilumina, mas no todos son luminosos y grandes en igual medida.

Así será también en mi Cielo: todos los redimidos tendrán vida por Mí y esplendor por mi luz, mas no todos serán luminosos y grandes en igual medida.

Unos serán simple polvo de astros, como el que hace láctea a Galatea: serán aquellos, innumerables, que habrán aspirado sólo ese mínimo indispensable para no ser réprobos.

Y sólo por la infinita misericordia de Dios, después de un largo Purgatorio, irán al Cielo.

Otros serán más fúlgidos y estarán más formados: los justos que hayan unido su voluntad a la del Cristo, y hayan prestado obediencia, para no condenarse, a mis palabras.  

Luego, estarán los planetas, las buenas voluntades, ¡oh…, luminosísimos!: son los enamorados hasta la muerte por el amor, los penitentes por amor, los que obran por amor, los inmaculados por amor;

su luz es de puro diamante o de resplandor de gemas de distintos colores rojo-rubí o violeta-amatista o amarillo-topacio o cándido-perla.

Y habrá algunos entre estos planetas – y serán mis glorias de Redentor – que tendrán en sí destellos de rubí y de amatista y de topacio y de perla, porque serán todo por amor.

Heroicos hasta llegar a perdonarse el no haber sabido amar antes, penitentes hasta saturarse de expiación como Ester antes de presentarse a Asuero se saturó de perfumes,

incansables para hacer en poco tiempo, en el poco tiempo que les queda, cuanto no hicieron durante los años que perdieron en el pecado,

puros hasta la heroicidad para olvidarse – no sólo en el alma y en el pensamiento, sino también en las propias entrañas – de que existe el sentido.

Serán aquellos que atraerán hacia sí, por su multiforme resplandor, los ojos de los creyentes, de los puros, de los penitentes, de los mártires, de los héroes, de los ascetas, de los pecadores.

Y para cada una de estas categorías, su resplandor será palabra, respuesta, llamada, garantía…

Pero, vamos, que nosotros estarnos aquí hablando y allí nos esperan.

–      Es que cuando Tú hablas uno se olvida de que vive.

¿Puedo decir todo esto a Lázaro? Me parece ver en ello una promesa…

–      Lo debes decir.

La palabra del amigo puede posarse sobre su herida y no se ruborizarán de haberse puesto colorados en mi Presencia…

–      Te hemos hecho esperar, Marta; es que estaba hablando con Simón de estrellas y nos hemos olvidado de estas luces.

Tu casa es verdaderamente un firmamento esta noche…

–     Las hemos encendido no sólo para nosotros y la servidumbre, sino también para ti y para los huéspedes, tus amigos.

Gracias por haber venido para la última noche. Ahora la fiesta es realmente la Purificación… –

Marta querría continuar hablando, pero siente que le sube el llanto y calla.

Jesús entra saludando:

–      Paz a todos vosotros.

 Avanza por el atrio resplandeciente de decenas de luces de plata, todas encendidas, colocadas por todas partes.

Lázaro, sonriente, se dirige hacia Jesús:

–      Paz y bendición a ti, Maestro, y muchos años de santa felicidad.

Se besan.

–      Me han dicho ciertos amigos nuestros que Tú naciste mientras Belén ardía por una lejana fiesta de las Luminarias.

Ellos y nosotros estamos jubilosos de tenerte en esta noche tan especial. ¿No preguntas quiénes son?

–     No tengo más amigos que los discípulos y mis amados de Betania, aparte de los pastores.

Por tanto son ellos. ¿Han venido?

Los cinco pastores se postran adorándolo con la misma veneración, que si lo estuvieran haciendo en el Lugar Santo, donde los sacerdotes adoran al Santo de los santos.

Elías, Leví, José y Jonatás, continúan con el rostro en el piso de mármol, de la rica sala blanca en la casa de Lázaro.

Solamente Isacc se levanta sobre sus rodillas, con las manos cruzadas sobre el pecho y en el rostro, una expresión de absoluto éxtasis…

Y contesta por todos:

–     Para adorarte, Mesías nuestro.

Lo supimos por Jonathán y aquí estamos, con nuestros rebaños, que ahora están en los establos de Lázaro.

Y con nuestros corazones, ahora y siempre a tus pies santos.

Isaac ha hablado por Elías, Leví, José y Jonathán, que están postrados a los pies de Jesús:

Jonatán con su lujoso vestido del intendente estimado por su señor.

Isaac con el suyo de incansable peregrino, de gruesa lana marrón oscura, impermeable al agua.

Leví, José, Elías, con las vestiduras que Lázaro les ha dado, frescas, limpias, para poder tomar asiento en las mesas, sin tener que llevar el pobre indumento, roto y con olor a aprisco, de los pastores.

–      ¿Por este motivo me habéis mandado al jardín?

¡Dios os bendiga a todos! Sólo falta mi Madre para completar mi felicidad. levantáos, levantáos.

Es la primera Navidad que celebro sin mi Madre. Pero vuestra presencia me alivia la tristeza, la nostalgia de su beso.

Entran todos en la sala blanca donde estan las mesas preparadas. 

Aquí la mayoría de las lámparas son de oro. El metal aumenta su brillo por la luz de la llama, la llama parece más resplandeciente por el reflejo de tanto oro.

La mesa está dispuesta en forma de U para que quepa tanta gente como hay y poderla servir sin dificultar las operaciones de los trinchadores y de los criados.

Además de Lázaro están los apóstoles, los pastores y Maximino, el anciano servidor de Simón.

Marta cuida de la disposición de los puestos. Querría permanecer en pie, pero Jesús se impone:

–      Hoy no eres la hospedadora, eres la hermana.

Y te vas a sentar como si fueras de mi misma sangre. Somos una familia.

Cesen las reglas para dar paso al amor. Aquí a mi lado y junto a ti, Juan. Yo con Lázaro. Dadme una lámpara. Entre mí y Marta vele una luz…

Una llama, por las ausentes que a pesar de todo están presentes: por las amadas, esperadas, por las mujeres amadas y lejanas. Todas.

La llama tiene palabras de luz.

El amor tiene palabras de llama, y estas palabras van lejos, siguiendo la onda incorpórea de los espíritus que se encuentran siempre,

más allá de los montes y de los mares, llevando besos y bendiciones…  Llevando todo. ¿No es, acaso, verdad?

Ella deposita la lámpara en el lugar donde Jesús desea, en un puesto que quedará vacío y habiendo comprendido, se inclina a besarle la mano.

La que luego, bendecidora y reconfortante, Jesús pone sobre la cabeza morena de Marta.

Comienza la cena.

Al principio un poco confusos, los tres pastores, Isaac se siente ya más seguro y Jonathán no da signos de sentirse incómodo, van tomando cada vez más confianza a medida que la cena se desarrolla.

Y después de un tiempo de silencio, comienzan a hablar:

¿De qué podría ser, sino de su recuerdo?

Leví dice:

–      Hacía poco que nos habíamos recogido. Tenía tanto frío, que me resguardé entre las ovejas, llorando por la nostalgia de mi madre…

Isaac recuerda:

–     Yo, sin embargo, pensaba en la joven Madre que había visto poco antes, y me decía a mí mismo: “¿Habrá encontrado lugar?”.  

Elías añade:

–     ¡Si hubiera sabido que estaba en un establo, la habría traído al aprisco!… Pero, era tan delicada, una azucena de nuestros valles; que me pareció una ofensa el decirle: “Ven con nosotros”.

Jonathán agrega:

–     Yo pensaba en Ella…

Y sentía más vivamente el frío, pensando en cuánto le debía hacer sufrir. ¿Te acuerdas qué luz aquella noche? ¿Y te acuerdas de tu miedo?

Leví contesta:

–     Sí… pero luego… el ángel… ¡Oh!… 

Leví, un poco absorto como en estado de ensoñación, sonríe al recordarlo.

Pedro los interrumpe:

–     ¡Un momento! ¡Escuchadme, amigos!

Nosotros sabemos poco y lo sabemos mal. Hemos oído hablar de ángeles, de pesebres, de rebaños, de Belén… Y sabemos que Él es galileo y carpintero…

¡No es justo que estemos en la ignorancia! Yo le he preguntado al Maestro en Agua Especiosa… pero luego se habló de otras cosas.

Éste, que sabe, no me ha dicho nada… Sí, hablo contigo, Juan de Zebedeo.

¡Vaya forma de respeto hacia el anciano! Te lo tienes todo para ti y me dejas que vaya adelante como un tarugo de discípulo.

¿Es que ya por mí mismo no soy suficiente tarugo?

Se echan a reír por el gesto bueno de indignación de Pedro. Pero él se vuelve hacia su Maestro,

y dice:

–      Se ríen, pero tengo razón.

Luego se vuelve a Bartolomé, Felipe, Mateo, Tomás, Santiago y Andrés:

–     ¡Venga, decidlo también vosotros, protestad conmigo!

¿Por qué no sabemos nada nosotros?

–     ¿Dónde estabais cuando murió Jonás? ¿Dónde estabais en los altos del Líbano?

–     Tienes razón. Pero, por lo que se refiere a Jonás, yo al menos, creí que se tratase del delirio de un moribundo.

Y en los altos del Líbano… estaba cansado y con sueño. Perdóname, Maestro, pero es la verdad.

Jesús responde:

–     ¡Y será la verdad de muchos!

El mundo de los evangelizados frecuentemente responderá, al Juez Eterno, para disculparse de su ignorancia a pesar de la enseñanza de mis apóstoles, eso mismo que tú dices: “Creí que se trataba de un delirio… Estaba cansado y tenía sueño”.  

Y frecuentemente, no admitirá la verdad porque la confundirá con un delirio y no se acordará de la verdad porque estará cansado y tendrá sueño por demasiadas cosas inútiles, caducas e incluso pecaminosas.

Una sola cosa es necesaria: conocer a Dios.

–     Bien, después de decirnos lo que nos corresponde, cuéntanos cómo sucedieron los hechos…

Cuéntaselo a tu Pedro. Yo después hablaré de ello a la gente. Si no… ya te lo he dicho, ¿Qué puedo decir?

El pasado no lo conozco; las profecías y el Libro… no los sé explicar; el futuro… ¡Oh, pobre de mí! Y entonces ¿Qué anuncio?

Bartolomé agrega:

–     Sí, Maestro, que lo sepamos también nosotros…

Sabemos que eres el Mesías y esto lo creemos, pero al menos por lo que a mí respecta, me ha costado trabajo admitir que de Nazaret pudiera provenir algo bueno…

¿Por qué no me has dado a conocer, ya desde el principio, tu pasado? 

–     Para probar tu fe y la luminosidad de tu espíritu.

Pero ahora sí os voy a hablar; es más, os vamos a hablar de mi pasado.

Yo diré lo que incluso los pastores no saben y ellos dirán lo que vieron. Conoceréis así el alba de Cristo. Oíd…

90.- EL SACRIFICIO PERPETUO II


catholicvs-santa-misa-nochebuena-detroit-midnight-mass-2

9. EL OFERTORIO.

En este momento se canta la antífona de ofertorio.

Al comienzo de la liturgia eucarística se llevan al altar los dones que se convertirán en el Cuerpo y Sangre de Cristo.

En primer lugar, se prepara el altar o mesa del Señor, que es el centro de toda la liturgia eucarística y colocando sobre él el corporal, el purificador, el misal y el cáliz.

benedicto-xvi-celebrando-la-santa-misa

Se traen a continuación las ofrendas: es de alabar que el pan y el vino lo presenten los mismos fieles. El sacerdote o el diácono los recibirá en un lugar oportuno para llevarlo al altar.

Acompaña a esta procesión en que se llevan las ofrendas el canto del ofertorio, que se alarga por lo menos hasta que los dones han sido depositados sobre el altar.

El sacerdote  inciensa las ofrendas colocadas sobre el altar y después la cruz y el mismo altar, para significar que la oblación de la Iglesia y su oración suben ante el trono de Dios como el incienso.

Después son incensados, el sacerdote en razón de su sagrado ministerio y el pueblo, en razón de su dignidad bautismal.

El sacerdote pone el pan y el vino sobre el altar mientras dice las fórmulas establecidas.

ofertorio-papa

Las especies eucarísticas (pan y vino) son ofrecidas a Dios  por el sacerdote, quién además se purifica mediante el lavado de manos.

Un momento después llegó el Ofertorio y Uriel dijo a Maximiliano:

–                     Reza conmigo así:

Señor, te ofrezco todo lo que soy, lo que tengo, lo que puedo, todo lo pongo en Tus manos. Edifica Tú, Señor con lo poco que soy. Por los méritos de Tu Hijo, transfórmame, Dios Altísimo.

Te pido por mi familia, por mis bienhechores, por cada miembro de nuestro Apostolado, por todas las personas que nos combaten, por aquellos que se encomiendan a mis pobres oraciones…

Enséñame a poner mi corazón en el suelo para que su caminar sea menos duro…  

Y Maximiliano contempló asombrado como de pronto empezaron a ponerse de pie unas figuras que no había visto antes. Era como si del lado de cada persona que estaba en la iglesia, saliera otra persona.

Y aquello se llenó de unos personajes jóvenes, hermosos. Iban vestidos con túnicas muy blancas y fueron saliendo hasta el pasillo central dirigiéndose hacia el Altar.

Uriel dijo:

Observa, son los Ángeles de la Guarda de cada una de las personas que está aquí.

Es el momento en que su Ángel de la Guarda lleva sus ofrendas y peticiones ante el Altar del Señor.

angeles-misa

En aquel momento, estaba completamente asombrado, porque esos seres tienen rostros tan hermosos, tan radiantes que no es posible describirlos con palabras…

Lucen una belleza sobrenatural tan portentosa, que parecen casi femeninos; sin embargo la complexión de su cuerpo, sus manos, su estatura es la de un hombre.

Los pies desnudos no pisan el suelo, sino que iban como deslizándose, como resbalando. Aquella procesión es impresionante.

Algunos de ellos tenían como una fuente de oro con algo que brillaba mucho con una luz blanca-dorada.

Uriel dijo:

–          Son los Ángeles de la Guarda de las personas que están ofreciendo esta Santa Misa por muchas intenciones, aquellas personas que están conscientes de lo que significa esta celebración, aquellas que tienen algo que ofrecer al Señor…”

“Ofrezcan en este momento…, ofrezcan sus penas, sus dolores, sus ilusiones, sus tristezas, sus alegrías, sus peticiones. Recuerden que la Misa tiene un valor infinito por lo tanto, sean generosos en ofrecer y en pedir.”

angelesimagen

Detrás de los primeros Ángeles venían otros que no tenían nada en las manos, las llevaban vacías.

Uriel dijo:

 -“Son los Ángeles de las personas que estando aquí, no ofrecen nunca nada, que no tienen interés en vivir cada momento litúrgico de la Misa y no tienen ofrecimientos que llevar ante el Altar del Señor.”

En último lugar iban otros Ángeles que estaban medio tristones, con las manos juntas en oración pero con la mirada baja.

 –“Son los Ángeles de la Guarda de las personas que estando aquí, no están, es decir de las personas que han venido forzadas, que han venido por compromiso, pero sin ningún deseo de participar de la Santa Misa y los Ángeles van tristes porque no tienen qué llevar ante el Altar, salvo sus propias oraciones”.

“No entristezcan a su Ángel de la Guarda…. Pidan mucho, pidan por la conversión de los pecadores, por la paz del mundo, por sus familiares, sus vecinos, por quienes se encomiendan a sus oraciones. Pidan, pidan mucho, pero no sólo por ustedes, sino por los demás.”

“Recuerden que el ofrecimiento que más agrada al Señor es cuando se ofrecen ustedes mismos como holocausto.

Para que Jesús al bajar, los transforme por Sus propios méritos. ¿Qué tienen que ofrecer al Padre por sí mismos? La nada y el pecado. Pero al ofrecerse unidos a los méritos de Jesús, aquel Ofrecimiento es grato al Padre.”

Aquel espectáculo, aquella procesión era tan hermosa que no es posible compararla con ninguna  otra. Todas aquellas criaturas celestiales haciendo una reverencia ante el Altar, unas dejando su ofrenda en el suelo, otras postrándose de rodillas con la frente casi en el suelo y luego que llegaban allá desaparecían a su vista.

Oración sobre las Ofrendas

Terminada la colocación de las ofrendas y los ritos que la acompañan, se concluye la preparación de los dones con la invitación a orar juntamente con el sacerdote, que dice: “oren hermanos para que este sacrificio mío y de ustedes sea agradable a Dios, Padre Todo poderoso”

A lo que el pueblo responde: “el Señor reciba de tus manos, este sacrificio para alabanza y gloria de su Nombre, para nuestro bien y el de toda su Santa Iglesia” y a continuación la oración sobre las ofrendas y así todo queda preparado para la Plegaria Eucarística.

ofertorio

En la Misa se dice una sola oración sobre los dones, que termina breve: Por Jesucristo, nuestro Señor. Amén

Ahora empieza el centro y la cumbre de toda la celebración. La Plegaria Eucarística es una plegaria de acción de gracias y de consagración.

El sacerdote invita al pueblo a elevar el corazón hacia Dios, en oración y acción de gracias y lo asocia a su oración que él dirige en nombre de toda la comunidad, por Jesucristo en el Espíritu Santo, a Dios Padre.

El sentido de esta oración es que toda la congregación de los fieles se una con Cristo en el reconocimiento de las grandezas de Dios y en la ofrenda del sacrificio.

El Prefacio

Es el canto de alabanza y de agradecimiento que Jesús dirige al Padre que le ha permitido llegar por fin a esta “Hora”.

Plegaria Eucarística

Como Iglesia, unidos en una misma fe, en un mismo corazón, presentamos ahora la sencilla ofrenda que Dios mismo transformará en el cuerpo y la sangre de su Hijo Jesucristo:

Pan y vino son fruto de nuestro trabajo personal y comunitario y simbolizan las dimensiones más sencillas de nuestra vida diaria: nuestro trabajo, nuestro sustento y nuestra alegría.

Con el pan y el vino va incluida la ofrenda de nuestra vida, de nuestro trabajo y de nuestro amor. Nuestras penas, fatigas y alegrías van a ser recibidas por Dios de las manos del sacerdote…

Y como el pan y el vino, nuestro propio ser (cuerpo y alma) será también santificado y transformado con la Presencia Viva y Real de Jesucristo Eucaristía.

En este momento unámonos al sacerdote, entregándole a Dios nuestra vida, nuestra familia, nuestro trabajo, nuestra oración, nuestras penas y alegrías. Nuestro cuerpo, nuestra alma, nuestra mente con todos sus pensamientos.

Nuestro corazón con todos sus sentimientos y deseos, nuestros labios y todas nuestras palabras, nuestros amigos y seres queridos, incluso los que NO nos aman…

En fin, toda la realidad humana material y espiritual de la que somos parte, para que toda esa realidad sea transformada por Cristo, sea santificada, sea cristificada.

Para que todos seamos hostias vivas.

Sagrarios de la Presencia del Espíritu Santo…

Y para que el Mundo entero sea un Altar para la Gloria de Cristo Jesús.

Prefacio.

Es un himno, que empieza con un diálogo entre el sacerdote y los fieles.

consagracion-caliz

Resume la alabanza y la acción de gracias propia de la fiesta que se celebra.

En esta acción de gracias, el sacerdote, en nombre de todo el pueblo santo, glorifica a Dios Padre y le da las gracias por toda la obra de salvación.

10. CANTO DEL SANTO:

Hemos hecho ofrenda del pan y del vino, de nosotros mismos y del Mundo entero.

Ahora esta ofrenda va a ser consagrada: la hostia se transformará en el cuerpo de Cristo y el vino en su Sangre.

Por esa Consagración, nosotros mismos seremos santificados y el Mundo entero también.

Nos unimos a los santos y a los ángeles, que contemplan y gozan ya del fruto de estos misterios, cantando a Dios: “Santo, santo, santo es el Señor, Dios del universo, llenos están los cielos y la tierra de su gloria. ¡Hosanna en el cielo! ¡Bendito el que viene en el nombre del Señor! ¡Hosanna en el cielo!”

El Cielo (los que ya gozan de la gloria de Dios) y la Tierra (los que estamos de camino hacia la gloria) cantan la santidad de Dios, pues Él es el único verdaderamente santo y fuete de toda santidad.

Sanctus (“Santo”). Los fieles junto con el sacerdote cantan o rezan, el Sanctus:

Sanctus, sanctus, sanctus Dominus Deus sabaoth. Pleni sunt caeli et terrae gloria tua. Hossana in excelsis. Benedictus qui venit in nomine Domini. Hossana in excelsis (“Santo, Santo, Santo es el Señor, Dios del universo. Llenos están el Cielo y la tierra de tu gloria. Hosanna en el Cielo. Bendito el que viene en nombre del Señor. Hosanna en el Cielo”).

EL CIELO ENTERO CANTA EL SANCTUS

Maximiliano estaba extasiado contemplando la Gloria de Dios cuando llegó el momento final del Prefacio…

 Y cuando la asamblea decía: “Santo, Santo, Santo” de pronto, todo lo que estaba detrás de los celebrantes desapareció.

Del lado izquierdo del señor Arzobispo hacia atrás en forma diagonal aparecieron miles de Ángeles, pequeños, Ángeles grandes, Ángeles con alas inmensas, Ángeles con alas pequeñas, Ángeles sin alas, como los anteriores.

Todos vestidos con unas túnicas como las albas blancas de los sacerdotes o los monaguillos. Todos se arrodillaban con las manos unidas en oración y en reverencia inclinaban la cabeza.

Se escuchaba una música bellísima, como si fueran muchísimos coros con distintas voces y todos decían al unísono junto con el pueblo: Santo, Santo, Santo…

Había llegado el momento de la Consagración, el momento del más maravilloso de los Milagros…

Del lado derecho del Arzobispo hacia atrás en forma también diagonal, una multitud de personas, iban vestidas con la misma túnica pero en colores pastel: rosa, verde, celeste, lila, amarillo; en fin, de distintos colores muy  suaves.

Sus rostros también eran brillantes, llenos de gozo, todos parecían tener la misma edad.

Se podía apreciar que había gente de distintas edades, pero todos parecían igual en las caras, hermosas, jóvenes, sin arrugas, felices.

Todos se arrodillaban también ante el canto de Santo, Santo, Santo, es el Señor…”

Uriel dijo:

Son todos los Santos y Bienaventurados del Cielo y entre ellos, también están las almas de los familiares de ustedes que gozan ya de la Presencia de Dios”

Entonces Maximiliano vio a la Madre de Dios,  justamente  a la derecha del señor Arzobispo…

Un paso detrás del celebrante. Estaba un poco suspendida del suelo, arrodillada sobre unas telas muy finas, transparentes pero a la vez luminosas, como agua cristalina.

La Santísima Virgen con las manos unidas, mirando atenta y respetuosamente al celebrante.

corazon-de-maria-2

Y desde allá sin cambiar de posición ni levantar el rostro, su voz llena de dulzura le saludó y le dijo directamente en su corazón:

–      “¿Te llama la atención verme un poco más atrás de Monseñor, verdad? Así debe ser…

Con todo lo que Me ama Mi Hijo, NO Me Ha dado la Dignidad que da a un sacerdote de poder traerlo entre Mis manos diariamente, como lo hacen las manos sacerdotales.

Por ello siento tan profundo respeto por un sacerdote y por todo el Milagro que Dios realiza a través suyo, que me obliga a arrodillarme aquí.”

aberracion-y-sacrilegio

LA MADRE DE DIOS, ES LA ÚNICA SACERDOTISA DEL CALVARIO

Maximiliano quedó impactado por tanta gracia que el Señor derrama sobre las almas sacerdotales…

Delante del altar, empezaron a salir unas sombras de personas en color gris que levantaban las manos hacia arriba.

Uriel continuó con su enseñanza:

Son las almas benditas del Purgatorio que están a la espera de las oraciones de ustedes para refrescarse. No dejen de rezar por ellas. Piden por ustedes, pero NO pueden pedir por ellas mismas. Son ustedes quienes tienen que pedir por ellas para ayudarlas a salir para encontrarse con Dios y gozar de Él eternamente.

Maximiliano veía todo lo que se desarrollaba ante sus asombrados ojos con infinito agradecimiento… Y sabedor de que tenía que compartir con todos los demás cristianos todo el conocimiento que le estaba siendo revelado.

La Virgen le dijo:

Hijito mío, di a todos tus hermanos que yo estoy realmente Presente cuando se celebra la Santa Misa desde que comienza, hasta que termina.

Estoy aquí  al pie del Altar donde se celebra la Eucaristía  y siempre Me van a encontrar aquí..  al pie del Sagrario permanezco Yo con los Ángeles Adorando al Señor, porque Estoy siempre con Él.”

Ver ese rostro hermoso de la Madre en aquel momento del “Santo”, al igual que todos ellos, con el rostro resplandeciente, con las manos juntas en espera de aquel milagro que se repite continuamente, era estar en el mismo cielo.

Uriel dijo:  

“Dile al ser humano, que nunca un hombre es más hombre que cuando dobla las rodillas ante Dios”.

Desde el comienzo de la Plegaria Eucarística hasta la Consagración:

Nos encontramos con Jesús en la prisión, en su atroz flagelación, su coronación de espinas y su Camino de la cruz por las callejuelas de Jerusalén…

Estando todos los asistentes a la Santa Misa real y místicamente presentes en el Viernes Santo…

Que fue el Sacrificio de Expiación.  

Estamos todos los que están participando de la Eucaristía y  todos aquellos por los que pedimos especialmente.

La Consagración, ES místicamente, la Crucifixión del Señor. 

crucificadojesus-en-la-cruz-1

¿Puede alguien imaginarse eso? Nuestros ojos no lo pueden ver.

Pero todos estamos allá, en el momento en que a Él lo están crucificando.

Y está pidiendo perdón al Padre, NO solamente por quienes lo matan, sino por cada uno de nuestros pecados:

“¡Padre, perdónalos porque NO SABEN lo que hacen!”

En la preparación de las ofrendas se llevan al altar el pan y el vino con el agua.

Es decir, los mismos elementos que Cristo tomó en sus manos.

En la Plegaria Eucarística se dan gracias a Dios por toda la obra de la salvación…

Y las Ofrendas se convierten en el Cuerpo y la Sangre de Cristo.

La Consagración nos da el Cuerpo entregado ahora, la Sangre derramada ahora.

Es místicamente, la Crucifixión del Señor, perpetuada a través de sus sacerdotes.

Por esto San Pío de Pietrelcina sufría atrozmente en este momento de la Misa.

Nos reunimos enseguida con Jesús en la Cruz.

Y ofrecemos desde este instante al Padre, el Sacrificio Redentor.

Es el sentido de la Oración Litúrgica que sigue inmediatamente a la Consagración.

El “Por Él, con Él y en Él” corresponde al grito de Jesús:

“Padre, a tus manos encomiendo mi espíritu”.

En la Consagración ocurre la “Transubstanciación”, que significa “cambio de substancia” del pan y el vino, a ser verdaderamente la sustancia del Cuerpo y Sangre del Señor.

La Eucaristía aunque tiene la apariencia de pan y vino,  NO ES pan y tampoco vino.  

Cristo está Presente en la Eucaristía verdadera, real y substancialmente con todo su Cuerpo, Sangre, alma y divinidad.

Esta Presencia se llama “real” porque es “substancial”

Y por ella, Cristo, Dios y hombre, se hace totalmente Presente.

Cristo está todo entero en cada una de las especies y en cada una de sus partes…

De modo que la Fracción del pan NO divide a Cristo, que está real y permanentemente Presente en la Eucaristía, mientras duren sin corromperse las Especies Eucarísticas.

misa-consagracion

11. CONSAGRACIÓN:

Invocación -Epiclesis

El nombre viene del griego: epicaleo, apicalumai; significa invocar, llamar.

Es una invocación del poder divino sobre los dones del pan y vino que han ofrecido los hombres…

Para que se conviertan en Cuerpo y Sangre de Cristo.

La Anáfora constituye la parte esencial de la Misa.

Es una palabra griega que indica la acción de elevar, la actitud de levantar la ofrenda con las manos.

CONSAGRACIÓN

El sacerdote relata la institución de la Eucaristía en el Jueves Santo, usando las mismas palabras de Jesús sobre las especies:

Sobre el pan, “Hoc est enim corpus meum (…)” (“Esto es mi Cuerpo…”) y sobre el vino, “Hic est enim calix sanguinem meam (…)” (“Este es el cáliz de mi Sangre…”).

Cuando el sacerdote dice estas palabras sobre el pan de harina de trigo sin levadura y el vino de uva, con la intención de consagrar…

La substancia del pan y del vino desaparecen, siendo reemplazados por el Cuerpo y la Sangre de Jesucristo.

En esta parte de la Misa, todos permanecen de rodillas.

En el relato de la Institución y Consagración, con las palabras y gestos de Cristo…

Se realiza el Sacrificio que el mismo Cristo instituyó en la última Cena, cuando bajo las especies de pan y vino Ofreció su Cuerpo y su Sangre…

Y se lo dio a los Apóstoles en forma de comida y bebida.

Y les encargó perpetuar ese mismo Misterio.

Después de la Consagración, Jesús está realmente presente en la Eucaristía:

En este momento, por el ministerio (por el encargo y el don) que el sacerdote ha recibido…

El pan y el vino son transformados en el Cuerpo y en la Sangre de Cristo.

El sacerdote repite las palabras que Jesús pronunció en la Última Cena…

Con las cuales Él mismo dio gracias y bendijo el pan y el vino, haciéndolos su Cuerpo y su Sangre, para Alimentar con su Propio Ser a sus apóstoles.

Y a través de ellos y de la sucesión de sacerdotes a todos los creyentes.

00consagracion

Cristo, en efecto tomó en sus manos el pan y el cáliz, dio gracias, lo partió y lo dio a sus discípulos diciendo:

Tomad, comed, bebed; esto es mi Cuerpo; éste es el cáliz de mi Sangre. Haced esto en conmemoración mía.

De ahí que la Iglesia haya ordenado toda la Celebración de la Liturgia Eucarística según estas mismas partes que corresponden a las palabras y gestos de Cristo.

La Eucaristía, Cuerpo y Sangre de Cristo, es el mayor Regalo que hemos recibido de Dios:

Él se ha quedado para siempre con nosotros en la persona de Cristo.

Él mismo toma nuestra realidad y la transforma en su propio Ser, para alimentar nuestra vida de Fe.

Sin este alimento espiritual. Es decir, sin la Comunión real con su Cuerpo y su Sangre, nuestra vida de Fe sería árida y estéril.

Pura imitación exterior de Cristo, por nuestras propias fuerzas.

Pero como Él nos alimenta con su propia vida en la Eucaristía.

Podemos vivir como Él, ser como Él,

Porque Él Mismo, desde nuestro interior nos va Transformando…  

transfiguration2

NOS VA CONSAGRANDO. 

Va haciendo de nuestra vida una constante Eucaristía.

Sólo si nosotros le entregamos nuestro corazón y dejamos que su Espíritu actúe en nosotros.

Cuando el celebrante dijo las palabras de la “Consagración”.

Ante los ojos de Maximiliano empezaron unos relámpagos en el Cielo y en el fondo.

No había techo de la Iglesia ni paredes. Estaba todo oscuro solamente aquella luz brillante en el Altar.

trinidad luz

De pronto suspendido en el aire vio a Jesús, Crucificado de la cabeza a la parte baja del pecho.

El tronco transversal de la Cruz estaba sostenido por unas manos grandes, fuertes. De en medio de aquel resplandor se desprendió una lucecita como de una paloma muy pequeña muy brillante…

Dio una vuelta velozmente toda la Iglesia y se fue a posar en el hombro izquierdo del señor Arzobispo que seguía siendo Jesús…

Porque podía distinguir su melena y Sus llagas luminosas, Su cuerpo grande, pero NO veía Su Rostro.

Arriba, Jesús Crucificado estaba con el Rostro caído. Sobre el lado derecho del hombro Podía contemplar el Rostro y los brazos golpeados y descarnados.

En el costado derecho tenía una herida en el pecho y salía a borbotones, hacia la izquierda Sangre y hacia la derecha, un Agua, pero tan brillante…

JACULATORIA jesusmisericordia15

Que  más bien eran borbotones de luz que iban dirigiéndose hacia los fieles moviéndose a derecha e izquierda.

¡Era una cantidad tan inmensa de Sangre la que fluía hacía el Cáliz!

¡Tanta, qué pensó que iba a rebalsar y manchar todo el Altar, pero NO cayó una sola gota!

San Uriel dijo:

–     Este es el Milagro de los milagros. Te lo He repetido: para el Señor NO existe ni Tiempo NI Distancia.

Y en el momento de la Consagración, toda la asamblea es trasladada al pie del Calvario en el instante de la Crucifixión de Jesús.

Después de la Consagración, Jesús está realmente presente en la Eucaristía:

HERMANO EN CRISTO JESUS:

ANTES DE HABLAR MAL DE LA IGLESIA CATOLICA,CONÓCELA

70.- LAS PEQUEÑAS HOSTIAS


coliseum-1600-939-wallpaper

Los mártires saludan y se despiden de los que se quedan…

Gael, un jovencito se arrodilla para recibir la bendición de Mía, su madre.

Después ella le dice con un suspiro:

–           Bendito tú que ascenderás con la corona del doble martirio… Bendíceme ahora tú a mí….

Gael se toca una de las heridas producidas por el zarpazo de un tigre y con su sangre hace lo mismo que Emma, una niña como de diez años que con su sangre como si fuera un crisma, marca una crucecita en la frente de Jennifer, su madre. A la que deja para marchar alegremente a la hoguera.

Nathan, abraza a los dos compañeros de armas.

Y les dice:

–           Alegraos conmigo, voy a la conquista de un Reino eterno… Ojalá decidierais uniros a mí en la Fe y conozcáis la verdadera dicha de morir amando.

Jeffrey un anciano, besa a su hija moribunda y se aleja decidido.

Todos antes de salir obtienen la bendición del sacerdote Jonathan.

PASILLO CIRCO COLISEO

Los pasos que van a la muerte se alejan por el corredor…

Los que han sido comisionados para escoltar a los prisioneros, preguntan a los dos soldados:

–           ¿Os quedáis aquí vosotros?

Ellos contestan:

–           Sí.

–        Nos quedamos.

–           ¿Por qué? Es… peligroso.

–           Esta gente corrompe a los ciudadanos fieles.

Ambos soldados se encogen de hombros.

Y los intendentes se van, al mismo tiempo que penetran los fosores con sus camillas para llevar afuera a los muertos.

Se produce un poco de confusión, porque junto con los fosores han entrado también los parientes de los muertos y los moribundos, produciéndose lágrimas y adioses que se cruzan unos y otros.

Los dos soldados aprovechan esta circunstancia para decirle a un niño:

–           ¿Cómo te llamas?

–           Kevin.

–           Fíngete muerto y te pondremos a salvo.

Kevin los mira con una infantil severidad…

Y les dice:

–           ¿Traicionaríais vosotros al emperador poniéndoos a salvo mientras él puso su confianza en vosotros para su gloria?

LEGIONARIOS-romanosLos dos militares contestan al mismo tiempo:

–           ¡Niño!…

–           ¡Ciertamente que no!

–           Pues tampoco traiciono yo a mi Dios, que murió por mí en la Cruz.

Los dos soldados se miran verdaderamente estupefactos…

Y se preguntan:

–           ¿Pero quién les infunde tanta fortaleza?

Y después, con el codo apoyado en la pared para sostenerse la cabeza, continúan observando meditabundos…

Regresan los intendentes con esclavos y camillas…

CIRCO intendente

Uno comenta:

–           Aún son pocos para la hoguera. A ver…

El otro levanta la voz y pregunta:

–    ¿Quienes son los menos heridos que puedan sentarse?

¡Los menos heridos!…

Quién más, quién menos, todos están agonizando y ya no pueden sentarse…

Pero las voces suplican:

–           ¡Yo!

–           ¡Yo!

–           ¡Yo! Con tal de que me llevéis…

Escogen otros once…

Louanne, una joven que fue triturada por la boa, suspira:

–           ¡Dichosos de vosotros!

pantera

Samantha, otra que agoniza después del ataque de una pantera y ve alejarse a otra que estaba junto a ella y con la que una leona solo jugó…

Haciendo un esfuerzo le dice fuerte:

–           ¡Ruega por mí, Rosalía!

Marlon, un jovencito  que fue destrozado por un leopardo y ve que suben a la camilla a otro que perdió brazos y piernas entre las mandíbulas de un tigre y…

Con amor le dice:

–           ¡Adiós, Christopher!

Jerónimo dice, besando a Matilda:

–           ¡Madre, acuérdate de mí!

–           ¡Nos encontraremos en el Cielo!

Y corre jubiloso hacia la salida.

grandesgatos1 LEONES

Mariana se despide de Lorenzo, un joven que agoniza por el ataque de un león:

–           ¡Hijo mío, cuando estés en el Cielo, llama pronto a mi alma!

Carolina le dice a Ian:

–           ¡Esposo mío, que la muerte te sea dulce!…

Y sale feliz al encuentro con el fuego…

Se entrecruzan los saludos y las despedidas.

Y los intendentes se llevan las camillas…

El sacerdote Jonathan, que se encuentra lívido y a punto de morir, hace acopio de todas sus fuerzas para decir:

–           Sostengamos a los mártires con nuestra plegaria y ofrezcamos el doble dolor de los miembros y del corazón que se ve excluido del martirio, por ellos. Pater Noster…

Apenas ha concluido la Oración sublime, cuando llega Mauricio corriendo jadeante…

Y al ver a los dos soldados se para en seco y contiene el grito que ya estaba a punto de salir de sus labios.

LEGIONARIOS dos-soldados

Los dos legionarios le dicen:

–          Puedes hablar, hombre; que no te traicionaremos.

–           Nosotros, soldados de Roma, pretendemos ser soldados de Cristo.

Jonathan exclama:

–           La sangre de los mártires fecunda la gleba.

Y dirigiéndose a Mauricio, le pregunta:

–          ¿Traes los Misterios?

Mauricio responde:

–           Sí. He podido dárselos a los otros, momentos antes de que se los lleven a la hoguera. ¡Helos aquí!

Los soldados contemplan admirados la bolsa púrpura que el otro extrae de su seno.

Jonathan grita:

–           ¡Soldados! Vosotros que os preguntáis dónde encontramos la fortaleza: ¡Aquí la tenéis!

¡Éste es el Pan de los fuertes! ¡Éste es el Dios que entra a vivir en nosotros! Este…

Lo interrumpe el grito de Grace, anhelante ante los espasmos del ahogo final:

–           ¡Pronto! ¡Pronto, padre que me muero!… Dame a Jesús… Y moriré feliz…

Jonathan se apresura a partir el Pan para dárselo a la jovencita, que después de recibirlo se recoge quieta, cerrando los ojos.

Fabio suplica:

–           A mí también… Y después llamad a los criados del Circo. Yo quiero morir en la hoguera... –borbollea un niño como de seis años, que tiene la espalda lacerada y rasgada la mejilla desde la sien hasta el cuello que sangra abundantemente…

Jonathan pregunta:

–           ¿Puedes tragar?

–           ¡Puedo! ¡Puedo!… No me he movido, ni hablado para no morir… Antes de recibir la Eucaristía. La esperaba… Ahora…

El sacerdote le da una miguita del Pan Consagrado, que el niño trata de tragar sin conseguirlo…

primera-comunion

Uno de los soldados se inclina compasivo y le sostiene la cabeza.

Mientras el otro, habiendo encontrado en un rincón un ánfora que contiene todavía un poco de agua, procura ayudarlo a tragar, instilándole el agua en los labios, gota a gota.

Mientras tanto Jonathan parte las Especies que distribuye a los que tiene cerca y después, les suplica a los soldados que lo transporten para distribuir la Eucaristía a los moribundos…

Ellos le llevan con mucho cuidado con todos los que están esperando ansiosos la Eucaristía y observan asombrados, la transformacion en aquellos rostros sufrientes, que se llenan de alegría y de una gran Paz.

Pues reciben las Especies con mucha Reverencia y Adoración. ¡Y esto sucede con todos los mártires, sin excepción!

Por último, el heroíco sacerdote hace que le vuelvan a poner en el lugar donde estaba…

Y con mucho amor y agradecimiento les dice:

–           Que nuestro Señor Jesucristo os recompense por vuestra piedad.

El pequeño Fabio que se esforzaba por tragar las Especies, sufre un ahogo y se agita…

Uno de los soldados lo toma compadecido entre sus brazos.

Más al hacerlo, un borbotón de sangre, brota de la herida del cuello, bañándole la lóriga reluciente.

ninos-cristianos-martires

Niños cristianos, antes de ser quemados vivos por el Estado islámico.

–           ¡Mamá! ¡El Cielo! Señor… Jesús… –el cuerpecito se abandona y el niño expira.

Los soldados exclaman:

–           ¡Ha muerto!

–           ¡Y sonríe!…

–           ¡Paz al pequeño Fabio! –dice Jonathan, que va palideciendo siempre más.

–           ¡Paz! –suspiran los moribundos.

Los dos soldados hablan entre sí…

Después, uno de ellos dice:

–           Sacerdote del Dios Verdadero, termina tu vida admitiéndonos en tu milicia.

Jonathan responde fatigosamente:

–           No en la mía… sino en la de Jesucristo… Más… no es posible… porque antes… hay que ser… catecúmenos.

Ellos objetan:

–           No. Porque sabemos que en caso de muerte, se puede administrar el Bautismo.

El anciano jadea:

–           Vosotros… estáis… sanos…

Los dos replican:

–           Nosotros estamos a punto de morir, porque… Con un Dios como el vuestro, que os hace santos.

–           ¿A qué continuar sirviendo a un hombre corrompido?…  Nosotros queremos la gloria de Dios. Bautízanos.

–           Yo soy Fabio como el pequeño mártir y mi compañero es Nathan, como nuestro glorioso compañero de armas…

Y enseguida volaremos a la hoguera. ¿Qué valor puede tener la vida del Mundo, una vez que hemos comprendido vuestra vida?

El sacerdote suspira y dice:

–           Ya no hay agua… ni líquido alguno… – Jonathan se queda quieto y pensativo, como si oyera una voz interior.

Y luego, formando un hueco con su mano trémula, recoge la sangre que gotea de su atroz herida y ordena:

–          ¡Arrodillaos!… Fabio, yo te bautizo en el Nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo… Nathan, yo te bautizo, en el Nombre del Padre. Del Hijo y del Espíritu Santo… El Señor esté con vosotros… Para la Vida… Eterna… Amén…

papa-bautismo

Al decir estas palabras…  los ha aspergeado con su sangre.

Cuando la Oración termina, el sacerdote también ha terminado su misión de sufrimiento y su vida… Ha muerto.

Los dos soldados lo contemplan…

Luego observan por algún tiempo a los que van muriendo lentamente…

Serenos y sonrientes en medio de su agonía. Arrebatados por el éxtasis Eucarístico.

Luego Nathan el mayor, dice al otro:

–           Vamos Fabio… ¡No esperemos ni un momento más!

Nathan contesta radiante:

–            ¡Con tales ejemplos, es segura la Vida! ¡Vamos a morir por Cristo!

Y marchan veloces por el corredor, al encuentro del martirio y de la gloria.

Cuando llegan a donde están los otros cristianos reunidos para ser conducidos a la hoguera…

También ellos reciben de manos del diácono Máximo, el Pan de los ángeles y experimentan por primera vez, la sensación sublime de tener a Dios dentro de sí.

Nathan oye la confesión de Fe de sus antiguos camaradas y su sonrisa se vuelve más radiante al exclamar:

–           ¡Alabado sea Jesucristo! Los tres vamos a pelear el Combate Final…

En la estancia que acaban de abandonar, los gemidos se van haciendo cada vez más tenues y escasos…

En el circo, todos los espectadores guardan silencio y escuchan atentos porque Nerón está cantando su Troyada…

neron-cantando

Simultáneamente, en otro vasto salón en los subterráneos del Circo, donde la luz entra a duras penas por dos pequeñas aberturas al nivel del suelo y que sirven para que también entre el aire.

Están los prisioneros cristianos que han traído de las cárceles para completar el espectáculo.

Son personas de todas las edades y condiciones sociales. El lenguaje es pronunciado con variación de estilos, según sean patricios o esclavos. Y mezclado al latín vulgar, se oye el griego, español, tracio, etc.

Pero si diferentes son los trajes y los acentos; los espíritus son iguales y están unidos por la Caridad.

Ellos se aman sin distinción de raza o de nación. Se aman y buscan servir y ser de ayuda, unos para otros.

Los patricios de ricos vestidos, cuidan de los pobres, vestidos humildemente. Los más fuertes ceden los puestos más secos o menos incómodos, a los más débiles.

Y los abrigan con sus vestidos y togas, permaneciendo ellos con la túnica corta que cubre el pudor.

Usan togas y mantos para hacer con ellos colchones, almohadas o para cubrir a los enfermos que tiemblan por la fiebre. O están heridos por las torturas.

Los más sanos cuidan a los más enfermos, dándoles de beber con amor un poco de agua o vendando las heridas con pedazos de tela arrancados a sus vestidos… Curando los miembros dislocados y lacerados. Mojando las frentes, ardientes por la fiebre.

Y de vez en cuando, entonan en un canto suave: el Pater Noster y los salmos que hablan de amor y de esperanza…

Un niño gime en la semioscuridad y el canto se suspende…

Dimitry pregunta:

–           ¿Quién llora?

niño romano cástulo

Stanislao,  contesta:

–           Es Cástulo. La fiebre y la quemadura no lo dejan descansar. Tiene sed y no puede beber, porque el agua lastima sus labios quemados por el fuego.

Georgiana, una patricia de aspecto imponente y voz suave, dice:

–           Aquí hay una madre que ya no puede darle la leche a su pequeño.

El sacerdote Pawel ordena:

–           Lleven a Cástulo con  Plautina.

Se levanta Stefan, un fornido hombre moreno y lleva con gran cuidado entre los brazos al niño de siete años, que está vestido con una tuniquita recamada de finas grecas, sucia y manchada de sangre.

Plautina se sienta en una piedra adosada a la muralla, que el anciano Matthew le cede…

Y se acomoda de tal forma que el niño pueda estar cómodo en sus brazos.

Luego dice al portador del pequeño mártir:

–           Dámelo Stefan. Y que Dios te lo recompense.

Cuando Stefan lo deposita con mucho cuidado, queda al descubierto el rostro totalmente quemado del pobre niño martirizado.

cástulo

Cástulo es el hermoso chicuelo que consolara a Marco Aurelio en el Tullianum y después que lo suspendieran sobre las parrillas en el Circo,  ahora se ve monstruoso…

Sólo unos pocos cabellos quedan detrás de la cabeza. Adelante, la piel ha desaparecido por el fuego. No más frente, ni mejillas, ni nariz. Toda la carne es una viva tumefacción. Parece  como si la hubiera corroído un ácido.

En el lugar de los ojos están dos llagas horripilantes y los labios son otra llaga que forma un agujero deforme. Este es el resultado de haberlo tenido inclinado sobre las llamas, únicamente con el rostro; porque la quemadura termina bajo el mentón…

Plautina se abre la túnica y hablando con el amor de una verdadera madre, se exprime su redonda mama llena de leche y hace destilar las gotas sobre los labios del pequeño que no puede sonreír, pero que le acaricia la mano para mostrarle su alivio.

Y luego, después de haberlo saciado; hace caer más leche sobre el pobrecito rostro, para medicarlo como si fuera un bálsamo.  Es sangre de madre convertida en alimento y que da el amor por otra, que ha perdido a su hijo…

Plautina los ha perdido a todos… sus siete hijos y su esposo murieron martirizados en la arena, prácticamente repartidos en todas las formas de suplicio. A ella no la tocaron las fieras, porque ya se habían hartado…

El niño no gime más. Refrescado, calmado su sufrimiento y arrullado por la mujer, se adormece respirando afanosamente.

la piedad

Plautina parece una madre dolorosa, tanto por la postura, como por la expresión. Mira al pequeño como si fuese verdaderamente su criatura y las lágrimas ruedan por sus mejillas.

Gira la cabeza hacia atrás, para impedir que caigan sobre aquella carita que está totalmente quemada.

El canto se reanuda, dulce y melancólico…

Killian, otro sacerdote;  interrumpe en el fondo de aquel lugar…

Y con voz sonora dice:

–           Nos acaban de avisar que Fabio ha muerto. Oremos…

Todos dicen el ‘Pater Noster’…

Cuando terminan;  el anciano Joao exclama:

–           ¡Fabio es feliz!  Él  ya ve a Cristo…

Antonio le contesta:

–           Nosotros también lo veremos Joao e iremos a Él con la doble corona: la de la Fe y la del martirio. Seremos como renacidos sin sombra de mancha, porque los pecados de nuestra vida pasada serán lavados también con nuestra sangre.

Pecamos mucho, nosotros que fuimos paganos por largos años. Y es muy grande que a nosotros venga el júbilo del martirio, para hacernos nuevos y dignos del Reino.

Otra voz muy conocida, retumba:

–           ¡Paz a vosotros, hermanos!

Muchas voces contestan:

–           ¡Pablo! ¡Pablo! ¡Bendito seas!

Mucho movimiento sobreviene entre la multitud. Sólo Plautina se queda inmóvil, con su preciosa carga sobre su regazo.

–           ¡Paz a vosotros! –repite el apóstol.

Y se mete hasta el centro…

Luego dice:

– He venido a vosotros con Artyom y Alexander, para traerles la Vida.

Hugo pregunta:

–           ¿Y el Pontífice?

Pablo contesta:

–           Él les manda su saludo y su bendición. Está vivo por ahora… él quería venir; pero Joaquín, William y Amine, nos avisaron que lo están buscando y es conocido por los guardias. Por eso vengo yo, que soy menos notorio y ciudadano romano.

A él debemos protegerlo en las Catacumbas. Hermanos, ¿Qué nuevas me tenéis?

sao-tarcisio

Adam contesta:

–           Fabio ha muerto.

Noha agrega.

–           Cástulo ha sufrido el primer martirio.

Sienna dice:

–           Jade ha sido conducida a la tortura.

Johanna  informa:

–           A Franco y a Aidan los han transportado con Lars y sus hijos… No sabemos a dónde…

Pablo responde:

–           Oremos por ellos. Vivos o muertos, que Cristo dé a todos su paz…

Y Pablo, con los brazos abiertos en Cruz, ora. Está vestido como un siervo, con una vestidura corta, oscura y con un pequeño manto con capucha, que para orar, se ha echado para atrás.

A su espalda están Artyom y Alexander, vestidos como él. Son muy jóvenes.

Terminada la Oración, Pablo dice:

–           ¿Dónde está Cástulo?

Noha responde:

–           En el regazo de Plautina, allá en el fondo.

Pablo aparta a la multitud y se acerca al grupo. Se inclina y observa…  Bendice al niño y a la mujer.

El niño despertó con los gritos que saludaron al Apóstol y levanta una manita, buscando tocar a Pablo, el cual la toma entre las suyas y le habla con dulzura:

–           Cástulo ¿Me escuchas?

El niño responde con fatiga:

–           Sí.

–           Sé, fuerte, Cástulo. Jesús está contigo.

jesus sacramentado

Cástulo se lamenta:

–           ¡Oh! ¿Por qué no me lo habéis dado? ¡Ahora ya no puedo más! –y una lágrima brota entre aquellas llagas.

Pablo lo consuela:

–           No llores, Cástulo. ¿Puedes ingerir aunque solo sea un pedacito? ¿Sí?… ¡Bien! Te daré el Cuerpo del Señor.

Después iré con tu mamá a decirle que Cástulo es una flor del Cielo. ¿Qué debo decir de tu parte a tu mamá?

–           Que soy feliz. Que he encontrado una mamá que me da su leche. Que los ojos ya no hacen más mal. ¿No es mentira decirlo, verdad? Es para consolar a la mamá. Y porque yo estoy viendo el Paraíso y el lugar suyo y el mío, mejor que si tuviera los ojos todavía vivos.

Dile que el fuego no hace daño, cuando los ángeles están con nosotros. Y que no tenga miedo, ni por ella ni por mí. El Salvador le dará fuerza. ¡Jesús es tan Bueno!

–           ¡Bravo, Cástulo! Le diré a tu mamá tus palabras. Dios ayuda siempre. ¡Oh, hermanos! ¡Y lo veis!

Este es un niño. Tiene la edad en que no se puede soportar un pequeño malestar. Y vosotros lo veis y lo habéis escuchado. Él está en Paz. Él está dispuesto a sufrirlo todo, aún después de haber padecido tanto, para ir hacia Aquel que él ama y que lo ama.

Porque es uno de aquellos que Él amaba: un niño…

jesus_niños

Y éste es un héroe de la Fe. Tomen el coraje de este pequeño, hermanos. Ustedes saben que yo me hago pasar junto con éstos como sepulturero, para poder recoger cuantos más cuerpos podamos y depositarlos en suelo santo.

Por eso vivo junto a los tribunales y veo cómo viven los presos en el Circo y observo todo. Y me consuelo al pensar que yo también en mi hora, cuando Dios la reclame, seré por Él sostenido, como los santos que nos han precedido.

Hoy regresé de llevar al cementerio a Fátima, hija de Florián y de Valeria. No tenía más que catorce años y ustedes saben que estaba débil de salud. Con todo, ayer fue una gigante frente a los tiranos. El despecho de Nerón la torturó de muchas formas: lanzada, suspendida, estirada, desgarrada. Y siempre sanaba por Obra de Dios y siempre resistió a todas las amenazas.

Ahora ella está en la Paz. ¡Valor hermanos! También a ella la nutrí con el Pan Celestial. Y con el sabor de aquel Pan, ella caminó a su último martirio. Ahora os daré también a vosotros aquel Pan, para que sea día de fiesta sobrenatural para vosotros. El Circo os espera…

¡Y NO TEMÁIS! En las fieras y en las serpientes ustedes verán apariencias paradisíacas, porque Dios cumplirá para vosotros este milagro. Las fauces y las roscas les parecerán abrazos de amor. Las llamas, rocío matinal. Los rugidos y los silbidos serán voces celestiales…

Y como Cástulo, veréis el Paraíso, que ya desciende para recogerlos en su felicidad.

Todos los cristianos menos Plautina, se han arrodillado y cantan…

Mientras ellos cantan, han entrado también unos soldados romanos y los carceleros que al mismo tiempo que participan, montan guardia para que no entren personas enemigas.

tribunos

Y el canto se eleva, dulce y armonioso:

Como anhela la cierva

Estar junto al arroyo

Así mi alma desea, señor Jesús

Estar contigo.

Sediento estoy de Dios

Del Dios que me da la Vida

¿Cuándo iré a contemplar

El Rostro de mi Señor?

Lágrimas son mi pan

Noche y día

Cuando oigo que me dicen:

¿Dónde quedó tu Dios?

Yo me acuerdo y mi alma

Dentro de mí, se muere

Por ir hasta tu Templo

A tu casa, mi Señor y  Dios.

¿Qué te abate alma mía?

¿Por qué gimes en mí?

musica

Pon tu confianza en Dios, que aún le cantaré

A Jesús. A mi Dios Salvador.

Pablo se prepara para el Rito y dice a Cástulo:

–           Tú serás nuestro altar ¿Puedes detener el cáliz sobre tu pecho?

–           Sí.

Extiende un lino sobre el cuerpecito del niño y sobre el lino apoya el cáliz y el pan. Y la Misa es celebrada para los mártires, por Pablo y los dos sacerdotes que lo acompañan.

El lino palpita sobre el pecho de Cástulo, el cual por orden de Pablo, tiene entre sus dedos la base del cáliz, para que no se caiga…

Cuando Pablo hace la consagración, un temblor de sonrisa se dibuja sobre el rostro llagado del pequeñín y después la cabeza cae con una pesadez de muerte.

Plautina se estremece pero se domina…

jesus-presente-en-la-eucaristia-scv-1-728

Pablo prosigue como si no notase nada. Pero cuando toma la hostia para darle al pequeño mártir, un fragmento…

Plautina le dice:

–           Está muerto.

Pablo se paraliza por un momento y luego le da a ella, el fragmento destinado al niño que ha permanecido con los deditos cerrados alrededor de la base del cáliz, en la última contracción.

Y ellos le tienen que desprender para poder tomar el cáliz y darlo a los demás.

Después de distribuida la Comunión, la Misa termina.

Pablo se despoja de los vestidos y pone todo lo que ocupó en la Misa, en una bolsa que lleva bajo el manto.

Después declara:

–           Paz al mártir de Cristo. Paz a Cástulo santo.

Y todos responden:

–           Paz.

Pablo dice:

–           Ahora lo llevaré a otro lugar. Denme un manto para envolverlo. Lo llevaré sin esperar la noche. Al anochecer vendremos por Fabio.

Las pequeñas hostias que se consagraron juntas, han partido juntos al cielo también… Pero a éste lo llevaré como a un niño dormido. Adormecido en el Señor.

21Centurion-corona

Jack, uno de los soldados da su clámide y allí depositan a Cástulo.

Lo envuelven y Pablo lo toma en brazos, como si fuera un padre que lleva a otro lugar a su hijito dormido…  Con la cabeza sobre la espalda paterna.

Pablo se despide:

–           Hermanos, la Paz sea con vosotros y acuérdense de mí, cuando estéis en el Reino…

Y se va bendiciendo…

Un poco después, llegan los intendentes del Circo, para llevarlos a completar el espectáculo de aquella noche en que a los ojos del mundo, es el triunfo de la Hora de las Tinieblas…

legionarios tres-soldados

HERMANO EN CRISTO JESUS:

ANTES DE HABLAR MAL DE LA IGLESIA CATOLICA, CONÓCELA

31.- LA PUREZA Y LOS ÁNGELES


En los siguientes días…

Fernanda enseñó el misterio que hace posible el ver y oír a Dios: EL VALOR DE LA PUREZA 

      LA PUREZA

            La Pureza es el reflejo de Dios. En donde hay pureza, está el reflejo de Dios, es decir, la Santidad. La Cruz es el asilo, la muralla, la fortaleza de la Pureza. Por eso Jesús, que es la Pureza misma, se clavó en ella, para comunicarnos esta virtud celestial. Está escrito: Felices los de corazón puro, porque ellos verán a Dios” 

En las almas puras está la luz del Espíritu Santo. La Pureza tiene tal valor, que un seno de creatura pudo contener al Incontenible. Porque María Inmaculada tiene la Pureza más absoluta que puede tener una creatura de Dios.

La Inocencia es una virtud que arrastra al alma hacia Dios y atrae a Dios hacia el alma que la posee. La inocencia consiste en la limpieza total del alma. El alma pura es inocente. El alma purificada recupera la inocencia; no de una manera completa, pero sí en la medida necesaria, para continuar en el camino de la ascensión.

La inocencia se conserva entre las espinas y se aja entre el placer y la comodidad.

Desgraciadamente llegará un día, cuando el reino del Mal esté instaurado; en que los niños en su gran mayoría, no tendrán inocencia; la perversión del mundo y la malicia, la profanarán de manera brutal.

Dios ama la inocencia y los hombres no la comprenden. La inocencia está unida al candor y en el candor está la sabiduría. Los corazones puros y crucificados, respiran en el candor y el dolor, que son las azucenas del espíritu. Ellos aplacan la Justicia de Dios, porque en ellos descansa  la Misericordia Divina.

Ser puros no quiere decir ser vírgenes. Hay padres y madres que son puros. Y vírgenes que no lo son. Porque aunque conservan la virginidad del cuerpo, son abominables en su interior. La virginidad es inviolabilidad física y también debiera serlo espiritual.

La virginidad perfecta se recupera con el martirio; porque el martirio revirginiza el alma, como si apenas hubiese salido de las manos del Creador.

De la Pureza nace la limpieza de corazón y se desarrolla con la Penitencia. En ella se estrellan los asaltos del Enemigo y es el mejor centinela para mantener el alma alerta. Y bienaventurados los limpios de corazón porque ellos verán a Dios. Dios NO se manifiesta a los impuros. Los limpios de corazón ‘ven’ a Dios. La Pureza y la Penitencia abren los ojos del espíritu.

Los limpios de corazón pueden verlo NO solo en la eternidad, sino también aquí en el tiempo de la jornada terrena, con todos los medios que Jesús utiliza para comunicarse y estar siempre con el alma que lo ama.

Y ese contracto es tan real y tan verdadero, que podemos verlo y escucharlo, como lo hacéis ahora conmigo.

Y Él nos ayuda a mantener nuestra voluntad fundida en la voluntad de Dios. Entendemos sus sonrisas y nos gozamos con sus ternuras. Enjugamos sus lágrimas y le amamos hasta el sacrificio. Tenemos los oídos dispuestos y nuestra alegría es Obedecerlo, pues nuestra voluntad debe estar pronta a subir tanto al Tabor, como al Calvario.

La castidad es fruto del Espíritu Santo. La Pureza es la castidad que perdura en medio de las contingencias de la vida. En todas.

Es puro el que NO practica y secunda la libídine y los apetitos de la carne. Es puro el que NO encuentra deleite en los pensamientos, conversaciones o espectáculos licenciosos. Dios nunca se niega a quien por un amor sobrenatural, sabe arrancar de sí, todas las costumbres inveteradas del hombre viejo, para renacer a la pureza de la infancia.

Dios nunca se niega a quien sabe creer y vencer a la carne y las tentaciones. Y Él Mismo da la victoria a quién cree y es puro de corazón.

Alcanzar la revirginización del alma, a través del renacer y permanecer en Jesús debe ser la meta. No basta estar bautizados para estar vivos espiritualmente. Es vital e indispensable permanecer unidos a Dios de una manera real.

En lucha constante contra el Demonio y la carne. Jesús nunca nos deja solos en esta batalla. Es así como alcanzamos la verdadera paz; que debe ser nuestro estado continuo y natural.

Al mundo decaído, la virginidad le parece manía y la castidad es reputada como debilidad y mutilación represiva… La impureza siempre lleva a la triple concupiscencia: orgullo, codicia y sensualidad.

 A las almas mancilladas por la corrupción, esto les provoca impulsos de risa.

LA PUREZA DE LA MENTE.

La soberbia no es grandeza sino hinchazón. Y lo que está hinchado parece grande pero no está sano. (San Agustín)

Con el pensamiento se debe buscar y hacer solamente la voluntad de Dios. La inteligencia debe ofrecerse toda, para recibir la Luz de la Sabiduría. No se debe manchar con los apegos humanos a nuestra propia manera de pensar. La razón debe ser doblegada con la Fe y la Humildad, para no oscurecer la Verdad, con el error.

Satanás es experto en manipular la imaginación para convertirla en la peor enemiga del hombre. Porque cuando se apodera de ella, su arma favorita es la DUDA… que es el primer paso para la desesperación y la rebelión.

Y por eso él pone todo su empeño en seducir al hombre con el orgullo, para corromper la pureza de la mente. Porque ésta es indispensable para recibir con humildad la Palabra de Dios y vivirla.

Después de corromper la castidad de pensamiento, enciende en el corazón  una tremenda hoguera de pasiones que convierten al cuerpo en un amo implacable. Y cuando se llega a este punto, es imposible mantener la castidad.

Y solo el que es casto de mente, puede mantenerse íntegro y fuerte en la Fe, caminando sin daño por los escabrosos senderos de este mundo corrompido y entregado a Satanás.

LA PUREZA DEL ALMA

libertad

El alma se vuelve impura cuando está oscurecida por la más leve sombra de pecado. Un pecado venial mínimo, desfigura su candor y aleja al Espíritu Santo. Sin pureza del alma, es imposible mantener la pureza del corazón que es indispensable para tener a Dios.

LA PUREZA DEL CUERPO.

En el mundo de hoy es muy difícil mantener la castidad, especialmente por todos los errores difundidos y aceptados que desvirtúan y hunden en el caos los valores morales y espirituales. El que se sostiene en las virtudes humanas para mantenerse casto, se traga amargamente su derrota; ante el júbilo incontenible de Satanás, que es el amo virtual absoluto.

Hacia donde quiera que el hombre vuelva su mirada, el Enemigo tiene tendidas sus trampas que hacen casi imposible mantener la castidad. Solo un superhéroe puede hacerlo. Felizmente la solución es la más sencilla del mundo y solo requiere de rodillas fuertes.

El que se mantiene unido en Oración a Dios y Quiere ser Templo vivo de su Espíritu, le basta con pedírselo al Padre. Para que Él Mismo venga a dominar el envase de nuestro cuerpo, para que siga siendo Templo suyo. Y sólo Su Poder puede mantenerlo íntegro.

Cuando Dios toma el control de la situación, vemos con aterradora realidad, el objeto de los planes siniestros de Satanás. Los cuerpos humanos los vemos a través de los ojos de Dios. Y admiramos su belleza, la perfección y el amor increíble del Creador, celebrando la obra de sus manos.

Las pasiones se mantienen a raya. Y la libídine que fue despertada con la fuerza de un volcán, es derretida como el helado que un niño olvidara bajo el ardiente sol. La Tentación es vencida por el Único que puede hacerlo.

Y sólo queda soportar la venganza de un Demonio frustrado y enfurecido que recurre a la descarada agresión, cuando todos sus ardides le han fallado. El que lo conoce bien y NO le tiene miedo, sabe arreglárselas con él y aprende a soportarlo, como se soportan los molestos mosquitos del verano: forman parte del paisaje.

El alma bautizada y consagrada es alma sacerdotal. Y el alma sacerdotal vive en un cuerpo crucificado en el que se marcan invisiblemente los estigmas de la Pasión.

La crucifixión espiritual nos crucifica al mundo y a sus seducciones. No es fácil. Pero tampoco es imposible. El que quiere, puede. Y las cosas que valen la pena, cuestan más. Dios lo vale todo y por eso hay que pagarlo todo. 

El destino del cuerpo no es el sepulcro donde será depositado para que se corrompa, sino el Paraíso; donde entrará resucitado, para vivir para siempre. Y el que verdaderamente desea tener un cuerpo bellísimo y sano, lo crucifica en el tiempo; para disfrutarlo inmortal en la Eternidad…

Sólo la Eucaristía y la Oración, hacen que sea posible mantener la Pureza.

LA PUREZA DE CORAZÓN

La Lujuria del corazón es la ambición de las riquezas y del poder.

Y por ella se cometen los peores crímenes…

El corazón es el altar del espíritu y fue formado para recibir el amor de Dios y para devolverlo e irradiarlo. La Pureza de corazón nos hace capaces de amar con el amor sobrenatural y divino.

Todo apego desordenado a nosotros mismos o a las creaturas, ofusca la pureza interior. Se debe amar a Dios y a las almas por amor a Él. El que NO ama a dios, NO PUEDE amar al prójimo.

Sólo el que ama a Dios por sobre todas las cosas, recibe el amor sobrenatural y perfecto, para amar a los hermanos con un amor puro y verdadero que busca su verdadero bien. Sólo el que es puro de corazón puede abrirse a una gran capacidad de amor y vivir plenamente la virtud de la Caridad.

Porque los puros de corazón son los únicos que pueden ver a Dios. Y en su Luz abarcar y amar a todos los hombres. La Pureza Y la Caridad son tan poderosas, que permiten entender, recordar y transmitir sin errores, la Palabra de Dios.

Dios no se comunica con quien no tiene Pureza de corazón; conservada desde el nacimiento o mantenida con un constante trabajo de penitencia y de amor, sustancias espirituales que devuelven al alma a aquella cándida frescura que atrae la mirada de Dios y obtiene su Palabra.

000virgen madre

Dios quiso manifestarse a los hombres en una forma nueva y completa, que se inició con la Redención y en el seno purísimo de la Virgen Perfecta.

Al que se crucifica con Jesús, la Santísima Trinidad desciende con sus perfecciones y habita en el alma con sus Tres Personas, manifestando sus características:

El Padre Celestial, siendo Creador nuevamente de la creatura, igual que en el Sexto Día y hace del alma una verdadera hija; digna, a su perfecta semejanza.

El Hijo y Redentor enseñando por Misterios de Gracia sus verdades y su Sabiduría.

E Espíritu Santo, apareciendo entre los hombres en un nuevo Pentecostés y siendo el Consolador que enseña a amar. Y en nupcias espirituales, une al alma con Dios.

Viviendo en un mundo corrupto hay que aprender a vivir en el Cielo, rompiendo totalmente los nexos con el Pecado y respirando solamente a través de Dios. De esta manera, Dios está Vivo y Activo en el alma que se le entrega, haciendo posible que el alma guste desde esta tierra, de los goces celestiales reservados a los que aman a Dios.

Es por eso que Satanás impulsa al hombre a los pecados contra la Pureza, porque a través de la IMPUREZA  entra la INCREDULIDAD. Y el cuerpo profanado no puede acoger al Espíritu Santo. Los impuros tienen los oídos cerrados a las voces celestiales.

La Palabra de Dios NO necesita de erudiciones humanas para ser comprendida; sino de Pureza de ánimo y de amor. Los portadores de Dios se visten con la misma vestidura del Hijo: la Pureza.

Pureza de carne, doble pureza de corazón y triple Pureza de pensamiento. Las almas no tienen necesidad de ciencia, sino de Luz. Y sólo la Pureza atrae a Dios.

 El alma que NO es pura no puede conocer a Dios y mucho menos amarlo. Su Voz jamás penetra en los oídos que Satanás ha dispuesto para escucharlo a él.

La sensualidad hace su nido en los corazones soberbios y la malicia se infiltra en todas las potencias y en cada uno de los sentidos, haciendo que la lujuria sea como un pulpo con poderosos tentáculos que le impiden al hombre moverse hacia el Cielo. Matando la Fe y destruyendo la Esperanza y la Caridad. 

El germen del mal nace con el hombre, Pero Jesús ha puesto a nuestro alcance toda clase de gracias para combatirlo. Sólo el hombre culpable, en vez de huir del pecado, se abraza de él, apartándose de Dios con todo conocimiento y voluntad; tratando de justificarse de mil maneras y queriendo engañarse a sí mismo con la mayor herejía que Satanás le hace tragarse para perderlo: Dios es Amor y solo Misericordia, si ha dado la vida por nosotros, Él no permitirá que el alma se pierda…

Se olvidan completamente que Dios es también Justicia.

El Infierno se está llenando de sensuales que ya no pueden corregir sus errores, porque la sensualidad es el complemento de todos los vicios.

Con la sal se preservan las carnes de la corrupción…

  LOS ÁNGELES  

Para las almas vivas, es un glorioso espectáculo y muy consolador, el ver que a la multitud de Demonios que rodean a la inmensa mayoría de los seres humanos, para atormentarlos; también está la portentosa y bellísima presencia de los ángeles, tan llena de Luz y sonriendo tan sobrenaturalmente, que aun siendo sonrisa pueden atemorizar.

0angel

Caminan con soltura y majestad. Son jóvenes de ambos sexos. Hermosísimos y vestidos regiamente, con sus vestiduras que parecen tejidas de diamantes y con colores desconocidos en la tierra.

Sus voces de resonancias celestiales, dan paz, fortaleza y consuelo, haciendo vibrar el aire con sus armonías. Y cuando deben volar hacia el Empíreo, abren sus alas nacaradas, de perlas, de llamas, de luz verdeja. Y suben raudos, cantando los hosannas de Belén.

Los ángeles mucho más que nosotros, reflejan la imagen de Dios. Y como son espirituales, son invisibles y están junto a nosotros en gran número. Y no nos damos cuenta si ellos no lo quieren. Esta característica hace muy activa su labor en relación a nosotros. Y cuando se trata de ángeles negros, su actividad es mucho mayor, incesante e incansable.

Los ángeles tienen diversidad de Tareas:

Algunos son centinelas y servidores de Palacio en el Cielo. Otros trabajan activamente en el Reino de Dios y para los hijos de Dios. Otros son custodios del hombre. Otros son anunciadores. Y otros más, serafines adorantes.

arcangel

Los ángeles NO pueden sufrir por su Dios para aumentar su gloria; ni por su prójimo para obtenerles el bien. Sólo pueden materializarse cuando Dios se los permite. Y los negros, cuando los hombres los hombres los invocan.

Ellos son los amigos de las almas fieles. También son guerreros. En tiempos de Job, el Cielo no estaba poblado más que por los ángeles. Los justos esperaban en el Limbo a Cristo, para volverse ciudadanos del Cielo.

Pero ahora están unidos a ellos, las oraciones de los santos del Cielo y de la Tierra. En una guerra que no es de los pueblos, sino de Satanás contra Dios; los ángeles por el sacrificio de los buenos, luchan para impedir a los Demonios que acaben con la raza humana, dándole la muerte espiritual.

batalla-espiritualCada Oración desata un terrible combate.

La Sangre de Jesús no deja de efundirse sobre la Tierra y resplandece testimonio de amor, como un rocío sobre las almas. Los ángeles de cada creyente entrelazan vuelos entre el Cielo y la Tierra, para recoger de los tesoros divinos y llevarlos a cada uno de sus custodiados.

Y ruegan por todas las creaturas, para que adoren al Dios Verdadero.

Adoran jubilando los ángeles de los justos, unidos a las almas de los mismos, que anticipan desde la Tierra la adoración que será eterna.

Adoran esperando los ángeles de aquellos que cristianos no son, a la espera de poder volverse sus custodios en el Signo de la Cruz.

Adoran llorando, los ángeles de los pecadores que han dejado de ser hijos de Dios. Y llorando todavía, suplican la Sangre para que con su virtud redima aquellos corazones.

Adoran finalmente los ángeles de las Iglesias esparcidas sobre la Tierra, llevando a Dios la Sangre elevada en cada Misa en Memorial de Jesús.

preciosisima-sangre-de-cristo

La Sangre desciende y la Sangre sube con ritmo incesante.

Y la Sangre derramada en las misas es tomada por los ángeles y llevada al Empíreo, de donde regresará con Gracias y Bendiciones para los hombres.

LA MISION DEL ÁNGEL CUSTODIO

alma angeles

Los hombres llaman del Cielo a las almas creadas. Y Dios, al recto amor que se une para dar a la Tierra y al Cielo un nuevo ciudadano; envía a la Tierra a sus ángeles, que están prontos para volverse custodios de la nueva creatura.

Los dos momentos más dulces en la misión del Ángel Custodio son: Uno cuando la Caridad les dice: ‘Desciende, que ha sido engendrado un nuevo hombre y tú lo debes custodiar como perla que me pertenece’

Y dos, cuando pueden subir con ellos al Cielo. Y éste es más dulce que el primero. Los demás momentos felices, los constituyen las victorias de sus custodiados sobre el mundo, la carne, el demonio.

Pero ¡Cómo tiemblan por nuestra fragilidad, cuando nos toman bajo su custodia! ¡Y como palpitan siempre de gozo, después de cada una de las victorias, porque el Enemigo del Bien está siempre al asecho, tratando de destruir lo que el espíritu construye!

Por eso resulta plenamente gozoso el momento en el que entran con ellas en el Cielo, ya que nada podrá destruir lo que ya ha sido cumplido.

angeldelaguarda

Su alegría más grande es custodiar a un alma viva, porque entonces están adorantes, postrados ante Dios, que palpita en ellas.

Y les resulta dulce responder a quien los interroga sobre el mundo sobrenatural y proporcionarles consuelos a las almas más queridas por Dios y atormentadas por los hombres…

Los ángeles custodios son amorosos, activos, sabios. Están para guiar, guiar e instruir a nuestras almas. Ese buen compañero jamás falta a su deber, ni siquiera cuando el hombre peca y lo disgusta.

Más cuando después el hombre vive en la Gracia del Señor y por Él se afana y le sirve con todas sus fuerzas; entonces sucede lo que le pasó a Jesús, después de la Tentación en el desierto: Los ángeles le sirven’

El Ángel Custodio de Jesús luchó con Él en aquella hora y una vez alcanzada la victoria, llamó a sus hermanos para sostener las fuerzas del Victorioso.

Ellos nos aman y permanecen siempre al lado del custodiado ya sea éste un santo o un pecador. Desde la infusión del alma en la carne, hasta su separación de la misma, permanecen junto a la creatura que el Altísimo les confió.

Por eso hay que ver con los ojos de la Fe, al Ángel Custodio que está al lado de todo hombre y obrar siempre tomando esto en cuenta. Ellos serán nuestros testigos en el Juicio Particular.

La misión del Ángel Custodio no siempre termina con la muerte del custodiado.

Cesa como es lógico, a la muerte del pecador impenitente y esto, con sumo dolor por parte del Ángel Custodio del que no se arrepiente.

Y se transforma en alegría gozosa y eterna, a la muerte de un santo de la Tierra que pasa al Paraíso, sin detenerse en el Purgatorio.

Pero continúa protegiendo con su intercesión al alma que tenía confiada y que de la Tierra pasan al Purgatorio para expiar y purificarse.

Entonces ellos oran caritativamente por las almas ante el trono de Dios; hasta que termina su purgación y pueden llevarlas al Cielo.

Los Ángeles Caídos

arcangel-arcangeles-lucifer-portador-de-luz

Cuando Dios creó a su Arcángel Predilecto, el Cielo entero enmudeció de admiración. Dios quiso a su lado a este maravilloso arcángel, cuando realizó la Creación del Universo.

El más bello de todos los ángeles, espíritu perfecto inferior solamente a Dios, fue llenado de dones: segundo en belleza de todo cuanto existe, una inteligencia privilegiada y poder. Fue puesto al mando de la tercera parte de los Ejércitos Celestiales.

Dirigía los coros angélicos. Y como intermediario entre Dios y los hombres, le fue dado el título de Dominador de las Naciones. En las misiones destinadas a los hombres, él hubiera sido el ejecutor del querer divino y por eso se llamó:

LUCIFER = PORTADOR DE LA LUZ.

En los ángeles también hay Libertad de Arbitrio. En el orden perfecto del Universo, Lucifer abusó de su libertad. En su ser luminoso nació un vapor de soberbia, que él no dispersó: al verse en Dios.

Al verse a sí mismo y compararse con sus compañeros, porque Dios le envolvía con su Luz y se gozaba en el esplendor de su arcángel. Y porque los ángeles le veneraban como el espejo más acabado de Dios, se maravilló. Debía admirar solamente a Dios.

Más en todas las criaturas, se encuentran presentes todas las fuerzas buenas y malas que luchan entre sí, hasta que una de las dos partes vence para proporcionar bien o mal, del mismo modo que en la atmósfera se encuentran todos los elementos gaseosos por ser necesarios y es la manera de usarlos la que determina que sean buenos o nocivos.

Lucifer no era santo hasta el punto de ser todo amor. La medida del amor, Lucifer no quiso completarla y no rechazó la complacencia de sí mismo, que ocupaba en él un espacio en el que no podía haber amor.

De haber sido todo amor, no habría habido sitio en él para la soberbia, a la que también es justo llamar: desorden del entendimiento. Vapor de soberbia que él no dispersó. Al contrario: lo condensó y lo cobijó. Y de esta incubación, nació el Mal.

Lucifer desarrolló la soberbia, la cultivó, la aumentó e hizo de ella, arma y seducción.

Dios había creado a un ministro glorioso y bellísimo.

Y la libre voluntad del ángel creó a SATANAS   =   ADVERSARIO.

La soberbia es la palanca que derriba los espíritus y los arranca de Dios. Lucifer quiso más de lo que era y de lo que tenía. Él, que ya era tanto; quiso todo.

Y ésta fue la brecha por donde entró ruinosa, su depravación. Siendo ella la causa de que no pudiera comprender ni aceptar al CRISTO-AMOR, compendio del Infinito, Único y Trino Amor.

Y se negó a servir.

Al conocer las futuras maravillas de Dios, quiso ponerse él en su lugar. Con su mente turbada se vio a sí mismo al frente de los hombres futuros, adorado por ellos como poder supremo.

Y conociendo el secreto de Dios y sus designios, decidió que él podía terminar lo que Dios había comenzado y apoderarse del reino que sería la herencia de Jesús. Sedujo a los menos reflexivos de entre sus compañeros, distrayéndolos de la contemplación de Dios como Suprema Belleza.

Y se Rebeló contra Dios.

Lucifer estaba feliz de ser la creatura más maravillosa de la Creación y se sentía seguro de que nadie podría superarlo. Pero cuando Dios hizo su Obra Maestra, creando al hombre a Su Propia Semejanza, su envidia explotó.

Tan celoso estaba, que juró luchar hasta el último día, a fin de volver al hombre contra su Creación. Juramento que ha cumplido puntualmente… La gran Obra de la Creación se encuentra agónica, destruida por el hombre y la Obra Maestra: el hombre, se encuentra a punto del exterminio.

Los demás ángeles que estaban bajo su mando y que fueron débiles en el amor y la fidelidad hacia Dios, también se rebelaron. Y así quedó orquestado el primer golpe de estado de la Historia.

Así se consumó, el PECADO DE LOS ÁNGELES.

Y partir de ese momento, fue su nombre: SATÁN.

Nombre dado por Dios, al Adversario. Al Enemigo Implacable en que se convirtió, el que fuera el más grande de todos los ángeles.

Y una Gran Batalla estalló en el Cielo. Batalla de inteligencia y de voluntad, combatida en la Presencia de Dios y que determinó para la Eternidad, el futuro destino de los ángeles y de los hombres. Fue un hecho histórico de importancia primaria, que incluyó Cielo y Tierra, pues la Historia de la Humanidad está atada y condicionada, a este acontecimiento.

Y Lucifer y los demás soberbios y desobedientes, fueron arrojados para siempre del Paraíso Celestial, por San Miguel Arcángel y sus ángeles.

angeles-caidos

Cuando los derrotados fueron castigados, Dios los congeló en su rebeldía y les quitó la capacidad de amar, (Dios se retiró de ellos para siempre) pero no la necesidad de ser amados. Y ésta se convirtió en ira.

El amor y la belleza, (atributos de Dios) les fueron quitados y de esta forma quedaron convertidos en Demonios horrorosos.

El gran amor que los animaba se convirtió en Odio y fueron precipitados en el Infierno para ser devorados por la concupiscencia del espíritu… en el Fuego del Rigor de Dios.

“Satanás se disfraza de ángel de luz…”  (2 Corintios 11: 13, 14,15)

La palabra de Dios es una espada de doble filo que tiene la gracia sobrenatural de ser verdad en el tiempo y en la eternidad. San Pablo escribió esto en la carta para los corintios de hace dos milenios y por los problemas que estaba enfrentando esa iglesia en particular. 000mundo maligno

En los últimos mensajes de Jesús, el Señor  habla de un falso cristo y una falsa iglesia fomentada por Satanás, hasta el punto de volver realidad las proféticas palabras de San Juan: “El mundo entero yace en poder del Inicuo” (I Juan 5:19)

Satanás no cambia sus métodos, ni sus estrategias y tácticas. A Eva, le disfrazó su verdadera naturaleza y propósitos y ahora hace exactamente lo mismo al extender su influencia, para extraviar a todos los habitantes de la tierra.

A los pueblos de la antigüedad los deslumbró con sus poderes angélicos y los tronos y las potestades se presentaron como “dioses” aterrorizándolos y exigiendo en sus cultos, los sacrificios humanos para satisfacer su ansia de poder y adoración de parte de los hombres.

Actualmente, él y todas sus legiones angélicas,  forman las huestes del Ejército del Anticristo y en esta época satánica, en que predomina la apostasía, el materialismo y la incredulidad, ahora se manifiestan a los hombres como espíritus guías o extraterrestres en todas las falsas doctrinas inventadas por él para  alejar al hombre de Dios.

Según el libro de Enoc, las hijas de Adán eran muy hermosas y tomaron de ellas las que les gustaron. Esta es una explicación a toda la cosmogonía universal de las distintas civilizaciones que nos narran las aventuras de los dioses con las mujeres mortales.

Y ahora siguen haciendo exactamente lo mismo…

Para todas estas experiencias, los ufólogos tienen excelentes historias…..

Su mayor anhelo era apoderarse del Vaticano.  La Tercera Parte del Secreto de Fátima, advertía del siniestro complot para apoderarse de la Sede de Pedro. Por eso siguió siendo secreto y sus agentes no permitieron que fuese hecho público.

Ahora lo unico que les falta es remover el último obstáculo: Benedicto XVI. (Esto ya se cumplió, porque la publicación original de este artículo fue el 26 de Marzo de 2012)

Y en una maniobra digna del que fuera el más poderoso de los Arcángeles,  ya consiguieron engañar a algunos consagrados para que lo apoyen en su esfuerzo por extraviar a la Iglesia de Jesús  y sus agentes también aparentan ser ministros de justicia.

Están secuestrando a la Iglesia de Roma, para modernizarla aparentando ser santos, modernizando a Dios y poniendo la ‘santidad’ al alcance de la depravación del mundo actual; con las reformas necesarias que conculcarán Los Diez Mandamientos y la doctrina original de Jesús.

Con este colosal engaño, arrastrarán las almas de los mismos elegidos que no hayan tenido la precaución de pedir discernimiento al Espíritu Santo, las hundirán en la apostasía mundial y por una equivocada decisión, serán arrojadas junto con él,  hasta el Abismo tenebroso del Infierno.

Pues este es realidad, su único y verdadero objetivo: arrebatarle las almas a Dios, para apenar el Corazón del Padre y hacer que los hijos tan odiados, sean tan infelices como él y compartan con él su mismo tormento; en el Infierno que fue creado por Dios, para Satanás y sus ángeles rebeldes.

Dios no quiere la muerte del pecador, pero es la voluntad humana la que decreta su propia sentencia y Dios acepta la decisión de sus hijos…  

000lucifer en el vaticano

Y casi lo ha logrado totalmente, pues está por estallar el Cisma en la Iglesia católica que hará a sus cardenales rebelarse contra la autoridad del Papa Benedicto XVI, haciendo un maligno complot para desterrarlo de la sede de San Pedro.

No hay que olvidar que también Judas le hizo un gran servicio a Caifás, al entregar a Jesús por el ‘bien’ del Templo de Jerusalén. Y de esta manera Satanás lo mató y perdió la guerra contra Dios.

Y tanto en sus manifestaciones esotéricas, como en sus complots con los verdaderos miembros de la Iglesia, utiliza su disfraz favorito: “Ángel de luz”….

De esta manera está teniendo cumplimiento, la Profecía de Daniel y el Apocalipsis de San Juan…

HERMANO EN CRISTO JESUS:

ANTES DE HABLAR MAL DE LA IGLESIA CATOLICA, – CONÓCELA

N148 LOS SANTOS ÁNGELES


padre eterno
Hoy quiero hablarles sobre Mis Creaturas Celestiales: los Santos Ángeles.

Yo Vuestro Padre, antes de crear al género humano, quise crear éstas creaturas hermosísimas, que gozan Conmigo de Mis Gracias y de Mi Vida Espiritual.

El gozo espiritual es inmenso, inconmensurable, ya que el alma no tiene límites. El cuerpo vuestro limita en mucho el gozo real que Yo doy al alma, que es formada de MI misma Esencia. Cuando vuestra alma vuele hacia Mí, de regreso a vuestra Casa Celestial, os daréis plena cuenta de la magnificencia de Mis Gracias.

angeles-adorando a dios

Los Santos Ángeles tienen un gozo en extremo. Gozo al vivir para Mí, sirviendo a Su Dios y Creador y gozo al estar ante Mi Presencia.

No siempre fue así. Al principio no podían verme, pero podían gozar de Mis Gracias y dones y después de pasar por la Prueba, fue entonces cuando ya pudieron verme y el gozo fue mayor.

La principal función de los ángeles es la de servirMe, es el de estar pendientes de toda Mi Creación y de todos Mis intereses. Son servidores leales, quienes hacen su trabajo con la mayor devoción y amor posibles a su estado. No escatiman nada con tal de dar gusto a su Creador.

trono dios jerarquia-angelical-celestial-angeles-catolica-cristianismo

Yo le he dado a cada uno una misión, al igual que a vosotros, hijitos Míos y el amor que pone cada uno en ella es lo máximo que puede dar. Recuerden que son espíritus puros y no tienen los defectos que el cuerpo en vosotros, os limitan.

 Algunos como sabéis, tienen a su cargo vuestra compañía, SON REALES, -siempre han estado junto a vosotros-, desde el momento de vuestra concepción y vendrán junto con vuestra alma al final de vuestra misión, a darme cuentas de vuestra vida sobre la Tierra.

Quiero centrarme en explicarles las funciones de los ángeles de la Guarda vuestros, ya que muchos de vuestros hermanos los consideran cuentos de niños. No hijitos Míos, son tan reales como Yo lo Soy.

angeles

Es la falta de Fé y la duda que Mi Enemigo inculca en vosotros lo que os hace pensar así. Son vuestros compañeros y guardianes. Son vuestros consejeros y los que los representan ante Nuestra Presencia. Son protectores a nivel humano, evitando accidentes o problemas a vuestra persona.

Y también son protectores contra los ataques de Mi Enemigo, vuestro Enemigo.

Los Santos Angeles Guardianes se nutren de vuestra confianza y de vuestro amor. Así como vuestros amigos sobre la Tierra necesitan ser atendidos con invitaciones, palabras amables y cariñosas, confianza plena en los problemas personales pidiéndoles consejo, ayuda especial en casos graves y difíciles.

san pedro liberado por un angel

LIBERACION DE SAN PEDRO

Así vuestros ángeles guardianes os ayudan de la misma forma, pero a un nivel superior, ya que ellos Me presentan vuestras necesidades y oraciones e interceden por vosotros ante la Santísima Virgen María.

 Y es Ella la que Nos trae vuestras peticiones. Vosotros sois muy dados a dar crédito a la resolución de vuestros problemas o a posibles accidentes en los cuales salisteis bien librados, a la casualidad.

Hijos Míos, la casualidad NO existe. Esto sería igual al que vuestros hijos dijeran: casualmente tenemos el desayuno servido día a día o casualmente tenemos ropa y casa.

familia comiendo

¿Qué sentiríais Hijos Míos, si vuestros méritos hacia los demás y en éste caso hacia vuestros propios hijos, se redujera sólo a la casualidad? Diríais: ¿Y mi trabajo y mi amor por servirles, en dónde quedaron?

Yo Vuestro Padre, veo por todas, TODAS vuestras necesidades, nada queda a la “casualidad”. Ésa palabra no viene de Mí. Sería también equivalente a abandonarlos y a dejarlos a vuestras propias fuerzas y eso Yo NUNCA lo hago.

Yo siempre velo por vosotros, pero con la medida con que Me ofrezcáis vuestra confianza, es la misma medida con la que Yo puedo ayudaros. Si carecéis de Fé y Confianza en Mí, la respuesta a vuestras peticiones será poca.

EVANG MILAGROS (2)

No así con aquellos en los que han puesto TODA su Fé y Confianza en Mí, porque ellos recibirán mucho. Y de aquí nace el que muchos de Mis hijos puedan hacer milagros en Mi Nombre y en el de Mi Hijo Jesucristo.

Porque al tener Fé y Confianza plena en Nosotros, pueden tomar de Nuestros bienes para repartirlos a vuestros otros hermanos.

Lo mismo os puedo decir de vuestros Santos Ángeles Custodios. En la medida en la que vosotros los aceptéis en vuestras vidas y la confianza que les deis para recibir de ellos consejos, ayuda en vuestro crecimiento espiritual, protección física y espiritual, intercesión ante Mí, etc., así recibiréis de ellos.

angel guarda custodio

Son reales, tan reales como vosotros sois, son parte de vosotros y son personales. Cada creatura humana hijos Míos, tiene su propio Angel Guardián.

Apóyense en ellos, vivan unidos a ellos y ellos los ayudarán a volver fácilmente a Mí. Ellos son grandes, poderosos. Os cubren con sus alas cuando un peligro os acecha. Os protegen contra las Fuerzas del Mal.

Confiad plenamente en ellos para darles libertad de actuación en vosotros.

Ellos no pueden forzaros a nada, vosotros tenéis que llamarlos para que os ayuden en casos especiales, ya que como actuación natural, tienen a cargo vuestra protección espiritual.

rafael arcángel

Pero si vosotros insistís en pecar o en meteros en algún problema grave, ellos no pueden hacer nada ya que respetan vuestra libertad.

Las Sagradas Escrituras están repletas de casos de intervenciones angelicales, desde el Génesis, hasta el Apocalipsis. Son reales y están a Mí servicio y a vuestro servicio. Acudid a ellos para que os presenten a Mí y os ayuden a alcanzar la perfección espiritual a la que vosotros todos, habéis sido llamados.

Ellos son parte de mis gracias y bendiciones que conforman mi Protección para vosotros.

jerarquias angelicales

JERARQUÍAS ANGELICALES

 Por vuestra distracción personal, vosotros dejáis de recibir infinidad de Bendiciones de Mí, vuestro Dios, en Mi Santísima Trinidad.

Estáis muy distraídos con las cosas del mundo y os embebéis tanto en ellas, que no os dais cuenta de vuestras imperfecciones y de vuestras necesidades; por eso es por lo que no crecéis Mis pequeños, no crecéis espiritualmente y no ayudáis a otros a crecer.

Si vosotros mismos estáis distraídos con las cosas del mundo y no os interesa el crecer, viniendo a Mí y pidiendoMe ayuda, menos lo hacéis por vuestros hermanos.

obras-misericordia-espirituales

También habéis hecho a un lado de vuestras prioridades, el ayudar al hermano necesitado y no estoy hablando en lo económico, sino de lo espiritual.

Por eso os está sucediendo todo esto alrededor del Mundo, porque falta mucha Oración de corazón y más que de corazón, también os digo que al estar distraídos, ni siquiera hacéis Oración en la que Me toméis en cuenta a Mí, para vuestra vida.

Mis pequeños, os vuelvo a repetir, desperdiciáis muchísimo de todas las Bendiciones y ayudas que Yo os puedo dar. Os he dicho que nadie puede daros lo que Yo os puedo dar, si no venís a Mí.

CRECIMIENTO ESPIRITUAL

Si NO os preparáis espiritualmente, no podréis obtener de Mí lo necesario tanto para vosotros, como para vuestros hermanos.

Tenéis que hacer un examen de conciencia profundo y real, honesto, para que realmente os deis cuenta hacia donde deben tender las necesidades de vuestra alma.

Podéis ver claramente en las calles, en lugares transitados, cómo la juventud, cómo tantas personas y aún adultas, traen sus audífonos puestos, escuchando música o alguna otra cosa que los distrae y de esta forma, no tienen Oración íntima Conmigo, no hay ése intercambio amoroso entre Mí, vuestro Dios y vosotros, Mis creaturas.

cielo profetas-fano

LA ORACIÓN ES EL CANAL CELESTIAL Y CUANDO CRECEMOS ESPIRITUALMENTE, LO ‘SINTONIZAMOS’ ENMEDIO DE LA VIDA COTIDIANA…

Lo que van oyendo sea lo que sea, les ocupa todo su tiempo… Y de ésta forma, Yo quedo relegado a otro plano o simplemente, ya ni les interesa estar Conmigo y luego se quejan de que les falta de lo material y de lo espiritual, para crecer, para estar bien, para no tener dificultades en su vida.

Nuevamente os llamo, Mis pequeños, a que volváis a Mí, a que os deis cuenta del valor de la Oración, que con la Oración unida íntimamente a Mí vuestro Dios, podéis obtener grandes regalos y Bendiciones y hasta milagros inmensos.

Pero ¿En dónde estoy Yo en vuestra vida?, ¿En dónde está vuestra Oración?, ¡NO existe Mis pequeños, ése tiempo para Mí!

oveja sorda CRISTIANO TECNOLOGÍA control

PERO ES NECESARIO, CONTACTAR CON NUESTRO ABBA ESPIRITUALMENTE CON EL MÓVIL CELESTIAL: LA ORACION

Os pido Mis pequeños, que reparéis por vuestros pecados, por vuestras distracciones, pero sobre todo, por vuestra falta de agradecimiento de todo aquello que Yo os doy, día a día y noche a noche.

Podríais ya haber estado destruidos por las garras de Satanás si Yo no os estuviera cuidando a través de vuestros Ángeles de la Guarda y de Mi Protección Paternal.

Os he dado vuestros Ángeles de la Guarda para que os cuiden en todo momento de las acechanzas de Satanás, que las hay visibles e invisibles; pero por estar distraídos en el Mundo, ya no le tomáis muy en cuenta lo que sucede a vuestro alrededor.

LEMAS VIDA TERESA

Entended ya todo esto Mis pequeños, porque primeramente estáis desperdiciándoMe. NO Me tomáis en cuenta en vuestra vida, ya no Vivo con vosotros y además, Me estáis desperdiciando porque Yo os podría llevar a un crecimiento espiritual profundo y bello.

Ahí, a donde llevo Yo a las almas consentidas, a las almas amigas, a las almas comprensivas, a las almas llenas de amor.

Sí, Mis pequeños, Yo tengo a Mis almas consentidas. Son las que han sido fieles y dóciles a Mis llamados. ¿Podríais decir que vosotros estáis en ésta posición?, U ¿Os falta todavía crecer para estar en ésta posición junto Conmigo?

ORAR pedir-alegria

CUANDO NECESITAMOS UNA GRACIA, CÓMO DEBEMOS PEDIRLA : ALEGRÍA 

¿Sois de las almas que no se apartan de Mí?, ¿Sois de las almas que no se distraen con las cosas del mundo?

O ¿Que si llegáis a distraeros, inmediatamente regresáis a Mí?

Con esto Mis pequeños, os quiero hacer notar que mucho habéis recibido y poco, pero muy poco es lo que agradecéis en vuestra vida de Mi Presencia y de lo que tenéis.

los-angeles-caidos_

Cuando Satanás fue arrojado de los Cielos a la Tierra, cayeron sus ángeles malos de todos los Coros Celestiales, de todos niveles: Arcángeles como él, Potestades, Dominaciones, Tronos, pero ya convertidos en Demonios.

Alguna vez os he dicho Mis pequeños, que si Yo os permitiera ver la Maldad que os rodea y quienes la producen, moriríais de espanto al verlos. Esto es una realidad, Mis pequeños.

Estáis rodeados de Demonios con diferentes poderes. (Cuando Dios se retiró de ellos, perdieron su santidad y lo único que ha aumentado es su Maldad, su Envidia y su Odio)

belial-demonio-poderoso

Pero también estáis rodeados de Ángeles, con diferentes Y SUPERIORES PODERES. (Porque los ángeles celestiales siguen aumentando su santidad, su amor y su Poder)

smiguel_anim

Esto os lo digo Mis pequeños, para que os deis cuenta de cómo os cuido, cuando bajáis a la Tierra a servirMe. Cuando Yo, os doy el don de la vida, vosotros tenéis una misión importantísima, que es la de Producir Amor.

A satanás, Yo le quité el Amor, le dejé sus poderes angelicales, a él y a todos aquellos que le siguieron de todos los niveles angelicales.

Ciertamente, son poderosos y debéis tener respeto a ése poder angelical malo, porque os podrían aplastar si Yo no los limitara.

demonio guardian

DEMONIO GUARDIAN DE CADA SER HUMANO. (Son los que inducen las tentaciones y también nos destruyen en nuestra vida y nuestras relaciones, utilizándonos como armas contra los demás; obstaculizando todo lo que puede encaminarnos a Dios. Y provocan nuestra autodestrucción manipulando nuestra mala voluntad; además de inducir al homicidio o al suicidio)

Así que NO os burléis de los Demonios, como a veces soléis hacerlo.

Yo os Protejo para que no os aplasten os repito, porque os amo y porque vosotros traéis una Misión de Amor.

Los Ángeles os rodean también, os protegen contra ésas fuerzas del Mal. Cuando vosotros habéis escogido vivir en el Bien, ése Bien se potencializa con todas las creaturas Angelicales que os rodean y de esa forma, pasáis por éste Mundo, prácticamente sin tribulaciones desagradables.

_sufrimientos_-madre_teresa_de_calcuta

Pero aquellos que se apartan de Mí, que prefieren buscar el vivir en el Mundo, que no respetan Mis Mandamientos ni Mis Leyes y que escogen vivir en la Maldad, padecen situaciones muy desagradables y graves.

Son atacados por los demonios y, a veces, gravemente, porque rechazan la protección Angelical y, sobre todo, Mi Protección Divina.

Vosotros tenéis la protección de vuestros Ángeles Custodios. 

custodio

Pero además, la Protección de los Coros Angelicales y están con vosotros conviviendo en vuestro Mundo.

Estos son tiempos de una Gran Batalla que se está dando en el espacio y también en la Tierra.

Se irá agravando más y más y llegará el momento en que podréis ver la Maldad que os rodeaba, pero ya estaréis preparados espiritualmente hablando; para que no muráis de terror al ver todo el Mal que os rodeaba y todos estos ángeles malos que os atacaban continuamente.

Satanás se ha encargado de que fuerais aceptando en vuestra vida, la presencia de demonios mayores y menores en vuestro hogar, en vuestras costumbres, en vuestra vida

angel abundancia

ANGEL DE LA ABUNDANCIA- ANTIGUA DIOSA DE LA FORTUNA

Y así os fue desviando para que hasta confiarais en estos seres horripilantes, demoniacos, que habitan entre vosotros.

Los utilizabais en vuestra niñez como juguetes. Pero fueron afectando vuestra vida espiritual…

Y no os dejaban que os llenarais plenamente de Mi Vida espiritual y de lo que os debisteis haber llenado al buscar lo bueno que Yo os daba.

00hadasdisneyimagenparaimprimir2
Hijitos Míos, vosotros estáis viviendo una guerra en lo espiritual, pero que ésta se manifiesta en lo físico y así veis con vuestros ojos físicos, todo lo que Satanás está tramando en vuestra contra y que es el que vosotros os destruyáis físicamente los unos a los otros.

Y él, con sus esbirros está tratando también de destruir vuestra espiritualidad. Pero esto muchos, muchos de vosotros no lo alcanzáis a ver, porque no lleváis vida de Oración, porque no vivís en estado de Gracia, porque no buscáis los Bienes Eternos.

Ciertamente estáis ya dentro de la guerra espiritual tremenda que se está dando a nivel Celestial. Es una guerra angelical, como en el tiempo en que Satanás fue vencido, cuando era todavía un ángel bueno.

guerra espiritual angeles lucifer

Vosotros no podéis ver ésa guerra espiritual, porque es tremenda y porque tenéis un cuerpo que os impide ver la Guerra espiritual Celestial. Pero aquellas almas que viven vida de Oración, ciertamente se dan cuenta de ésa guerra espiritual que está afectando la vida en la Tierra.

La vida espiritual debe mantenerse dentro de Mis lineamientos y esto es, el vivir en la Virtud y en el Amor. Cuando vosotros os salís de éstos lineamientos que Yo puse antes del Tiempo, las almas que se salen de ellos pierden Mi Gracia.

Y esto, si rápidamente no es restaurado, os va llevando a situaciones espirituales cada vez más bajas. Y éstas unidas a las fuerzas malas espirituales de la guerra que se está dando a vuestro alrededor en el Universo entero, os va a llevar a ser también esbirros de Satanás.  

segundo-mandamiento

ESTO ES SATANISMO ADIVINATORIO CON EL TAROT… Y CAMUFLADO PARA ENGAÑAR

Vosotros, cuando os portáis mal y lleváis a otros a la perdición espiritual, estáis actuando como instrumentos de Satanás y esto es muy grave, Mis pequeños.

Yo os di el Don de la Vida, para que fuerais instrumentos Míos, instrumentos del Amor, instrumentos de salvación de las almas.

Y al obrar así, podríais fácilmente regresar al Reino de los Cielos, porque al actuar en el Bien, no solamente salvasteis vuestra alma, sino la de cientos, miles o millones de almas de hermanos vuestros. Y por eso tendréis un premio grande, en el Reino de los Cielos Eternamente.

angel

A vuestro alrededor existen seres Angelicales que os cuidan, os ayudan, os protegen, os hacen crecer en virtudes y en amor.

Estáis viviendo la lucha espiritual, lo estáis sintiendo y veis cómo, hermanos vuestros, prefieren irse hacia lo obscuro, hacia lo tenebroso, hacia lo malo y no buscan lo bello, lo que os lleva a la Luz, al Amor.

Tenéis el libre albedrío, vosotros escogéis el vivir aquí en la Tierra de alguna forma y, también vosotros escogéis en dónde vivir eternamente; la opción es vuestra, Yo trato de rescataros, aún a pesar de que escojáis mal.

zodiaco

¿Realmente piensas que esto es solo una costumbre inofensiva?…

 Pero, si vosotros insistís en aceptar y buscar lo que viene de Satanás, Yo Me aparto. Porque lo tenéis en las Escrituras, que no se puede adorar a dos amos. 

Si vosotros escogéis a Satanás, no hay cabida para Mí en vuestro corazón. Pero si Me escogéis a Mí, os llenaré de Bendiciones y de cuidados y os salvaré eternamente. Es vuestra decisión.

PedidMe ayuda, Mis pequeños, porque estáis viviendo un error en vuestras vidas. Yo, como vuestro Padre Celestial, Me doy cuenta claramente de vuestros errores y de lo que está sucediendo en vuestra vida, pero no queréis entender.

METATRON_ESOTERIA_ESTUDIO_thumb[5]

ESTE ES UN ARCÁNGEL MALIGNO, DISFRAZADO DE ÁNGEL DE LUZ

Y estoy Yo haciéndoos éste llamado. Contad Conmigo en todo momento. Ya no desperdiciéis Mi Presencia en vuestra vida y en vuestro ser.

Os amo, Mis pequeños y cómo quisiera que al menos Me agradecierais las Bendiciones que os regalo a diario, que vosotros gozáis y ni siquiera os habéis puesto a pensar de dónde vendrían.

Os Bendigo Mis pequeños y os pido aceptéis el Amor que Yo os envío con Mis Bendiciones y la protección de mis creaturas angelicales.

Son un regalo de Mi Amor para con vosotros. Ámenlos como Yo los amo.

angeles-rezando-

Os bendigo hijos Míos, en Mi Santo Nombre, en el de Mi Hijo Jesús y en el de Mi Santo Amor del Espíritu. Mis Ángeles todos, os acompañen en vuestras vidas ahora y siempre, por toda la Eternidad.

Reflexionad y aceptad que Mí Santo Espíritu de Amor os guíe hacia la Verdad y a la Luz Verdadera de Mí Camino al Reino Celestial.

Os amo y bendigo en Mí Santo Nombre en el de Mí Hijo Jesucristo y en el del Paráclito de Amor. Recibid todo el Amor de Mí Hija la Siempre Virgen María.

trini Coronacion_de_la_Virgen

http://diospadresemanifiesta.com/

N132 SUFRIMIENTO REDENTOR


56PadrehijoyEspirituSantoHijitos Míos, las necesidades espirituales de la humanidad son inmensas. Sí, Mis pequeños, os lo tengo que decir así; porque os habéis apartado mucho del bien que debéis hacer y no habéis tomado del bien que debéis tomar de Mí. Yo Soy un Torrente de Bendiciones, de Gracias, de dones.

Os doy tanto, Mis pequeños. Os puedo dar lo que no os imagináis siquiera, pero debéis venir a Mí, con Fe, con confianza y sobre todo, con deseo de ayudar a vuestros hermanos ayudándoos vosotros mismos. Primeramente, porque si vosotros no estáis Conmigo, si no consentís en llenaros de Mi Vida, de Mi Amor, de todo lo que Yo os puedo dar; entonces vosotros no podréis dar a vuestros hermanos.

Cuando vosotros obtenéis algo y con ello os va bien. Anunciáis a todos los que podéis, que obtuvisteis algo muy bueno y les aconsejáis también el obtenerlo.

APOSTOLADO

Si no os acercáis a Mí, Yo no puedo derramar Mis Bendiciones, materiales y espirituales sobre vosotros. Aunque ciertamente Me tenéis todos los días proveyéndoos de lo necesario para que nada os falte. Pero si estuvierais Conmigo, serían abundantes estas Gracias y Bendiciones que derramo sobre aquellas almas que ya están Conmigo, que Me buscan, que Me desean; pero sobre todo, que Me aman de corazón.

Estáis perdiendo muchísimo Mis pequeños, cuando no estáis Conmigo. No os imagináis lo que podéis hacer con Mis Bendiciones. Vosotros os acostumbráis a hacer lo menos posible y creéis que ya con ello cumplís.

Ved la Vida de Mi Hijo, se dio en totalidad por la Obra que Yo le pedí. Prácticamente no tenía momentos de descanso. Se daba, se daba perfectamente por Sus hermanos… Y hasta se dio en la Cruz, por la salvación de todos vosotros.

agua viva

Vosotros solamente queréis recibir migajas de Mí, no porque Yo os quiera dar solamente eso, sino porque vosotros no tenéis el suficiente deseo de tomar más de Mí. Os digo nuevamente: Yo Soy como una Fuente abundante y aquél que quiera tener mucho más, que venga…

Aunque ciertamente todo esto crea un compromiso Conmigo, con vuestro Dios. Pero ¡Qué bello compromiso tendréis Conmigo! Porque lo único que os pido, es lo que os dijo Mi Hijo: que os amarais los unos a los otros. Ese es el compromiso grande que tenéis Conmigo y con vuestros hermanos… ¿O acaso eso se os hace también difícil?

Queréis tomar mucho de lo Mío, pero como niños traviesos y desentendidos; no queréis tomar ningún tipo de compromiso para que Yo no os tome cuentas de las Bendiciones que recibís de Mí… A ver qué hicisteis con lo que Yo os doy, si lo estáis usando correctamente o lo estáis usando para el Mal.

00tesoro amor

Por eso Mis pequeños, os pido de corazón vengáis a Mí. Ved la situación mundial, faltan tantos valores; pero sobre todo, Amor. Si no actuáis en el amor; vosotros los que estáis Conmigo, ¿Entonces qué esperáis de éste Mundo? O estáis esperando que otro sea el que trabaje y vosotros gocéis; como niños chiquitos, sin preocupaciones, sin compromisos de ninguna especie…

 NO, Mis pequeños, Yo os he dado mucho porque os amo. Debéis redituar también con vuestra actuación, en vuestro libre albedrío, lo que Yo os he dado, dándolo a vuestros hermanos.

Una gran cantidad de vuestros hermanos están muy alejados de Mí y por eso os pido tanto, TANTO que oréis por ellos.

CRUZ ORANDO REZANDO

Vosotros allá en la Tierra, no alcanzáis a ver o siquiera vislumbrar la problemática mundial. Veis algo, nada más. Pero es muchísimo más grave de lo que imagináis. Por eso la Oración que debéis hacer, la debéis hacer unidos en Mí, en la Comunión de los Santos.

Yo, tomando vuestras oraciones y vuestras donaciones, puedo ir ayudando a infinidad de hermanos vuestros. CreédMe Mis pequeños. HacedMe caso en lo que os pido. Muchas almas dependen de vosotros para su Salvación Eterna, o ¿Qué acaso podéis ver morir a alguien frente a vosotros y no hacer nada por tratar de evitarlo?

Al no orar por vuestros hermanos, está pasando eso. Están muriendo ante vuestros ojos y no hacéis nada para evitarlo.

enfermo-terminal AGONIZANTE

TraedMe almas, Mis pequeños. Os lo pido nuevamente: traedMe almas para que no sean engañadas, para que puedan salvarse. Hijitos Míos, la unión de todos los credos, la dispersión de creencias; todo lo que tenéis ahora y que cada quien va haciendo su propia creencia, va a terminar.

Pero para ello Mis pequeños, necesitaréis la Efusión del Espíritu Santo. Vendrá la unión de todos en un solo credo, un solo Pastor: Mi Hijo, Jesucristo. Se tiene que unir nuevamente Mi Cuerpo Místico.

Estáis ahora tan dispersos tan separados unos de otros… Pero sobre todo, no cumpliendo las Leyes y Preceptos que os he dado.

protesta2

Veis luchas fraternas y muchas de ellas, luchando por principios ideológicos. Si vivierais realmente en el Amor, porque todos debéis vivir en el Amor y para el Amor…  Pero si dejarais aparte todo aquello que os separa, que hace que os destruyáis los unos a los otros y vivierais realmente el amor…

Pero el amor que sale de lo más profundo de vuestro corazón. Tendríais ya un mundo diferente.

Lucháis y matáis porque no respetáis la vida de vuestros hermanos, ahí estáis demostrando primeramente, que no estáis cumpliendo con Mis Leyes y Preceptos. Es el Amor el que tiene que venir a unir, pero desgraciadamente tendréis que sufrir antes, para entender que verdaderamente era el Amor el que os iba a unir los unos con los otros.

amor3

Un solo pensamiento debe surgir de la mente de todos Mis hijos y es el buscar el bien del hermano. Porque cuando vosotros dais un bien, recibiréis un bien; si no inmediatamente, tarde o temprano lo recibiréis. Pero si constantemente estáis todos actuando en el Bien, continuamente estaréis rehaciendo vuestra vida en la de los vuestros, porque vuestros actos se multiplican en el bien que hacéis.

Vuestro corazón está destruido por el Odio, por la Maldad, por tantas y tantas cosas negativas que habéis dejado entrar a vuestro corazón.

Ciertamente Satanás se ha encargado de ello. De ir destruyendo vuestros principios… Pero lo peor de todo es que habéis aceptado estos principios como modo de vida, cuando os debierais haber llenado de Mi Amor. Y así actuando en el Amor, todos estaríais viviendo en paz y creciendo a niveles altísimos…

amor y el pan delcielo

 Porque cuando vivís en paz y en armonía Conmigo, Yo Me derramo infinitamente sobre estas almas que están buscando Mi Paz, la están viviendo y la están compartiendo. Al vivir en paz y en armonía, lo demás se da por añadidura, porque habéis buscado primero Mi Reino en vuestro corazón y como añadidura tenéis avances increíbles…

 Que así los veréis cuando los tengáis. Avances de todo tipo para vuestro mundo, para vuestra forma de vida, porque son los Regalos que Yo le doy al hombre cuando está Conmigo. Yo os quiero consentir, os quiero llevar hacia un Bien inmenso y si estáis Conmigo vais a tener esos regalos.

El Mundo se está convulsionando, porque es el preámbulo del gran cambio. Se necesita ya este cambio, Mis pequeños, porque no podéis seguir así como estáis. Abristeis las Puertas del Mal, éste creció y os está acabando… Pero Yo vengo a protegeros. Vosotros, manteneos en Oración y en vida de Ejemplo para que podáis junto Conmigo, lograr este Cambio que tanto necesitáis todos vosotros.

amor caridad milagro

Abrid vuestro corazón a Mi Amor y llenaos de él, para que podáis darlo a vuestros hermanos en abundancia. Porque os he dicho también, que mientras más deis, más recibiréis, pero poco dais. Os da vergüenza a muchos de vosotros hablar de Mi Nombre, de Mi Santo Nombre y de todas las cosas bellas que se os han dado para vuestro crecimiento espiritual.

Preferís hablar de cosas del Mundo que son efímeras, sin importancia… Y no hablar de lo que sí os a va a dar Vida Eterna, que es lo Mío.

Es el Amor el que se va a mantener por todos los siglos y no lo estáis buscando. Estáis buscando sólo lo efímero; lo del mundo, que os crea confusión y problemas varios, porque estáis muy apegados a ellos y sentís que si no tenéis lo del mundo, sus valores, no sois nada y os aferráis a ello y sufrís por ello.

amor apostol uncion

¿Cuántas veces os tengo que repetir lo mismo, Mis pequeños? Que os llenéis de lo Mío y lo Mío es el Amor y con ello aseguraréis la Vida Eterna y dejaréis estela aquí en la Tierra ayudando a vuestros hermanos.

Si os aferráis a las cosas del mundo, posiblemente no tengáis una vida eterna Conmigo y peor aún, no dejaréis ejemplo a seguir por parte de vuestros hermanos, porque no habrá nada bueno en vuestra vida Terrena que pueda servir para el bienestar de vuestros hermanos.

Meditad esto, Mis pequeños y no olvidéis que el Tiempo está ya sobre vosotros. 

final de los tiempos

Hijitos Míos, estáis viendo ahora cómo la Maldad en algunos lados, se va incrementando. Pero por otro lado, la Bondad también. Os he dicho que estos son los Tiempos de la separación del trigo y la cizaña.

Aquel que ha vivido en el Mal tomará estos momentos, que se darán en la Historia de la Humanidad, para avivar ése mal que tiene en su corazón y así oponerse claramente a todo el Amor que Yo os he dado.

Pero por otro lado, también aquellos que han tratado de vivir en el Bien, tendrán la oportunidad con los Acontecimientos que se darán; de que ése Bien, que tienen en su corazón se incremente y eso les ayudará precisamente, a obtener Mis Bendiciones y los regalos que Yo les daré a éstas almas escogidas.

Predestinacion

Os he pedido a vosotros los que estáis viviendo en el Bien, que oréis por vuestros hermanos que viven en el Mal, para que sean tocados por Mi Gracia y se arrepientan de vivir en el Mal. Pero además con el ejemplo que deis, muchas de estas almas que viven en el error, regresarán a Mí.

Por eso os he pedido que os llenéis de Mí, porque estos serán momentos para los verdaderos hijos Míos. Ya os lo dijo Mi Hijo Jesucristo: ¿Qué tiene de importante o valedero dar un bien a aquel que Me hizo también un bien? Vosotros en estos tiempos, recibiréis muchos males…  Pero como hijos Míos, regresaréis bienes por los males con que os atacarán.

 Y así, estas almas que han vivido en el Mal y que por el mal que ellos producen reciben otro mal, al veros quedarán desconcertadas. Y ése desconcierto será el momento de su salvación, porque conocerán el Bien que muchos de vosotros produciréis… al recibir el Mal con que os tratarán.

Ayúdame a amar a mi enemigo

Por eso es tan importante vuestra presencia en este tiempo… En este tiempo de cambio, pero llenos de Mí y de Mi Amor. No temáis Mis pequeños, a lo que pueda suceder a vuestra vida, eso lo controlo Yo.

Si vuestra vida fuera tomada por algún ataque que os hagan estas almas que viven en el error, vosotros manteneos en el Bien. Porque ese ejemplo, posiblemente a vuestros mismos verdugos los lleve a su salvación eterna. Por eso os he dicho que no le temáis al Dolor. Porque el Dolor unido al de Mi Hijo, será salvífico.

Hijitos, os he dado el libre albedrío, pero es evidente que no lo habéis sabido utilizar. Cuando a un niño le dais algo de valor o algo que pueda ser peligroso para su edad, debéis cuidarle para que no se haga daño él mismo o que pueda hacer algún daño a los demás.

librealbedrio

El libre albedrio es un arma de dos filos. Mi lo utilizáis para el bien, os ganáis Mis Bendiciones, os ganáis Mi Beneplácito y así os voy Yo cuidando y os voy dando más de lo bueno que habéis aceptado para vuestra vida. Pero también podéis usar vuestro libre albedrío para el Mal y con ello estáis arriesgando vuestra salvación eterna.

 Pero aunque respeto el libre albedrío no por ello Me aparto de las almas que están viviendo en el Mal, al contrario; las busco afanosamente, para tratar de lograr  su arrepentimiento de corazón y con ello su salvación eterna.

Si actuáis en el Mal, estáis dándole cabida en vuestro corazón a Mi Enemigo y de esta forma atacará a través de vosotros. Seréis sus instrumentos.

marionetas

Yo siempre os busco para que os deis cuenta de vuestro error y cuando así sea, en humildad os arrodillaréis, pondréis vuestro libre albedrío a Mis Pies y Me diréis: “Padre, no puedo yo solo, ayúdame, dame Sabiduría Santa, aquí te dejo mi libre albedrío sólo Tú me puedes ayudar”

Yo deseo escuchar ésas palabras de parte de cada uno de vosotros. Pero debéis venir en humildad y dejaros mover libremente por la Sabiduría Divina.

Yo vuestro Dios, en Mi Santísima Trinidad, poseo el Conocimiento total de todo lo creado, visible e invisible. Y esto es algo que por Fe, debierais aceptar… Y con la inteligencia que tenéis, debierais entender vuestra pequeñez.

AGRADECIMIENTO

Y vuestra pequeñez, comparada con Mis Capacidades Infinitas, debiera doblegaros inmediatamente ante Mí; sabiendo que al presentarMe vuestra nada, Yo en Mi Omnipotencia Infinita, os colmaré de cosas que ni siquiera imagináis que puedan existir.

Porque vuestras capacidades ni siquiera alcanzan a vislumbrar tanta Omnipotencia de parte Mía y a eso os estoy invitando, Mis pequeños. A que pongáis a Mis pies vuestra nada, para que Yo os colme con Mi Potencia Infinita y así podáis gozar mucho más.

Fuisteis creados para que gozarais de Mis Bienes y no conocéis prácticamente nada de Mis Bienes, de Mi Omnipotencia. Haced la prueba, Mis pequeños. Venid a Mí humildemente. EntregadMe con humildad, vuestra NADA y dejadMe que os consienta; para que os pueda dar los regalos que os tengo prometidos que son infinitos, Mis pequeños; son infinitos.

000amor espiritu santo

 ¿De qué lado de la balanza está actualmente vuestra vida? Mi Santo Espíritu que habita en cada uno de vosotros, os da la respuesta. Vosotros conocéis perfectamente de qué lado estáis, porque Él Es Juez de Amor que vive en vuestro interior y que os está indicando vuestro proceder, bueno o malo. Y siempre buscando el Bien para vuestra salvación eterna.

Ahora, el bien que producís ¿Hacia dónde se está dirigiendo? ¿Estáis buscando solamente vuestro propio bien? O ¿Realmente la estáis canalizando para la salvación de vuestros hermanos?

Ciertamente podéis hacer oración contemplativa, que eso os ayudará a vosotros, a vuestra santidad, pero debéis dar fruto. En esa oración contemplativa, podéis dar fruto para las almas que están necesitadas de salir del Purgatorio o un mayor crecimiento espiritual para las almas del Cielo.  (El Círculo de la Perfección)

Asamblea de santos en el cielo

Sí, Mis pequeños, muchos de vosotros oiréis raro esto que os digo: las almas que están en el Reino de los Cielos todavía pueden estar incrementándose con Mis Bienes y gozando mucho más, gracias a vuestra oración.

De esta forma, vosotros les pagáis a vuestros benefactores por el Bien que os hicieron aquí en la Tierra. Todo es Amor, Mis pequeños; todo en Mí, es vida de Amor. Un agradecimiento de corazón hace que ésas almas, ya sean de vuestros padres, de amistades o de alguien a quien quisisteis mucho; pueda incrementar su gozo en el Reino de los Cielos, si vosotros pedís por ésas almas.

Pero también debéis pedir por las que están Purificándose, para que no pasen mucho tiempo en su dolor, en el Purgatorio.

purgat_rio

De esta forma, aunque seáis almas contemplativas, vuestra oración está haciendo mucho. Pero principalmente, dirigid vuestra oración a las almas militantes,  las que están en la Tierra; porque ahí el ataque es mucho más fuerte por las Fuerzas de Satanás.

Muchas almas se pierden por los errores que ha esparcido Satanás por todo el mundo y vuestras oraciones las protegen. No despreciéis el poder de la oración, que es poderosísimo y debéis proteger a vuestros hermanos y aún a vosotros mismos, con la oración; que es una protección para vuestra alma y también una ayuda para vuestro crecimiento espiritual.

Pedid que Mi Amor de Padre, de Creador, os cubra siempre y os proteja a vosotros y a los vuestros, al mundo entero; para que las Fuerzas de Satanás queden limitadas o nulificadas. Y no puedan hacer la Maldad que Satanás quiere hacer, porque no os protegéis con el Amor.

proteccion salmo 91

Yo le quité el Amor, porque se puso en contra de Mi Amor y su Maldad no puede hacer nada contra Mi Amor. Por eso os pido os protejáis continuamente con Mi Amor y protejáis a los vuestros y al mundo entero. Os repito, porque esto es muy importante que lo entendáis y que lo hagáis, para protegeros todos, todos vosotros contra las Fuerzas de Satanás.

Es algo sencillo, pero poderosísimo. Yo Soy un Dios Sencillo, Yo no os pido cosas que no podáis llevar a cabo y precisamente en Mi Sencillez, es como vosotros obtenéis grandes cosas de Mí.

Acudid a Nuestra Fuente de Vida y Amor que os puede proveer de todo lo que podáis necesitar para ése cambio en vuestras vidas y en vuestro corazón. El Amor todo lo puede, acudid a Él y no quedaréis defraudados.

Jesús, fuente de vida

Os amo con el Amor que Me concedió Dios Padre y con el Amor que Nos une el Espíritu Santo y os bendigo con el Santo Deseo de que ésta Bendición sea la chispa que encienda vuestra luz interior para producir vuestro verdadero y eterno cambio.

Yo os amo infinitamente y os bendigo, en el Nombre de Mí Padre Eterno, en Mí Nombre, Vuestro Salvador Glorioso y en el del Amor Derramado y Purificador del Espíritu Santo.

jesusbendice

http://diospadresemanifiesta.com/

D36 ¡SE CUMPLE EL APOCALIPSIS!


smiguel_anim20 DE MAYO DEL 2016

Amado Pueblo de Dios:

La protección nuestra se mantiene junto a ustedes por el Amor Divino que constantemente la Trinidad Sacrosanta emana hacia sus hijos.

Nuestra Reina y Señora de todo lo creado les ama y les protege a todos, le amen o no le amen.

Como Jefe de las Legiones Celestiales, he sido enviado para emitir instrucción al Pueblo de Nuestro Señor y Dios:

santa-biblia

Existe una sola y única Verdad en el Cielo y en la Tierra, en todo lugar: la Palabra Divina legada en la Sagrada Escritura, emana el Amor de Dios por sus hijos.

El hombre actual en lo concerniente a la Fe, al Espíritu, al Alma; vive una total despreocupación, se contenta con un pobre y vago pensamiento en el que basa su Fe.

Las opiniones de la mayoría de los hombres en este instante, en lo referente a la religión, no tienen fundamento. Se encuentran vacías, pero las defiende como si hubiera vivido una intachable vida de unidad a Nuestro Rey.

bibliacruz

El hombre actual cree expresarse con autoridad. Y miente al no poseer ese Conocimiento que se logra por medio de la Fe y la convicción. Esa adhesión y fusión con la Palabra Divina.

La norma de vida del Hijo del Altísimo es una constante práctica de amor hacia la Trinidad Sacrosanta, hacia nuestra Reina y Madre, hacia sí mismo y hacia sus hermanos.

Todo hombre está llamado a ser una criatura que busca con Sabiduría, la Verdad; utilizando la razón para adquirir Conocimiento iluminado por el Espíritu Santo.

biblia espiritu santo

El hombre que busca a Dios sin la asistencia del mismo Dios, no le encuentra.

La Humanidad cree que la consciencia es muda, que no tiene voz y por ello usurpa la Palabra Divina, dándole otro curso a los Mandatos del Padre Eterno. La Iglesia como Cuerpo Místico de Cristo Nuestro Rey, tiene que obedecer y cumplir la Ley de Dios.  Ésta no es variable para ningún hombre. Está dispuesta para ser el eterno presente de la Voluntad Divina, para que el Pueblo de Dios la Cumpla.

animated_bible_sword

En este Instante, la Iglesia de Nuestro Rey se encuentra siendo invadida por corrientes que se contraponen a la Eterna Ley de Dios. Esto es para que la Humanidad no se oponga a la religión actual, que permite la desobediencia del hombre.

El libertinaje es asunto de los hombres, con participación de los hombres y promovido por los hombres que no tienen a Dios como prioridad en su vida. Y por lo tanto no sienten la necesidad de participar de la inefable felicidad que conlleva el cumplimiento de cuanto la Divinidad ha estipulado, para un correcto caminar del hombre en la Tierra.

A Nuestro Rey se le ha dejado de lado. Por ello, quienes luchan por ser fieles, no son acordes a la sociedad actual que les mira con desprecio. 

23_ley_rota

¡Pobres de los hombres que viven en el constante pecado! ¡Pobres aliados del Mal, cuánto padecerán cautivos de Satanás! ¡Cuánto se arrepentirán luego de tanta Maldad a la que serán conducidos a cometer!

Hijos de Cristo, la humanidad en general se ha adentrado en el periodo de la Oscuridad, tanto en el cuerpo como en el espíritu.

No atienden los Llamados de Nuestro Rey ni de Su Madre y Nuestra. El hombre vil se empeña en mancillar a su prójimo sin misericordia, el hombre se encuentra invadido por la locura de la ira demoniaca.

NO AMARÉ Y NO SERVIRÉ

NO AMARÉ Y NO SERVIRÉ

Este Instante se encuentra en un movimiento convulso del Universo, dentro del cual el hombre recibe lo que el mismo hombre predica: predica maldad con sus actos y obras.

Padece el mal de la falta de moral. Perdiendo la cordura, no razona, sino actúa llevado por bajos instintos.

Las emanaciones solares han llegado a alterar la mente del hombre. Y un hombre sin Dios, es más vulnerable que un hombre con Dios. (1)

This handout image provided by NASA, taken Sunday night, Jan. 22, 2012, shows a solar flare erupting on the Sun's northeastern hemisphere. Space weather officials say the strongest solar storm in more than six years is already bombarding Earth with radiation with more to come. The Space Weather Prediction Center in Colorado observed a flare Sunday night at 11 p.m. EST. Physicist Doug Biesecker said the biggest concern from the speedy eruption is the radiation, which arrived on Earth an hour later. It will likely continue through Wednesday. It's mostly an issue for astronauts' health and satellite disruptions. It can cause communication problems for airplanes that go over the poles. (AP Photo/NASA)

This handout image provided by NASA, taken Sunday night, Jan. 22, 2012, shows a solar flare erupting on the Sun’s northeastern hemisphere. Space weather officials say the strongest solar storm in more than six years is already bombarding Earth with radiation with more to come. The Space Weather Prediction Center in Colorado observed a flare Sunday night at 11 p.m. EST. Physicist Doug Biesecker said the biggest concern from the speedy eruption is the radiation, which arrived on Earth an hour later. It will likely continue through Wednesday. It’s mostly an issue for astronauts’ health and satellite disruptions. It can cause communication problems for airplanes that go over the poles. (AP Photo/NASA)

La fuerza gravitacional del Universo no es la misma, se encuentra acelerada. Y cuantos elementos existen en el Universo, se han ordenado a esa fuerza acelerada. La Tierra es actualmente más propensa a recibir Cuerpos Celestes, que le causarán daño en algunos lugares del Planeta.

NUESTRA REINA Y MADRE EMANA SUS LÁGRIMAS DE SANGRE EN VARIOS PAÍSES,

COMO PRELUDIO A LOS ACONTECIMIENTOS QUE LA HUMANIDAD VIVIRÁ.

lagrimas de sangre

El hombre emite una constante rebelión hacia la Trinidad Sacrosanta y hacia Nuestra Reina y Madre de la Humanidad.

En este instante, esto ha llevado a la Humanidad a sucumbir en la ignorancia espiritual, que se externa por medio de los actos y obras anormales, sin escrúpulos, sin corazón, SIN TEMOR A DIOS.

La trayectoria de algunos Asteroides y Cometas orbitan hacia la Tierra. Unos han sido registrados por el hombre, otros aparecerán en instantes, desconcertando a los hombres de ciencia.

asteroide

Algunos caerán en el mar causando tsunamis y otros harán desaparecer Pueblos.

Oren hijos de Dios, oren; el desorden que mora en la mente de los hombres lleva el caos a países en varios Continentes.

Oren hijos de Dios, oren por Brasil, padecerá la efervescencia social ante la carencia moral y alimentaria.

Oren hijos de Dios, oren por Venezuela, padece. Este pueblo continuará sufriendo los embates del Comunismo. La miseria le lleva al levantamiento y éste a la muerte, aliados al Comunismo, flagelarán al pueblo.

araña del comunismo

Argentina se encuentra convulsa. En las sombras se encuentran quienes con disimulo enardecen la mente y el corazón de esta Nación, en donde la sangre será derramada. El hombre no logrará contener a la sociedad enardecida y la lucha llega sin ser reconocida. (2)

Oren hijos de Dios, oren por Estados Unidos, la confusión es producto del mal proceder de esta Nación, que ha ofendido gravemente a Dios.

San Francisco padecerá, el ruido será silencio cuando el agua se adentre sobre esa tierra. 

CALIFORNIA

El Estado donde reina la diversión, donde el dinero es el dios del hombre y las galas adornan las festividades, donde los grandes eventos de la moda se llevan a cabo, será destruida por el mismo hombre. (3)

Oren hijos de Dios, oren, Medio Oriente arde sin piedad.

Oren, la Tercera Guerra Mundial ha iniciado y ustedes no lo reconocen.

26Tercera guerra mundial guerra en Siria

Oren hijos de Dios, el agua causa grandes sufrimientos en zonas costeras e inesperadamente, en tierras donde brotará el agua sin que el hombre lo espere.

Oren, hijos de Dios, oren, el Carnicero Anticristo (4) se encuentra asistido y amparado por los miembros de las élites que gobiernan detrás del trono: el Club Bilderberg, los illuminati y los masones le harán levantarse en instantes.

000club-bilderberg

Oren hijos de Dios, oren, los Elementos son purificación en este instante:  las nevadas llegan con prontitud, el aumento de la fuerza de los huracanes será como nunca antes se ha visto. Los incendios aumentarán y la tierra por medio de los terremotos causa dolor al hombre.

ES EL INSTANTE DE LOS INSTANTES,

ESE INSTANTE QUE EL HOMBRE SE HA NEGADO A CREER…

APOCALIPSIS JINETES COMBATE

No olviden que la Unidad del Pueblo de Dios es amparo ante los embates. No se dispersen, manténganse unidos en los Sagrados Corazones.

Nosotros, sus Compañeros de Camino, sus Custodios, estamos cerca de cada uno. Llámennos, permítannos asistirles en esta Tribulación.

¿¡QUIÉN COMO DIOS? ¿QUIÉN COMO DIOS? ¿QUIÉN COMO DIOS!?

miguel1

¡GLORIFICADO SEA EL NOMBRE QUE ESTÁ POR SOBRE TODO NOMBRE!

 ¡ADORADO ES EL DIOS UNO Y TRINO!

MI AMPARO ES CONSUELO PARA LOS HIJOS QUE LUCHAN POR LA CONVERSIÓN.

trinidad

 ¡SEA ADORADA LA SANTA Y AGUSTA TRINIDAD!

San Miguel Arcángel.

(1) Incremento de la Fuerza Solar

(2) Profecías para Argentina

(3) Profecías para EE.UU

(4) Profecías sobre el Anticristo

Comentario del instrumento

Hermanos (as):

Invoquemos al poderoso Jefe de las Milicias Celestiales y confiemos en Su Auxilio rezando Su oración:

SAN-MIGUEL-ARCANGEL

San Miguel Arcángel, defiéndenos en el combate, sé nuestro amparo contra la perversidad y asechanzas del demonio, Reprímale Dios pedimos suplicantes. Y Tu, oh Príncipe de la Milicia Celestial, con el poder que Dios te ha conferido, arroja al infierno a satanás y a los demás espíritus malignos que andan por el mundo buscando la perdición de las almas. Amén.

¡Oh Glorioso Arcángel San Miguel, con tu espada defiéndenos, con tu luz ilumínanos y con tus alas cúbrenos!

San Miguel ruega a Dios por nosotros.

ORANDO CON PODER

ORANDO CON PODER

http://revelacionesmarianas.com/

 

F40 LAS PEQUEÑAS HOSTIAS


LA ENTREGA

Los mártires saludan y se despiden de los que se quedan…

Gael, un jovencito se arrodilla para recibir la bendición de Mía, su madre. Después ella le dice con un suspiro:

–           Bendito tú que ascenderás con la corona del doble martirio… Bendíceme ahora tú a mí….

Gael se toca una de las heridas producidas por el zarpazo de un tigre y con su sangre hace lo mismo que Emma, una niña como de diez años que con su sangre como si fuera un crisma, marca una crucecita en la frente de Jennifer, su madre; a la que deja para marchar alegremente a la hoguera.

Nathan, abraza a los dos compañeros de armas. Y les dice:

–           Alegraos conmigo, voy a la conquista de un Reino eterno… Ojalá decidierais uniros a mí en la Fe y conozcáis la verdadera dicha de morir amando.

Jeffrey un anciano, besa a su hija moribunda y se aleja decidido.

Todos antes de salir obtienen la bendición del sacerdote Jonathan.

Los pasos que van a la muerte se alejan por el corredor…

Los que han sido comisionados para escoltar a los prisioneros, preguntan a los dos soldados:

–           ¿Os quedáis aquí vosotros?

Ellos contestan:

–           Sí. Nos quedamos.

–           ¿Por qué? Es… peligroso. Esta gente corrompe a los ciudadanos fieles.

Ambos soldados se encogen de hombros.

Y los intendentes se van, al mismo tiempo que penetran los fosores con sus camillas para llevar afuera a los muertos.

MARTIRIO Y MUERTE DE FABIO Y DE CÁSTULO

Se produce un poco de confusión, porque junto con los fosores, han entrado también los parientes de los muertos y los moribundos, produciéndose lágrimas y adioses que se cruzan unos y otros.

Los dos soldados aprovechan esta circunstancia para decirle a un niño:

–           ¿Cómo te llamas?

–           Kevin.

–           Fíngete muerto y te pondremos a salvo.

Kevin los mira con una infantil severidad y les dice:

–           ¿Traicionaríais vosotros al emperador poniéndoos a salvo mientras él puso su confianza en vosotros para su gloria?

Los dos militares contestan al mismo tiempo:

–           ¡Niño!…

–           Ciertamente que no.

–           Pues tampoco traiciono yo a mi Dios, que murió por mí en la Cruz.

Los dos soldados se miran verdaderamente estupefactos y se preguntan:

–           ¿Pero quién les infunde tanta fortaleza?

Y después, con el codo apoyado en la pared, para sostenerse la cabeza, continúan observando meditabundos…

Regresan los intendentes con esclavos y camillas y dicen:

–           Aún son pocos para la hoguera. A ver… los menos heridos que puedan sentarse.

¡Los menos heridos!…

Quién más, quién menos, todos están agonizando y ya no pueden sentarse, pero las voces suplican:

–           ¡Yo!

–           ¡Yo!

–           ¡Yo! Con tal de que me llevéis…

Escogen otros once…

Louanne, una joven que fue triturada por la boa, suspira:

–           ¡Dichosos de vosotros!

Samantha; otra que agoniza después del ataque de una pantera le dice a otra que estaba junto a ella y con la que una leona solo jugó:

–           ¡Ruega por mí, Rosalía!

Marlon, un jovencito  dice a otro que destrozó un leopardo:

–           ¡Adiós, Christopher!

Jerónimo dice, besando a Matilda:

–           ¡Madre, acuérdate de mí!

–           ¡Nos encontraremos en el Cielo!

Y corre jubiloso hacia la salida.

Mariana se despide de Lorenzo, un joven que agoniza por el ataque de un león:

–           ¡Hijo mío, cuando estés en el Cielo, llama pronto a mi alma!

Carolina le dice a Ian:

–           ¡Esposo mío, que la muerte te sea dulce!…

Y sale feliz al encuentro con el fuego…

Se entrecruzan los saludos y las despedidas.

Y los intendentes se llevan las camillas…

El sacerdote Jonathan, que se encuentra lívido y a punto de morir, hace acopio de todas sus fuerzas para decir:

–           Sostengamos a los mártires con nuestra plegaria y ofrezcamos el doble dolor de los miembros y del corazón que se ve excluido del martirio, por ellos. Pater Noster…

Apenas ha concluido la Oración sublime, cuando llega Mauricio corriendo jadeante y al ver a los dos soldados se para en seco y contiene el grito que ya estaba a punto de salir de sus labios.

Los dos legionarios le dicen:

–          Puedes hablar, hombre; que no te traicionaremos.

–           Nosotros, soldados de Roma, pretendemos ser soldados de Cristo.

Jonathan exclama:

–           La sangre de los mártires fecunda la gleba.-Y dirigiéndose a Mauricio, le pregunta-¿Traes los Misterios?

Mauricio responde:

–           Sí. He podido dárselos a los otros, momentos antes de que se los lleven a la hoguera. ¡Helos aquí!

Los soldados contemplan admirados la bolsa púrpura que el otro extrae de su seno.

Jonathan grita:

–           ¡Soldados! Vosotros que os preguntáis dónde encontramos la fortaleza: ¡Aquí la tenéis! ¡Éste es el Pan de los fuertes! ¡Éste es el Dios que entra a vivir en nosotros! Este…

Lo interrumpe el grito de Grace, anhelante ante los espasmos del ahogo final:

–           ¡Pronto! ¡Pronto, padre que me muero!… Dame a Jesús… Y moriré feliz…

Jonathan se apresura a partir el Pan, para dárselo a la jovencita, que después de recibirlo se recoge quieta, cerrando los ojos.

Fabio suplica:

–           A mí también… Y después llamad a los criados del Circo. Yo quiero morir en la hoguera... –borbollea un niño como de seis años, que tiene la espalda lacerada y rasgada la mejilla desde la sien hasta el cuello que sangra abundantemente…

Jonathan pregunta:

–           ¿Puedes tragar?

–           ¡Puedo! ¡Puedo!… No me he movido, ni hablado para no morir… Antes de recibir la Eucaristía. La esperaba… Ahora…

El sacerdote le da una miguita del Pan Consagrado, que el niño trata de tragar sin conseguirlo…

Uno de los soldados se inclina compasivo y le sostiene la cabeza. Mientras el otro, habiendo encontrado en un rincón un ánfora que contiene todavía un poco de agua, procura ayudarlo a tragar, instilándole el agua en los labios, gota a gota.

Mientras tanto Jonathan parte las Especies que distribuye a los que tiene cerca y después, les suplica a los soldados que lo transporten para distribuir la Eucaristía a los moribundos…

Por último, hace que le vuelvan a poner en el lugar donde estaba y dice:

–           Que nuestro Señor Jesucristo os recompense por vuestra piedad.

El pequeño Fabio que se esforzaba por tragar las Especies, sufre un ahogo y se agita…

Uno de los soldados lo toma compadecido entre sus brazos, más al hacerlo, un borbotón de sangre, brota de la herida del cuello, bañándole la lóriga reluciente.

–           ¡Mamá! ¡El Cielo! Señor… Jesús… –el cuerpecito se abandona y el niño expira.

Los soldados exclaman:

–           ¡Ha muerto!

–           ¡Y sonríe!…

–           ¡Paz al pequeño Fabio! –dice Jonathan, que va palideciendo siempre más.

–           ¡Paz! –suspiran los moribundos.

Los dos soldados hablan entre sí…

Después, uno de ellos dice:

–           Sacerdote del Dios Verdadero, termina tu vida admitiéndonos en tu milicia.

Jonathan responde fatigosamente:

–           No en la mía… sino en la de Jesucristo… Más… no es posible… porque antes… hay que ser… catecúmenos.

Ellos objetan:

–           No. Porque sabemos que en caso de muerte, se puede administrar el Bautismo.

El anciano jadea:

–           Vosotros… estáis… sanos…

Los dos replican:

–           Nosotros estamos a punto de morir, porque… Con un Dios como el vuestro, que os hace santos, ¿A qué continuar sirviendo a un hombre corrompido?…  Nosotros queremos la gloria de Dios. Bautízanos. Yo soy Fabio como el pequeño mártir y mi compañero es Nathan, como nuestro glorioso compañero de armas…  Y enseguida volaremos a la hoguera. ¿Qué valor puede tener la vida del mundo, una vez que hemos comprendido vuestra vida?

El sacerdote suspira y dice:

–           Ya no hay agua… ni líquido alguno… –Jonathan se queda quieto y pensativo, como si oyera una voz interior. Y luego, formando un hueco con su mano trémula, recoge la sangre que gotea de su atroz herida y ordena- ¡Arrodillaos!… Fabio, yo te bautizo en el Nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo… Nathan, yo te bautizo, en el Nombre del Padre. Del Hijo y del Espíritu Santo… El Señor esté con vosotros… Para la Vida… Eterna… Amén…

Al decir estas palabras…  los ha aspergeado con su sangre.

Cuando la Oración termina, el sacerdote también ha terminado su misión de sufrimiento y su vida… Ha muerto.

Los dos soldados lo contemplan… Luego observan por algún tiempo a los que van muriendo lentamente… serenos y sonrientes en medio de su agonía… Arrebatados por el éxtasis Eucarístico.

Luego Nathan el mayor, dice al otro:

–           Vamos Fabio… ¡No esperemos ni un momento más! ¡Con tales ejemplos, es segura la Vida! ¡Vamos a morir por Cristo!

Y marchan veloces por el corredor, al encuentro del martirio y de la gloria.  Cuando llegan a donde están los otros cristianos reunidos para ser conducidos a la hoguera, también ellos reciben de manos del diácono Máximo, el Pan de los ángeles y experimentan por primera vez, la sensación sublime de tener a Dios dentro de sí.

Nathan oye la confesión de Fe de sus antiguos camaradas y su sonrisa se vuelve más radiante al exclamar:

–           ¡Alabado sea Jesucristo! Vamos a pelear el Combate Final…

En la estancia que acaban de abandonar, los gemidos se van haciendo cada vez más tenues y escasos…

En el circo, todos los espectadores guardan silencio y escuchan atentos porque Nerón está cantando su Troyada…

Simultáneamente, en otro vasto salón en los subterráneos del Circo, donde la luz entra a duras penas por dos pequeñas aberturas al nivel del suelo y que sirven para que también entre el aire. Están los prisioneros cristianos que han traído de las cárceles para completar el espectáculo.

Son personas de todas las edades y condiciones sociales. El lenguaje es pronunciado con variación de estilos, según sean patricios o esclavos. Y mezclado al latín vulgar, se oye el griego, español, tracio, etc.

Pero si diferentes son los trajes y los acentos; los espíritus son iguales y están unidos por la Caridad. Ellos se aman sin distinción de raza o de nación. Se aman y buscan servir y ser de ayuda, unos para otros.

Los patricios de ricos vestidos, cuidan de los pobres, vestidos humildemente. Los más fuertes ceden los puestos más secos o menos incómodos, a los más débiles. Y los abrigan con sus vestidos y togas, permaneciendo ellos con la túnica corta que cubre el pudor.  Usan togas y mantos para hacer con ellos colchones, almohadas o para cubrir a los enfermos que tiemblan por la fiebre, o están heridos por las torturas.

Los más sanos cuidan a los más enfermos, dándoles de beber con amor un poco de agua o vendando las heridas con pedazos de tela arrancados a sus vestidos… Curando los miembros dislocados y lacerados. Mojando las frentes, ardientes por la fiebre. Y de vez en cuando, entonan en un canto suave, el Pater Noster y los salmos que hablan de amor y de esperanza…

Un niño gime en la semioscuridad y el canto se suspende…

Dimitry pregunta:

–           ¿Quién llora?

Stanislao,  contesta:

–           Es Cástulo. La fiebre y la quemadura no lo dejan descansar. Tiene sed y no puede beber, porque el agua lastima sus labios quemados por el fuego.

Georgiana, una patricia de aspecto imponente y voz suave, dice:

–           Aquí hay una madre que ya no puede darle la leche a su pequeño.

El sacerdote Pawel ordena:

–           Lleven a Cástulo con  Plautina.

Se levanta Stefan, un fornido hombre moreno y lleva con gran cuidado entre los brazos al niño de siete años, que está vestido con una tuniquita recamada de finas grecas, sucia y manchada de sangre.

Plautina se sienta en una piedra adosada a la muralla, que el anciano Matthew le cede…  Y se acomoda de tal forma que el niño pueda estar cómodo en sus brazos. Luego dice al portador del pequeño mártir:

–           Dámelo Stefan. Y que Dios te lo recompense.

Cuando Stefan lo deposita con mucho cuidado, queda al descubierto el rostro totalmente quemado del pobre niño martirizado. Cástulo es el hermoso chicuelo que consolara a Marco Aurelio en el Tullianum y después que lo suspendieran sobre las parrillas en el Circo,  ahora se ve monstruoso…

Sólo unos pocos cabellos quedan detrás de la cabeza. Adelante, la piel ha desaparecido por el fuego. No más frente, ni mejillas, ni nariz. Toda la carne es una viva tumefacción. Parece  como si la hubiera corroído un ácido. En el lugar de los ojos están dos llagas horripilantes y los labios son otra llaga que forma un agujero deforme. Este es el resultado de haberlo tenido inclinado sobre las llamas, únicamente con el rostro; porque la quemadura termina bajo el mentón…

Plautina se abre la túnica y hablando con el amor de una verdadera madre, se exprime su redonda mama llena de leche y hace destilar las gotas sobre los labios del pequeño que no puede sonreír, pero que le acaricia la mano para mostrarle su alivio.

Y luego, después de haberlo saciado; hace caer más leche sobre el pobrecito rostro, para medicarlo como si fuera un bálsamo.  Es sangre de madre convertida en alimento y que da el amor por otra, que ha perdido a su hijo…

Plautina los ha perdido a todos… sus siete hijos y su esposo murieron martirizados en la arena, prácticamente repartidos en todas las formas de suplicio. A ella no la tocaron las fieras, porque ya se habían hartado…

El niño no gime más. Refrescado, calmado su sufrimiento y arrullado por la mujer, se adormece respirando afanosamente. Plautina parece una madre dolorosa, tanto por la postura, como por la expresión. Mira al pequeño como si fuese verdaderamente su criatura y las lágrimas ruedan por sus mejillas. Gira la cabeza hacia atrás, para impedir que caigan sobre aquella carita que está totalmente quemada.

El canto se reanuda, dulce y melancólico…

La voz de Killian, otro sacerdote;  interrumpe en el fondo de aquel lugar…

–           Nos acaban de avisar que Fabio ha muerto. Oremos…

Todos dicen el ‘Pater Noster’…

Cuando terminan;  el anciano Joao exclama:

–           ¡Fabio es feliz!  Él  ya ve a Cristo…

Antonio le contesta:

–           Nosotros también lo veremos Joao e iremos a Él con la doble corona: la de la Fe y la del martirio. Seremos como renacidos sin sombra de mancha, porque los pecados de nuestra vida pasada serán lavados también con nuestra sangre. Pecamos mucho, nosotros que fuimos paganos por largos años. Y es muy grande que a nosotros venga el júbilo del martirio, para hacernos nuevos y dignos del Reino.

Otra voz muy conocida, retumba:

–           ¡Paz a vosotros, hermanos!

Muchas voces contestan:

–           ¡Pablo! ¡Pablo! ¡Bendito seas!

Mucho movimiento sobreviene entre la multitud. Sólo Plautina se queda inmóvil, con su preciosa carga sobre su regazo.

–           ¡Paz a vosotros! –repite el apóstol. Y se mete hasta el centro- He venido a vosotros con Artyom y Alexander, para traerles la Vida.

Hugo pregunta:

–           ¿Y el Pontífice?

Pablo contesta:

–           Él les manda su saludo y su bendición. Está vivo por ahora… él quería venir; pero Joaquín, William y Amine, nos avisaron que lo están buscando y es conocido por los guardias. Por eso vengo yo, que soy menos notorio y ciudadano romano. A él debemos protegerlo en las Catacumbas. Hermanos, ¿Qué nuevas me tenéis?

Adam contesta:

–           Fabio ha muerto.

Noha agrega.

–           Cástulo ha sufrido el primer martirio.

Sienna dice:

–           Jade ha sido conducida a la tortura.

Johanna  informa:

–           A Franco y a Aidan los han transportado con Lars y sus hijos… No sabemos a dónde…

Pablo responde:

–           Oremos por ellos. Vivos o muertos, que Cristo dé a todos su paz…

Y Pablo, con los brazos abiertos en Cruz, ora. Está vestido como un siervo, con una vestidura corta, oscura y con un pequeño manto con capucha, que para orar, se ha echado para atrás. A su espalda están Artyom y Alexander, vestidos como él. Son muy jóvenes. Terminada la Oración, Pablo dice:

–           ¿Dónde está Cástulo?

Noha responde:

–           En el regazo de Plautina, allá en el fondo.

Pablo aparta a la multitud y se acerca al grupo. Se inclina y observa…  Bendice al niño y a la mujer. El niño despertó con los gritos que saludaron al Apóstol y levanta una manita, buscando tocar a Pablo, el cual la toma entre las suyas y le habla con dulzura:

–           Cástulo ¿Me escuchas?

El niño responde con fatiga:

–           Sí.

–           Sé, fuerte, Cástulo. Jesús está contigo.

Cástulo se lamenta:

–           ¡Oh! ¿Por qué no me lo habéis dado? ¡Ahora ya no puedo más! –y una lágrima brota entre aquellas llagas.

Pablo lo consuela:

–           No llores, Cástulo. ¿Puedes ingerir aunque solo sea un pedacito? ¿Sí?… ¡Bien! Te daré el Cuerpo del Señor. Después iré con tu mamá a decirle que Cástulo es una flor del Cielo. ¿Qué debo decir de tu parte a tu mamá?

–           Que soy feliz. Que he encontrado una mamá que me da su leche. Que los ojos ya no hacen más mal. ¿No es mentira decirlo, verdad? Es para consolar a la mamá. Y que yo estoy viendo el Paraíso y el lugar suyo y el mío, mejor que si tuviera los ojos todavía vivos. Dile que el fuego no hace daño, cuando los ángeles están con nosotros. Y que no tenga miedo, ni por ella ni por mí. El Salvador le dará fuerza. ¡Jesús es tan Bueno!

–           ¡Bravo, Cástulo! Le diré a tu mamá tus palabras. Dios ayuda siempre. ¡Oh, hermanos! ¡Y lo veis! Este es un niño. Tiene la edad en que no se puede soportar un pequeño malestar. Y vosotros lo veis y lo habéis escuchado. Él está en paz. Él está dispuesto a sufrirlo todo, aún después de haber padecido tanto, para ir hacia Aquel que él ama y que lo ama. Porque es uno de aquellos que Él amaba: un niño…

Y éste es un héroe de la Fe. Tomen el coraje de este pequeño, hermanos. Ustedes saben que yo me hago pasar junto con éstos como sepulturero, para poder recoger cuantos más cuerpos podamos y depositarlos en suelo santo. Por eso vivo junto a los tribunales y veo cómo viven los presos en el Circo y observo todo. Y me consuelo al pensar que yo también en mi hora, cuando Dios la reclame, seré por Él sostenido, como los santos que nos han precedido.

Hoy regresé de llevar al cementerio a Fátima, hija de Florián y de Valeria, no tenía más que catorce años y ustedes saben que estaba débil de salud. Con todo, ayer fue una gigante frente a los tiranos. El despecho de Nerón la torturó de muchas formas: lanzada, suspendida, estirada, desgarrada. Y siempre sanaba por Obra de Dios y siempre resistió a todas las amenazas. Ahora ella está en la Paz. ¡Valor hermanos! También a ella la nutrí con el Pan Celestial. Y con el sabor de aquel Pan, ella caminó a su último martirio. Ahora os daré también a vosotros aquel Pan, para que sea día de fiesta sobrenatural para vosotros. El Circo os espera… ¡Y NO TEMÁIS! En las fieras y en las serpientes ustedes verán apariencias paradisíacas, porque Dios cumplirá para vosotros este milagro. Las fauces y las roscas les parecerán abrazos de amor. Las llamas, rocío matinal. Los rugidos y los silbidos serán voces celestiales y como Cástulo, veréis el Paraíso, que ya desciende para recogerlos en su felicidad.

Todos los cristianos menos Plautina, se han arrodillado y cantan…

Mientras ellos cantan, han entrado también unos soldados romanos y los carceleros que al mismo tiempo que participan, montan guardia para que no entren personas enemigas. Y el canto se eleva, dulce y armonioso:

Como anhela la cierva

Estar junto al arroyo

Así mi alma desea, señor Jesús

Estar contigo.

Sediento estoy de Dios

Del Dios que me da la Vida

¿Cuándo iré a contemplar

El Rostro de mi Señor?

Lágrimas son mi pan

Noche y día

Cuando oigo que me dicen:

¿Dónde quedó tu Dios?

Yo me acuerdo y mi alma

Dentro de mí, se muere

Por ir hasta tu Templo

A tu casa, mi Señor y  Dios.

¿Qué te abate alma mía?

¿Por qué gimes en mí?

Pon tu confianza en Dios, que aún le cantaré

A Jesús. A mi Dios Salvador.

Pablo se prepara para el Rito y dice a Cástulo:

–           Tú serás nuestro altar ¿Puedes detener el cáliz sobre tu pecho?

–           Sí.

Extiende un lino sobre el cuerpecito del niño y sobre el lino apoya el cáliz y el pan. Y la Misa es celebrada para los mártires, por Pablo y los dos sacerdotes que lo acompañan. El lino palpita sobre el pecho de Cástulo, el cual por orden de Pablo, tiene entre sus dedos la base del cáliz, para que no se caiga…

Cuando Pablo hace la consagración, un temblor de sonrisa se dibuja sobre el rostro llagado del pequeñín y después la cabeza cae con una pesadez de muerte.

Plautina se estremece pero se domina…

Pablo prosigue como si no notase nada. Pero cuando toma la hostia para darle al pequeño mártir, un fragmento…

Plautina le dice:

–           Está muerto.

Pablo se paraliza por un momento y luego le da a ella, el fragmento destinado al niño que ha permanecido con los deditos cerrados alrededor de la base del cáliz, en la última contracción.

Y ellos le tienen que desprender para poder tomar el cáliz y darlo a los demás. Después de distribuida la Comunión, la Misa termina.

Pablo se despoja de los vestidos y pone todo lo que ocupó en la Misa, en una bolsa que lleva bajo el manto.

Después declara:

–           Paz al mártir de Cristo. Paz a Cástulo santo.

Y todos responden:

–           Paz.

Pablo dice:

–           Ahora lo llevaré a otro lugar. Denme un manto para envolverlo. Lo llevaré sin esperar la noche. Al anochecer vendremos por Fabio. Las pequeñas hostias que se consagraron juntas, han partido juntos al cielo también… Pero a éste lo llevaré como a un niño dormido. Adormecido en el Señor.

Jack, uno de los soldados da su clámide y allí depositan a Cástulo. Lo envuelven y Pablo lo toma en brazos, como si fuera un padre que lleva a otro lugar a su hijito dormido…  Con la cabeza sobre la espalda paterna.

Pablo se despide:

–           Hermanos, la Paz sea con vosotros y acuérdense de mí, cuando estéis en el Reino…

Y se va bendiciendo…

Un poco después, llegan los intendentes del Circo, para llevarlos a completar el espectáculo de aquella noche en que a los ojos del mundo, es el triunfo de la Hora de las Tinieblas…

HERMANO EN CRISTO JESUS:

ANTES DE HABLAR MAL DE LA IGLESIA CATOLICA, CONOCELA

P111 HECATOMBE ESPIRITUAL


000FEBRERO 21 DE 2016 – 12:35 P.M.

Hijos míos, paz a vosotros.

Los días de Misericordia están llegando a su fin. La humanidad muy pronto estará en los días de Justicia Divina, donde muchos por falta de conocimiento, tibieza espiritual o pecado, van a sucumbir.

Los días del último reinado del Príncipe de este Mundo, están por comenzar. Serán 1.290 días, donde el Pueblo de Dios, será puesto a prueba y pasado por el Horno de la Tribulación.

Esos días están llegando; sólo falta que mi Padre os envíe el Aviso, para que se terminen los días de misericordia y todo cuanto está escrito se cumpla a cabalidad.

el-aviso-y-el-milagro-20121

Esta humanidad conocerá la justicia divina y la inmensa mayoría se lamentará, por no haber querido escucharme. Serán días de ‘¡Ayes!‘ por doquier. Serán días de angustia, caos, desolación y purificación. Días que si no estáis preparados espiritualmente, correréis el riesgo de perderos.

La Fe de mi Pueblo, será puesta a prueba. Seréis probados como se prueba el oro en el fuego. Muchos últimos serán primeros y muchos primeros, serán últimos.

Este mundo hijos míos, muy pronto pasará y con él, toda la maldad y todo el pecado. Nada impuro y pecaminoso podrá entrar en la Nueva Creación.

4jesus y el eden

Orad, ayunad, haced penitencia y una buena confesión de vida, para que vuestro paso por la eternidad os sea llevadero y podáis al regresar a este mundo, ser portadores de la verdad.

Verdad que será vuestra fortaleza y os mantendrá firmes en la Fe, para que podáis sobrellevar la etapa final de la Purificación.

Hijos míos, se está acercando el día en que el reloj del tiempo se parará y todo en este mundo dejará de funcionar.

juicio

Entonces, vuestro espíritu será tomado. y por espacio de entre quince y veinte minutos de vuestro tiempo, seréis llevados a la eternidad y allí seréis juzgados en el amor, como si hubiera llegado vuestra hora.

Conoceréis la existencia del Único y Verdadero Dios, Uno y Trino. Señor de la Vida. El Gran Yo Soy.

Mis Ángeles, después de mi pequeño juicio, os llevarán al lugar en la Eternidad que os corresponde según vuestras faltas.

purgat_rio

¡Ay de los tibios de corazón y de los que estén en pecado mortal, porque si no se definen de una vez y se arrepienten; cuando lleguen a la eternidad, van a conocer muchos, la Oscuridad y el Fuego purificador del Tercer Purgatorio.

 Otros, junto con la inmensa mayoría de esta humanidad ingrata y pecadora, sino se arrepienten, van a conocer el Infierno.

 ¡Y allí, sentirán el Fuego que quema y no se extingue, con el cual son atormentadas las almas condenadas!

00Infierno-3

Todo esto en el tiempo señalado. Muchos por su maldad y pecado, no lo resistirán y morirán eternamente.

infierno

La inmensa mayoría de esta humanidad ingrata y pecadora, conocerá las diferentes moradas del Infierno.

 Para que los que regresen por la Misericordia de mi Padre, tomen conciencia de una vez de que el pecado solo conduce a la muerte eterna; se arrepientan, conviertan y caminen de nuevo por la senda que conduce a la salvación.

decisión

Estad pues preparados hijos míos, porque ya viene en camino vuestro Amo.

Tened preparada la mesa y vuestras lámparas encendidas.

Permaneced en vela, para que cuando el Amo toque a vuestra puerta, podáis abrirle, recibirle y cenar con El.

doncellas sabias y necias

ACEITE DE ORACION

Mi paz os dejo, mi paz os doy. Arrepentíos y convertíos, porque el Reino de Dios está cerca.

Vuestro Amo y Señor, Jesús Sacramentado.

Dad a conocer mis mensajes a toda la humanidad.

jesus sacramentado

http://www.mensajesdelbuenpastorenoc.org/mensajesrecientes.html

18 DE FEBRERO DEL 2016

Amado Pueblo Mío:

Les guardo en mi Querer como el sol que brilla en el zenit les mantiene a todos en su luz.

El viento sopla para todos.  Así es Mi Amor, a todos se da sin distingos; a la espera de que Mis hijos deseen respirar de cuanto Yo les dono constantemente, sin reparos.

vengan2bbenditos2bde2bmi2bpadre

En mi Casa cada uno es esperado con ansia eterna, para que compartan la Gloria que reciben quienes han vivido obrando y actuando en Mi Voluntad, luchando por el Bien, el que YO les he enseñado.

Siendo repetidores de Mi Obrar y Actuar y cumplidores de Los Mandamientos. Viviendo las Bienaventuranzas y dando continuo testimonio de que

YO MORO EN USTEDES, EN ESPÍRITU Y VERDAD.

FE VIVA

FE VIVA

Amado Pueblo Mío, la humanidad ha sido guiada por las malas costumbres y falsas ideologías en todo instante del transcurrir de su historia, deformando Mi Voluntad a conveniencia humana.

Mi Cuerpo Místico ha tomado el rumbo equivocado, aunque Yo les llame por medio de Mis hijos: Mis Profetas.

Han ignorado Mis Advertencias amorosas y se han sumido en el camino pecaminoso que les rodea, dando mal uso del libre albedrío, empobreciendo la relación espiritual con Mi Casa al limitarse a sí mismos.

tentacion

El Mal existe. Pero el Mal no penetra en el hombre si éste se encuentra fortalecido en la Fe, la Esperanza y la Caridad.

Mi Amor es protección para cada uno de Mis hijos. Es imán que les mantiene en atracción hacia Mí, si ustedes Me buscan y se entregan a Mi Querer, para que Yo obre y actúe en ustedes.

Hijos, tienen que comprender que no todo cuanto perciben es intuición; sino es Mi Espíritu Santo en ustedes, cuando la entrega los lleva a unirse y profundizar en el Amor que doy a cada uno.

templo y crucifixion

Amados, este instante es complejo para el hombre si no se encuentra debidamente encaminado hacia Mí; ya que el instante les lleva a percibir la falta de “algo, dedicándose a una búsqueda insensata.

Se encuentran con lo deformado y lo adoptan, decayendo en el espíritu sin poder esperar a discernir; sino actúan por impulso y equivocándose,  si no disciernen.

El hombre sabe que ha sido dotado de alma y espíritu, solo que no conoce lo que es su propia alma ni ahonda en lo que es su propio espíritu. Por ello, en este instante, existen tantas formas equivocadas de buscarme y Mis hijos creen que son buenas, no tanto por ignorancia; sino porque todo les parece ser, algo más sin importancia.

ENGAÑO DE SATANÁS EL YOGA ES OCULTISMO

ENGAÑO DE SATANÁS
EL YOGA ES OCULTISMO

Padecen psíquica y emocionalmente hijos míos, al vivir en constante lucha contra la conciencia que les llama a retornar a Mí y a obrar y actuar debidamente. No sienten la tensa relación entre la conciencia y el obrar y actuar, deformados del libre albedrío.

Deseo la paz y el bien de cada uno de Mis hijos. Mi Misericordia es tan infinita que ustedes no han logrado nutrirse de Ella, para evitar los males que la humanidad atrae. Y ante los que se enfrentan sin tener ni las respuestas, ni las acciones, para detener los avances imprevisibles de la Creación.

La acción del hombre es reflejo de la propia discapacidad espiritual que padece, ante la carencia de una adecuada guía y enseñanza de quienes mantienen la Jerarquía de mi Iglesia. 

ignorancia mortal

 Mi Pueblo no debería ser ignorante de las causas que su proceder apremia, si conociera lo que la desobediencia acarrea sobre su espíritu y sobre el devenir de sus hermanos.

En este instante la humanidad vive una reacción en cadena de la consecuencia de sus malos actos y acciones, despertando ello a la Creación que acciona.

La Creación no reacciona, sino ACCIONA ante quien la aniquila sin piedad. Y ante quien se aniquila sin piedad: el hombre.

00terremotos-volcanes-y-tsunamis-1-638

Es preciso que en este instante yo les llame de esta manera, no de otra… Es necesario que les dé conocimiento para que razonen y

CADA UNO SE DISPONGA PARA SALVARSE.

Y para cooperar en el Plan de Salvación para la Humanidad.

00salvacion

Hijos, las luchas de poder no son únicamente por la economía, aunque este factor es el que no deben dejar de observar. Las luchas que ustedes no conocen, van más allá de lo natural.

Los grandes poderes del mundo han llegado a socavar la voluntad humana, como socavan en contra de Mi Voluntad a la Naturaleza y Yo lo permito,

HASTA QUE EL HOMBRE MISMO SE LAMENTE HASTA DÓNDE LE HA LLEVADO LA CIENCIA, cuando ésta es utilizada para el Mal.

Ingeniería-Genética

Ustedes cuando se alejan de Mí, no disciernen y reaccionan sin accionar la buena voluntad y los buenos sentimientos que poseen. De ahí se deriva que en este instante miren al hombre en contra del hombre.

Son espectadores de la hecatombe de la cual Mi Madre les previno y ustedes despreciaron.

Este es el instante del hombre que reconoce el mal cometido…

00guerras-biologicas-y-bioterrorismo-1-638

Este es el instante del hombre que rectifica su actuar y obrar…

Este es el instante del hombre que pide perdón…

Este es el instante del hombre que escucha Mi Palabra…

arrepentimiento-conversion y oracion

Me ignoran al no haber sido guiados para conocerme a profundidad y no sentirme cercano, sino lejano…

Han deformado la imagen de Mi Misericordia, Me ignoran y ante una negación de Mi Justicia, lo que es un acto de Amor infinito por Mis criaturas.

Lo toman como un Castigo, sin asumirlo como consecuencia de la desobediencia humana.

angeles justicieros

Amado Pueblo Mío, la agitación mental del hombre paraliza el sentimiento y endurece el corazón, para prepararlo a actuar siendo servil al Mal que llama al instante a apresurarse…

 Para que el Demonio tome toda su maldad y la disperse por la Tierra, sobre los que se rebelan contra Mi Amor Misericordioso.

El Terrorismo (1) actúa sin piedad para mantenerles temerosos, ésta es un arma del Anticristo, amedrentando a Mi Pueblo sin Fe.

000the_antichrist_

Hijos Míos, oren, el terrorismo se presentará agitando con la represión a los Pueblos que desconocen esta arma del Mal.

Hijos Míos, oren, la Tierra continúa su curso y repele a quienes le dañan contaminándole con la energía nuclear. Oren por Turquía, Siria y Rusia.

Hijos Míos, oren por Estados Unidos, acelera la tragedia de sus habitantes.

25obama_wars

Oren, la tierra se estremece, el agua no le da tregua.

Oren, hijos Míos por Rusia, padecerá por la Naturaleza.

Oren, hijos Míos, el despertar de los volcanes será asombroso para ustedes.

volcan-erupcion

Europa es invadida. Como el agua del mar socava la arena sin que la arena lo perciba, así Europa ha sido invadida. El invasor se mantiene dentro.

Ustedes, Pueblo Mío, NO DESVÍEN MI LEY, AMEN A MI MADRE, como el día respeta al sol y la noche a la luna.

El Lobo con piel de Oveja va dejando trazas de su accionar. Manténganse prevenidos y atentos a la conversión antes de que se juzguen a ustedes mismos (2).

AVISO

Amo a todos mis hijos. No todas las religiones que el hombre ha traído a la práctica me son fieles. No todas cumplen los Mandamientos que son la verdad revelada de la Misericordia de Mi Padre hacia sus hijos.

Mi Iglesia es quien obra y actúa en la Voluntad Divina. A quien es fiel cumplidor de todos los Mandatos sin disimulos ni contiendas, ni componendas, Mi Verdad es mi Verdadcomo mi Amor es Mi Amor: único, inescrutable, inexpugnable, infinito. El mismo de ayer, de hoy y de siempre.

LA-LEY-DE-DIOS-207x300

Mi Iglesia llama al mal: mal; a lo indebido: indebido.

Mi Iglesia es guiada por Mí, no se impone con intereses humanos.

Oren, hijos Míos por Centroamérica.

ÉXODO 3_14 YO SOY

Amado Pueblo Mío, Me mantengo en ustedes, no continúen en contiendas, “Yo Soy el que Soy” (Ex. 3,14)…

Ustedes son Mis hijos, no son su propio dios. 

¡YO SOY SU DIOS, LO DESEEN USTEDES O NO!…

YO SOY

No teman, nunca les desampararé. Ante la injusticia yo enviaré a mis ángeles a socorrerles, así como socorrieron y socorren a mis fieles.

Mi Amor supera todo, desde la debilidad hasta la ignorancia, si se deciden a entregarse a Mí.

Les bendigo.

Su Jesús.

jesusbendice

(1) Terrorismo, profecías

(2) Alusión al AVISO, leer…

Comentario del instrumento

Hermanos (as):

Dentro del infinito Amor Divino, en ocasiones incomprensible para el hombre al no corresponder a sus expectativas, Cristo nos deletrea Su Amor, que va más allá de cualquier pensamiento humano.

Nos encontramos en la encrucijada camino al Calvario. Encrucijada que la misma humanidad ha construido, debido no solo a la idolatría externa al hombre, sino debido a la idolatría personal.

el-que-quiera-venir-conmigo-que-cargue-su-cruz

Y es claro como Cristo nos adelanta: el que cree ser invencible será vencido y el vencido será triunfador. Quizá piensen en la tierra, no lo sé, pero en la Vida Eterna sí deberían pensar.

Las catástrofes son cada instante mayores, por lo que se nos pide una y otra vez ser cristianos de acción y mantenernos informados.

Algo que nos recalca la Misericordia, la Fuerza y la Justicia Divina, es el servirle solo a Dios, al Único, al que es Omnipotente y Omnisciente, al Todopoderoso y Eterno, al que no tiene Principio ni Fin; pues fuera de Él, todos somos hombres, no somos dioses ni somos indispensables.

Por ello hermanos, en este instante de tanta confusión y de caos que irá aumentando poco a poco, preparémonos espiritualmente para que el astuto enemigo no tome desprevenidos a los hijos de Dios.

La Iglesia es el Cuerpo Místico de Cristo y ese Cuerpo Místico es una y otra vez sometido al capricho humano.

00mensajeros de amor y luz

Me dijo Cristo al terminar este Llamado a la humanidad:

¡Cuántos de Mis hijos siguen a los hombres!… ¡Cuántos de Mis hijos no conocen Mi Amor porque miran de lejos Mi Justicia, dejando La Justicia a Mi Padre que Me envió por amor a ustedes!… Si supieran cuánto les ama Mi Padre, vivirían postrados ante Él.

Yo vine por los pecadores, por los arrepentidos… Yo vine por amor de Mi Padre a esta humanidad que en este instante dice no conocerle. Y me desprecian, a Mí que soy el fruto de Su Amor por todos ustedes.

0amor

Asumí el desprecio del hombre para que la Justicia enviara la Palabra Divina a cada uno de ustedes… Les espero, regresen a Mí.

”SOLO, Y SOLO DENTRO DE MI AMOR SERÁN ILUMINADOS POR MI SANTO ESPÍRITU PARA COMPRENDER CADA UNA DE MIS PALABRAS.”

Esto lo comparto, no me lo puedo guardar, porque el Amor está ante cada uno. No es reservado para un grupo sino para toda esta generación. Amén.

00jesus-euc

http://revelacionesmarianas.com/