Archivos de etiquetas: conversión y arrepentimiento

F91 EL CREDO 10


DESCENDIÓ A LOS INFIERNOS…

Jesús baja a los Infiernos y al Purgatorio

Visión de Ana Catalina Emmerich

Symbolum Apostolorum

Latín

Credo in Deum Patrem omnipotentem, Creatorem caeli et   terrae, et in Iesum Christum, Filium Eius unicum, Dominum nostrum, qui   conceptus est de Spiritu Sancto, natus ex Maria Virgine, passus sub Pontio   Pilato, crucifixus, mortuus, et sepultus, descendit   ad ínferos, tertia die   resurrexit a mortuis, ascendit ad caelos, sedet ad dexteram Dei Patris   omnipotentis, inde venturus est iudicare vivos et mortuos. Credo in Spiritum Sanctum, sanctam Ecclesiam   catholicam, sanctorum communionem, remissionem peccatorum, carnis   resurrectionem, vitam aeternam. Amen.

Español

Creo en Dios Padre Todopoderoso, creador del cielo y de la tierra. Creo en Jesucristo,   su único Hijo, nuestro Señor, que fue concebido por obra y   gracia del Espíritu Santo; nació de Santa María Virgen; padeció bajo el   poder de Poncio Pilato; fue crucificado,   muerto y sepultado; descendió a los infiernos; al   tercer día resucitó de entre los muertos; y subió a   los cielos; está sentado a la derecha del Padre, y desde allí ha de venir a juzgar   a los vivos y a los muertos. Creo en el Espíritu Santo, la Santa Iglesia católica, la Comunión de los Santos, el perdón de   los pecados,   la resurrección de la carne y la vida   eterna. Amén

Descendió a los infiernos: «Como Hombre, su Cuerpo murió.

Pero siendo el Primogénito Viviente de los vivientes: Dios Vivo, con su alma y su espíritu vivos; porque el Pecado jamás lo tocó…

Y Es la Sabiduría y la Gracia mismas… 

Y como ser espiritual que era, fue y predicó a los espíritus que estaban presos».

18. “Pues también Cristo, para llevarnos a Dios, murió una sola vez por los pecados, el Justo por los injustos, muerto en la carne, vivificado en el espíritu. 19. En el espíritu fue también a predicar a los espíritus encarcelados, 20. en otro tiempo incrédulos, cuando les esperaba la paciencia de Dios, en los días en que Noé construía el Arca, en la que unos pocos, es decir ocho personas, fueron salvados a través del agua;21. a ésta corresponde ahora el bautismo que os salva y que no consiste en quitar la suciedad del cuerpo, sino en pedir a Dios una buena conciencia por medio de la Resurrección de Jesucristo, 22. que, habiendo ido al cielo, está a la diestra de Dios, y le están sometidos los Angeles, las Dominaciones y las Potestades. (1 Pedro 3, 18-22)    

Cuando Jesús, dando un grito, expiró, yo vi su alma celestial como una forma luminosa penetrar en la tierra, al pie de la Cruz.

Muchos ángeles, entre los cuales estaba Gabriel, la acompañaban.

Vi su divinidad unida con su alma pero también con su cuerpo suspendido en la cruz. No puedo expresar cómo era esto, aunque lo vi claramente en mi espíritu.El sitio adonde el alma de Jesús se había dirigido, estaba dividido en tres partes. Eran como tres mundos y sentí que tenían forma redonda, cada uno de ellos separado del otro por un hemisferio.

Delante del limbo había un lugar más claro y hermoso; en él vi entrar las almas libres del purgatorio antes de ser conducidas al cielo. La parte del limbo donde estaban los que esperaban la redención, estaba rodeado de una esfera parda y nebulosa y dividido en muchos círculos.

Nuestro Señor, rodeado por un resplandeciente halo de luz; era llevado por los ángeles por en medio de dos círculos: en el de la izquierda estaban los patriarcas anteriores a Abraham. En el de la derecha, las almas de los que habían vivido desde Abraham hasta san Juan Bautista.

Al pasar Jesús entre ellos no lo reconocieron; pero todo se llenó de gozo y esperanza… Y fue como si aquellos lugares estrechos se expandieran con sentimientos de dicha.

Jesús pasó entre ellos como un soplo de aire; como una brillante luz; como el refrescante rocío. Con la rapidez de un viento impetuoso llegó hasta el lugar cubierto de niebla, donde estaban Adán y Eva…

Les habló y ellos lo adoraron con un gozo indecible y acompañaron a Nuestro Señor al círculo de la izquierda: el de los patriarcas anteriores a Abraham.

Este lugar era una especie de purgatorio. Entre ellos había malos espíritus que atormentaban e inquietaban el alma de algunos.

El lugar estaba cerrado pero los ángeles dijeron: «Abrid estas puertas.»

Cuando Jesús triunfante entró; los espíritus diabólicos se fueron de entre las almas llenas de sobresalto y temor.

Jesús, acompañado de los ángeles y de las almas libertadas, entró en el Seno de Abraham.

Este lugar me pareció más elevado que las partes anteriores y sólo puedo comparar lo que sentí, con el paso de una iglesia subterránea a una iglesia superior. Allí se hallaban todos los santos israelitas. En aquel lugar no había malos espíritus.

Una alegría y una felicidad indecibles entraron entonces en estas almas, que alabaron y adoraron al Redentor. Algunos de éstos fueron a quienes Jesús mandó volver sobre la tierra y retomar sus cuerpos mortales para dar testimonio de Él…

50. Pero Jesús, dando de nuevo un fuerte grito, exhaló el espíritu. 51. En esto, el velo del Santuario se rasgó en dos, de arriba abajo; tembló la tierra y las rocas se hendieron.52. Se abrieron los sepulcros, y muchos cuerpos de santos difuntos resucitaron. 53. Y, saliendo de los sepulcros después de la resurrección de él, entraron en la Ciudad Santa y se aparecieron a muchos. (Mateo 27, 50-53)

Este momento coincidió con aquel en que tantos muertos se aparecieron en Jerusalén.

Después vi a Jesús con su séquito entrar en una esfera más profunda: una especie de Purgatorio también; donde se hallaban paganos piadosos que habían tenido un presentimiento de la verdad y la habían deseado.

Vi también a Jesús atravesar como libertador, muchos lugares donde había almas encerradas. Hasta que finalmente, lo vi acercarse con expresión grave al centro del Abismo.

El Infierno se me apareció bajo la forma de un edificio inmenso, tenebroso; cerrado con enormes puertas negras con muchas cerraduras. Un aullido de horror se elevaba sin cesar desde detrás de ellas.¿Quién podría describir el tremendo estallido con que esas puertas se abrieron ante Jesús? ¿Quién podría transmitir la infinita tristeza de los rostros de los espíritus de aquel lugar?

La Jerusalén celestial se me aparece siempre como una ciudad donde las moradas de los bienaventurados tienen forma de palacios y de jardines llenos de flores y de frutos maravillosos.

El Infierno lo veo en cambio, como un lugar donde todo tiene por principio la Ira Eterna, la Discordia y la Desesperación.

Prisiones y cavernas, desiertos y lagos llenos de todo lo que puede provocar en las almas el extremo horror, la eterna e ilimitada desolación de los condenados.

Todas las raíces de la corrupción y del terror producen en el Infierno el Dolor y el Suplicio que les corresponde en las más horribles formas imaginables.

Cada condenado tiene siempre presente este pensamiento: que los tormentos a que está entregado son consecuencia de su crimen, pues todo lo que se ve y se siente en este lugar no es más que la esencia, la pavorosa forma interior del Pecado descubierto por Dios Todopoderoso.

Cuando los ángeles con una tremenda explosión, echaron las puertas abajo; se elevó del Infierno un mar de imprecaciones, de injurias, de aullidos y de lamentos.

Todos los allí condenados tuvieron que reconocer y adorar a Jesús y éste fue el mayor de sus suplicios.

En medio del Infierno había un Abismo de tinieblas al que Lucifer encadenado, fue arrojado.  Y negros vapores se extendieron sobre él.

Es de todos sabido que será liberado durante algún tiempo, cincuenta o sesenta años antes del año 2000 de Cristo.

 Las fechas de otros acontecimientos fueron también fijadas, pero no las recuerdo; pero sí que algunos demonios serán liberados antes que Lucifer para tentar a los hombres y servir de instrumento de la Divina Venganza.

Vi multitudes innumerables de almas de redimidos elevarse desde el Purgatorio y el Limbo detrás del alma de Jesús, hasta un lugar de delicias debajo de la Jerusalén celestial.

Vi a Nuestro Señor en varios sitios a la vez, santificando y liberando toda la creación.

En todas partes los malos espíritus huían delante de Él y se precipitaban en el Abismo. Vi también su alma en diferentes sitios de la Tierra. La vi aparecer en el interior del sepulcro de Adán debajo del Gólgota, en las tumbas de los profetas y con David.

A todos ellos revelaba los más profundos misterios y les mostraba cómo en Él se habían cumplido todas las profecías.

Esto es lo poco de que puedo recordar sobre el descendimiento de Jesús al Limbo y a los Infiernos y la libertad de las almas de los justos.

Pero además de este Acontecimiento, Nuestro Señor desplegó ante mí su eterna misericordia y los inmensos dones que derrama sobre aquellos que creen en Él.

El Descendimiento de Jesús a los infiernos es la plantación de un Árbol de Gracia destinado a las almas que padecen…  La redención continua de estas almas, es el fruto producido por este Árbol en el jardín espiritual de la Iglesia en todo tiempo.

La Iglesia Triunfante debe cuidar este árbol y recoger los frutos para entregárselos a la Iglesia Militante que no puede recogerlos por sí misma…

Cuando en el día del Juicio Final llegue el dueño del árbol nos pedirá cuenta y no sólo de ese Árbol, sino de todos los frutos producidos en todo el Jardín.

¿CÓMO ES EL INFIERNO?

Es un lugar sobre el que los sacerdotes no predican más, porque dicen que la gente se asusta o se burla.  Si siguen creyendo en él, menudo favor hacen a los fieles al:

NO RECORDARLES QUE EXISTE…  

QUE NO ESTÁ VACÍO…  

Y QUE ES PARA SIEMPRE.

TESTIMONIO DE SANTA FAUSTINA KOWALSKA (Religiosa polaca canonizada en el año 2000)

Según un fragmento del relato de su diario:

“Hoy he estado en los Abismos del Infierno, conducida por un ángel. Es un lugar de grandes tormentos, ¡Qué espantosamente grande es su extensión!

Los tipos de tormentos que he visto:

El primer tormento que constituye el Infierno, es la pérdida de Dios.

El segundo, el continuo y eterno remordimiento de conciencia.

El tercero, es que la condición y aquel destino no cambiarán  jamás.

El cuarto tormento, es el Fuego que penetra al alma sin destruirla. Es un sufrimiento terrible,  ya que es un fuego completamente espiritual, encendido por la Ira Divina.

El quinto tormento, es la oscuridad permanente. Un horrible y sofocante olor. Y a pesar de la oscuridad, los demonios y las almas de los condenados se ven unos a otros. Ven todos el mal de los demás y el suyo propio.

El sexto tormento, es la compañía constante de Satanás.

El séptimo tormento, es una desesperación tremenda, el odio a Dios, las imprecaciones, las maldiciones y las blasfemias.

Estos son los tormentos que todos los condenados padecen juntos, pero esto no  es el extremo de los sufrimientos.

Hay torturas especiales destinadas para cada alma en  particular.

Éstos son los tormentos de los sentidos. Cada alma padece sufrimientos terribles e indescriptibles, relacionados con la forma en que ha pecado.

Hay cavernas y horribles calabozos; abismos de tormento donde una forma de agonía difiere de otra.

Habría muerto a la vista de aquellas terribles torturas, si no me hubiera sostenido la omnipotencia de Dios.

El pecador debe saber que será torturado por toda la eternidad, en esos mismos sentidos que suele usar para pecar…

Estoy escribiendo esto por orden de Dios, para que ninguna alma pueda encontrar una excusa diciendo que no hay ningún infierno o que nadie ha estado allí y que por lo tanto nadie puede decir cómo es.

Yo, Sor Faustina por orden de Dios; he visitado los Abismos del Infierno para que pudiera hablar a las almas sobre él y para testificar sobre su existencia…

Cuando regresé, apenas podía recuperarme del miedo. ¡Cuán terriblemente sufren las almas allí!

Por consiguiente, oro aún más fervorosamente por la conversión de los pecadores. Y suplico continuamente por la misericordia de Dios sobre ellos.

Oh mi Jesús, preferiría estar en agonía hasta el fin del mundo, entre los mayores sufrimientos, antes que ofenderte con el menor de los pecados”.

Sí. El Infierno existe y NO está vacío. Quien lo sabe mejor que nadie, es Satanás.

Nuestra Madre Santísima dijo santa Faustina:“Yo dí al mundo el Salvador  y tú debes hablar al mundo de su Gran Misericordia…  Y preparar al mundo para su Segunda Venida.

 Oh, qué terrible es ese día. Establecido está ya. Es el Día de la Justicia, el Día de la Ira Divina. Los ángeles tiemblan ante ese día.

Habla a las almas de esa gran misericordia, mientras aún sea el tiempo para conceder la misericordia. Si ahora tu callas, en aquel día tremendo responderás por un gran número de almas.”Yo, Sor Faustina, por orden de Dios, estuve en los Abismos del Infierno, para hablar a las almas y dar testimonio de que el Infierno existe.

Los demonios me tenían un gran odio, pero por orden de Dios tuvieron que obedecerme.

Lo que he escrito es una débil sombra de las cosas que he visto.

He observado una cosa: la mayor parte de las almas que allí están, son las que no creían que el Infierno existe.

EL CÍRCULO DE LA PERFECCIÓN

Hijitos Míos, os voy a explicar algo que muchos de vosotros NO conocéis.

En el Cielo hay diferentes niveles de gozo, en el Purgatorio, hay diferentes niveles de purgación, en el Infierno, hay diferentes niveles de dolor, de castigo.

Y todo esto os lo digo, Mis pequeños, por aquellos que se creen no valer nada y creen que su vida aquí sobre la Tierra no sirvió para nada.

Estáis muy equivocados Mis pequeños, si os concedí el don de la vida, es porque así lo decidí Yo, en Mi Sabiduría Eterna y puse toda Mi confianza en vosotros para que Me ayudarais a que las almas se mejoraran en su nivel de crecimiento espiritual, de amor…

Para que su gozo fuera aumentando día a día y aún para que las almas del Infierno NO sufrieran tanto.

Sí, son cosas que NO conocéis o en las que NO reparáis.

Mucho se necesita de cada uno de vosotros, de vuestras oraciones, de vuestra donación, de vuestra intercesión.

Ciertamente las almas del Cielo están gozando ya de Mi Presencia y por sus méritos propios. Pero una manera Mis pequeños de agradecer lo que recibisteis de vuestros padres, de vuestros antepasados, de vuestros amigos, de vuestros hermanos, es el agradecimiento.

Por ello y vuestra intercesión de amor hacia ellos, las Misas que ofrecéis, los sacrificios, las oraciones, todo lo que hacéis, también llega a ellos a través de la Comunión de los Santos…

Y ellos van subiendo de gozo por vosotros, ellos se van acercando a Mí hasta la fusión total del alma Conmigo, con su Dios así su gozo será tremendo y gracias a vosotros, Mis pequeños.

Las almas del Purgatorio también necesitan de vuestras oraciones, de vuestra donación, de vuestros sacrificios, de vuestros ofrecimientos, de vuestros agradecimientos…

Y así, las almas que estaban en niveles bajos, sufriendo mucha purificación, les iréis ayudando a que pronto puedan salir del Purgatorio, a que pronto encuentren el verdadero significado del Amor y se puedan unir ya a Mí, eternamente.

Las almas en el Infierno, también tienen niveles de dolor. En Mi Misericordia, Yo, pido que ésas almas NO sufran tanto, os lo pido a vosotros, os lo pido a las almas santas que se dan cuenta de ello.

Ciertamente han negado el Amor, ciertamente NO quieren saber de Mí, pero aún en Mi Misericordia, porque son hijos Míos, no deseo que sufran y por eso permito que estén en un nivel de menos dolor cuando vosotros lo pedís, dándoos cuenta del dolor que tendrá un alma eternamente.Cuando vosotros, Mis pequeños, ofrecéis vuestros actos diarios, vuestra cruz de cada día, el ofrecimiento de vuestras obras, TODO.

Todo lo que hacéis a diario por Mí y por vuestros hermanos, todo eso es tomado para que entre en la Comunión de los Santos y así todos vosotros os ayudéis a estar más cerca del Amor.

Estad siempre pendientes de todo esto Mis pequeños, para que vuestra vida tenga un mayor sentido, para que realmente os deis cuenta de que NO estáis en la Tierra solamente para sufrir, como muchos dicen.

Sino que cada uno de vosotros trae una misión específica y ésa misión es la salvación de las almas y su mejora en la purificación y en la santificación.

Así vosotros, en vuestras oraciones estáis ayudando a las almas del Cielo, a las del Purgatorio, a que las del Infierno NO sufran tanto, vosotros pedís a ésos tres niveles y también pedís por vosotros mismos. Las almas del Purgatorio ofrecen su purificación también por las del Cielo y por vuestra salvación, almas de la Tierra. Y las almas del Cielo piden por todos vosotros, almas del Purgatorio y almas de la Tierra.

Mis pequeños, no despreciéis todas las bendiciones que se derraman sobre vosotros y éste conocimiento que os doy para que mejoréis vuestro estado espiritual…

Y ofrezcáis más concientemente vuestra vida, vuestra cruz, vuestras alegrías, sufrimientos, todo lo que tenéis, para la salvación de todas las almas.

Os necesito a cada uno de vosotros, no despreciéis todo lo que Yo he puesto en vosotros y sobre todo, Mi confianza, en cada uno de vosotros. 

Hijitos Míos, el Don del Perdón es muy importante y lo debéis hacer muy importante en vuestra vida…

Y es tan importante, que si no fuera por él, vosotros mismos NO hubierais adquirido la redención de vuestros pecados y que Yo abriera nuevamente el Cielo para todas las almas.

Gracias a Mi Misericordia, os concedí el Perdón, el perdón del Pecado Original. El perdón es misericordioso y siempre debe estar a flor de piel en vosotros.

Ninguno de vosotros sois perfectos, ninguno de vosotros debéis dejar de dar éste don a vuestros hermanos, cuando yerran o cuando vosotros erráis.

Mis pequeños, gracias a este don, vosotros quedáis purificados y podéis ayudar a vuestros hermanos a rehacer su vida.

Sí, os lo digo así, porque cuando existe algún problema y entra la soberbia y vosotros NO queréis ni dar, ni recibir perdón, vosotros mismos vais decayendo espiritualmente, vuestra alma se va marchitando, sufrís y hacéis que los demás sufran.

Debéis aprender a perdonar y a ser perdonados, se necesita mucha humildad para ello, Mis pequeños y agradecimiento de parte de vuestros hermanos y también de parte vuestra.

Yo os enseñé a perdonar, perdonándoos el Pecado Original. Mi Hijo os enseñó a perdonar después de lo que hicieron con Él…

Él iba perdonando y por ése dolor, por esa donación que Él tuvo hasta la última gota de Su Sangre, Él os perdonó y os sigue perdonando.

Por eso os pido Mis pequeños, que si realmente Me amáis y seguís la doctrina de Mi Hijo, debéis aprender a perdonar y a ser perdonados…

Y así vosotros entraréis a niveles espirituales altos, vuestra alma estará siempre tranquila y dejaréis también tranquila el alma de vuestros hermanos.

EL INFIERNO ESPERA, A LOS QUE  NO SABEN PERDONAR...

Porque muchos de vosotros os quejáis de que os va mal, tanto en lo material como en lo espiritual, como que pareciera que Mi Divina Providencia no os alcanza y estáis muy equivocados, Mis pequeños.

Mi Misericordia, Mi Amor, Mi Perdón y Mi Providencia, siempre está sobre cada uno de vosotros. La diferencia la da, en que muchos de vosotros NO seguís Mis Mandamientos y el Primer Mandamiento os dice que Me amaréis por sobre todas las cosas, sobre todas las cosas.

Mis pequeños, Yo Soy el Primero y el Último, el Alfa y el Omega, vivís y todo vive y todo es creado por Mí. Por eso os he dado a conocer que Me pertenecéis en totalidad y cuando os apartáis de Mí, es cuando os va mal.  Con vuestro libre albedrío vosotros podéis estar Conmigo o podéis estar en contra Mía, si vosotros os separáis, os separáis de todo lo que Yo os pueda dar.

Cuando os separáis con vuestro libre albedrío, es porque  NO queréis tenerMe, ni en vuestro corazón ni en vuestra vida.

Cuando a un amigo de repente os peleáis con él, os apartáis de él, lo negáis, lo rechazáis, ciertamente no tendréis ya lo bueno que él os podía dar. En cierta forma pasa así Conmigo…

Yo Soy vuestro amigo, Soy vuestro Padre y vosotros sois Mis hijos y esto es más doloroso, Mis pequeños.

Porque os estáis apartando de la Familia a la que pertenecéis, Me estáis arrancando el Corazón y Yo, aún a pesar de que Me negáis, os sigo cuidando, os sigo proveyendo.  Ciertamente NO igual que a los hijos verdaderos, a los que Me aman y a los que están Conmigo, pero Sí os sigo cuidando.

Pero por otro lado, como NO queréis tener Mi Gracia, Mi protección, Mis cuidados, Satanás entra en vuestra vida y os empieza a atosigar, empieza a atacaros y os da a conocer lo que es “su mundo verdadero” que es maldad, destrucción, dolor, preocupación, lágrimas.

Cuando estáis fuera de Mí, conocéis el mundo satánico y conocéis su ambiente y es cuando vosotros mismos creéis que Yo Soy el causante de todo ello y NO es verdad, Mis pequeños.

Negasteis Mi Gracia, negasteis Mi protección, estáis negando Mis Leyes, NO queréis nada de Mí, NO queréis nada del Amor, entonces ¿Cómo queréis tener el Amor en vuestra vida, si vosotros mismos NO lo llamáis ni lo procuráis?.

Meditad esto, Mis pequeños, antes de que habléis mal en contra Mía.

Esto os lo vuelvo a repetir, porque sois muy dados a echar la culpa a otros cuando NO os dais cuenta del estado real de vuestra alma.

Meditad, Mis pequeños éstas palabras y regresad a Mí, que os espero con los brazos abiertos y sobre todo con Mi Perdón Misericordioso para vuestra alma.

Porque la soberbia en mayor o en menor grado os destruye. Corrompe vuestra alma, la corroe, destruye vuestro cuerpo, os destruye  espiritualmente… Os destruye como seres humanos.

Mis pequeños, la soberbia os va a quitar la Sabiduría que pueda llegar a vosotros. Mi Sabiduría la que Yo os doy para que vosotros norméis correctamente vuestra vida, la soberbia la destruye. NO la deja trabajar, NO os deja vivir.

Cuando vosotros vivís en la soberbia, actuáis como si fuerais los reyes de la creación, creéis que os merecéis todo y que todos los demás deben estar a vuestros pies. NO aceptáis en ningún momento vuestros yerros…

Creéis que todo lo que hacéis es perfecto y eso va causando malestar a vuestro alrededor, imprudencia, maldad. Así como los que viven en el estado alcohólico, creen que todos los demás actúan incorrectamente y que ellos son los que están bien.

La soberbia es igual, creen que todos están mal y ellos están bien. NO hay en ningún momento humildad para reconocer vuestros yerros, aún vuestra mente queda obscurecida por ésta maldad que os trae la soberbia.

En la soberbia NO actuáis correctamente, NO actuáis en libertad, NO actuáis como debierais actuar, como Mi Hijo os enseñó.

En la soberbia NO hay crecimiento espiritual, NO hay crecimiento de vida, DESTRUÍS y os destruís a vosotros mismos.  Se empiezan a separar de vosotros vuestros hermanos, porque ellos sí saben ver que estáis actuando en el error, cuando vosotros mismos NO veis ése error en vuestra vida.

Mis pequeños, debéis entrar en vuestro corazón y pedir ayuda. Sí, es muy difícil para las almas llenas de soberbia, entrar en su corazón y aceptar que están errando.

Pero cuando vosotros aceptáis que la Luz del Espíritu Santo os puede ayudar y empezáis a tener ésas luces de humildad, de aceptación de vuestro error, es cuando podréis empezar a mejorar.

También os pido a vosotros Mis hijos que estáis Conmigo, que oréis por éstas almas. Porque están cegadas a la realidad, a la Verdad; a la verdad de su vida, que destruye y NO ayudan en nada para la mejora del Reino.

Todos debéis buscar que Mi Reino ya se dé entre vosotros y Mi Reino debe estar lleno de Virtud. No cabe en Mi Reino la soberbia. Ya que precisamente por soberbia se perdió el Paraíso.  Por eso la soberbia es el peor pecado y la peor falta que puede caber en el alma del hombre, porque es destructiva y os puede destruir en totalidad.

No dejéis que Satanás que es el Padre de la Soberbia, entre en vosotros, en vuestra vida. Debéis tener mucho cuidado con lo que hacéis, en lo que pensáis…

Porque si NO os mantenéis en la Oración viviendo en las virtudes, fácilmente podéis ser presa de éste tremendo pecado en vuestra vida y para vuestro desarrollo espiritual.

Cuando la soberbia entra en vosotros, en ése momento empieza la decadencia del hombre, la decadencia de ésa alma, NO crece y NO deja crecer a las demás almas.

Tened mucho cuidado Mis pequeños, en NO caer en éste mal en éste grave pecado, pecado tan destructivo. Acercaos siempre a Mí a través de Mi Santo Espíritu, para que os aconsejemos, para que viváis la realidad que es la del Amor y la humildad.

Teniendo la Humildad Mis pequeños, tendréis todas las demás virtudes; porque ellas pueden crecer en tierra fértil, humilde, sencilla, amorosa, necesitada.

El humilde sabe que necesita de Mí. El soberbio Me niega porque se siente satisfecho, se aparta de Mí, de Mi fuente de Gracia.

Ayudad a vuestros hermanos en la Oración a darse cuenta de su error, pero vosotros deberéis ser muy humildes para reconocer que también vosotros necesitaréis de Mi ayuda para aconsejar a vuestros hermanos.

Vivid siempre así, sencillos, humildes y fácilmente alcanzaréis la perfección.

Hijitos Míos, la mayoría de vosotros tenéis tinacos en las azoteas de vuestras casas, estos tinacos mantienen en su interior varios cientos de litros de agua. Son recipientes que albergan ésta agua que luego utilizaréis para vuestros servicios particulares o para otras cosas. A través de las tuberías, de las mangueras, se transporta el agua para limpiar vuestra persona. limpiáis vuestro hogar, alimentáis a las plantas, a los animalitos, limpiáis vuestro coche, limpiáis vuestra ropa.

Éste líquido precioso os va sirviendo para purificar todo lo que tenéis y es a través de los diferentes conductos que tenéis, vais utilizando ésta agua para hacer uso necesarísimo de todo lo que necesitáis para vuestra vida diaria.

Mis pequeños, Yo Soy ése Tinaco de Gracia. Yo, habitando en el Cielo os voy proporcionando a vosotros Mi Gracia.

Vosotros debéis ser ésos conductos, ésas mangueras que vayan transmitiendo Mi Gracia, Mis virtudes, Mi Amor a vuestros hermanos y así Mi Presencia os debe ir purificando tanto a vosotros como a vuestros hermanos.  

Vosotros sois ésos conductos que he escogido para que viváis sobre la Tierra, para que vayáis haciendo las obras que Yo necesito que se hagan, para ir purificando Mi Reino que está sucio, que está mal habitado, que está lleno de podredumbre, de basura.

 Vosotros debéis ir limpiando, como buenos conductos que debéis ser, todo lo que esté apartado de Mi Gracia, apartado de Mi Pureza, apartado de Mi Belleza.

Es vuestra obligación limpiar el Mundo, para eso estáis sobre la Tierra, Mis pequeños… Para purificar todo… Como el agua purifica, limpia y arrasa todo lo que es sucio.

 Sí, vosotros debéis estar sobre la Tierra, para eliminar toda suciedad, pero empezando con vosotros mismos, para que Mi Gracia pueda fluir libremente a través vuestro… Y vosotros seáis ésos conductos limpios, santos, que deberán limpiar todo aquello que está sucio a vuestro alrededor.

POR FAVOR, AYUDADME…AYUDADME A SALVAR ALMAS QUE ESTÁN PRECIPITÁNDOSE

EN LOS ABISMOS DEL INFIERNO

Sed conductos pues, con los que Yo Me pueda enorgullecer Mis pequeños, para que podáis ir limpiando todo lo que está a vuestro alrededor y así ya todo limpio, prepare el Regreso de Mi Hijo.

Yo os Bendigo ahora y por siempre, en Mí Santo Nombre, en el de Mí Hijo,
Salvador vuestro y en el del Espíritu de Amor y Vivificador.

Mí Santa Hija, la Siempre Virgen Maria, os cuidará y os guiará para aplastar la Cabeza de la Serpiente del Mal.

Dejaos llevar por Sus Palabras de Amor y Salvación. Su ternura es excelsa.

Hijitos Míos,

¡Cuánto os amo!

Yo os amo y os Bendigo en Mi Santo Nombre, en el de Mi Hijo y en del Amor de Mi Santo Espíritu.

La Tremenda SEÑAL, plasmada en una sencilla tilma de fibra de maguey, que tiene medio milenio de existencia y  QUE FULGURA EN LA BASÍLICA DEL TEPEYAC,..

http://diospadresemanifiesta.com/ 

F88 CREDO 7


 “La Oración en el Huerto de los Olivos”
–      “Padre, si es posible aparta de Mí éste Cáliz, quita de Mi éste dolor Padre; cuánta infidelidad del hombre, cuánto dolor te causa el hombre. Padre he convivido entre ellos, he levantado almas, he salvado a tantos de las garras de Satanás y ni aún así comprenden Padre.

Pueblo de cerviz dura, Pueblo de corazón de piedra. Padre, que no se haga Mi Voluntad, sino la Tuya. Aquí Estoy, Padre, para que se haga en Mí, lo que Tú quieras, TómaMe por ellos, recházaMe por ellos, toma Mi Sacrificio por Ellos.

Padre, perdónalos porque NO saben lo que hacen, déjaMe Padre, todavía darles Vida, todavía estoy aquí sirviéndoTe en éste Mundo; el error del Mundo se ha implantado en sus corazones.

Yo Soy el Camino, la Verdad y la Vida. Padre, permite que abran sus corazones, que vean Tu Obra en Mí. Padre, permiteMe llevarlos a Ti, Te ofrezco todo Mi Ser, Sangre, Mi Amor”.–     “Hijo, mucho has hecho por los hombres y los hombres han Despreciado Mi Bendición. Hijo, acepto Tus actos, acepto Tu Vida, acepto Tu Sangre, acepto Tu Sacrificio, acepto Tu Amor por    ellos.

Date Todo por ellos, Mi Pequeño, Eres el Salvador. Te he dado la Fuerza, Te he dado Mi Amor, tienes Mi Sabiduría, vienes a restaurar el Reino. Estoy Contigo, Mi Pequeño, el Cielo entero está Contigo.

Muere para dar Vida, Ofrece Tu Sacrificio, a Mi, Tu Padre, para darles Vida a Mis hijos. Estoy Contigo Mi Hijo, sigue adelante falta poco ¡TE AMO, TE AMO! Recibo Tu Sacrificio porque los Amo, gracias, Hijo Mío, gracias por aceptar Mi Voluntad”

–     “Padre, gracias, perdónalos, perdónalos, aunque Mi Sacrificio sea inútil para muchos, aquí Estoy para hacer tu Voluntad, Haz de Mi lo que Tu quieras”.

Queridos hijitos, Yo Soy vuestro Dios verdadero, Yo Soy Jesus, Dios verdadero en la Segunda Persona de la Santísima Trinidad.

Yo Soy el verdadero Dios-Hombre quién, bajando del Cielo para vuestra salvación, os vino a redimir del Pecado Original y sus consecuencias.

Hijitos Míos, os quiero volver a recordar que mucho se habla de amores y mucho se habla de dioses, pero el Amor verdadero sólo viene de Mí y de Mis Obras y solo Yo Soy el verdadero Dios.

Muchos hablan de amor, pero tenéis muchos tipos de amores y la mayoría son convenencieros y pecaminosos.

Para que se pueda hablar de un amor verdadero, se debe ver primero el bien que se le dará a quién lo recibirá y NO tanto el que uno pueda recibir.

El “sexo tántrico” es manejado por Satanás a través de la Lujuria y la Idolatría; por eso es tan poderosa su seducción…

Aquellos que utilizan la palabra amor, pero que solo- van por la línea de lo carnal y mundano, son amores convenencieros, egoístas, intrascendentes…

Y más que amor, lo que realmente están viviendo es puro instinto animal.

Existen ideologías que os hablan del vivir el “amor” a su máximo y así os envuelven con las mentiras de usar técnicas determinadas para gozar del amor, pero del carnal…

Para unir más a la pareja y con ello terminan endiosando al sexo, a lo carnal.

Si quieres conocer el verdadero Don de la Felicidad que encierra EL SEXO ORDENADO POR DIOS y que NO solamente es placer genital, invita al Espíritu Santo a que te ilumine el recorrido espiritual en la Biblia, del Libro de Tobías… Y si tienes la Bendición del Sacramento Matrimonial, practica lo que aprendiste con tu esposo@ Y luego COMPARTE EL GOZO DESCONOCIDO QUE EXPERIMENTASTE… Porque Satanás le ha robado a la Humanidad, el Don más precioso con que Dios nos dotó, al crearnos Hombre y Mujer…

Se vuelven maestros del “arte sexual“, pero NO del Amor Divino.

Por endiosar al sexo terminan la más de las veces en aberraciones al mismo, que son trampas del Maligno, en las que caéis fácilmente porque vuestro deseo está fincado solo en lo terreno.

Habláis también de amor a las cosas, amor por los animales, el amor atodo lo que os rodea, etc. Pero cuando ese amor NO lleva antes el agradecimiento a vuestro Dios Creador, a Mi Padre…

Y además, aceptando que El todo lo creó para vuestro bien, podéis caer en la Idolatría a lo creado. Amáis las cosas inertes y vivientes por ellas mismas…

Y NO porque aceptéis que las creó Mi Padre para vuestro bien y que os encomendó cuidarlas desde el Principio.

Cuando Yo os dije: “el que quiera venir en pos de Mí, que tome su cruz y Me siga”, Me refería a que el que Me siguiera, tendría que luchar contra su propio yo, contra sus pasiones y vicios, contra sus pecados y bajezas, contra el mundo y sus tentaciones.

Hijitos Míos, os he dicho que las tinieblas ya cubren prácticamente, a toda la Tierra. Estáis viviendo momentos de Obscuridad espiritual tremenda. Cada quién se rige según sus creencias y conveniencias y NO por Mis Enseñanzas ni por Mi Amor.

Se empieza a vivir la “ley de la selva”, en donde el más fuerte vence a los más débiles. Cualquiera con capucha y con pistola se impone a decenas de personas y se escapa tan tranquilo después de cometer su fechoría.

Gobernantes sin escrúpulos imponen sus reglas con el fin de llenar sus arcas personales, dejando a su pueblo al borde de la quiebra y de la desesperación…Y Nadie es capaz de mover un dedo por temor a la represalia militar o de grupos asesinos, pagados por los mismos gobernantes, para mantener su tiranía. Y en algunos casos os habéis vuelto cómplices del Mal.

Hijitos Míos; os hago ver Parte del Mal que existe en vuestro Mundo para que lo ataquéis y lo venzáis, pero NO como el mundo os lo pide atacando el mal con mal; sino como Yo os enseñé: atacando al Mal con el Bien.

Y esta es vuestra cruz verdadera: Llevar amor verdadero.El Amor de vuestro Dios a todo lugar en donde haya Mal; ya sea vuestro propio hogar, ya sea en el vecindario, ya sea en vuestro país o ya sea en el Mundo entero.

Al Mal se le ataca viviendo en el Bien, hablando de Mi Bien, orando por el Bien.

Si fuerais perseverantes en el Bien, pronto haríais milagros de transformación a nivel mundial.

Uno de vuestros grandes errores consiste en que oráis fuertemente y aun muy unidos, por obtener un gran favor de Mi Padre, lo cuál es muy bueno.Se os otorga y creéis que ahí terminó vuestra tarea y dejáis de orar…

¡NO! Mis hijitos, el Maligno se enfurece más cuando le quitáis un alma o cuando le afectáis sus malévolos planes.

Por lo tanto, el reforzará su ataque tratando de ganar nuevamente el alma que perdió con vuestra oración…

O tratará de recuperar la obra que se le quitó y que le ayudaba para destruir almas.  

Así como el Maligno NO se dá por vencido en atacar y aniquilar a su presa, vosotros sabiendo ésto NO deberíais apartaros de la Oración jamás.

Yo mismo, cuando NO estaba enseñando, Me apartaba para orar y muchas, muchas noches Me la pasaba orando por vuestra salvación y por la misión de Mis apóstoles.

La Fuerza de la Oración es Tremenda y con ella podéis hasta producir Milagros, que son bendiciones que se obtienen por vuestro amor desinteresado, para que un hermano vuestro obtenga un bien.

Orad mucho, orad con Fé absoluta, sabiendo que Mi Padre os escucha y que Yo intercedo por cada uno de vosotros para que obtengáis el o los bienes, que tanto vosotros como vuestros hermanos, necesitéis.  La Oración os llevará a conocer la Verdad, ella os llevará a conocer el verdadero Amor y el verdadero Amor os llevará a conocer en profundidad, a vuestro Dios.

Sí Mis pequeños, en las Bodas de Caná Yo ayudé a los novios. Mi Madre intercedió por ellos. NO permitió Ella que se pusiera en evidencia ése deseo de halagar a los invitados, con la falta del vino.

Me insistió, Me pidió que les ayudara, lo hice por Amor a Mi Madre.

Mis pequeños, de Mi Madre obtenéis grandes cosas, acercaos a Ella,

Ella es todo Amor.  

Me ha tenido a Mí, que Soy el Amor increado.

 Ella vivió el Amor desde Su Nacimiento, pero de ésos nueve meses que Me tuvo en Su Seno, vivió Mi Amor, vivió el Cielo y eso marca a un alma tremendamente.

Cuando Me tenéis a Mí en vuestro corazón, en las almas queda una marca indeleble para toda vuestra vida. 

Un encuentro Conmigo, una experiencia mística, una experiencia de vida Conmigo, con vuestro Dios…

Marca vuestra existencia para siempre, porque al tener una experiencia del Amor Puro, del Amor Santo, del Amor Divino, las almas gozan infinitamente.

Os he dicho que el potencial de un alma es infinita y cuando Yo permito ésa Gracia, de tener el encuentro Conmigo, el alma goza infinitamente.

En vosotros queda el buscarMe y aprovechar ésas ocasiones. Y ésas ocasiones se pueden multiplicar si Me buscáis…

O también queda en vosotros hacerMe a un lado de vuestra vida, rechazarMe, no querer estar Conmigo.

Yo Soy vuestro Dios, Yo tengo el mejor vino para cada uno de vosotros, Yo puedo hacer en vuestra vida ésas Bodas Divinas en las cuales vuestra alma se despose Conmigo, con vuestro Dios.

Pero en vosotros queda el buscarMe, el querer estar Conmigo eternamente, el llenarse de Mí, el dejarse amar por Mí, vuestro Dios.Yo os doy la libertad…

Y en ésa libertad es como vosotros gozáis más, porque todo lo que se impone NO se goza, todo aquello que se acepta en libertad y por amor se goza, se vive, se transmite y se recuerda eternamente.

A eso os invito Mis pequeños, a que os dejéis marcar por Mí con ésos actos Divinos, ésos encuentros Divinos de Mi Corazón hacia el vuestro.

AbridMe vuestro corazón con vuestra confianza y con ése deseo de estar Conmigo y Yo os prometo grandes encuentros que gozaréis infinitamente.

Hijitos Míos, siempre, siempre durante toda la historia de la Humanidad, Mi contacto con los hombres ha sido para traer Vida, para traerles Luz en su camino, para traer Amor entre ustedes.

Mis pequeños, Mi Nacimiento trajo Vida y era una Vida real.

YA NO era la Voz de Nuestro Dios, de Nuestro Padre a través de los Profetas, ya era Mi Voz como Hombre, entre los hombres.

Traje Vida a aquellos que quisieron escuchar. Conviví entre los hombres para mostrar el camino de la Santidad, de la Perfección, de la Salvación.  Mi Vida aquí en la tierra fue para haceros crecer, para enseñaros las bellezas del Cielo. Para enseñaros sobre los misterios que se habían profetizado desde antiguo, para  aclarar vuestra mente y vuestro corazón.

Mi Predicación fue Vida, fue Luz, fue crecimiento. Era ésta Mi predicación, era para todas las generaciones posteriores.

Mi muerte os trajo Vida. Mi Sacrificio, como Cordero Divino, os trajo Vida.

Siempre siempre, Mi Presencia a través de los Sacramentos que os dejé, dan Vida.Que esta Lección Mis pequeños, la toméis para vosotros, al dejarMe actuar en vosotros ya que estaréis viviendo como Yo viví para Mi Padre.

Que traigáis vida también para vuestros hermanos. Vuestra vida debe dar vida, que en ningún momento dejéis muerte en los corazones.

Que NO le quitéis la paz a vuestros hermanos, que les deis esperanza para seguir caminando y trabajando para su Dios

DejadMe actuar en vosotros para dar Vida. Vuestra humanidad a veces cae y podéis cometer errores que causan muerte espiritual en vuestros hermanos.

 Por eso si me dejáis vivir a Mí vuestro Dios, vuestro Redentor, mas difícilmente será que caigáis en el pecado, en la distracción, en el error.YO os levantaré y os guiaré. Seréis Mis instrumentos fieles, pero dejadMe actuar. Dadle ese regalo a vuestros hermanos, a la Humanidad entera, como Yo Mismo Me di como Regalo a todos vosotros.

Ciertamente sois pequeñitos, insignificantes al Mundo. Pero así os necesito pequeñitos, insignificantes, en los cuales Mi poder y Mi Amor pueden actuar en su Omnipotencia Infinita.

Os he dicho que solamente así a través de los pequeños insignificantes, puedo trabajar, puedo mostrar Mi Poder Divino. Dadle ese regalo a la Humanidad, que recordando Mi Nacimiento, se produzca vuestro nacimiento, el Nacimiento en el cual Yo Naceré en vosotros para vuestros hermanos.

Así voy pidiendo alrededor del mundo, almas que quieran nacer en Mi, almas que Me acepten. Almas en las cuales Yo pueda trabajar nuevamente y mostrarle al Mundo que su Dios todavía Vive…

Que su Dios los Ama, que su Dios los perdona, que su Dios los quiere de regreso en la Casa Paterna…  DejadMe vivir. DejadMe nacer. DejadMe dar Gloria a Nuestro Padre Dios a través de vosotros.

Sed pequeños, como Yo Me hice Pequeño para salvaros.

Hijitos Míos, os voy a hablar hoy sobre la Cruz.
Muchos de Mís hijos y NO sólo los de Mí Redil, sino de los apartados de el; NO les gusta ver Mí Presencia en la Cruz.

Prefieren y así lo dicen, recordar al Jesús haciendo milagros, al Jesús Victorioso… O al Jesús Niño. O al Jesús Vivo entre los hombres. Se espantan de Mí Presencia en la Cruz.Vuestros Primeros Padres, al aceptar las proposiciones del Enemigo y al ponerse en contra del Amor y Voluntad de Mí Padre, aceptan actuar para él, lo escuchan y caen en el principio del Mal.

De una sola vez caen hasta el fondo del Pecado, porque todo lo tuvieron y lo obtenían de la Fuente Preciosa del Amor. Al aceptar lo que el Maligno les proponía, caen en las Tinieblas y a la Obscuridad del Pecado.

Es a través de ellos que el Pecado entra al Mundo, es a través de ellos que se cierran las Puertas del Cielo, es a través de ellos que el Mal se posesiona y ataca la Obra de Mí Padre en la Creación.

Todas las fuerzas del Bien quedan atadas por las del Mal. El Dolor entra en el Mundo. El sufrimiento y el hambre, las pestes y la guerra son consecuencia del Pecado Original.  

Mí Padre NO creó éstos yugos para el hombre y Su Creación. El Demonio los impuso sobre los hombres a causa de la Traición que realizaron vuestros primeros Padres a Dios Amor, Dios Creador.

La Maldad se adueñó de lo que era la Obra Santa de Mí Padre. El Pecado había sido Gravísimo…  Fue la aceptación total del Mal, a la negación voluntaria del Bien.

¡Pobres de Mís hijos que habían sido creados para el Bien Eterno!

Pero Mí Padre, siempre buscando vuestra salvación y vuestro bien, promete al incipiente género humano en la figura de Adán y Eva, que la salvación y restauración vendrá en un tiempo futuro.

Promete también a ellos, que la Serpiente del Mal será aplastada por La Mujer: Mí Madre.  El hombre tiene que pagar su Penitencia y así pasan muchos siglos en los que la Mano Amorosa de Mí Padre nunca se apartó de ellos, ni de sus descendientes.

Pero por causa del pecado y sus consecuencias, ellos mismos las sufrirán en carne propia a través de los siglos…

Y vendrán Guerras, Hambre, Muerte, Destrucción, Enfermedades…

Y lo peor: Injusticias contra los que Mí Padre enviaba, para guiarlos en el Camino de la Luz y la Verdad.  Obviamente EL que se había adueñado de éste Mundo.

Reconocía en aquéllos profetas, las bondades de Mí Eterno Padre….

Y moviendo las voluntades humanas tan apartadas de la virtud, conseguía deshacerse de los enviados del Cielo.

Pero aún así Sus Palabras a través de Sus Profetas, lograban ir guiando a Su Pueblo por el buen camino.

Por fin llego Yo a la historia del hombre, Mí Presencia Viva anunciada por los Profetas por fin se realizaba y así llegaba Yo para guiar personalmente a Mí Pueblo, a la Salvación Eterna.

Pero ¿Qué sucede? Mi Enemigo, percatándose de Mí Presencia sobre la Tierra, consigue deshacerse de Mí, a través de convencer a los mismos Míos, a los de Mí Pueblo…

A que me claven en una cruz. Muerte que se destinaba a los peores criminales de ése tiempo.  Pero, ¿Qué significa en el transfondo ésa Cruz?

Esa cruz, que para los habitantes de ése tiempo significaba la peor muerte; se vuelve Vida para todos, se vuelve nuevamente Luz en el Camino, se vuelve Llave Sagrada que abre las Puertas del Cielo.

Se vuelve la Donación del Amor de Vuestro Dios para los hombres, ¿Por qué? Os preguntaréis.

Yo tenía que vencer al Mal con sus mismas armas. Por él entra la muerte al Mundo y Yo con Mí Resurrección, vuelvo vida ése aparente crimen en la cruz.  

Se vuelve símbolo de Vida, al donar toda Mí Sangre para la Salvación del Género Humano.

Porque es gracias a Mí Sangre Preciosa derramada hasta la última gota, ES que se alcanza la sanación de las almas y de los cuerpos.

Es a través de Mís Sufrimientos atroces, que restauro el sufrimiento infringido en el Paraíso a Mí Padre Celestial.

Es a través de la Humillación a todo un Dios, que destruyó la Soberbia de Mí Enemigo. Es a través de Mí Pobreza aparente y humana, que destruyo el poder y las riquezas de Maldad con las que Mí Enemigo había contaminado al Mundo.

Es a través de Mí Sufrimiento en la Pasión, en donde tomo cada paso pecador del hombre sobre el Mundo; para ir derramando Mí Sangre gota a gota, sobre ésas huellas del mal y levantando al hombre y restaurando su alma ante la Presencia de Mí Padre.

Es en sí la Cruz, la que marca Mí Triunfo sobre las fuerzas del Mal, que se habían posesionado de cuerpos y almas y de la Creación de Mí Padre.

Al ser levantado, QUEDO YO COMO EL TRIUNFADOR sobre todo el Mundo y sus Pecados.  Es Mí Triunfo Divino en donde las fuerzas del Mal ya NO podrán en lo futuro, tener injerencia sobre los que serán Míos y para el Reino Eterno.Es a través de Mí Presencia Sufriente en la Cruz en donde Yo voy a enjugar las lágrimas y sufrimientos de Mís Hijos.

Es en la Cruz, Fuente de Mí Gracia y de Mí Amor hacia vosotros, a la que se acercarán todos aquellos que desearán en lo futuro unirse a Mí Vida de Salvación, para todos sus hermanos.

Como véis hijitos Míos, Mí Sufrimiento en la Cruz se vuelve Vida y Alegría para Mí Padre y para vosotros. NO es un Cristo Sufriente, es un Triunfo Alegre. Mí Corazón por fín lograba el anhelo de Mí Padre…

Por fin se Restauraba el Reino sobre la Tierra. Por fín podía Vuestro Dios, vivir nuevamente entre vosotros. Mí Cuerpo sufría un Sufrimiento Divino y Restaurador…

Mí Alma y Mí Espíritu os daban nueva Vida en el Amor.   No ES la Cruz la representación de Mí fracaso, como así Me quisieran ver Mís enemigos.

ES y debe ser para los Míos, la representación de vuestro Triunfo…

Del Amor Excelso de Vuestro Dios al darse a Sí Mismo en Mí Presencia Divina, para restauraros la Vida Divina que vive en vosotros.

Es Mí Cruz el símbolo excelso del Amor Donado y Triunfante sobre las Fuerzas del Mal.En resumen, es Mí Cruz la Puerta de Entrada al Paraíso. Ved hijos Míos, es Mí Cruz vuestra Salvación y el Amor de Mí Padre hacia vosotros.Ved el Triunfo de Vuestro Dios sobre las Fuerzas del Mal, al cuál ya NO podrá vencer jamás.

Unid vuestras vidas, vuestras alegrías y sufrimientos a Mís Alegrías y Sufrimientos que tuve en la Cruz…

Y salvemos juntos muchas almas.

Devolvamos vida nueva a aquellos que han muerto por el pecado y sus pasiones.

Devolvamos amor y confianza a aquellos que ven en Mí Cruz sólo el fin de Mí Presencia sobre la Tierra y NO el Principio del Reino Eterno.  

VivaMos unidos a la Alegría de Mí Padre. Porque así con Mí Cruz, le he devuelto a Sus hijos amantísimos, que sóis todos vosotros.

¡Regocíjanse Conmigo, con Mí Triunfo y Mí Alegría en Nuestro Padre Dios!

Yo os amo infinitamente y os Bendigo, en el Nombre de Mí Padre Eterno, en Mí Nombre, Vuestro Salvador Glorioso y en el del Amor Derramado y Purificador del Espíritu Santo.  

http://diospadresemanifiesta.com/

F86 EL CREDO 5


NACIÓ DE SANTA MARÍA VIRGEN

Yo, hijitos Míos, el Rey del Universo; Yo, hijitos Míos, el Salvador; Yo, hijitos Míos, la Voz del Padre; Yo, hijitos Míos, el Amor que he venido a salvaros.

¡Oh! Pobre humanidad, que se olvida de su Dios,  que se olvida de su Redentor, que se ha olvidado del Amor.

¡Oh! Pobre humanidad que camina a la deriva, que camina por caminos errados, que camina por caminos de perdición.

María le enseña a Jesús, a dar sus primeros pasos…

¡Oh! Pobre humanidad, que NO entiende que el Camino seguro es el vivir en Mi Corazón.Todo Un Dios que se hace Hombre para convivir entre los hombres, todo Un Dios que Vive, camina, habla, come, hace Milagros entre los hombres…

Quienes en lugar de encumbrarlo en sus corazones, lo Desprecian, lo Abofetean y lo Matan.

El mayor Regalo que pudo haber hecho Mi Padre a la humanidad y fue Despreciado.

Pocos corazones acogieron Mi Venida, Mis enseñanzas, Mi Amor. Pocos corazones apreciaron tal Regalo del Cielo.

El corazón del hombre es tan duro, el pecado ha obscurecido sus mentes, cerrado sus oídos, ha hecho de piedra su corazón. Hijitos Míos, son muy pocas las almas de las cuales Yo recibo agradecimiento o amor.

Días grandes están por venir, se recuerda el Advenimiento de vuestro Dios y ¿Qué hace el hombre? Sólo intercambio de cosas materiales, cuando debieran hacer gran fiesta por el recuerdo de la Vida de su Salvador, del Nacimiento de su Salvador aquí en la Tierra.

¡Oh! Mis pequeños, ¡Como se ha endurecido el corazón del hombre!

Vivís en lo material, vivís para el mundo, vuestro Dios ha quedado a un lado, vuestro Dios ya no Vive en vuestro corazón. De algunos se habla que su dios es el dinero o el Ego… 

Vuestro corazón, vuestra mente divagan en cosas vacías, necias, malvadas. El corazón del hombre ha sido arrebatado por el Maligno, se vive para la Obscuridad, se vive para la Maldad.

Se le arrebata al que tiene, se destruye al que posee, el delincuente encuentra su reino y es protegido por los grandes. Éstos grandes, en su afán de poseer el mundo, aplastan al pequeño, destruyen al que es Mío.

Manipulan todos los bienes del mundo para aprisionar al débil. Vuestra vida se ha vuelto un Caos.

El Amor, Mi Amor que todo lo vence se le ha hecho a un lado, las potencias del hombre ahora son ensalzadas, el más fuerte es el que vence. Se le ve débil al que Me ama, ahora el enfermo de “lepra” es aquel que está Conmigo. Se le aparta, se le persigue, se le destruye. Los papeles se han cambiado, el que triunfa es el que tiene más maldad en su corazón.

Las Tinieblas van obscureciendo al mundo. Las luces, que son los Míos, están siendo apagadas, pero NO vencerán aún. Mi Vida, aunque sea una pequeña flama, casi por extinguirse dará gran luz en el momento preciso, cuando Yo lo indique y así, todo volverá a florecer.

La Luz purificará, las Tinieblas serán vencidas, pero el hombre se tiene que dar cuenta de su error, se tiene que dar cuenta de que las Tinieblas lo han llevado a la destrucción espiritual, moral, física.

No hay vida si Yo no estoy con el hombre. El hombre ahora quiere permanecer en la muerte y Yo le permito ésta libertad a pesar del dolor de Mi Corazón…  Yo NO PUEDO  detener al hombre a pesar de que lo Amo tanto. TENGO que esperar su arrepentimiento, tengo que esperar a que escoja Mi Amor. (Porque vivimos en un Mundo Dominado por Satanás)

¡Un Dios que se ha dado por completo al hombre y es Despreciado de ésta manera!…

El hombre ha preferido la maldad, la obscuridad, el Pecado antes que a su Dios. Antes que al Amor, antes que a la Paz que lo va a llevar a producir Cielo en la Tierra.

Mis pequeños, sois Mis hermanos.

Os invito a hacer Familia Conmigo, os invito a traer el Cielo, como Yo lo traje a la Tierra, os invito a compartir el Reino que habéis dejado crecer en vuestro corazón y darlo a vuestros hermanos.  Dad Mis pequeños lo que Yo os he dado, dad Mis pequeños, ese Amor, esa confianza, esa Vida a vuestros hermanos.

Hacedles entender y hacedles VIVIR el Reino, el Reino de vuestro Dios que Yo os vine a traer por mandato del Padre.  Ayudad a vuestros hermanos a entrar por la Puerta Grande, la Puerta de los hijos de Dios.

Ayudadles a vuestros hermanos a comprender las bellezas de Mi Palabra, de Mis Obras, de Mis Milagros. Todo fue dado para vosotros, para todas las generaciones.

Vividlas, para que se gocen vuestros hermanos al veros vivir el Reino de vuestro Dios aquí en la Tierra, que seáis emisarios del Amor.  Vivid Conmigo éste Tiempo: el Nacimiento de vuestro Dios, la Misericordia Infinita de vuestro Padre hacia los hombres.

VIVID, vivid Conmigo ésta alegría de estar nuevamente en el Pesebre, de estar ya con vosotros en la Tierra.

Apreciad el Regalo de vuestro Dios, que por generaciones y generaciones se venía anunciando por los Profetas y que por fin se daba en ese momento de la Historia.

Gozad infinitamente Mi Presencia en esos momentos en los cuales la Promesa se hacía patente en la Tierra.   Agradeced vosotros mismos y por vuestros hermanos Mi Venida, la cual anunciaba la Luz nuevamente para el hombre, que anunciaba el vencimiento del Pecado y de la Maldad de Satanás.

Empezaba ya una época de Amor, de libertad y de Gloria para la Humanidad.

Dejad que vuestro corazón se llene de ese gozo infinito que tuvieron los mismos Ángeles al ir a adorarMe en el Pesebre…

 Acompañad con vuestra mente, con vuestro corazón a esa gente sencilla, a esos pastores que Yo escogí para que fueran los primeros en ver a su Salvador.  Vosotros a los que he escogido de entre el Mundo, a los sencillos, a los obedientes, a los que han dado su “fiat” de amor, Acercaos.

Venid aquí ante el Pesebre y ved ahí la Obra de vuestro Dios: el Regalo Inmenso, Infinito de vuestro Dios, concederos a Su Propio Hijo.

Por fin llegaba la plenitud de los Tiempos y Yo coronaba esa plenitud, el Regalo de vuestro Dios.

Dejad que Mi Santo Espíritu de Amor os haga entender éste Misterio de Amor, éste Regalo Infinito de vuestro Dios.

EL SACRIFICIO DEL PADRE…

Apartaos del mundo en éste Tiempo, vivid los gozos del Cielo, como Mi Misma Madre los Vivió en Total Donación a Mi Padre, cuidando a Su Hijo, a Su Dios y a Su Salvador.

Os pido que seáis Mi padre, os pido que seáis Mi madre en la Tierra, os pido que seáis Mi Familia.

Sois Mis hermanos, cuidadMe, protegedMe, alimentadMe, llevadMe a todos aquellos que necesiten conocerMe, para que también se arrodillen ante Mí con humildad y sencillez…

Y agradezcan a Mi Padre, vuestro Padre y vuestro Dios Sus Bondades y el Regalo que os dio con Mi presencia en la Tierra.  Enamorad a vuestros hermanos con el amor que debe existir en vuestro corazón, con ese santo agradecimiento de Mi Vida entre vosotros.

GozadMe, AdoradMe, AgradecedMe, que Yo Me sigo dando por cada uno de vosotros.

Yo Me sigo Ofreciendo por cada uno de vosotros, Yo os sigo educando, Yo velo por cada uno de vosotros…

Estoy Vivo entre vosotros y en vosotros, NO Me cambiéis por el mundo,

NO Me cambiéis por un regalo que solamente será un compromiso ante vuestros hermanos.  NO olvidéis esta fiesta Santa, por solamente un intercambio material, de compromiso con vuestros hermanos. Soy Yo, vuestro Dios Al que debéis recordar.

Soy Yo vuestro Dios el que vine a Salvaros y a daros todos los regalos del Cielo, Soy Yo vuestro Dios el que ahora os da Vida y os la dará eternamente…

El compromiso es Conmigo, NO con el Mundo.

Gozad, os pido nuevamente. GOZAD, éste Tiempo. Así como lo gozaron todos aquellos que sintieron en su corazón por Obra del Espíritu Santo, Quién Es el que Venía en el Vientre de Su Madre: la Siempre Virgen María.

“HE AQUÍ LA ESCLAVA DEL SEÑOR…. HÁGASE EN MÍ, SEGÚN TU PALABRA”…

Agradeced a Mi Madre Su Donación, Sus Dolores por vosotros. Dejad que Ella os lleve hasta ese Rinconcito.

Un Rinconcito de la Tierra que fue el Trono de vuestro Dios. Id hacia ese lugar con vuestro corazón. Acompañad a Mi Madre, a Mi padre José…

Acompañadlos en esa adoración de corazón ante su Dios. GOZAD, gozad y ayudad a vuestros hermanos a entender esta Belleza Celestial.

Quedo con vosotros Mis pequeños, quedo con el Mundo, quedo con todos aquellos que han abierto el corazón a su Dios.Hijitos Míos, se os dice en las Escrituras “ProbadMe, probad a vuestro Dios, probad qué Bueno es vuestro Dios”.

Yo os digo: “DejadMe obrar en vuestra vida” A eso se refieren las Escrituras. DejadMe a Mí, ProbadMe a Mí, que Yo maneje vuestra vida, que se haga Mi Voluntad en vuestra vida.

DejadMe a Mí vuestro Dios, todo Bondad, todo Misericordia, todo Vida; que Yo pueda entrar en vuestra vida y os pueda llevar por esos caminos por los que llevo a aquellos que Me son fieles, obedientes, humildes, pequeñitos, confiados.

DejadMe a Mí vuestro Dios, que Yo os lleve por esos caminos en los cuales obtendréis grandes regalos espirituales, con los cueles gozaréis vuestra estancia en la Tierra; en donde se manifestará Mi Triunfo sobre aquellos que han aceptado Mi Vida y Mis Enseñanzas.DejadMe a Mí vuestro Jesús vuestro Dios, que vosotros seáis Mi Trofeo por las obras que Yo pueda hacer a través de vosotros…

Y os pueda presentar posteriormente ante Mi Padre, Gozoso de que Yo a través de vosotros siga obrando en el mundo y trabajando para Él, en vosotros y con vosotros…

Y después de que hayáis cumplido vuestra misión, dejadMe a Mí vuestro Dios, serviros por toda la Eternidad, porque Yo Soy así.

Y os lo dije también: “Que el mayor sirva al menor”  En la Tierra a través de vosotros, serviremos al pequeño, al que NO sabe, al que necesita levantarse…

Y en el Cielo os serviré Yo vuestro Dios, el Grande, el Omnipotente y Eterno.

A llevaros hacia esos horizontes que NI siquiera la mente humana puede imaginar, hacia una Vida Eterna que nunca ha alcanzado ni siquiera a vislumbrar el hombre, porque sus capacidades están bloqueadas por el Pecado.

Muchas cosas grandes tengo Yo para aquellos que se suelten con confianza y con amor. NO TEMÁIS Mis pequeños.  NO temáis de vuestro Dios que Yo NO os voy a quitar, sino al contrario.

OS DARÉ, cuando os deis a Mí.

DadMe vuestra pequeñez para que Yo os pueda engrandecer, dadMe vuestra miseria para que Yo la convierta en Realeza.

Confiad en Mí, Mis pequeños, confiad en Mí… Hijitos Míos, los escribas y fariseos pedían una señal, Me decían  “Danos una señal para creer en Ti”. Su corazón era de piedra, a pesar de que se sabían las Escrituras.

El hombre sigue pidiendo señales para creer. Por la señal creer en Mí, por el Milagro, cuando realmente el Milagro vive en vuestro corazón, os vine a traer el Reino de Mi Padre.

Tenéis el Milagro de la vida, tenéis todos los Milagros de la Naturaleza a vuestro alrededor, tenéis la sonrisa del bebé, tenéis todo Mis pequeños y seguís pidiendo una Señal. La Fe es la señal, pero NO la queréis ver.

El hombre NO ha acrecentado esa Fe en su corazón, NO Me quiere ver en los Acontecimientos que os rodean, el Amor NO puede venir del Maligno.  Todo lo que os rodea, todo lo que se os ha dado, todos los cuidados que se os dan, vienen del Amor de un Padre que os Ama Infinitamente, NO os falta nada.

Si Mi Padre cuida de la Naturaleza, de los animalitos, de las flores, de los Cielos, del mar. Si todo eso camina en orden, en el orden Universal,

¿Todavía pedís una señal para creer?

¿Por qué los astros se mantienen en ese lugar y NO se golpean unos a otros o caen y chocan contra vuestra Tierra? Todos esos son regalos de vuestro Dios…

Y aún así…

¿Pedís una señal?

LA MUJER VESTIDA DE SOL…

Veis señales a vuestro alrededor profetizadas, como la maldad del hombre que os está llevando a la destrucción como al pueblo de Sodoma y Gomorra…

Éstos pueblos que apartaron también el amor de su corazón.

Estáis así ahora Mis pequeños, destruyendo el amor y las bondades que se os dieron en vuestro corazón y pedís una señal.

La Mayor Señal se os dio ya hace más de dos mil años en ese Pesebre…  

El Salvador con vosotros y la Humanidad lo sigue negando, a pesar de los Milagros que se hicieron, a pesar de las Enseñanzas que os Dí…

Y sigue pidiendo la Humanidad una señal.

La Señal más grande, la Señal más bella, Tener a vuestro Dios entre vosotros y el hombre la Despreció y el hombre la sigue Despreciando.

Mis pequeños NO busquéis señales, NO os distraigáis en las cosas que tienen que pasar. Tomad para vuestro corazón la señal que ya se os dio y esa señal os abrirá todos los caminos, será Luz en vuestra vida:

Vuestro Dios con vosotros, la Señal de la Salvación del hombre, ésa es la que debéis apreciar, gozar y agradecer.  Sí hijitos Míos, la  Cruz es la que os salvará. Sí Mis pequeños, Yo mismo vuestro Dios, vuestro Hermano Jesucristo, Hijo del Dios Verdadero, también tomé Mi Cruz.

Me hice pequeñito, Me hice como vosotros. SACRIFIQUÉ Mi condición Divina para hacerMe como vosotros, Mi Cruz fue la aceptación de la Voluntad de Mi Padre.

Pero Mis pequeños, cuando se habla de Cruz inmediatamente creéis hablar de muerte y NO es así Mis pequeños, la Cruz es Vida.

La Cruz que Yo vine a destruir os dio Vida. La Cruz en ése tiempo significaba para los romanos, para ésta gente, destrucción de la maldad, destrucción de los criminales, destrucción de todos aquéllos que provocaban más maldad entre sus hermanos.  La Cruz que Yo tomaba significaba destrucción de la muerte a donde os lleva el pecado, a donde os lleva Satanás…

Y al destruir ésa muerte espiritual, Yo os estaba dando Vida y ahí es a donde os quiero llevar, Mis pequeños.

Que la muerte, la cruz que vosotros lleváis por el Pecado Original; ésa muerte del alma, se debe destruir en vosotros con la virtud y el amor.

Quiero que os fijéis en Mi Cruz, en Mi Sacrificio, en el Amor que Yo puse para traeros Vida. Que la toméis, la sirváis y así alcancéis ésa Vida que Yo os vine a dar al abriros nuevamente las Puertas del Paraíso.Así que Mis pequeños, NO veáis muerte donde NO la hay. Mi Cruz es Cruz de Vida. Es la misma Cruz que debéis llevar vosotros: ir destruyendo todo aquello que pueda apartaros de Mí, que pueda apartaros de la virtud y del amor.

Y toméis ésa vida de perfección enseñando a vuestros hermanos lo que Yo os dejé en predicación.

Vida, toda Mi Vida sobre la Tierra, fue para traer a vosotros ésa vida de Cielo, el Amor que se vive en el Cielo, la fraternidad entre los hombres.

No sufráis Mis pequeños, al contrario, Unios Conmigo y así juntos gozaremos de la Cruz que os va a santificar.

La  falsedad cubre al Mundo, hay falsedad en los corazones, hay falsedad en las obras, hay falsedad en lo que se enseña, hay falsedad por doquier Mis pequeños, el Demonio os cubre de falsedad.

Antes de que Yo viniera a la Tierra, una gran falsedad omnibulaba la mente de todos los hombres. Ahora estáis viviendo ésa falsedad por conveniencia, porque Yo os vine a traer la Luz.

Me costó traeros ésa Luz Mis pequeños, mucho Sacrificio de parte Mía, de vuestro Dios. Han sido poco más de dos mil años de predicación para que ésta Luz de Sabiduría se os diera a todo el género humano y seguís prefiriendo la falsedad.

Habláis con falsedad ante vuestros hermanos, habláis con falsedad para aprovecharos de los bienes de vuestros hermanos. Actuáis con falsedad para dar una cara, cuando realmente tenéis otra y NO os dais cuenta de que Yo conozco la otra.  Creéis vivir de acuerdo a una verdad falsa que os habéis creado; pero tarde o temprano ésa falsa verdad que seguís, os lleva al Abismo.

Vosotros mismos vais cerrando puertas por vivir en la Falsedad, cuando la Luz os abre todo; todas las puertas y os sentís libres… Podéis caminar con la frente en alto cuando vivís en la Verdad.

Ciertamente, en éstos tiempos es atacada la virtud, el Amor, la vivencia de los Sacramentos. Mis Verdades, porque el hombre prefiere vivir en ésa falsedad y se siente acusado cuando ve a otros viviendo en la Verdad…

En la Luz y por eso tratan de destruir siempre la Luz, para que NO les  haga ver ante los hombres su falsedad.Mis pequeños Yo os vine a mostrar ésa vida en la Luz y por eso, todos aquellos que Me siguen Sufren y Mueren a manos de aquellos que prefieren vivir en la falsedad…

Pero sed valientes, porque ésa vivencia en la Luz, os llevará a la Luz Perpetua…

Estaréis Conmigo por los siglos de los siglos. Mientras que aquéllos que han preferido las Tinieblas, la falsedad que ha destilado el veneno de Satanás, los va a llevar a la Condenación Eterna.

Sed Luz para vuestros hermanos Mis pequeños. Cueste lo que os cueste, llevad siempre la Verdad en vuestros labios y en vuestros actos…  Cueste lo que cueste, que se vea que Sois verdaderos Apóstoles de la Verdad y de la Luz…

Que seáis verdaderos apóstoles de Cristo Jesús.

Os amo, Mis pequeños y  NO sufráis. Al contrario, Alegraos cuando se os Persiga por ello, porque a Mi se Me persiguió primero y así estaréis seguros de que estáis actuando en la Verdad.

Al ser perseguidos por vuestros hermanos, ALEGRAOS, que es cuando más cerca estaré Yo de vosotros.  Acudid a Nuestra Fuente de Vida y Amor que os puede proveer de todo lo que podáis necesitar para ése cambio en vuestras vidas y en vuestro corazón.

El Amor todo lo puede, acudid a Él y NO quedaréis defraudados.

Os amo con el Amor que Me concedió Dios Padre y con el Amor que Nos une el Espíritu Santo y os bendigo con el Santo Deseo de que ésta Bendición sea la chispa que encienda vuestra luz interior para producir vuestro verdadero y eterno cambio.

Yo os amo infinitamente y os Bendigo en el Nombre de Mí Padre Eterno, en Mí Nombre, Vuestro Salvador Glorioso y en el del Amor Derramado y Purificador del Espíritu Santo.

http://diospadresemanifiesta.com/

P255 PASIÓN DE LA IGLESIA


Enero 04 de 2018 3:30 P.M.

Ovejas de mi Grey, mi Paz sea con vosotras.

Mi pequeño Nabí, mi Rebaño muy pronto comenzará a caminar por el Desierto de la Purificación; grandes Pruebas les esperan a mis ovejas.

Os digo ovejas mías, que esta Purificación es necesaria para que podáis mañana habitar mi Nueva Creación. NO TEMÁIS REBAÑO MÍO, no vais a estar solos… Mi Madre, mis Ángeles, muchas Almas Bienaventuradas y mis Dos Testigos, os estarán acompañando por vuestro Desierto.

Vienen los días Rebaño Mío, donde vuestra FE, será puesta a Prueba. La Conmoción del Universo, el reinado del Anticristo, la implantación del Microchip, las Persecuciones, la aridez espiritual, la escasez de alimentos y agua…

En la Décima Estación del Viacrucis, Jesús Creador y Dueño de todo el Universo tuvo que usar el Velo de su Madre Santísima, porque fué DESPOJADO DE TODO… ¿Quienes somos nosotros, para esperar de Satanás un trato Diferente?…

Y LA PÉRDIDA DE TODOS VUESTROS BIENES, serán unas de las tantas pruebas por las que pasaréis. Pero en verdad os digo, no temáis.

Si estáis conmigo, nada ni nadie podrá apartaros de mi Amor. Por muy duras que sean las Pruebas, permaneced siempre firmes en la FE.

Rebaño Mío, en los días de prueba, orad y confiad en Mí. Acordaos que el que persevere hasta el final se salvará. La Oración y confianza en Mí, será vuestra fortaleza. Si queréis pasar las Pruebas, en nuestros Dos Corazones Debéis de confiar.  El Cielo os asistirá y protegerá, siempre y cuando lo tengáis en cuenta; porque bien sabéis, que respetamos vuestro libre albedrío.

Pueblo mío, NO olvidéis las palabras de mi Salmo 91, porque ellas cobrarán vida en aquellos días de vuestro Desierto.

Acordaos de lo que dicen mis palabras:

Yo enviaré a mis Ángeles, para que os protejan en todos vuestros caminos y os lleven en sus brazos y vuestro pie no tropiece con piedra alguna. (Salmo 91. 11, 12)

Aprended este Salmo de memoria, para que tengáis la Protección y Asistencia del Cielo en esos días de Batalla Espiritual.

Ovejas de mi Grey, NO temáis por vuestro alimento y vestido en aquellos días, porque el Cielo os enviará el Maná de cada día.

Sólo tened FE y Confianza en Mí y todo lo demás se os dará por añadidura.Sabed también Rebaño mío, que seréis tentados y puestos a prueba por mi Adversario, así como lo hizo Conmigo en el Desierto.

Cuando lleguen las Tentaciones, invocad mi Nombre y decid: Jesús mío, por el poder de tu Sangre, sálvame. Jesús mío en Vos confío, NO me dejéis perder Jesús mío, me escondo en tus Llagas, fortalece mi FE”

Mirad pues que os instruyo, para que nada os coja por sorpresa. Vais a estar como ovejas en medio de lobos; si acatáis mis enseñanzas y las ponéis en práctica, saldréis victoriosos en las pruebas.

Os recuerdo ovejas mías: en las pruebas de FE, el Cielo estará con vosotras, si lo invocáis. Más en la Purificación personal, cada uno debe de asumirla y ofrecerla con amor, por su salvación. Ya os hemos enviado las armas espirituales para que os defendáis de los Demonios encarnados y espirituales, que os atacarán en vuestra Tribulación.

Haced uso de ellas, porque son poderosas en el Espíritu para el derrumbamiento de fortalezas.

Todo lo que necesitáis, está en la Armadura Espiritual, dada a nuestro Siervo Enoch. Allí encontraréis las Oraciones y Rosarios que vais a necesitar para el combate espiritual.

Tened muy presente este manual, para que mañana en medio de vuestra Tribulación y ataques de mi Adversario, podáis salir victoriosos.  Rebaño Mío, estad listo y preparado para el combate espiritual que se aproxima. Acordaos que sólo los vencedores obtendrán la corona de la Vida.

Vosotros sois mi Ejército Terrenal y de vosotros es la victoria. Confiad en Mí…

Porque escrito está, que la Victoria es Dios y su Pueblo Fiel. NO TEMÁIS, YO estaré con vosotros hasta la Consumación de los Tiempos.

Mi Paz os dejo, mi Paz os doy. Arrepentíos y convertíos, porque el Reino de Dios está cerca. Vuestro Eterno Pastor, Jesús de Nazareth.

http://www.mensajesdelbuenpastorenoc.org/mensajesrecientes.html

04 DE ENERO DEL 2018

Amado Pueblo Mío:

Bendigo a mi Pueblo, al que se sacrifica, al que NO renuncia a mi Ley, al que me Obedece y me ama como YO le Amo.

Esta Mi Palabra, debe ser bendición para Mi Pueblo. Les externo la forma y la constancia en que deben conducirse quienes dicen amarMe. El que Yo Me dirija a Mi Pueblo NO es mirado con agrado por algunos. En esta Revelación, Mi Santo Espíritu insiste en lo que NO es de Mi agrado para que NO mal interpreten la libertad y NO transgredan la Ley.

“Y en los postreros días, dice Dios: Derramaré Mi Espíritu sobre toda carne y vuestros hijos y vuestras hijas profetizarán; vuestros jóvenes verán visiones y vuestros ancianos soñarán sueños.” (Hch. 2,17).

Estas Palabras se olvidan y Me señalan si NO Me apego al deseo de quienes dirigen a Mi Pueblo.

Mi Palabra NO es acogida con agradecimiento ante los intereses desviados que existen y forman parte del Mundo y sus maquinaciones.

Si estás enamorado@ de Dios, la opinión de los demás ES LO QUE MENOS TE IMPORTA.

Si les llamo a dejar de lado las comodidades con las que viven, dejan de amarMe…
Me han cambiado por dioses humanos que resaltan en los medios sociales. A ellos se afanan con gran afinidad debido a que viven de lo inmediato y de lo que les causa distracción y placer…

Pueblo Mío, Yo padezco con ustedes y Me duelo por lo que sucede en la Tierra, así como por lo que enfrentarán como parte del mal proceder del hombre contra el hombre.

Devastaron la Tierra, rechazaron mis Advertencias sobre las consecuencias que tendrían ante las devastaciones descontroladas; NO solo en la Tierra, sino contra la misma naturaleza humana.El Mal ha penetrado en los hogares para Dividirlos…
El Mal ha penetrado la mente de los hombres para Confundirles…
El Mal ha llegado a los centros de trabajo para que Mis hijos sean condicionados y ha tocado las mentes de los dirigentes de las compañías para que con un corazón adormecido por el poder y la insensatez, sean quienes prohíban a Mis hijos mantener imágenes Mías o de Mi Madre o de Mis Santos en los lugares en donde los trabajadores pasan gran parte del día.

Hijos, NO se alejen del Evangelio, NO se contaminen por tanta FALSA DOCTRINA con las que conviven en este instante.

Deben comprender que el Demonio en este preciso Instante, desea alejarles de Mi Verdad, NO desea ser descubierto, ya que la Destrucción que se propone NO HA LLEGADO AL NIVEL   deseado por él.

A statue of Virgin Mary destroyed by protester in Via Labicana, Rome, today, 15 october 2011. ANSA / ALESSIO TARALLETTO

Mis imágenes son condenadas, destruidas. Obligando a quienes profesan obediencia a Mis Mandatos a destruir cuanto de Mí exista. Esta generación continúa caminando a solas consigo misma y con quien mantiene en marcha su plan destructivo: Satanás.

El Mal ha penetrado y endurecido corazones en todos los estratos de la sociedad e inclusive dentro de Mi Iglesia, para socavarla y es debido a esto, que les invito una vez más a NO desfallecer, a ser perseverantes, “a orar a tiempo y destiempo” (I Tes. 5,17), a permanecer vigilantes para NO desviarse de Mi Sendero.

Ustedes NO son del Mundo, pero conviven en el mundo, por ello la fuerza de la FE, la fuerza del Conocimiento, la Armonía, la Solidaridad, la Sensatez tienen que mantenerse en constante crecimiento.

Mi Pueblo mira constantemente la paja en el ojo ajeno y NO la viga en el propio (Cfr. Lc. 6, 41-42) Y debido a esto la insatisfacción les lleva a cometer injusticias en contra de los hermanos y una crítica acérrima en contra de quienes, como labradores y viñadores, como laicos comprometidos, les llevan la miel que explicito en estas Revelaciones y en otras que son de Mi Voluntad.

Así que como su Dios, insisto en esto una y otra vez PARA QUE MI PUEBLO DESPIERTE. 

Pareciera que es una minoría la que acepta la explicitación de Mi Palabra, la cumple y la obedece. Pero esta NO es la realidad, es que el hombre por temor se mantiene en el silencio.

El Error de esta generación es la FALTA de Amor, por ello cuantos desean seguir Mis Huellas NO son bien mirados por el resto de la sociedad.  El anciano que posee sabiduría es despreciado, la juventud NO mira bien los consejos, el materialismo les impulsa a continuar bajo esa regla en la que miran al dios del status. Estos son los frutos de la desobediencia y del apego al materialismo.

Esta generación ha enfermado al acoger los modernismos con los que se ha degenerado rechazando Mis Mandatos.

La miseria que llevan en el alma algunos de los que se hacen llamar cristianos, se trasluce mediante el poder o las influencias en contra de sus semejantes.

Amado Pueblo Mío, este Instante es de crecimiento espiritual, es para que se adentren en Mí y permitan que Mi Madre les conduzca.Amado Pueblo Mío, las luchas, los levantamientos, las protestas y el descontrol es producto de la Ira, del Odio y de la carencia de valores en el hombre al NO conocerMe. Cada cual da lo que lleva por dentro en este Instante: unos dan amor y otros Ira, lo cual NO es Mi Voluntad.

Pueblo Mío, ¿Qué hace un padre cuando mira a sus hijos extraviarse?…

Pueblo Mío, los países viven los más variados y extraños fenómenos naturales, las aguas de los mares se moverán y abalanzarán sobre la tierra, los vientos aumentarán su intensidad.

Pueblo Mío, en donde hay calor llegará el frío y en donde hay frío llegará el calor. Mis hijos NO se encuentran preparados para estas variantes.

Medio Oriente es cuna de matanzas, flagelos y destrucción.

El hombre se contaminó por dentro con la IRA, la que será llevada hasta Europa con mayor tenacidad.

El Comunismo causa grandes y graves estragos en América, más que hasta este instante.Pueblo Mío, YO miro más allá y la enfermedad que se avecina a la Humanidad encontrará cura con la planta de la artemisa sobre la piel.

En algunos países las calles parecerán desoladas, cuando estas sean tomadas por EL TERRORISMO, Mal procedente del Demonio.

Ustedes Oren, ámenMe, cumplan con la Ley Divina y sean Instrumentos de Paz.

RecíbanMe debidamente preparados, para que esas comuniones se multipliquen al infinito.La Oración es escuchada en Mi Casa, NO es desoída. Deben Orar con el corazón, NO por compromiso o apariencias, sino “en espíritu y verdad”  (Jn. 4, 24).

No olviden que de Mi Casa recibirán el Auxilio necesario si se disponen debidamente. Mi Ángel de Paz, Testigo de mi Amor, les dará de lo Mío.

Mi Amor es para cada uno de ustedes el Bálsamo que necesitan.
permítanse vivirlo con intensidad.

Les amo. Su Jesús.  Comentario del Instrumento:

Hermanos, vivimos siendo peregrinos y a la vez somos Perseguidos…  Y ante los Llamados de Cristo y nuestra Madre nos avocamos a laborar a tiempo y destiempo para la Gloria de Dios.

No olvidemos que Dios no abandona a Su Pueblo…
No olvidemos que este Pueblo tiene que ser obediente a la Ley de Dios para merecer Su Santa Bendición.
Y como dice mi padre San Agustín:

“La Iglesia avanza en su Peregrinación a través de las Persecusiones del Mundo y los consuelos de Dios”. (San Agustín, De civitate Dei 18, 51; cf. LG 8).

30 DE DICIEMBRE DEL 2017

Amado Pueblo Mío:

“SOY EL QUE SOY (Ex. 3,14)

Explicito mi Palabra legada en la Sagrada Escritura para que esta generación tome conciencia del Camino en el que transita y se disponga a la Conversión.

Mi Amor NO termina de llamarles, de tocar el corazón de los Míos para que se alejen del Mal y superen el EGO humano que les doblega mediante los apegos indebidos, que les llevan a continuar en los malos actos y obras.

Me Duelo al mirarles tan individualistas, con tan marcadas diferencias aun dentro de una misma familia.
Me Duelo cuando utilizando el poder dentro de la sociedad, de la educación, de la religión, de los gobiernos, cometen Injusticias en contra de los más débiles, de los humildes.

Pueblo Mío:

Miro con tristeza cómo el hombre ha desvirtuado su Humanidad. Ha llegado a cometer errores sin medida y en ocasiones premeditadamente. El hombre que debe servir a Nuestra Trinidad, sirve en este Instante al Mal y los malos actos se propagan dentro de todas las clases sociales, sin distingos.

La moral ha sido superada por los modernismos, la sociedad es condescendiente con las modas, acogiendo errores graves como nuevas normas de moral.

Gran número de Mis hijos arrastran esos errores y con ellos juzgan a sus hermanos… Permitiéndose que por las venas les corra el Egoísmo, la Envidia…

Y al sentirse poderosos toman el lugar de jueces… Y traman con la Mentira hasta en contra de lo que es Mío.  Pueblo Mío, NO olviden que cuando se han alejado de Mí y se han negado a reconocerMe como Dios y se han sentido superiores a Mí y Me han limitado…

Ustedes se han confundido y han actuado unos en contra de otros con gran confusión. Han atraído el Dolor hacia ustedes, logrando que todo lo creado se rebele contra el hombre que obra y actúa contrario a la Voluntad Divina.

Pueblo Mío, les he conducido mediante esta “Lectio Divina” para explicitarles lo que se han negado a acoger: Mi Palabra.

YO me revelo a Mi Pueblo a pesar de la desobediencia continua a mi Palabra para motivarles a la Conversión.

Mi Madre les llama constantemente, porque NO desea que se pierdan más almas.

Les llamo a reconocerse pecadores y se niegan a ello con soberbia…
Les llamo a mantenerse en estado de Gracia y para esta generación eso es motivo de burla…

Les llamo a cumplir los Sacramentos y se niegan a ello…
Les menciono los Mandamientos y NO saben de qué les hablo. Las Bienaventuranzas son ignoradas por esta Generación en la que reina el egoísmo.

En este Instante la niñez tecnológica” cree que puede dar Muerte y dar Vida.  Hijos, conviven siendo portadores de una IRA extrema que reciben continuamente por los medios de comunicación y de un engañoso entretenimiento, que tienen a su alcance.

Los sentidos son constantemente receptores de agresividad y la creatura humana llega a expandir esa ira en contra de sus semejantes.  Esto no es lo que Yo deseo de ustedes. Así no deseo que Me correspondan, hijos Míos.

Les llamo a que me amen y se acerquen a Mí…
Mis hijos deben adorarMe “en espíritu y en verdad” (jn. 4,24).

La Incredulidad corre como el Viento, con gran irrespeto. Me tratan en el Santísimo Sacramento de la Eucaristía, en donde Real y verdaderamente Me encuentro Yo, en Mi Cuerpo y Mi Sangre.

Y esto NO lo pueden negar…. El que así lo diga es un Anatema.  PUEBLO MÍO, ES NECESARIO EL DISCERNIMIENTO.

 El Demonio se abalanza en contra de Mi Pueblo con la mentira, proporcionándoles falsos caminos a través de los cuales les ata a él por medio de tentaciones y engaños aparentemente buenos…

Siendo estos el escudo que utiliza para que NO vean con claridad, para que sientan que el Camino a seguir es al que él les llama, invadiendo el pensamiento y la inteligencia se hace dueño de sus actos, para que se alejen de Mí.

Mi Pueblo confía en sí mismo, olvidando que el mal le lleva aparentes pensamientos buenos y a la luz del discernimiento esos pensamientos no son buenos ni justos. Mis hijos no disciernen, por lo que permiten al mal que les extravíe sin oponer resistencia.

El hombre se niega a lo que le pide renuncia, a lo que le pide ser amor, humildad, obediencia, tolerancia, cordura, cordialidad, entereza, paz…Al alejarse de Mí, NO logran centrarse en el camino correcto

Yo les llamo a vivir en el bien, a alejarse de los sentimientos soberbios, a alejarse del carácter impetuoso, a alejarse de los pensamientos que elevan el “EGO”.

Pueblo Mío, NO deseo fanáticos. Deseo almas que Me honren, Me adoren, almas que vivan la Voluntad Divina…

Almas entregadas a Mí constantemente. Que sirvan al Prójimo, que anuncien Mi Palabra: almas con espíritu misionero… Pueblo Mío, respeten y amen a mi Madre que en este Instante es Ultrajada por algunos hombres que han extraviado su camino.

Mi Madre intercede por Mi Pueblo…

Y Mi Pueblo debe Amarla y Venerarla como Ella lo merece.

Oren hijos Míos, oren para que ustedes, como hijos de un mismo Padre, se respeten, se amen y sean fraternos.Oren hijos Míos, oren por Estados Unidos, continúa su padecer. Los experimentos han alterado el Clima y las cortezas de su suelo. El Terrorismo Llega y causa Dolor.Oren hijos Míos, oren por Europa, el actuar del Terrorismo lleva el dolor consigo.

Oren hijos Míos, oren por Italia, se estremece. Volcanes dormidos se activan con fuerza.

Oren hijos, Chile y Ecuador padecen.

Pueblo Mío, es necesario que YO les Alerte, oren con el corazón, Oren como en Nínive (Cfr. Jonas 3,5)  y vivan como hermanos.Han olvidado el ayuno, la bondad, la caridad, pero sobre todo la Verdad.

La Humanidad conforme avanza se acerca más al uso de lo que ha creado. Los acuerdos de paz en medio de tanta IRA se olvidan. Los gobernantes de las naciones pasan de las palabras a la acción, así actúa el hombre.

Les invito a Orar con el corazón, a NO separarse de Mí, a mirar hacia la bóveda del Cielo…

Sabrán que me encuentro cerca de la Humanidad, las Señales NO se hacen esperar. NO esperen los Eventos para convertirse, NO conocen NI el día ni la hora.

Búsquenme con prontitud. Ante las novedades, DISCIERNAN,

sean cautos en el obrar y actuar. Todo sea acorde a Mi Voluntad.

Son Mis hijos y les amo. NO Me separo de ustedes. Vengan a Mí.Pueblo Mío, sean dignos hijos de Mi Madre.

Mi Bendición, Mi Amor, Mi Amparo es con cada uno de ustedes; Bendigo a cada uno de Mis hijos.

Su Jesús.

Comentario del Instrumento

Hermanos:

Mientras recibía el Mensaje de nuestro Señor Jesucristo, me permitió mirarle el Corazón y miré cómo Arde por Amor a las almas.

Él me mencionó que su Amor jamás se apaga… que Él desea que la humanidad tome consciencia de cuán necesaria es la Conversión.

Me repitió que el Mal tiene su Objetivo y este es que el hombre pierda la Salvación Eterna.

Nuestro Señor Jesucristo me dijo:

“Amada Mía el Infierno existe, el Cielo existe, el Purgatorio existe.

Cada creatura humana tiene que luchar por la Conversión, tiene que vivir en la Voluntad Divina y ser un verdadero Adorador en Espíritu y Verdad. (Cfr. Jn. 4,24).  Mi Divina Misericordia es más Infinita de lo que la Humanidad puede pensar o pretender imaginar. Mi Misericordia es insondable, pero el hombre debe esforzarse, luchar consigo mismo para cumplir con la Voluntad Divina y todo cuanto Ella conlleva.”

Me mostró un espacio vacío y me explicó:

“Algunos leen esta explicitación esperando encontrar predicciones de cuanto va a acontecer nuevamente.

¡QUÉ EQUIVOCADOS ESTÁN AQUELLOS QUE CONFUNDEN LA REVELACIÓN CON LA ADIVINACIÓN!

Yo anuncio al hombre los Acontecimientos para que se preparen, para que se conviertan. las almas son tan importantes, que di mi vida por cada una de ellas.La Humanidad NO responde a Mis Peticiones, con oídos sordos y gran indiferencia reacciona ante Mi Madre. Por Desobediencia, el hombre se extravía y aun así Yo continúo explicitándoles Mi Palabra y aun así niegan Mi Amor por la creatura humana; deseando que NO les haga llegar Mi Amor, que Mi Ardor por las almas se apague y Mi Silencio sea inmediato.

“Cuando se encuentren ante Mi Presencia comprenderán Mi Amor y comprenderán el motivo de la explicitación de Mi Palabra.”

Al concluir con esta frase, nuestro Señor se alejó bendiciendo. Miré que bendecía y vi a la Humanidad, eso es lo que nuestro Señor bendecía: a cada uno de nosotros. Amén.

https://www.revelacionesmarianas.com/

F80 LA PERSONALIDAD EN EL AMOR


02 de Enero de 2018

Habla Dios Espíritu Santo.
Hijito Mío, el Mensaje ahora va para ti y para los Profetas y Videntes que hemos escogido alrededor del mundo. Y también para los que se consagren como Hostias Vivientes-Almas Víctimas.

Ciertamente, vuestra tarea es difícil, el anuncio y la denuncia son difíciles precisamente, cuando tendréis que hacerlo, ya ante el pueblo, ya ante vuestros superiores en la Iglesia, ya ante las autoridades.

Yo Soy vuestro Dios Espíritu Santo. Ya os he dicho que Yo iré guiando los Acontecimientos. NADA se da sin que vuestro Dios en Su autoridad Divina, lo permita.

Vosotros os habéis dado a la Voluntad Divina, sois los Cristos de éste tiempo, sois los denunciantes de la raza maldita que ha tratado de destruir la Palabra de Dios, la vida en Dios.

YO vengo a fortalecer a todos aquellos escogidos, Yo vengo a dar Fuerza a las Palabras de Jesucristo. Son tiempos de dar Vida, son tiempos de Luz, cuando todo está en Tinieblas.

Sed como niños. El niño acepta la Voluntad del Padre, NO ve más allá que el Amor con que el Padre o la Madre le ordenan algo. ES autoridad y él la acepta, porque sabe que va hacia un bien.

Tomad de Mí lo que necesitéis, que además Yo os daré lo que Yo necesito de vosotros. NO temáis, seguid adelante. Éstos son tiempos de lucha, Nosotros venceremos.

Vosotros sois ahora los representantes del Cielo, ES la Voz del Cielo la que se dará a través de vosotros. Cuando queramos que se dé la Verdad ante los hombres, Yo os tomaré…  Mis Palabras fluirán libremente y tocarán corazones, tened confianza. Vivid en la Verdad, vivid en la Oración, vivid en la Pureza, vivid en la Santidad y todo saldrá bien Mis pequeños.

Es un tiempo el que estaréis sobre la Tierra sirviendo a vuestro Dios. DAD VUESTRO MÁXIMO, que se os pagará eternamente con grandes regalos, con grandes bellezas de vuestro Dios.

Pero NO hay nada Mis pequeños, como servir a vuestro Dios; lo entenderéis dentro de poco tiempo y os alegraréis por ello.

En éstos momentos intuís algo de ésas bellezas. Pero Yo os abriré vuestra mente, os abriré vuestro corazón, quitaré el velo de vuestros ojos y entonces veréis la Gloria de vuestro Dios por la que habéis trabajado y que todavía trabajaréis.  Entonces vuestro corazón se alegrará enormemente, gozaréis. GOZARÉIS infinitamente y ése Gozo os llevará a la entrega total de vuestro ser por el servicio de vuestro Dios.

VIDA, Vida quiero dar a los que viven muertos. Es una contradicción, ¿Para qué vivir aquí en la Tierra si se vive muerto a la Gracia?

En lugar de transmitir Vida, muchos de vuestros hermanos están transmitiendo muerte. MUERTE espiritual y aquellos que lo hacen así para ir en contra de su Dios, tendrán que enfrentarse en algún momento con Su Justicia.

Pero recordad Mis pequeños, que NO venimos como Jueces en éstos momentos. NO se Nos debe ver en el temor, sino en el Amor y os pedimos que sigáis orando por aquellos que necesiten de su conversión…Que necesiten entrar en ésa vida espiritual, que vean que todavía hay Luz en su camino, que hay quién los ama todavía, a pesar de su pecado.

Dejad amor en los corazones, dejad Luz; para que encuentren el Camino y que regresen a Nosotros, que regresen a la Divinidad.

Pequeños Míos, os quiero instruir en los trucos que utiliza Satanás para desviar a las almas. Yo, vuestro Dios Espíritu Santo, que conozco lo más profundo de las almas, que conozco vuestro corazón;

Os quiero ir ayudando, aleccionando, para que os podáis proteger contra los trucos y fuerzas del Mal.

Nosotros podemos ser levantadores de Muros…. Al igual que el Padre Maximiliano Kolbe ante los nazis...

Sabed que la Oración es poderosísima. El Amor que vosotros producís a través de la Oración, produce Grandes Desastres para el Infierno.  

Mis pequeños, cuando Oréis entrad en vuestro corazón. Dentro de vuestro corazón estamos Nosotros en la Santísima Trinidad, arrodillaos ante Nosotros, entregad vuestra mente, vuestros pensamientos, vuestros oídos, vuestros sentidos.

Entregádmelos ahí dentro de vuestro corazón, que debe ser vuestro hogar espiritual, vuestra capillita donde deberéis presentaros puros, donados.

Y quiero daros una explicación sobre ésta donación.

Debe ser un tiempo en el cual NO estéis de prisa. Un tiempo de regalo totalmente para vuestro Dios, en donde con tranquilidad y paz estéis ante Nosotros. Y así, en Presencia real ante Nosotros en vuestro corazón, olvidaos totalmente del mundo exterior, atendiendo a vuestro Dios.

Con todas vuestras potencias empezaréis a orar, a platicar, a ofrecer, a interceder. Entrad en ése Coloquio Divino, entrad en ésa familiaridad en la Oración y así os tomaremos; entraréis en esa intimidad que solamente Nosotros os podemos dar.

Al purificaros de todo lo exterior, al purificaros en vuestros pensamientos, al purificaros de todo aquello que os pueda separar de Nosotros, empezaréis con vuestros rezos.

Vuestra Oración, vuestro rezo, debe ser muy íntimo, debe de ser en Presencia Divina, debéis respetar de aquí en adelante Nuestra Presencia en vosotros y esto os lo digo para evitar todo tipo de distracción,  de preocupación mundana o personal.Ciertamente deberéis ejercitaros en ello y sobre todo, poned todo de vuestra parte, porque el Maligno os empezará a atacar más.

Cuando venga el ataque, cuando venga la distracción, POSTRAOS dentro de vuestro corazón ante Nosotros. Postraos y así, pondréis todos vuestros sentidos nuevamente a disposición de vuestro Dios.

Vivimos realmente en vuestro interior y NO queremos seguir siendo Huéspedes, Huéspedes a los que NO se les hace caso.

Sois almas consentidas, sois almas a las que hemos apartado del mundo, sois almas a las que hemos puesto Nuestro Ser y Nuestros deseos para grandes obras.  Debéis poner más de vuestra parte para atender a vuestro Dios y ya NO dejarNos olvidados dentro de vuestro ser.

Deberéis hacer vida con Nosotros en todo momento. Os vuelvo a repetir, deberéis ejercitaros en ello. Poco a poco vuestro corazón se irá adentrando, Nos irá tomando más en cuenta…

Y así después, cuando salgáis del Sagrario, salgáis de la Iglesia y hagáis vuestra vida rutinaria; estaréis aún postrados dentro de vuestro corazón, atendiéndoNos, mimándoNos, dejándoos guiar por lo que Nosotros queramos.

Vuestra mente, vuestro corazón, todos vuestros actos estarán ya a disposición de vuestro Dios y vuestra vida cambiará.   Vuestros actos  cambiarán, vuestras palabras cambiarán por esa vida íntima que deberéis llevar de ahora en adelante.

Vivid ésa intimidad y veréis los Regalos que obtendréis.

Hijitos Míos os sigo instruyendo. Al estar ya ante Nuestra Presencia en vuestro corazón, aprenderéis a escuchar Nuestras intenciones, aprenderéis a escuchar a vuestro Dios y lo que quiere realmente de cada uno de vosotros.

Os llevaré a conocer la Raíz del Mal: la Soberbia. Siendo la raíz, prácticamente de todo mal que existe sobre la Tierra, deberéis tratar de luchar contra ella.  Lucharéis con Fuerzas Divinas. Deberéis ser cautos, deberéis ser sabios, sencillos y humildes. Todos vosotros afectados por el Pecado Original.

Estáis padeciendo por ésta Raíz del Pecado primario que fue Desobediencia, causado por la soberbia del hombre, causado por la Soberbia de Satanás.

Si vosotros aprendéis a ir a la esencia de cada pecado, a la raíz de cada pecado; encontraréis la soberbia y deberéis protegeros con la Humildad. La Humildad os llevará a la sencillez y la Humildad os abrirá todas las puertas de la Gracia.

Al ser humildes, todas las Virtudes florecerán. Ved aquí Nuestra Obra Maestra:

La Siempre Virgen María que en Su Humildad, aceptó Nuestra Vida en Ella, Nuestro trabajo en Ella, Nuestra Voluntad en Ella.  El Demonio, os lleva a oponeros a todo aquello que sea superior a vosotros, que os sintáis como esclavos, que os sintáis sumisos.

Nuevamente os presento a Mi Esposa la Siempre Virgen María, Su Sumisión, además de Ser Perfecta la llevó a esa Santidad Infinita.

Ella podía actuar por Sí Misma, porque así se le Creó y prefirió someterse a Nuestras Ordenes.

A vosotros os hace creer el espíritu del Mal que NO debéis someteros a nadie, que NO os arrodilléis ante nadie, que vosotros sois grandes…

Y eso le encanta al hombre: sentirse grandes, sentirse poderosos.   

Cuando NO tenéis las Virtudes, NI la Gracia, NI los poderes como para sentiros así; la soberbia solamente os debilita y os aparta más de la Fuente Divina que proviene de Nosotros.

El alma soberbia NO puede crecer, el alma soberbia NO acepta consejo NI alimento especial. El alma soberbia se vuelve autónoma y si realmente utilizáis la Sabiduría…

Os daréis cuenta que en vuestra autonomía por ser tan pequeños, tan miserables, NO podréis vivir solos y vuestra caída es inevitable.

En la Humildad podéis reconoceros así miserables, pequeños, faltos del alimento Divino y así el alma sencilla, el alma humilde, corre a la Fuente Divina a alimentarse.A purificarse, a sanear todo aquello que la está separando de ésta Gracia que solamente puede venir de vuestro Dios.

La soberbia, manejada como lo hace el espíritu del Mal, os va carcomiendo, os va destruyendo sin que os deis cuenta, porque os mantiene ciegos a la realidad. Os va ensalzando con bellas palabras, con bellos pensamientos, cuando realmente estáis llevando una podredumbre interna.

Os va haciendo creer grandes a los ojos de los hombres, cuando realmente estáis disminuyendo ante los Ojos Divinos.

El alma Soberbia al NO aceptar consejo, al NO aceptar guía Divina se va obscureciendo. Y sobre todo, va causando destrozos para el Reino de Dios por su mal ejemplo, por su falsa guía, por su inmodestia, por su Maldad.Las almas soberbias se vuelven Instrumentos del Mal, sin que se percaten de ello. Al verse a sí mismas ya no hay nada que valga para ellas a su alrededor, se sienten perfectas. Se sienten dioses y así llevó el Demonio a vuestros Primeros Padres hasta éste punto, a sentirse dioses.

Tened cuidado Mis pequeños, cuando empiecen vuestros hermanos a ensalzaros, a haceros creer ser grandes ante los hombres. Cuando os eleven por sobre los hombres, tened cuidado Mis pequeños, porque puede ser el principio de vuestra caída.

El hombre nunca se debe separar de la Fuente Divina. Debe ser raíz que absorba los nutrientes para su buen crecimiento y sobre todo para su buen sostén.

NO os envanezcáis Mis pequeños, porque vosotros nunca podréis ser dioses. Si estáis separados de Nosotros, NI siquiera podréis dar Vida a alguno de vuestros hermanos y ésa es vuestra Misión sobre la Tierra. Dar verdadera Vida para el Reino de vuestro Dios.  Sois mensajeros del Amor y en vuestra pequeñez, lograréis esto. Humillaos en todo momento. Deberéis sentiros pequeños en todo momento; pero deberéis sentiros hijos en todo momento también, para que podáis recibir de vuestro Dios el Alimento Divino.

Manteneos así, pequeñitos y necesitados de Nuestra Gracia…

Y sin que os deis cuenta, os elevaremos a niveles muy altos de espiritualidad, manteniéndoos pequeñitos; para que NO echéis a perder la Grandeza de vuestro Dios en vuestro interior y en la obra que está haciendo en vosotros.

Hijitos Míos, os quiero explicar algo que NO conocéis todavía.
Mis pequeños, así como la Trinidad Somos el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. Una sola Persona…  

 Cuando vosotros en grupo oráis NO sois grupo, sois UNO, Mi Cuerpo Místico NO se puede dividir.

Seréis muchos, tendréis diferente mentalidad, diferentes ideologías, diferentes necesidades. Sois diferentes ciertamente, como Nosotros en Nuestra Trinidad, pero sois UNO, porque el Amor os une.

Aquí estáis vosotros, sois uno Conmigo, porque Yo estoy en vosotros, Yo estoy para vosotros, Yo os llevo a la Trinidad y la Trinidad está con vosotros.

NO os podéis separar Mis pequeños y os vuelvo a repetir, porque el Cuerpo no está dividido. La Presencia de Mi Hijo sobre la Tierra fue para esto Mis pequeños.El Pecado os desunió, os separó de Mi Cuerpo Místico. Él vino a unir nuevamente al Cuerpo.

Estáis separados, pero NO por vuestras ideologías, estáis separados porque NO Me amáis, porque NO os amáis, el Amor os unirá al final.

Todavía vuestro corazón no está preparado a ello, porque estáis en el Mundo, estáis viviendo para el Mundo y NO sois del Mundo. Mi Hijo os lo repitió varias veces, vosotros pertenecéis al Cielo.

Mis pequeños, vuestra Oración Me halaga, en vuestra oración estoy Yo y Yo voy guiando vuestra Oración, porque vosotros sois pequeños y Yo estoy en vosotros.  Yo en vuestro interior, os voy guiando para que ésa Oración llegue a Mí. Ahora os estoy hablando como debe ser, en la Trinidad Perfecta. Yo Mismo, Padre, Hijo y Espíritu Santo, os voy dando a conocer Mis necesidades.

Os voy dando a conocer Mi Amor, os voy dando a conocer las facetas de Mi Amor, para que vosotros mismos encontréis el camino que más quiera vuestro corazón. Ahí es donde vuestra voluntad, vuestro libre albedrío os va dando vuestra personalidad, personalidad en el Amor.

Vosotros podréis escoger entre la intimidad donde Me encontraréis; podréis escoger entre el apostolado y ahí también Me encontraréis; entregaréis Mi Amor al daros a los pequeños…

 Múltiples formas podréis tener, Mis pequeños, como facetas de Amor y en todas Yo estaré. Respeto ésa Libertad en el Amor y además os doy ése gusto personal para que encontréis vuestro camino para llegar a Mí.Os amo infinitamente, Mis pequeños y Yo en Mi Trinidad os acojo, para que sigáis uniendo con vuestra Oración, con vuestra Donación, al Mundo entero en Mi Cuerpo Místico, en el Amor de vuestro Dios, en la Santísima Trinidad.

YO NO os estoy castigando, es vuestra necedad y soberbia que el mismo Maligno suscita en vosotros, quien os castiga.

Os Amo, Mis pequeños, os Amo.

Escoged, Mi Paraíso o vuestro Mundo actual. En vosotros está la decisión. De Mí sólo puede salir Bien, Paz, Verdad y Amor.

Os Bendigo entrañablemente hijitos Míos de Mi Corazón.

EL CAMINO DE LA CRUZ

Os Amo y Os espero al final del camino, a las puertas de Mí Reino Celestial, ya de Nuevo en Nuestro Mundo.

Ahí estaré como Padre Amoroso os estrecharé junto a Mí Corazón, para gozar en vosotros Mí Amor.

Os amo y deseo sólo vuestro bien.

Yo os Bendigo en Mi Santísima Trinidad, Padre, Hijo y Espíritu Santo.

http://diospadresemanifiesta.com/

E26 VENID AL PESEBRE


25 de Diciembre de 2017

Hijitos Míos, el Amor se ha separado de los hombres. NO es porque Yo deje de enviar Mi Amor, sino porque el mismo hombre ha renunciado a él.

Se ha puesto una coraza que lo cubre y lo protege contra Mi Amor, se os hace ya muy difícil vivir en el Amor. Os pido que viváis en el Amor, pero vosotros mismos NO queréis hacerlo.

Creéis que os impongo Yo Mis Leyes, Mis Decretos y Mi Amor, más os he dado la libertad de actuación, vosotros vivís según vuestra voluntad y NO la Mía.

Cuando vosotros viváis según Mi Voluntad, cuando vosotros os deis cuenta que el vivir fuera de Mi Voluntad os trae Maldad en vuestro corazón; entonces os daréis cuenta de que lo  mejor es vivir Conmigo, con vuestro Dios.

LEY DEL AMOR Y EL PERDÓN

Creéis que es difícil vivir en el Amor y por eso os apartáis de él. Creéis que es más fácil vivir en la Maldad. Pero Mis pequeños estáis en un error; es más fácil vivir en el Amor, porque el corazón del hombre tiende a ello.

Os he dado Mi Vida, os he dado Mi Presencia Divina entre vosotros, os di el ejemplo de vida y vosotros lo rechazáis. Para vivir en la maldad también tenéis que trabajar mucho, quizá hasta más, que para vivir en el Amor,

porque tenéis que maquinar vuestra maldad, especialmente para que vuestros hermanos no os ataquen después de que la cometáis. Vuestro acto va lleno de mentira, va lleno de maldad, va lleno de error. Después de cometer un acto malo, os sentís mal, cosa que no sucede cuando vivís en el Amor.

¿Por qué queréis vivir en la maldad, Mis pequeños? Esa cruda espiritual que os queda y os dura mucho tiempo, ES porque NO queréis acercaros a la Confesión y dejar ahí vuestro pecado ante la presencia de Mis hijos, Mis ministros. Os sentís mal, porque sabéis que cometisteis un error contra el Amor.

¿Por qué queréis seguir viviendo así Mis pequeños, cuando todo podría ser bello, cuando todo podría ser santo; cuando todo lo que os rodea podría cambiar con vuestra actitud en el bien?

Si vosotros os unierais en el Bien, vivierais en el bien. Estaríais viviendo el Paraíso, estaríais viviendo realmente el Amor entre vosotros.

Si os quejáis de que vuestro alrededor es malo, es perverso, os ataca, os destroza; es porque vosotros mismos estáis alentando ésa maldad, porque la TENÉIS en vuestro corazón.

El Malo: Satanás, la Serpiente Antigua, NO PUEDE VIVIR ANTE EL AMOR.

La Mujer Vestida de Sol, PISARÁ LA CABEZA DE LA SERPIENTE, a través de sus hijos: LOS HIJOS DE LA LUZ…

Si vosotros cambiarais y empezarais a vivir según Mi Voluntad que es el Amor, todo cambiaría y el mismo Mal se disiparía de vuestras vidas, de vuestro alrededor, de todo lo que os rodea.

Os estoy dando la pauta Mis pequeños, para que vuestra vida, vuestra sociedad, el Mundo entero; puedan vivir en el Amor.

Todo depende de vosotros, del cambio real que tengáis dentro de vuestro corazón. Un cambio real de vida, de actitud hacia vuestros hermanos: el hacer el bien en todo lo que hacéis. En TODO, Mis pequeños.

Cuando deis un servicio, dadlo con amor; cuando ayudéis a alguien, hacedlo con amor; cuando digáis una palabra, que sea una palabra de aliento, una palabra de vida.Todo lo que hagáis en servicio a vuestros hermanos, que sea Mi presencia en vuestros actos, en vuestros pensamientos, en vuestras palabras, dejadMe nuevamente vivir, os lo pido y os lo repito: DejadMe vivir entre vosotros, a través de vosotros.

Es a través de vosotros, que Yo Cristo Jesús HE de volver a vivir entre vosotros. Ciertamente Vendré en una Segunda Venida en Persona: Triunfante como Dios ante vosotros,

Pero antes Me deberéis hacer vivir en vuestro corazón y ESO es lo que hará que Mi Segunda Venida se dé entre vosotros, cuando ya vosotros sepáis vivirMe.

Hijitos Míos, para que os deis cuenta de qué tan fuerte es el vivir en el Amor o en la Maldad, que esto afecta aún a los bebés en el vientre materno, muchos de vosotros sabéis esto…Que cuando el hijo que viene NO es bien querido, que la misma madre lo rechaza; ése hijo nacerá con problemas emocionales, porque ya desde el vientre materno sentía ése rechazo; ésa AVERSIÓN hacia el Amor de ésta personita…

De ésta almita que se estaba Gestando en el cuerpo de su madre.

Pero cuando el hijo es amado, ES DESEADO; se busca el bien del pequeño, aún desde el vientre materno. Ése bebé, ésa almita crecerá segura, crecerá sana, crecerá llena de amor.

Mis pequeños, los bebés cuando van creciendo en un ambiente de amor, les da seguridad. CRECEN con el Ejemplo de sus padres. VIVEN el Amor, porque lo están viendo en sus padres y eso les ayuda a poder ellos mismos después, transmitir lo que vivieron.Así como Yo le dije a Satanás No sólo de pan vive el hombre, sino de la Palabra que sale de la Boca de Dios”…

 También vosotros Mis pequeños, Sois Boca Divina. Debéis ser ejemplo Divino para vuestros hijos, para con todos aquellos con los que entréis en contacto.

Vosotros debéis ser transmisores de vida Divina. Cuando Yo os he pedido ser otros Cristos, debéis transmitir en ejemplo y en Palabra Mi Vida, Mis acciones, el ejemplo que Yo os di.

Si así como los bebés ven el ejemplo de los padres y eso les va dando su personalidad desde pequeños, si vosotros también desde pequeños vais viendo Mi Vida, que Yo, como Hermano Mayor os he dejado,

TE OBSERVAN TODO EL DÍA….

También debéis tomar de Mí ésa Vida, ése Ejemplo para que vosotros vayáis creciendo con él. Os vayáis alimentando y así seáis otros Cristos que vivís en ésa facilidad del Amor que Yo os he dejado.

Os recuerdo Mis pequeños, que YO NO os impongo nada en lo absoluto, el ejemplo de vida que Yo os di…

Y que vuestros padres os deben de dar debe ser algo sencillo. Algo de todos los días, algo con lo que viváis que sea vuestro ambiente familiar, para que luego éste sea el ambiente social entre todos vosotros.

Ved vuestros hermanos que producen Maldad, que están atrayendo el error a vuestros corazones…

Ved su familia, cómo han vivido. Son almas que NO vivieron en el amor, son almas que sufrieron rechazo, son almas que NO fueron alimentadas con Mi Vida, con Mis enseñanzas, con Mi Amor.Sus padres aceptaron el error de Satanás y eso es lo que transmitieron.

O han nacido en hogares con problemas entre los mismos padres: separación, divorcios, grosería, maldad.

Orad por ellos y orad por vosotros mismos, para que vuestras almas sean llenas de Mi Vida…

De Mi Amor y sobre todo con ésa esperanza de vida que debéis tener siempre, una esperanza de Nueva Vida, que tarde o temprano os llegará.Deseadla, deseadla de corazón y pedídMela, para que Yo interceda ante Mi Padre, para que ya se dé la Vida Nueva entre todos vosotros.

Porque Yo hijitos Míos, el Rey del Universo; Yo hijitos Míos, el Salvador; Yo hijitos Míos, la Voz del Padre; Yo hijitos Míos, el Amor que he venido a salvaros.

¡Oh! pobre Humanidad que se olvida de su Dios,  que se olvida de su Redentor, que se ha olvidado del Amor.

¡Oh! pobre Humanidad que camina a la deriva, que camina por caminos errados, que camina por caminos de perdición.¡Oh! pobre Humanidad, que NO entiende que el Camino seguro es el vivir en Mi Corazón.

Todo Un Dios que se hace Hombre para convivir entre los hombres. Todo Un Dios que Vive, camina, habla, come, hace Milagros entre los hombres; quienes en lugar de encumbrarlo en sus corazones, lo desprecian, lo abofetean y lo matan.

El mayor Regalo que pudo haber hecho Mi Padre a la Humanidad y fue Despreciado.

Pocos corazones acogieron Mi Venida, Mis enseñanzas, Mi Amor. Pocos corazones apreciaron tal Regalo del Cielo.El corazón del hombre es tan duro… el Pecado ha obscurecido sus mentes, cerrado sus oídos, ha hecho de piedra su corazón.

Hijitos Míos, son muy pocas las almas de las cuales Yo recibo agradecimiento o amor.

Se recuerda el Advenimiento de vuestro Dios y ¿Qué hace el hombre? Sólo intercambio de cosas materiales, cuando debieran hacer Gran Fiesta por el recuerdo de la Vida de su Salvador, del Nacimiento de su Salvador aquí en la Tierra.

¡Oh! Mis pequeños, ¡Como se ha endurecido el corazón del hombre!Vivís en lo material, vivís para el Mundo. Vuestro Dios ha quedado a un lado, vuestro Dios ya no Vive en vuestro corazón. De algunos se habla que su dios es el dinero y ya ni eso Mis pequeños, ya ni eso.

Vuestro corazón, vuestra mente, divagan en cosas vacías, necias, malvadas. El corazón del hombre ha sido arrebatado por el Maligno; se vive para la Obscuridad, se vive para la Maldad.

Se le arrebata al que tiene, se destruye al que posee. El delincuente encuentra su reino y es protegido por los grandes,

éstos grandes en su afán de poseer el mundo, aplastan al pequeño; destruyen al que es Mío, manipulan todos los bienes del mundo para aprisionar al débil; vuestra vida se ha vuelto un Caos.  El Amor, Mi Amor que todo lo vence se le ha hecho a un lado. Las potencias del hombre ahora son ensalzadas, el más fuerte es el que vence.

Se le ve débil al que Me ama, ahora el enfermo de “lepra” es aquel que está Conmigo. Se le aparta, se le persigue, se le destruye. Los papeles se han cambiado: el que triunfa es el que tiene más Maldad en su corazón.

Las Tinieblas van obscureciendo al Mundo. Las luces que son los Míos, están siendo apagadas, pero NO vencerán aún. Mi Vida, aunque sea una pequeña flama casi por extinguirse, dará gran Luz en el momento preciso, cuando Yo lo indique… Y así, todo volverá a florecer.

La Luz purificará, las Tinieblas serán vencidas; pero el hombre se tiene que dar cuenta de su Error. Se tiene que dar cuenta de que las Tinieblas lo han llevado a la destrucción espiritual, moral, física.  NO hay vida si Yo NO estoy con el hombre. El hombre ahora quiere permanecer en la muerte y Yo le permito ésta libertad a pesar del Dolor de Mi Corazón. Yo NO puedo detener al hombre a pesar de que lo Amo tanto.

Tengo que esperar su arrepentimiento, tengo que esperar a que escoja Mi Amor.

¡Un Dios que se ha dado por completo al hombre y es Despreciado de ésta manera!

El hombre ha preferido la Maldad, la Obscuridad, el Pecado antes que a su Dios; antes que al Amor, antes que a la Paz que lo va a llevar a producir Cielo en la Tierra. 

Mis pequeños sois Mis hermanos, os invito a hacer familia Conmigo. Os invito a traer el Cielo, como Yo lo traje a la Tierra. Os invito a compartir el Reino que habéis dejado crecer en vuestro corazón y darlo a vuestros hermanos.

Dad, Mis pequeños lo que Yo os he dado. Dad Mis pequeños, ese Amor, esa confianza, esa Vida a vuestros hermanos. Hacedles entender y hacedles vivir el Reino, el Reino de vuestro Dios que Yo os vine a traer por mandato del Padre.

Ayudad a vuestros hermanos a entrar por la Puerta Grande, la Puerta de los hijos de Dios.

Ayudadles a vuestros hermanos a comprender las bellezas de Mi Palabra, de Mis Obras, de Mis Milagros.Todo fue dado para vosotros, para todas las generaciones. Vividlas, para que se gocen vuestros hermanos al veros vivir el Reino de vuestro Dios aquí en la Tierra, que seáis Emisarios del Amor.

Vivid Conmigo éste Tiempo, el Nacimiento de vuestro Dios, la Misericordia Infinita de vuestro Padre hacia los hombres. VIVID, vivid Conmigo ésta alegría de estar nuevamente en el Pesebre, de estar ya con vosotros en la Tierra.

 Apreciad el Regalo de vuestro Dios, que por generaciones y generaciones se venía anunciando por los Profetas y que por fin se daba en ese momento de la Historia. Gozad infinitamente Mi Presencia en esos momentos en los cuales la Promesa se hacía patente en la Tierra. 

Agradeced vosotros mismos y por vuestros hermanos, Mi Venida; la cual anunciaba la Luz nuevamente para el hombre. Que anunciaba el vencimiento del Pecado y de la Maldad de Satanás.

Empezaba YA una época de Amor, de Libertad y de Gloria para la Humanidad.

Dejad que vuestro corazón se llene de ese Gozo Infinito que tuvieron los mismos Ángeles al ir a adorarMe en el Pesebre. Acompañad con vuestra mente, con vuestro corazón a esa gente sencilla; a esos pastores que Yo escogí para que fueran los primeros en ver a su Salvador.

Vosotros a los que he escogido de entre el mundo, a los sencillos, a los obedientes, a los que han dado su “fiat” de amor… Acercaos, VENID AQUÍ ANTE EL PESEBRE y ved ahí la Obra de vuestro Dios: el Regalo Inmenso, Infinito de vuestro Dios, concederos a Su Propio Hijo.

Por fin llegaba la Plenitud de los Tiempos y Yo coronaba esa plenitud: el Regalo de vuestro Dios.Dejad que Mi Santo Espíritu de Amor os haga entender éste Misterio de Amor, éste Regalo Infinito de vuestro Dios.

Apartaos del mundo en éste Tiempo. Vivid los gozos del Cielo como Mi Misma Madre los Vivió en total donación a Mi Padre; cuidando a Su Hijo, a Su Dios y a Su Salvador.

Os pido que seáis Mi padre, os pido que seáis Mi madre en la Tierra, os pido que seáis Mi Familia.

Sois Mis hermanos: cuidadMe, protegedMe, alimentadMe… LlevadMe a todos aquellos que necesiten conocerMe, para que también se arrodillen ante Mí con humildad y sencillez y agradezcan a Mi Padre, vuestro Padre y vuestro Dios Sus Bondades y el Regalo que os dio con Mi presencia en la Tierra.

Enamorad a vuestros hermanos con el amor que debe existir en vuestro corazón, con ese santo agradecimiento de Mi Vida entre vosotros.

GozadMe, adoradMe, agradecedMe, que Yo Me sigo dando por cada uno de vosotros, Yo Me sigo ofreciendo por cada uno de vosotros, Yo os sigo educando, Yo velo por cada uno de vosotros,

Estoy Vivo entre vosotros y en vosotros, NO Me cambiéis por el mundo. NO Me cambiéis por un regalo que solamente será un compromiso ante vuestros hermanos.  NO olvidéis esta Fiesta Santa, por solamente un intercambio material de compromiso con vuestros hermanos, Soy Yo, vuestro Dios Al que debéis recordar,

Soy Yo vuestro Dios el que vine a Salvaros y a daros todos los regalos del Cielo, Soy Yo vuestro Dios el que ahora os da Vida y os la dará eternamente, el compromiso es Conmigo, no con el mundo.

GOZAD os pido nuevamente. Gozad éste Tiempo, así como lo gozaron todos aquellos que sintieron en su corazón por Obra del Espíritu Santo, Quién Es el que Venía en el Vientre de Su Madre, la Siempre Virgen María.

Agradeced a Mi Madre Su Donación, Sus Dolores por vosotros. Dejad que Ella os lleve hasta ese Rinconcito… Un Rinconcito de la Tierra que fue el Trono de vuestro Dios.  Id hacia ese lugar con vuestro corazón, acompañad a Mi Madre, a Mi padre José. Acompañadlos en esa adoración de corazón ante su Dios.

Gozad, gozad y ayudad a vuestros hermanos a entender esta Belleza Celestial. Y me quedo con vosotros Mis pequeños. Quedo con el mundo, quedo con todos aquellos que han abierto el corazón a su Dios.

Hijitos Míos, los escribas y fariseos pedían una señal, Me decían  “danos una señal para creer en Ti”. Su corazón era de piedra, a pesar de que se sabían las Escrituras.

El hombre sigue pidiendo señales para creer…

Y la Tremenda SEÑAL, plasmada en una sencilla tilma de fibra de maguey, que tiene medio milenio de existencia y  QUE FULGURA EN LA BASÍLICA DEL TEPEYAC,..

Y por la señal creer en Mí por el Milagro. Cuando realmente el Milagro vive en vuestro corazón… Os vine a traer el Reino de Mi Padre.

Tenéis el Milagro de la vida, tenéis todos los Milagros de la Naturaleza a vuestro alrededor, tenéis la sonrisa del bebé, tenéis todo Mis pequeños y seguís pidiendo una señal. LA FE ES la Señal, pero NO la queréis ver.

El hombre NO ha acrecentado esa Fe en su corazón, NO Me quiere ver en los acontecimientos que os rodean…

El Amor NO PUEDE venir del Maligno. Todo lo que os rodea, todo lo que se os ha dado, todos los cuidados que se os dan vienen del Amor. De un Padre que os Ama Infinitamente, NO os falta nada.

Si Mi Padre cuida de la Naturaleza, de los animalillos, de las flores, de los Cielos, del mar… Si todo eso camina en orden, en el Orden Universal, ¿Todavía pedís una señal para creer?

¿Por qué los astros se mantienen en ese lugar y no se golpean unos a otros…? O ¿Caen y chocan contra vuestra Tierra? Todos esos son regalos de vuestro Dios y aún así, ¿Pedís una señal?… 

Veis Señales a vuestro alrededor profetizadas: como la maldad del hombre que os está llevando a la destrucción… como al pueblo de Sodoma y Gomorra, éstos pueblos que apartaron también el amor de su corazón…Estáis así ahora Mis pequeños, Destruyendo el Amor y las bondades que se os dieron en vuestro corazón… Y pedís una señal.

La Mayor Señal se os dio ya hace más de Dos Mil años en ese Pesebre…

El Salvador con vosotros. Y la Humanidad lo sigue negando a pesar de los Milagros que se hicieron. A pesar de las Enseñanzas que os DÍ…

Y sigue pidiendo la Humanidad una Señal.

La señal más grande, la señal más bella, tener a vuestro Dios entre vosotros y el hombre la DESPRECIÓ...  Y el hombre la sigue DESPRECIANDO…

Mis pequeños NO busquéis señales, NO os distraigáis en las cosas que tienen que pasar. Tomad para vuestro corazón la Señal que ya se os dio y esa Señal os abrirá todos los caminos…

Será Luz en vuestra vida, vuestro Dios con vosotros, la señal de la Salvación del hombre; ésa es la que debéis apreciar, gozar y agradecer.

Que Mi Padre en Su Infinita Bondad, os Bendiga. Que Mi Santo Espíritu os Guíe por la senda del Abandono confiado y amoroso…

Y Yo os Bendigo y os cubro con Mis Méritos para que alcancéis la Plenitud y la Perfección de vuestra Misión. Yo os Bendigo en Nombre de Mi Santísimo Padre, en Mi Santísimo Nombre y en el Santísimo Nombre de Mi Espíritu de Amor.

Yo, que Soy el Camino, la Verdad, la Vida y la Luz Verdadera. Buscad el refugio de vuestras almas en Mi Santísima Madre, la Siempre Virgen María y acudid a la ayuda amorosa de Mí padre terreno, San José y la de los Santos Ángeles.

Os bendigo en el Nombre de Mí Padre, Dios Único y verdadero, Creador de todo lo bello que véis y de los que NO véis…

En Mí Santo Nombre de Redentor del Género Humano y en Nombre de Mí Santo Espíritu, Dios del Conocimiento y de la Sabiduría Divina y humana… 

http://diospadresemanifiesta.com/

R125 EL GRAN MISTERIO


24 DE DICIEMBRE DEL 2017

Amadísima hija Mía, el que Mi Hijo naciera en tan humildes condiciones NO fue una casualidad, sino la disposición del Padre Eterno, para que desde el primer instante la Humanidad comprendiera que para adentrarse en la vida espiritual y acoger las enseñanzas de Mi Hijo…

Deben desatar todo aquello que les mantiene atados a las falsas creencias personales, al Ego que permanece fuerte en el hombre, a la necedad humana…

Y humildemente mirarse a sí mismo y reconocer lo que es y cómo es. LO QUE DEBE DEJAR y lo que debe tomar, para unificarse a Mi Hijo.

Les solicito que cada día sea como este, en que el hombre de Dios reconoce que el Amor debe prevalecer en la vida y recordar que sin amor nada somos (Cfr. 1 Cor. 13).Nosotros no viajábamos solos, sino en compañía de los protectores que Dios Padre envió para que nos acompañasen en el camino.

Y antes de entrar en ese establo, los Ángeles ya se encontraban allí alegres, esperaban nuestra entrada. El Establo, ese humilde lugar era el Gran Palacio en donde debía nacer el Hijo de Dios.

Los Ángeles de Dios Padre se hicieron visibles a nuestras miradas y José, admirado ante tanta grandeza, comprendió que más que un palacio, nos encontrábamos en el lugar más hermoso que podía existir en la Tierra.

 Nos apresuramos a limpiar el lugar y los Ángeles de Dios ayudaron a Mi esposo José. Y el lugar, con impecable limpieza, fue dispuesto para el Nacimiento de Mi Hijo, que previamente se Me había Anunciado. Los Ángeles perfumaron con aromas celestiales tan gran palacio. Yo había sido anunciada del Nacimiento y absorta en Mi Vientre, en donde el Amor Divino llegaría a la Humanidad, penetraba en tan insondable Misterio.

El frío de la noche, hizo que presuroso Mi esposo José encendiera el fuego y Yo le pedí que descansar. Y José, entrando en sueño que fue un éxtasis, miró cuanto sucedía con el Divino Nacimiento.

Yo fui llevada por sobre lo creado y fui llena de mayores portentos que llenaban Mi Corazón, Mi Mente, Mi Pensamiento, Mi Razón, Mi Alma y Mi Espíritu para acoger “Sagrados Misterios” que NO se me habían revelado antes.

Fui llevada en profundo Éxtasis Divino hasta mirar el Rostro de Dios y fui colmada de Ciencia Divina, de Prudencia, de Esperanza Divina, de Amor y Comprensión Divina…  Postrada ante el Padre Eterno recibí Su Gran Bendición y tan Altísima Majestad Me tomó las Manos y recibí toda la instrucción para la crianza de Quien llegaría a ser el Salvador de la Humanidad.

Mi rostro irradiaba la Luz Divina que el Padre reflejaba en Mí, consciente de cuanto sucedía, en pleno uso de Mis Sentidos, Me miraba transformada ante tan Insondable Presencia.

En instantes sentí en Mi vientre a Mi Niño moviéndose con fuerza, ya preparado para Nacer y arrobada por el Espíritu Divino, miré que fue liberando de ese claustro a Dios hecho Hombre, sin dolor alguno.

El Amor de Mis entrañas se unificó con el Espíritu Divino y en una total donación, no oponiendo resistencia alguna a la Voluntad Divina, con absoluta disposición…  

Y siendo como el cristal a la luz, nació el “Unigénito del Padre”, por Obra y Gracia del Espíritu Santo (Cfr. Mt. 1, 18c), conservando Mi Estado Virginal, todo fue un Milagro de Amor.

Miré a San Miguel y a San Rafael y ellos adoraban a Mi Niño, transfigurado, más hermoso y refulgente que el sol.

Su Piel, limpia totalmente, irradiaba tal Pureza, que salía del lugar la Luz de Su Divino Cuerpo. Me fue entregado Mi Niño por Manos de San Miguel y San Gabriel.

Y en ese instante, un Coloquio Divino sucedió entre los dos: Mi hijo y yo nos Fusionamos y Él como Amor verdadero y yo como Su Madre le expresé: Mi Amado para mí y yo para mi amado… (Cfr. Cant. 2,16).  Entramos en un íntimo Coloquio. Y con toda mi Ternura Maternal, mirando esos Ojos Benditos, le Amé en la Voluntad Divina, desde el Pesebre hasta la Cruz.

Saliendo de ese estado, llame a José y él mirando al Niño, derramaba lágrimas que corrían por sus mejillas al que tanto esperaba estaba allí.

Lo entregué en sus brazos y en total reverencia lo amo con Amor Eterno.

Llegaron los humildes a adorar a Mi Hijo, porque de los humildes es el Reino.

Mamá María

22 DE DICIEMBRE DEL 2017

Amados hijos de Mi Corazón Inmaculado:

EN MI CORAZÓN LES MANTENGO…
Y así unidos daremos gracias a Dios por la Conmemoración del Nacimiento de Mi Hijo.

En Mi Hijo les miro y como Madre de la Humanidad, Mi Corazón se desborda de gozo por ustedes. 

Amados hijos, Mi Hijo les suplica Unidad, Reconciliación y Comprensión. De esto carecen los hogares en este instante, en que cada miembro de la familia elige lo que más le conviene a sus intereses personales y NO a los intereses de los que se encuentran a su alrededor.

Mi Hijo les dice: ” ¿Quién es mi madre y quiénes son mis hermanos?” (Mt 12,48).

NO se acerquen únicamente a aquellos con los cuales se sienten a gusto, NI finjan un acercamiento solo para esta Fecha, NI amen únicamente a los que ustedes desean a su lado. 

Tengan presente que Mi Hijo vino a unir y esta Fecha es para eso y para que exista una verdadera reconciliación fraterna que perdure el resto de la vida.NO olviden que Mi Hijo Nació en un Establo en donde NO había lujos, sino al calor de la paja en la que lo colocamos.

Mi Hijo se regocijó con el amor sincero de los humildes que se acercaron a adorarle. Al humilde de espíritu le es más accesible el Conocimiento, la Comprensión hacia los hermanos, la Sabiduría para tratar al hermano y la Entrega hacia el prójimo por Amor a Dios.

Amados hijos, el Establo en donde nació Mi Hijo les indica que NO deben vivir de vanas apariencias ni del “status”; NI desear una relevancia económica ni honores humanos.

En medio de la Presunción y del Egoísmo, el hombre NO LLEGA hasta este pesebre humilde; ya que para llegar hasta él, DEBEN DEJAR EN EL CAMINO lo que les impide reconocer el Mayor Tesoro que guarda ese Pesebre, la mayor grandeza: EL AMOR DIVINO.San José y yo tomamos a nuestro hijo… Y en medio de los Coros Celestiales, le colocamos en el Pesebre (Cfr. Lc. 2,7).

¿Saben qué representa el Pesebre? El claustro interior en el cual el hombre se hace pequeño para que Mi Hijo muestre Su Poder, Su Gloria, Su Majestad y Su Omnipotencia. El pesebre es en donde el hombre reconoce su pequeñez y la necesidad de ser uno con Mi Hijo y con el hermano.

El Amor Divino recibe calor de la paja, ¿Saben qué prefigura la Paja del Establo que abriga a Mi Hijo?

Cada trozo de paja representa a cada uno de ustedes, hijos Míos. A los que continúan en medio de las fatigas, de las tentaciones, de las calumnias, de las tormentas. A los que caminan tras las Huellas de Mi Hijo.Estos son los Apóstoles de los Últimos Tiempos.

La Luz NO faltó dentro del Establo. Descendieron rayos de luz intensos desde el Corazón del Padre Eterno…

Y en su unión, los Coros Celestiales acercaron a los humildes que pastoreaban a sus rebaños.

¡Cuántos de Mis hijos NO ven la Luz que se encuentra frente a ellos por falta de humildad!

Así a ustedes se les ha confiado esa Luz para que en este instante mantengan la Tierra iluminada a través de los buenos actos y obras en la Voluntad Divina.

Son pocos, SI. Pero mis hijos hacen que Dios Padre mire hacia la Tierra y ésta NO se encuentre en total Oscuridad.

En medio de la total Adoración se acercan los Reyes; que siguiendo a una estrella (Cfr. Mt. 2,9-11), han encontrado al Rey que ha Nacido…

Y se postran ante Él y le adoran. Ofreciéndole Oro, Incienso y Mirra (Cfr. Mt. 2,11), Reconociendo al Salvador de la Humanidad.  Amados hijos de Mi Corazón Inmaculado, tan excelso Nacimiento habla a la vez de la entrega para la salvación del hombre.

ESE NIÑO DEL PESEBRE, se entrega al Padre por Amor al hombre. Se entrega en la Cruz del Calvario por cada uno de ustedes, le amen o NO le amen…

Mi Hijo SÍ les ama y se entregó por todos (Cfr. Gal. 2,19).

Hijos, Mi Hijo DESEA permanecer en ustedes. Desea la verdad en cada uno de ustedes, desea que reine Su Amor Divino en ustedes, para que sean repetidores de Su Amor, de Su Actuar, de Su Verdad.

Como Madre les llamo a la Unidad, en este instante en que la Humanidad se ha desbordado hacia lo indebido.

DEMOLIENDO LA LEY…

Ofendiendo gravemente a Mi Hijo, Usurpando Los Mandamientos y Sacramentos para NO padecer remordimientos.

La Creación vomita los errores de esta generación. Siendo el mayor error la falta de Amor a Dios, la falta de Amor en el hombre. De ahí nacen todos los errores y por ello se han extraviado ante la constante desinformación con que les confunden.

La Tierra se estremece ante la Desobediencia humana. Y en ese estremecerse, el hombre PADECE Y PADECERÁ  más calamidades.

NO han comprendido que el hombre al DESOBEDECER la Voluntad de Dios, se Castiga a sí mismo y Dios permite ese castigo ante la negativa humana.  Hijos Míos, la Luna tomará un color diferente al normal por unos instantes, la bóveda del cielo también.

Ustedes tengan presente la Oración con el corazón y sobre todo, el constante obrar y actuar en la Voluntad Divina.

Oren hijos Míos, oren por los Inocentes que padecen en manos de hombres despiadados, oren para que los Ángeles de Dios socorran a estas creaturas inocentes.

Oren hijos Míos, oren, la Violencia se apodera de la Humanidad, los disturbios llevan 
a las contiendas y estas a los levantamientos. ¡Argentina, padecerás tus Errores! 
¡Colombia, te has cegado a Mis Ruegos! 
¡Chile te rebelas en contra de Mi Hijo!
 Nuevamente serán ESTREMECIDOS  por la Tierra y la Naturaleza.

Oren hijos Míos, oren por Estados Unidos y Francia, serán presa del Terrorismo y de la Naturaleza.

Amados hijos de Mi Corazón Inmaculado, se activan Volcanes aun dentro del mar.

NO se permitan a sí mismos separarse de Mi Hijo, clamen al Espíritu Santo. NO olviden a sus Ángeles Custodios, Compañeros de camino.

Esperen a nuestro Ángel de Paz (1), Espérenle con amor. NO le causen dolor negándose a vivir en Paz y en la Verdad.

Yo me encuentro frente a ustedes para guiarles hacia“el Camino, la Verdad y la Vida” (Jn 14,6).

Les amo con Amor Eterno.

Mamá María

(1) El Ángel de Paz…

Comentario del Instrumento

Hermanos:

En unión a los pastores, adoremos a Nuestro Salvador en adoración eterna. Y junto a ellos digamos desde el corazón: SEÑOR CREO EN TI, PERO AUMENTA MI FE. (Cfr Mc 9,23b).

https://www.revelacionesmarianas.com/

E25 LOS SECRETOS DEL CIELO


 Diciembre 20 de 2017  
Hijitos Míos, en las Escrituras habéis leído sobre las vírgenes prudentes. Mis pequeños, vosotros debéis ser ésas vírgenes prudentes, pero ¿Qué quiere decir esto?

Debéis ser vírgenes en pureza espiritual. Y prudentes, actuar en Sabiduría para que NO perdáis ésa virginidad o sea ésa pureza espiritual, porque llegará el Esposo.

O sea, llegaré Yo vuestro Dios y al tomar vuestra alma. Veré si está en buen estado, si habéis conservado ésa virginidad o sea ésa pureza espiritual.

Cuando Yo regrese, ¿Cuántas almas estarán en ésa situación, Mis pequeños? ¿Cuántas almas estarán puras? Porque se han mantenido en Gracia.  Que aunque, ciertamente caéis en pecado, pero buscáis el recibir los Sacramentos para que volváis a estar en ése estado de Gracia que el alma necesita para poder llegar al Reino de los Cielos.

¿Cuántas almas habrán? Cuando veis a vuestro alrededor todo se ha corrompido, todo está en obscuridad, toda la malicia que hay en los corazones.

Si ahorita, en éste momento, viniera Yo vuestro Salvador, ¿Cómo estaríais, Mis pequeños si Yo os recogiera en éste momento? ¿Estaríais aptos para entrar al Reino de los Cielos? ¿Vuestra alma está en estado de Gracia?

Mis pequeños, ésta es una tarea de todos los días para vuestra alma, para que vosotros os mantengáis siempre en pureza, llevando todos Mis Dones y capacidades Divinas, con las que Yo os regalo y poniendo todo en práctica.Yo NO vine a la Tierra nada más a enseñar, Viví todo lo que Yo enseñaba y eso es lo que debéis hacer también vosotros Mis pequeños, vivir Mis Enseñanzas.

Ciertamente, en estos tiempos, es difícil hablar de Mí, de Mis Leyes, de Mis Palabras, de Mis enseñanzas, porque ya no muchos de vuestros hermanos os van a secundar.

La gran mayoría de vuestros hermanos NO quieren saber de Mí, no quieren saber de Mis Enseñanzas, no quieren vivir en Mi Amor. Pero si así NO quieren escuchar, menos quieren vivir lo que se os ha pedido que aprendáis.

Ciertamente os sentiréis que ya  no pertenecéis a éste mundo, todo a vuestro alrededor se pone en vuestra contra. Estáis hablando ya de cosas muy diferentes de las que hablan vuestros hermanos. Sois raros ante el mundo, como Yo fui raro también entre los hombres.  Traía otra religión diferente a la que se vivía… Traía costumbres diferentes a las que se enseñaban en el Templo. Yo vuestro Salvador también sufrí mucho, porque el mismo Templo NO Me aceptaba.

Las almas se sensibilizaban ciertamente, al escuchar Mis Palabras de Enseñanza, pero pocos querían tener el compromiso de seguirlas y lo mismo os está sucediendo a vosotros, Mis pequeños.

Yo traje la Luz al Mundo cuando todo era Tinieblas y en estos momentos de la humanidad estáis viviendo lo mismo, todo son tinieblas a vuestro alrededor, tinieblas espirituales.

Y vosotros sois la Luz, sois Yo en vosotros. Vosotros sois valientes, vosotros sois verdaderos hijos de Dios, vosotros estáis viviendo lo que Yo viví para el bien de vuestros hermanos.Pero pocos escuchan y muchos os atacan. Pero os pido Mis pequeños que os mantengáis así; algo dejaréis en las almas, que cuando se vengan los momentos difíciles recordarán y eso les ayudará para su salvación eterna.

Manteneos Mis pequeños, llevando la Luz a donde hay Tinieblas, tratando a todos con amor, aunque seáis rechazados y aún, hasta atacados.

Os he dicho que aquél que quiera ser como el Maestro, tendrá que pasar por lo mismo que pasó el Maestro. Vosotros conocéis Mi Vida sobre la Tierra.

Ciertamente algunos Me apoyaban y Me amaban y otros Me rechazaban, Me atacaban. Y otros más, hasta Me llevaron a la Muerte.  Estos son momentos en que quizá, muchos de vosotros seréis llevados también a la muerte por manteneros en la Luz, por manteneros en la vida que Yo os he enseñado.

Y así como se quisieron deshacer de Mí en lo Humano, que ciertamente Me asesinaron los del Templo.

Y aunque en lo humano NO viví ya entre vosotros, Mi Vida Espiritual se ha mantenido en vosotros. Pero en éstos tiempos quieren destruir lo espiritual que Yo os dejé.

Ya de bastante tiempo para acá, ciertos grupos humanos se han propuesto destruir lo que Yo os dejé.Pero NO os preocupéis, Mis pequeños. Mi Promesa persiste y NO podrán acabar con lo Mío nunca.

Vendrá el Fin del mundo y Mi Palabra permanecerá.

Así que manteneos confiados Mis pequeños, porque Yo estoy con vosotros. Estáis sufriendo lo que vuestro Salvador sufrió…

Pero también tendréis la Gloria que Yo como Dios y Salvador vuestro, tengo y os daré.

Os amo Mis pequeños, manteneos confiados en el Gran Tesoro que tenéis, que es Mi Vida en vosotros, Mi Palabra en vosotros, Mi Amor en vosotros. 

Mi Padre vuestro Dios, Me dio de Regalo para toda la humanidad.

Él se conmovió de todos los hombres cuando se vivía en Obscuridad, cuando se vivía bajo la Maldad de Satanás… Y Me manda a Mí Su Hijo, para ser Luz del Mundo, Luz de las Naciones.

Soy un Regalo para toda la humanidad, de ése momento, pasada y futura.

Al venir Yo Mis pequeños, os traigo los regalos del Cielo.

Os vengo a dar el Conocimiento del Cielo y vengo a vivir lo que se Vive en el Cielo.Esto es muy importante que lo entendáis, Mis pequeños. El vivir con las Enseñanzas que Yo os di y que Me visteis hacer… Si vosotros las hacéis, estaréis preparando fácilmente vuestra entrada en el Reino de los Cielos. 

NO sentiréis un cambio fuerte, porque si empezáis a vivir el Amor aquí en la Tierra, será fácil entrar en el Reino de los Cielos, por el amor que ya estabais viviendo aquí en la Tierra y que estabais dando como ejemplo, como Yo os lo di cuando estuve entre los hombres.

Yo, como Regalo para la humanidad, Soy un regalo espiritual, Soy un regalo de crecimiento de vida, Soy un regalo para las almas.

Satanás os ha llevado a que viváis el recuerdo de Mi Nacimiento con regalos materiales.Es Mi día, Mis pequeños, es Mi Nacimiento, es Mi Cumpleaños y Yo quiero que vosotros os presentéis ante Mí llenos de vida espiritual.

Que vuestra alma esté limpia, que vuestra alma esté llena de amor, como cuando Yo Me presenté ante los pastores y ellos se llenaron de Mi Amor.

Yo quiero que vosotros, cuando os reunáis ante Mí con vuestras familias, vuestra alma esté llena de amor.Os habéis acostumbrado, como os dije, solamente a dar cosas materiales, pero en vuestro corazón hay maldad, hay pecado, hay rencor.

Las reuniones, que debieran ser de amor, muchas acaban en pleitos, porque tenéis problemas en vuestras familias…

Y NO os amáis verdaderamente los unos a los otros, aún siendo familia, aún siendo hermanos.Entonces ¿Para qué os reunís si NO vais a dar amor?Recordad que estáis ante Mi Presencia, Soy vuestro Dios y Salvador y la Evangelización que os vine a traer, principalmente ES vida de amor.

Os debéis reunir llenos de vida, vida espiritual, que vuestra túnica sea blanca, que es vuestra alma la que debe estar limpia como os pedí, en estado de Gracia.

Que estéis vestidos correctamente para la Fiesta, ése es el mayor regalo que Me podríais dar y que podríais dar a vuestros hermanos. Que sea una Noche de Paz, que sea una Noche de Amor…

Que sea una Noche para recordar que el Amor llegó a la Tierra y que debéis vivir el Amor entre todos vosotros para poder llegar, en algún momento, al final de vuestra misión, al Reino del Amor.DadMe ése regalo Mis pequeños, que vuestra alma esté limpia ante Mi Presencia. Id al Sacramento de la Reconciliación, confesad vuestros pecados, arrepentíos de vuestra mala vida y veréis que recibiréis infinidad de Bendiciones el día de Mi Cumpleaños.

El día en que os reuniréis ante Mi Presencia. Porque así como los pastores recibieron infinidad de regalos y Bendiciones al ir a visitarMe, también éste año podréis recibir infinidad de Bendiciones de parte Mía…

Porque Me visitaréis con ésa alma de niños, con ésa alma pura, con ésa alma que busca su santidad, como la tenían aquellos pastores y que quiero que la tengáis vosotros.

Hijitos Míos Yo Soy Cristo Jesús, al que vosotros estáis esperando. Nuevamente celebraréis Mi Nacimiento entre los hombres, que en aquellos tiempos pocos sabían, Me manifesté a los hombres y especialmente a los más sencillos.Estos son tiempos en que ya todos los hombres lo debieran saber y de hecho lo saben, por las Fiestas que acompañan a Mi Nacimiento.

Pero una gran mayoría lo dejan en eso solamente, una fiesta más, que dura unos cuantos días y NO hay cambio en su corazón. Para otros, es simplemente temporada de vacaciones y tampoco hay un cambio verdadero en su corazón…

Para muy pocos Mis pequeños, ésta fiesta la celebran con el corazón, la celebran con ése deseo de recibirMe, de recordarMe, de hacer una pauta en su vida, detenerse y meditar qué ha sido de su vida, qué ha sido de vuestra vida.

Me habéis tenido, os he dado Enseñanzas, os he dado Mi Amor, ¿Qué ha pasado con vosotros?, ¿Qué ha pasado en el mundo entero?, ¿Por qué son tan pocos los que realmente están deseosos de recordar ésos momentos?Momentos que marcaron la historia, con el “antes de Cristo” y el “después de Cristo”. Es tan importante Mi Nacimiento, que es un Parteaguas aceptado en todos los pueblos de la Tierra y en todos los tiempos.

Pero, ¿Qué he hecho Yo en vuestra vida? ¿Cómo he hecho Yo cambiar vuestra vida? Mis Enseñanzas, Mi Amor, ¿Cómo han influenciado en vuestra vida?

Es mucho el Dolor que siente Mi Corazón cuando veo el corazón de los hombres, que en lugar de estar felices y agradecidos Conmigo en éstos tiempos en que se celebra Mi Nacimiento, Yo salgo sobrando…

Es simplemente una fiesta, pero una fiesta humana y material. Un intercambio de regalos sin ningún compromiso espiritual. Es triste Mis pequeños, que os tenga que platicar esto, pero Mi Corazón muy Adolorido está. Porque cada vez son menos los que realmente esperan ésta fecha para recordarMe más fuertemente.

Pero sobre todo para agradecerMe todo lo que Yo di por vuestra salvación.

Os Bendigo Mis pequeños, Bendigo éstos pequeños grupos de Oración alrededor del Mundo, porque vosotros Me llamáis, porque vosotros Me respetáis, porque Me buscáis y Yo Me hago Presente entre vosotros, realmente estoy Yo aquí entre vosotros.

Os Bendigo, Mis pequeños y cómo quisiera ya que como NO encuentro tantas almas que se acuerden de Mí, que vosotros tomarais el lugar de miles o millones de hermanos vuestros…

Y a nombre de todos ellos, vosotros Me pudierais dar lo que ellos ya no Me dan: el Amor. El Amor que Yo os di, el Amor que Yo os enseñé. Estoy con vosotros y Estoy ahora en medio de vosotros.

Es mucho el Amor que se derrama de Mi Corazón sobre las almas buenas y dadivosas, como vosotros.

Yo quisiera descansar en todas las almas, pero son muy pocas las que realmente Me buscan para pasar momentos íntimos del alma con su Dios.

Pero son tan pocos, Mis pequeños. Y vosotros tan inconstantes también.

Hijitos Míos, vean Mi Nacimiento, Mi pobreza, Mi pequeñez, Mi humildad; pero también vean Mi Amor, Mi Amor por todos vosotros.El hombre está muy acostumbrado a dejarse llevar por los bienes terrenos. Les deslumbra todas las riquezas del Mundo… Y el mismo hombre se encarga de crear todas ésas riquezas para deslumbrar a sus hermanos y poder vender…

Poder vivir en lo humano, en lo material, en lo que NO vale.

Yo Me quise apartar de todo eso, Me quise apartar del Mundo. NO os quise enseñar que en algún momento buscara algo de riqueza, que ciertamente Me la merecía por Ser Dios y por Ser el Creador de todo lo que tenéis.

Sino os quise dar a conocer la verdadera riqueza que vosotros debéis buscar: las riquezas del Amor. La Donación por cada uno de vosotros es una Donación de Amor y podéis estar seguros en decir que Yo nací para salvar a cada uno de vosotros y es una realidad, Mis pequeños.He venido a la Tierra pequeñito pobre, sufriente, para salvar a cada uno de vosotros. Vosotros debéis meditar ésta realidad y agradecer de corazón ésta grandeza.

Vosotros fuisteis liberados del Pecado por Mi Amor, por Mi donación, pero Yo os vi a cada uno de vosotros desde antes de que viniera a la Tierra. Os quise salvar a cada uno de vosotros.

Os conozco perfectamente bien a cada uno de vosotros y os repito, debéis estar agradecidos de que Yo os vine a salvar en lo personal, a cada uno de vosotros.

Visteis Mi donación empezando desde el Nacimiento sencillo. Al entrar a éste mundo, el simple hecho de Nacer, fue Mi donación para vosotros, para cada uno de vosotros.Llego al Mundo para serviros, para instruiros, para purificaros, para daros vida, para que fuerais Mis hermanos.

Ved la grandeza de todo un Dios que os invita a ser verdaderos hermanos Míos en Nuestro Padre Dios. Y así el hombre al estar Conmigo, puede tener todas las Prerrogativas que se Me dieron a Mí.

Podéis ser como Yo en la difusión del conocimiento de Mi Reino, que éste conocimiento os lleva a la perfección.

Tenéis Bendiciones grandes de Mi Padre por vivir enseñando, como Yo os enseñé. 

Ciertamente el estar Conmigo, también conlleva una Cruz y SI la tomáis, Bendiciones Grandísimas se derraman sobre vosotros.

Tenéis la prerrogativa de la muerte que se vuelve vida: Morís, pero resucitáis en Mí.

 ¡Cuántas Bendiciones recibe el hombre cuando entiende los Secretos del Cielo!

Secretos develados por Mí, vuestro Hermano Jesús, el Cristo vuestro Salvador. Y vosotros como corredentores, al tomar también las Prerrogativas del Hombre Dios.

¡Oh! Mis pequeños, ¡Cuánto amo a las almas que se donan! ¡Que sin temor vienen a Mí y Me piden ése crecimiento de vida!

Le teméis al Dolor, le teméis a la obligación de ser verdaderos hijos de Dios, le teméis al perder las cosas del Mundo, cuando Yo os enseñé que NO teníais que arraigaros a ellas.Estáis muy arraigados a las cosas del mundo y esto NO os deja volar hacia Mí. Preferís adornar vuestro cuerpo, que adornar a vuestra alma.

Os presentáis ante vuestros hermanos muy bien arreglados en éstas fiestas que celebráis de Mi Presencia entre los hombres.

Y Yo os pregunto, ¿Cómo está vuestra alma?

Vine precisamente a eso, a darle crecimiento a vuestra alma. Os vine a traer el alimento del alma, os vine a dar crecimiento para el alma,

vine a traer la reparación del pecado del alma, vine a dar salvación al alma y nuevamente os pregunto, ¿cómo está vuestra alma?

¿La tenéis adornada, como adornasteis vuestro cuerpo? ¿La tenéis en estado bello, sin pecado?

¿La tenéis dispuesta para que se pueda presentar ante Mí en cualquier momento, sin que os arrepintáis de que pudiera estar en posibilidad de perderse por toda la Eternidad?¿CÓMO ESTÁ VUESTRA ALMA?

Os vais a presentar a gozar en familia, ya sea una cena, ya sea una comida, celebrando Mi Nacimiento nuevamente y le daréis alimento a vuestro cuerpo.

Pero ¿Cómo está vuestra alma?

Os alegráis de los regalos, os alegráis de la reunión familiar, veis a vuestros seres queridos, pero¿Sois congruentes con lo que mostráis y con lo que tenéis también en vuestro interior, o sea vuestra alma?

¿Cómo habéis cuidado vuestra alma, qué alimento le habéis dado?

¿Cómo ha crecido?

¿Realmente la habéis asistido para que se pueda presentar ante Mí bellísima, como debe ser?Mis pequeños, pedidMe a Mí vuestro Hermano Jesucristo que os lleve a ése Crecimiento del alma.

Ya NO busquéis más, de todos los bienes del Mundo que os separan precisamente de ése crecimiento de alma.

PedidMe que os llene de los Bienes que tendréis eternamente, que son los Bienes que el alma debe tomar para purificarse y revestirse…

Y para poder presentarse ante Mí, para recibir premio o castigo.

¿Cómo está vuestra alma? Os vuelvo a Preguntar.  

Os he dado un Regalo tan grande que es vuestra alma y Yo quiero ver qué habéis hecho con ella…

Después del tiempo que se os dio en la Tierra, para ayudar a vuestros hermanos…

Y para que vosotros mismos os ayudarais a crecer en los valores reales de la persona, que son los valores del alma.PedidMe en ésta Navidad lo que necesitéis para que pueda vuestra alma crecer, para que Yo la asista, para que la aconseje, para que la proteja, para que la embellezca.

¡Tanto que debéis hacer por vuestra alma y tan poco el tiempo que le dais a ella!

Hijitos Míos, cuando se os anuncia que vais a ser invitados a una fiesta, con tiempo vais preparando lo que haréis, lo que llevaréis, como os presentaréis a ella.

Gozáis con los preparativos personales, porque fuisteis invitados a ésa Fiesta.

Os invito Mis pequeños a Mi Fiesta: El Nacimiento.

Nuevamente recordad lo que Yo os he traído.

Preparaos, preparad vuestro cuerpo, preparad vuestra alma, preparad vuestro corazón. Alegraos de que Yo os haya invitado.

Cada uno en lo personal ha recibido ésta Invitación.

Vosotros recibiréis Bendiciones Mías al estar Conmigo, acompañándoMe en Mi Fiesta.Venid Mis pequeños, gozad Conmigo todo el Bien que se os dio con éste Nacimiento Mío en la Tierra. Que vuestros regalos sean vuestro corazón, vuestra presencia ante Mí, vuestro Dios y Salvador.

Venid a Mi Fiesta. Gozad Conmigo vosotros, los que ahora gozáis en la Oración.

Invito a Mis verdaderos amigos a Mi Fiesta, a Mis hermanos. A los que gozan realmente, porque Me han buscado, porque saben de Mi Vida, porque saben lo que Su Hermano Mayor os ha dado.

Quedáis invitados Mis pequeños, todos vosotros. Yo os estaré esperando, recibiréis Mi Amor, Mis Regalos… 

Y vuestra presencia, vuestro corazón limpio y alegre Me traerá a Mí muchas alegrías.

DejadMe gozar con vuestra presencia ante Mí en el Pesebre. Así como se acercaron los pastorcillos, acercaos vosotros.

NO quiero regalos materiales, quiero vuestro corazón que ame.

Quiero vuestra presencia ante Mí que Me busque. Quiero que vuestra misión se lleve a cabo entre los hombres, que prediquéis. DadMe un regalo, uno solo: vuestra vida en el Amor.Os acompaño en todo momento.

Todo lo que Me pidáis, Mis pequeños y siempre para Bien de vuestra alma, ahí estaré Yo.

Cómo quisiera NACER perfectamente en el corazón de cada uno de vosotros.

Que el Amor, Mi Amor el que os vine a transmitir, quede con vosotros.

Os llene de Bendiciones, que os dé vida.

Os Bendigo, Mis pequeños y Mi Bendición cubra vuestras familias, a vuestros hijos, a vuestros hermanos, a todos aquellos que Me aman de corazón.

Yo, el Hijo del Hombre y vosotros Mis pequeños, Mis hermanos, os Bendigo:

Que la Luz del Espíritu Santo descienda sobre vosotros, os transforme y os lleve a la Perfección de Mi Padre, a la que estáis llamados todos vosotros.

http://diospadresemanifiesta.com/

N208 LA FIESTA DE JESÚS


Hijitos Míos, os voy a hablar de la alegría del momento de la Anunciación, Mis pequeños. Ciertamente fui preparada por la Santísima Trinidad para ser la Madre del Salvador, ciertamente se Me dio una Creación especial, Inmaculada, Santa, Bellísima en cuerpo y alma.

Ciertamente fui creada para ser el Medio por el cual Mi Hijo el Salvador, vendría al Mundo. Mi Ser desde Mi Nacimiento, estaba lleno de Mi Señor. Tantas bellezas, tantas Virtudes… La Llena de Gracia.

Mis pequeños, ¡Cuánto se derramó Mi Señor en Mí! ¡Cuánto Amor!

Y tenía que ser Perfecta por Su Gracia. Porque de Mí, tenía que nacer el Perfecto, el Santo de los Santos.Yo, Su Sierva y ahora Su Madre, Le iba a alimentar…

ÉL iba a vivir en Mí.

Una madre da vida al hijo de sus entrañas. Pero aquí Era Mi Dios, Mi Creador, el que al Vivir en Mí. Me daba Vida, Me daba Gozo, un Gozo incomparable, bellísimo, Santísimo.

Yo Le alimentaba en Su Cuerpo, Él Me alimentaba en Mi Alma, era un éxtasis amoroso. Mi Dios en Mí, Mi Señor, Mi Creador y ahora, el Salvador.

La Promesa del Padre realizándose en Mí, Su Sierva, Su Esclava.  

¡Cuánto Amor derramó en Mí, Mi Señor y Mi Dios! ¡Pero qué Regalo tan grande!

De ser quien Le cuidara, Le alimentara, Le enseñara a ser un Pequeño Niño en el Mundo…

Y ayudarLe a crecer en humildad, para presentarse después ante los hombres como un Dios-Hombre.

Mis pequeños, ésta vida que Me regaló Nuestro Dios, éste éxtasis de Amor es un regalo inmenso. NO hay nada comparable.  Escoger a ésta Su Sierva, para llevar en Su Vientre al Dios Hecho Hombre.

¡Cuánto aprendí de Él! ¡Cuánto gocé de Él! ¡Cuánta Vida Me dio!

Os quiero compartir éste gozo Mis pequeños. Y os quiero preparar también, para que vosotros abráis vuestro corazón, para que Mi Hijo vuestro Dios y Salvador, también pueda Vivir en vosotros.

PedídMelo Mis pequeños, para que Yo os prepare. Para que en éste Aniversario de Su Nacimiento, pueda Nacer en vosotros… Y gocéis los éxtasis de Amor que Yo vuestra Madre, Maestra y Guía, tuve y sigo recordando con tanto Amor.

Estas delicadezas de Nuestro Dios, son tan grandes, tan delicadas; que uno pasa toda la Eternidad agradeciendo a Nuestro Dios y Creador por Sus Bendiciones.

DejadMe pues Mis pequeños, que os prepare; para que vosotros siendo Mis hijos, podáis gozar también las bellezas con las que Nuestro Dios os quiere regalar y así empecéis a gozar el Cielo en la Tierra…

Como Yo lo gocé y lo gozaré en cada uno de vosotros, cuando Mi Hijo se Encarne en vuestro corazón.Hijitos Míos, cada uno de vosotros debiera ser como ésa pequeña piedra, que cayendo libremente, provoca todo un Alud.

Mis hijitos, Mis pequeños, cada uno de vosotros poseé un potencial tremendo dentro de vuestro corazón. Al vivir Yo en vosotros podéis hacer cosas que humanamente se os antojarían de imposibles.

Os repito continuamente ésto como a niños pequeñitos, porque la mayoría de vosotros, ya sea por falta de Fé o por falta de importancia de ser verdaderos hijos de Dios y seguidores Míos; NO deseáis tomar el compromiso por el cuál bajásteis a la Tierra.

Cada uno de vosotros hizo como Yo Mismo, hicimos un compromiso con Nuestro Padre Dios, para venir a levantar a éste Mundo herido por el Pecado Original y devolverle el Amor perdido.  Estáis todos vosotros en éste momento, padeciendo los dolores que os causa el Mundo, por el amor que se ha perdido… Y ni aún así queréis entender, ni luchar por recuperarlo.

Robos, muerte, guerras, pornografía, muerte espiritual, sadismo, miedo, inseguridad, luchas fraternas, corrupción social…

Y en Mí Iglesia, desobediencia a Mí Pedro actual y muchos otros males más, que el Demonio al haberse posesionado del Mundo y de vuestra alma, os está causando.

Queréis que todo cambie, pero propiciado por un Milagro que venga de repente y que como por arte de magia, todo se renueve. NO, Mis pequeños. Esto sólo puede suceder con las cosas o con los animalitos, con vosotros NO…  Puesto que se os ha dado el libre albedrío y éste es respetado totalmente por Mí Padre.

Queréis un cambio radical, pero queréis que sean vuestros hermanos los que preparen todo. Que lo dejen bello todo, para que luego vosotros sin cambiar en lo absoluto, lleguéis a gozar como invitados a una cena, lo que ellos hicieron con su trabajo.

Queréis ver ya todo bello y vivir en lo bello que os he prometido, pero NO queréis volver bello a vuestro interior, arguyendo que “los demás deben respetar vuestra forma de ser y NO tenéis por que cambiar, puesto que así os quiere Dios”.

¡Cuánto egoísmo de vuestra parte! ¡Cuánto horror y tristeza me causan ésas almas frías!

Pedís mucho, pero NO queréis mover ni vuestro dedo más pequeñito. Os ponéis en posición de niños pequeños, que queréis solo recibir.

Ser consentidos por todos y que os tienen que aguantar vuestros berrinches y vuestras groserías.

Los niños pequeños son egoístas por naturaleza y quieren toda la atención y cuidados para ellos.

Las personas maduras, NO importa su edad; ven por el bienestar de sus hermanos, cualquiera que sea.

Se acerca el tiempo en el que se recuerda Mí Nacimiento.

Os acercaos a Mí Advenimiento… Y ¿Qué se ha vuelto para vosotros?

Para la mayoría es un tiempo de preparación egoísta y materialista.

Estáis preparando en dónde pasaréis las “vacaciones” y estáis haciendo la “lista de regalos”, para quedar bien con vuestros hermanos.

Hijitos Míos, La Fiesta es Mía y ¿Qué Me dáis a Mí?Habéis materializado y humanizado un tiempo que es DIVINO.

Os seguís fijando solo en las cosas del Mundo…

Seguís adorando a la Bestia y lo que ella os propone… Y NO volteáis a ver a vuestro Dios y NI siquiera os preguntáis que es lo que Él desearía.

Creéis que con poner el “Nacimiento” en vuestro hogar o peor tantito, “el arbolito de Navidad”, ya estáis cumpliendo con vuestra parte cristiana.

Desgraciadamente no es así. Vuestro corazón en lugar de volar hacia Mí, para que Me encerréis en vuestro corazón, sólo estáis pensando en los regalos que daréis y os darán.

Seguís siendo niños egoístas y almas materialistas, que solo le engrandecéis los bolsillos a los comerciantes y os olvidáis de vuestra obligaciones y de corresponder al grandísimo Amor que os dá vuestro Dios.  Sí, ya NO queréis ser ésa piedrita que cause el Alud.

Ya NO queréis ser esos verdaderos hijos Míos que al llenarse de Mí, causen un cambio positivo en las almas con las que entren en contacto y éstas, a su vez, lo sigan causando en otras.

Yo fui esa pequeña piedrita. Nací en un pueblito sin importancia. Nunca salí a recorrer el Mundo a llevar Mí Palabra, pero influí con Mis Enseñanzas. Mí Palabra y Mí Ejemplo a unos cuantos y ellos a su vez, influyeron con su vida en muchas otras.

Si se ha difundido por todo el Mundo la Doctrina de Mí Padre, ha sido gracias a ésas almas maduras, que aceptaron la responsabilidad en su tarea en la Tierra y se han vuelto fieles Instrumentos de Mí Amor.Ellos también se volvieron piedritas que causaron un Alud.

Hijitos Míos Mis pequeños… Cada vez más os acercáis al momento de Mí llegada Triunfal al Mundo…

Y como os dije en las Escrituras: ¿Todavía encontraré Fé en el mundo cuando regrese?

Sed sinceros con vosotros mismos y responded, en vuestro corazón ésa pregunta. Yo conozco vuestro interior. Conozco vuestros pensamientos, conozco vuestra vida entera.

A Mí NO Me podéis engañar con vuestra actual forma de vivir.¿Qué deseáis para vuestros hermanos: Vida Eterna o decadencia espiritual?

Si NO OS volvéis ejemplo, si no os volvéis ésa piedrita que provoque el alud de Conversión, ¿Qué estáis haciendo para que se disemine el Reino de Nuestro Padre sobre la Tierra?

Con los “regalitos de Navidad” quedáis bien con los vuestros, pero ¿En qué estáis ayudando a vuestro Padre en la Salvación y en la difusión del Amor de Mí Padre?

Hijitos Míos, el tiempo de Navidad es un Tiempo Divino y que NO TERMINA el día 26 de Diciembre…

 Cuando ya repartísteis vuestros regalos.Empieza con un Tiempo de preparación. El Adviento llega a su máximo el 24, al recordar Mí Nacimiento…

El Nacimiento de vuestro Dios-Redentor…  Y debe continuar toda la vida.

Por favor, NO volváis a cometer el mismo error que cometéis año tras año, en donde todo este tiempo lo reducís a un tiempo de intercambio de bienes materiales…

Y NO tratáis de lograr un verdadero cambio en vuestro interior y en el de vuestros hermanos, causado por vuestro buen ejemplo.

Meditad y tratad de entender la Magnitud Divina y humana que causó y sigue causando Mí Natividad en el Mundo. Sacádle todo el provecho a ésta Fiesta Celestial para vuestra salvación… Y para la de vuestros hermanos. Mucho aún, tienen las almas que aprender de ella.

 Hijitos Míos, Soy vuestro Padre y vuestro Dios.

¡Tanto Amor que he derramado sobre todo lo creado y pocos corazones Lo han recibido como se merece Mi Corazón!

¡Cuánta Maldad estáis viendo a vuestro alrededor! ¡Cuánta Maldad sale de vuestro corazón! ¡Cuánta Maldad ha ido creciendo, porque NO hay corazones que la quieran detener!  ¡Oh, Humanidad Perversa!, Pronto conoceréis Mis Designios Divinos, Soy todo Amor, Soy el Padre del Amor, Soy el Amor mismo.   

Y os habéis dejado Engañar  por Aquél que fue arrojado de los Cielos por NO querer aceptar Mi Amor…

Y ahora a él le seguís.

¡Qué ciegos estáis! ¡Qué sordos estáis! Sois necios

¡Oh, Humanidad perversa y tonta!

HERODES

Vuestra necedad os está llevando a vuestra Destrucción, ¡Oh, Humanidad Perversa!,

¿Qué habéis hecho con todo lo bueno que Yo os he dado? Sois tontos, se os da Amor y preferís el odio y la maldad.

¿Acaso podéis vivir con eso? ¿Por qué NO aprendéis de Mi Hijo? Os Lo envié para que os enseñara el Verdadero Amor y todo lo que el Verdadero Amor trae consigo.

¿Por qué NO queréis ser como los ángeles y preferís ser como los Demonios? ¡Qué tontos sois, Mis pequeños! Que dejé que asesinaran a Mi Hijo por vosotros.

Os Lo di como Cordero al cual degollaron y hasta Su última gota de Sangre se dio por vosotros, por la humanidad, por todos los Tiempos.

Se dio por vuestro bien y se sigue dando día a día por vuestro bien.

Y vosotros preferís seguir al que es el Malo, al que incitó a aquella gente a destruir a Mi Hijo, a Sus Enseñanzas, a Su Vida entera y lo siguen tratando de hacer, pero NO podrán.

Aunque vosotros preferís seguir al que es el malo, al que no os da, sino que os quita.¡NO os han bastado éstos dos mil años para daros cuenta de lo que es el Amor de Mi Hijo y cómo Satanás sigue tratando de destruir todo ése bien que os legó!

¡Qué tontos sois!, Os mantenéis en vuestra terquedad, en vuestra tontería. Habéis  permitido ya que el Mal cunda por todos lados.

Que haya crecido a tal grado, que ya NO lo podéis detener. Por vuestra tontería, sufriréis. Y os va a costar mucho dolor.

Os alejasteis de Mí, vuestro Dios de Amor. NO quisisteis llevarMe en vuestro corazón, porque preferisteis llenaros de aquél que es vuestro Enemigo, ¡Qué tontos sois!Cuidáis al que os quiere matar, al que os quiere destruir, ¡Qué tontos sois!

Tenéis a vuestro Verdugo junto a vosotros y le cuidáis para que os siga azotando y destruyendo, ¡Qué tontos sois!

 Y luego os quejáis de que todo os vaya mal, que veáis todo malo a vuestro alrededor. Pero, si vosotros mismos estáis alentando tal Maldad, ¿De qué os quejáis?

Podríais acabar con todo ése Mal regresando a Mí. Pidiendo perdón por vuestra traición a Mi Santo Nombre, a las Enseñanzas de Mi Hijo, a Su Donación total por vosotros.Pero ciertamente lo haréis hasta que estéis prácticamente acabados por Satanás, que será vuestro Verdugo.

¡Cuánta maldad habéis dejado entrar a vuestro corazón y la seguís alentando! Veis cómo los gobiernos os siguen destruyendo y quitándoos todo lo que tenéis y NO os acercáis a Mí, para que os ayude.

Para que os dé Sabiduría Santa y podáis detener todo el mal que habéis permitido creciera a vuestro alrededor. ¡Qué tontos sois!

Podríais cambiar vuestro mundo y aún el Universo entero, volviendo a Mí. Y respetando Mis Leyes y dejando crecer Mi Amor en vuestro ser pero, NO lo aceptáis. Os habéis llenado de tanta Maldad, que ya se os hace tan natural ver lo que sucede a vuestro alrededor, que lo tomáis como propio…

Y ahora veis raro todo aquello que viene de Mí. Y atacáis a los que Conmigo están porque son diferentes, que ya no son como vosotros, porque NO se han satanizado, como vosotros estáis en éstos momentos.

No les comprendéis, les atacáis. Y con ello, estáis evitando que Mis Bendiciones lleguen a la Tierra para protegeros de la Fuerza tan grande con que Satanás os está castigando.

La Maldad es grande, la Maldad os está ahogando y NO queréis entender.Los gobiernos de la Tierra se han confabulado para ir destruyendo lo que venga de Mí y a aquellos que estén Conmigo. Y NO queréis ver ésta realidad.

Os he ido avisando alrededor del Mundo en diferentes formas, de cómo Satanás está destruyendo toda Mi Creación, tanto física como espiritual… Y NO queréis entender.

Ciertamente Yo protejo a los que están Conmigo, ciertamente veréis cosas horrendas. Vosotros, los que estáis Conmigo, sufriréis al ver el horror con que Satanás, castigará todavía más a aquellos que le han abierto su corazón a su Maldad.

Os pido Mis pequeños los que estáis Conmigo, que tengáis compasión de ésos hermanos vuestros; NO los juzguéis salvadles, vosotros tenéis Mi Poder de Amor.  Vosotros, SOIS LOS CRISTOS  de éste tiempo…

Y así como Mi Hijo se dio por todos vosotros, ahora vosotros os daréis por ellos. No necesariamente muchos de vosotros pasaréis por las tribulaciones por las que pasó Mi Hijo.

Pero os debéis dar en Oblación Total.

Deberéis ser como Mi Hijo: hombres de Oración en todo momento. TraedMe almas, salvadMe almas. ImploradMe Mis pequeños, que Mi Misericordia Infinita se derrame sobre vuestros hermanos, que son Mis hijos…  Y todos tienen derecho a su salvación.

Son momentos terminales, en donde Satanás os atacará más fuertemente. Ni aquellos que están con él, que le buscan y trabajan para él, tienen idea de su poder.

NO se imaginan la fuerza tan grande de Satanás con que los aplastará y les hará sufrir, a pesar de que le sirvieron, de que fueron sus seguidores… Ése será su mayor castigo.

Creyendo que Satanás los iba a consentir, serán los más castigados eternamente. Y lo serán además, durante el tiempo que les quede aquí en la Tierra de vida…

 Y así, ellos mismos serán ejemplo de un castigo muy duro que todos veréis; porque prefirieron vivir para el Mal que vivir para Mi Bien, para Mi Amor.Las Escrituras se os dieron a todos. Mis Palabras son eternas, Mis Palabras son Justas.

Mis Palabras son de Profecía, el Malo nunca triunfará. Aquél que se pone en contra Mía, nunca ganará, Yo Soy vuestro Dios.

Mi Poder es Infinito y todos veréis cómo Mis Palabras se cumplirán. Los que estáis Conmigo, os alegraréis.

Los que NO están Conmigo y a pesar de vuestras oraciones y de todo lo que haréis por ellos; NI aún así querrán convertirse. Sufrirán su Error de una manera tan grave, que no se imaginan; porque Satanás no consiente a las almas.

Las engaña, las llena de su Maldad, de su Error y si él está sufriendo indeciblemente... También los que están con él sufrirán de la misma forma.Ese será su premio por haber seguido al que fue Arrojado del Cielo.

Alegraos, Mis pequeños. Éstos son días en que todos debéis estar llenos de alegría, recordando el momento Santo, el momento bello, cuando Yo os mando a Mi Hijo, para que empiece vuestra Gloria.

La llegada de Mi Hijo a la Tierra, fue un parteaguas. Recordad ése parteaguas: el Amor Encarnado entre vosotros, el Amor Infinito de vuestro Dios en ése Pequeñito, en ése Niño Divino, en la Sabiduría Infinita de un Pequeño Bebé, que os traería nuevamente el Cielo a la Tierra, como vuestros Primeros Padres lo tuvieron antes del Pecado Original:Vivir el Cielo en la Tierra.

Todos vosotros, los que estáis Conmigo, a veces tenéis ésos momentos, aunque sean algunos segundos ominutospero os doy regalos en los cuales os lleno de Mi Paz, de un Amor que NO podéis tener en la Tierra. Alegraos junto con el Cielo Eterno en éstos días, cuando tantos de vuestros hermanos, se dan por las fiestas paganas, fiestas de los hombres, ya llenas de pecado y de maldad.

AlegradMe Mis pequeños, agradeciéndoMe que os haya enviado a Mi Hijo como Salvador. Y sobre todo, a traeros el perdón de vuestros pecados.

Está en vosotros acelerar el tiempo en que se manifieste Mi Hijo por Segunda vez entre vosotros. Os he pedido no elucubrar, simplemente ser otros cristos y esto es Oración, donación y dejarse mover por Mi Voluntad.

Sé que a veces se os hace difícil dejarse mover por Mi Voluntad, pero debéis tener plena confianza en que Yo, vuestro Padre y vuestro Dios, voy a tomar todo vuestro ser para ir transformando a través vuestro, todo vuestro alrededor…  Y todo y a todos aquellos por los cuales pidáis y por los que Yo Mismo os iré indicando en vuestro interior por quién hacerlo.

Mis pequeños, lo que os estoy pidiendo es lo más grande que puede tener un alma sobre la Tierra, ser Instrumentos de vuestro Dios.

Ahora NO os podéis dar cuenta de éste Regalo tan grande, ser movidos por vuestro Dios y Creador.

Creador del Universo entero, Omnipotente y eterno. Sois pequeños, demasiado pequeños para entender tal  magnitud.

HE AQUÍ LA ESCLAVA DEL SEÑOR

Esto lo entendió perfectamente bien Mi Hija, La Siempre Virgen María y Su respuesta fue simple: “Hágase, Soy la Sierva del Señor.” 

PedidLe a Mi Hija que os haga entender lo que os estoy pidiendo, para que os neguéis a vosotros mismos, os anonadéis y Me dejéis actuar a través de vosotros.

Esa es la Sabiduría de todos los santos: anonadarse a sí mismos y dejarMe a Mí vuestro Dios, mostrarMe a través de ellos.

Así como estáis viendo maldad a vuestro alrededor, porque muchas almas se han dejado mover por Satanás, Yo os pido también que os dejéis mover por Mí. Yo he de traer la Luz al Mundo, pero a través de vuestra pequeñez.  Yo NO Soy como Satanás, aparatoso, gritón, grosero, apabullante. Yo todo lo hago en la sencillez, buscando a los pequeños, buscando la humildad, buscando la donación total y en el silencio. Respeto vuestro libre albedrio.

Así como os estoy pidiendo esto a vosotros, como grupo y en lo personal, lo estoy pidiendo también a hermanos vuestros alrededor del mundo.

Para ir uniendo al Pueblo Elegido, que verán los Cielos Nuevos y las Tierras Nuevas. Sois los elegidos de Mi corazón, sois aquellas almas que dicen las Escrituras, que muchos son los llamados y pocos los escogidos.

Sois los escogidos, pero quiero una total donación vuestra, un total desprendimiento de vosotros mismos; porque estáis demasiado apegados al mundo y necesito un total desapego, para que podáis volar hacia Mí libremente y con una donación total.  Os respeto, respeto vuestra decisión; pero os he ido preparando por mucho tiempo, hasta llegar a éstos momentos en que ahora sí os pido, si queréis seguirMe, un total desprendimiento de vuestra voluntad a Mí Voluntad.

Entended Mis pequeños, que Soy un Dios de Bien, un Dios de Amor y nunca permitiré un mal que os llegue, cuando que por Mí, estéis dejando todo para seguirMe.

Pero entended que al pedir dejar todo, NO ES  que dejéis vuestras obligaciones de estado, sino vuestra voluntad.

Haréis lo que estáis haciendo, pero lo haréis por Mí, para Mí y para el bien de vuestros hermanos, para su salvación eterna, para la purificación de la Tierra y del Universo entero. Sois Míos, os creé para Mí, os creé para el Amor, os habéis dejado enamorar por Mi Amor, seguidMe, pues, que NO os fallaré, Mis pequeños.

Os Bendigo, bendigo a los vuestros, bendigo a vuestras familias, bendigo vuestros intereses. Os estaré cuidando Mis pequeños, porque Satanás os tratará de destruir.

Pero contad Conmigo, con Mi Poder Omnipotente sobre vosotros y los vuestros. Y que aunque Satanás os zarandeé, NO os perderéis ni vosotros, ni los vuestros.

Os amo, Mis pequeños y Mis bendiciones, en Mi Santísima Trinidad, queden con vosotros.

Os bendecimos en Nuestro Santo Nombre, Padre, Hijo y Espíritu Santo.

Que la Paz y el Amor estén siempre con vosotros y los vuestros y que la compañía y la veneración a Vuestra Madre Celestial os alcance la Vida Eterna. 

http://diospadresemanifiesta.com/

P253 ¿PORQUÉ NO ME AMÁIS?



Habla Dios Espíritu Santo

Mis pequeños, Mis amorcitos, ¡Cuánto os amo, Mis pequeños! Soy vuestro Dios. Yo Soy el Amor, Soy la infinitud del Amor, TODOS. Todos lo amores provienen de Mí.

Vosotros conocéis diferentes tipos de amores y estoy hablando solamente de los amores sanos y santos. Hay diferentes manifestaciones del amor y todas vienen de Mí, Mis pequeños.

 ¡Cuánto os amo!¡Cuánto os quiero, Mis pequeños!, ¡Cómo quisiera ya teneros a todos vosotros reunidos alrededor Mío, de Mí y de vuestro Padre y vuestro Dios

¡Oh!, Cuánto amor tiene Mi Corazón, cuánto Me quiero derramar por cada uno de vosotros, pero conozco el alma humana.Os conozco Mis pequeños y aún a pesar de que vosotros conocéis éstas manifestaciones de Amor, NO Me dais Mi parte en ello. Me apartáis de vuestra vida, Me apartáis de vuestro corazón.

Creéis que todo os pertenece, que todo proviene de vosotros, que vosotros habéis luchado y habéis obtenido lo que tenéis por vuestro propio esfuerzo.

¡Oh!, Mis pequeños, qué ciegos sois y sobre todo, qué ingratitud tiene vuestro corazón hacia Mí, NO Me reconocéis en vuestra vida, NI en los dones que os he dado a cada uno de vosotros.

Sois en el mundo porque Yo así quise que fuerais. Os he dado muchas, muchas Gracias, bendiciones, dones, vuestra vida depende de Mí en totalidad.Ciertamente tenéis el libre albedrío y vosotros lo utilizáis para Bien o para Mal, para agradecer o despreciar… Y para tantas cosas negativas o positivas.

Mis pequeños, os amo y os quiero tener ya Conmigo. Quiero ya eliminar de la Tierra toda maldad, todo aquello que os está separando de Mí, pero vosotros os tenéis que dar cuenta de ello, que estáis errando porque así lo queréis…

Cuando en realidad, tenéis todo el Bien de vuestro lado. Yo estoy con vosotros y de Mí podéis tomar todo bien, para que vosotros crezcáis.

Crezcáis en el Amor y lo que del Amor deriva, que es Sabiduría y todo lo que Yo os pueda dar a través de los Dones del Espíritu Santo.Teniendo Sabiduría Mis pequeños, os podréis mover libre y sabiamente en la Tierra. A través de vuestra misión, podréis sacarle provecho para vuestro bien, para vuestro crecimiento espiritual y para el bien de vuestros hermanos.

Cuando un alma tiene Mi Sabiduría, cuando un alma tiene Mi Amor; hace grandes cosas para sí mismo y para sus hermanos.

Todos Mis dones son gratuitos para vosotros y así también vosotros debéis darlos a vuestros hermanos, pero hay mucho desprecio en vuestro corazón. Tomáis ésos dones para que os vean a vosotros como grandes hombres sobre la Tierra…

La soberbia no se ha separado del corazón del hombre, NO vivís en la humildad NI para el servicio de vuestros hermanos. Creéis que todo os lo merecéis y en ningún momento servís. NO os dais por vuestros hermanos.   ¡Oh!, Maldad en el corazón del hombre, ¡Oh!, Maldad en el actuar del hombre. Tenéis todo gratuito y vosotros vendéis lo que NO es vuestro.

Mis pequeños, os busco, os guío, os amo y vosotros os separáis de Mi creyendo que vosotros sois autosuficientes. ¿Cuándo vais a aprender?

¿Cuándo vais a aprender que provenís de Mí, de vuestro Dios?. Yo Soy el que os da todas las riquezas que veis a vuestro alrededor, las que veis, las que sentís, las que vivís…

TODO, todo viene de Mí. Vosotros NO podéis crear nada que no venga de Mí, las calidades, las perfecciones. Ni el más grande de los sabios que tengáis sobre la Tierra puede crear alguna de éstas manifestaciones de Mi Amor.Meditad esto, Mis pequeños y es cuando os daréis cuenta de que Existe un Ser Superior que ése Soy Yo…

Vosotros NO podéis hacer las cosas, las grandes cosas que todo un Dios puede hacer para Su creatura.

Tenéis sabiduría ciertamente, Yo os la he dado. Han descubierto vuestros científicos grandes cosas, Yo lo he permitido.

Estáis creciendo en tecnología, porque Yo así lo quiero y os podría dar mucho más, Mis pequeños. Pero vosotros detenéis el paso porque Me hacéis a un lado, os creéis que vosotros sois los creadores de todas éstas manifestaciones que se dan para la mejora de vuestra vida…Y NO voltean ésos sabios, ésos científicos, ésas almas y mentes grandes; para agradecerMe y Yo podría darles mucho más para el bien de todos vosotros.

Por vosotros mismos, al NO darMe ése Agradecimiento, Me hago a un lado. Porque NO Me reconocéis, porque NO Me dais Mi mérito, porque NO Me regresáis el Amor que Yo tanto os doy.

Meditad todo est, Mis pequeños, porque estáis actuando contra vuestro Dios fuertemente y malamente.

Queréis vivir solos, queréis vivir sin vuestro Dios y ése fue el Pecado grave de vuestros Primeros Padres, hacerMe a un lado y ahora estáis vosotros en el preciso momento de la historia…Recordando ésos momentos del Gran Pecado…

HacerMe a un lado, destruir la vida, destruir Mi Amor, destruir Mi Presencia real y verdadera entre todos vosotros.

Tened cuidado Mis pequeños, porque al momento en que vuestro corazón  YA NO quiera estar Conmigo; cuando ése sea vuestro deseo, entonces estaréis a merced del Mal y es cuando los hombres correrán su suerte y veréis cómo el Mal os quiere destruir.

Desde la caída de vuestros Primeros Padres… Y ya desde la Caída de Satanás antes que ellos, ha sido la lucha tremenda entre el Bien y el Mal…Entre la Destrucción de todo lo bello que Yo creé, para darse la imposición del Mal, quitándoos la libertad total e imponiendo su Maldad.

Al momento en que os vuelvo a repetir, conscientemente, deliberadamente y con vuestro libre albedrío Me digáis “no te quiero, mi Dios, apártate de mi vida, soy autosuficiente”, en ése momento estaréis a merced de las Potencias del Mal.

Y os vuelvo a repetir tened cuidado, porque él os quiere DESTRUIR y sentiréis su Maldad, sentiréis el dolor verdadero, sentiréis ésa frialdad que solamente sale de él. Frialdad en los corazones.

Estaréis totalmente aislados de las Gracias del Cielo y entonces veréis que vuestra autosuficiencia NO servirá para nada.Dolor y llanto habrá entre los hombres porque hicieron a un lado a su Dios, al Dios del Amor, al Dios de la Protección, al Dios que os quiere tanto y os consiente, aún a pesar de vuestro pecado.

Antes de que suceda todo esto os prevengo,Mis pequeños, porque os amo. Porque Soy vuestro Padre y vuestro Dios y NO quiero que estéis bajo las potencias de Satanás, que él solamente quiere Destrucción de todo, TODO lo que se ha creado.

Tened cuidado, orad, BuscadMe en vuestro interior, buscad Mi protección, Mi Guía. Entrad en humildad a vuestro corazón, VedMe ahí, Yo vivo en vuestro corazón.

En lugar de hacerMe a un lado, dejadMe que Yo sea el Dueño de vuestro corazón y vosotros saldréis ganando; porque en ése momento, cuando Me deis Mi dignidad de Dios Divino y Poderoso que habita en vuestro corazón, como el primero y el Único…Entonces Mis Potencias se derramarán sobre vosotros y veréis lo que un Dios puede hacer con el alma del hombre.

Viviréis el Amor Divino, Mis Potencias se derramarán sobre vosotros y entonces sentiréis el Cielo. Sentiréis lo que el hombre debió de haber sido en toda la Creación.

Las Potencias que Yo derramé en Adán y Eva eran inmensas, inconmensurables, que vosotros NI idea tenéis de las Potencias que tenían ellos y están reservadas para aquellos que Me abran su corazón y Me dejen reinar en él como Verdadero Dios y Verdadero Padre de todos vosotros.Os amo Mis pequeños, os amo con todo Mi Corazón. Yo os Bendigo y espero que éstas Palabras os hagan reflexionar para que Me dejéis reinar en vuestro corazón.

(Veo a Dios Ntro. Señor clavado en la Cruz, pero veo a través de Sus ojos desde arriba de la Cruz, hacia abajo veo gente alrededor de la Cruz).

Mis pequeños, estoy aquí en la Cruz, os veo, os veo a TODOS, a todos vosotros. Veo a todos vuestros hermanos en el pasado, en el presente, en el futuro,

¿Por qué, Mis pequeños?, ¿Por qué os alejáis de Mí?, Mi Padre ha permitido esto por vosotros.

VedMe, ensangrentado, sufriente, destruido por los hombres, ¿NI aún así os movéis a compasión?, ¿Ni aún así veis a vuestro Dios que se ha dado por vosotros, por vuestra salvación?, ¿Qué más esperáis, Mis pequeños?¿Qué más esperáis?. He sufrido tanto por vosotros y aún así os sigo amando. Os sigo amando a pesar de vuestros pecados, a pesar de vuestras maldiciones, a pesar de vuestros malos tratos, a pesar de vuestra traición.

Mis pequeños, habéis visto Mis obras, Me habéis visto a diario, Me conocéis y NI aún así se mueve vuestro corazón, ¿Qué esperáis, Mis pequeños?, ¿Qué esperáis ver más para convertiros?

Venid, venid a Mí, acercaos a la Cruz. Venid para que Yo derrame Mi Sangre sobre vosotros, os purifique y os santifique.

Venid, todavía Me queda algo de Sangre para vosotros. Toda será derramada para vuestra salvación, pedídMela, pedídMela, Mis pequeños, para que cambiéis.Os amo a todos, OS AMO. NO os quiero ver así como estáis, envueltos en el Pecado, arrastrándoos en el lodo, en la mediocridad, en la impureza, en vuestras propias leyes humanas que tanto hacen daño a lo Divino….

Al Reino que os estoy proponiendo y que os vine a dar a través de Mis Palabras y de Mi Ejemplo. ¿Qué más queréis ver, Mis pequeños?,

SÍ, visteis grandes Milagros. Tuvisteis Mi Predicación, ¿Qué más queréis, para que os deis cuenta de que vuestro Dios estuvo entre vosotros?¡Y sigo estando, sigo estando entre vosotros!.

¿Por qué NO Me creéis, por qué NO Me amáis Mis pequeños, si os he dado todo y voy a dar hasta la última gota de Mi Sangre por vosotros?  ¿Por qué, Mis pequeños, habéis cerrado vuestro corazón y lo habéis endurecido como roca, si Yo, el Cordero de Dios vine Sencillo, Humilde, sin imponeros nada?

Os he dado todo, os he amado, os consentí y sigo viendo por cada uno de vosotros y ¿Qué recibo Yo?

Todo lo que tenéis es Mío y NO hay agradecimientos en vuestro corazón, NO hay cambios en vuestra actuación, NO hay vida espiritual que dar a vuestros hermanos y alimentarlos con vuestro ejemplo.

Tomad de Mí, vuestro Dios y Señor Encarnado, ¿Qué más queréis ver, Mis pequeños, si ya se os ha dado todo el Amor?Queréis ver mal, queréis ver destrucción, queréis ver ataque. Sólo así creéis; ver para cambiar. ¿Por qué NO cambiar cuando tenéis lo bueno y esperáis lo malo como prueba de vuestra necedad?

Sois necios, de corazón duro, como el pueblo judío. Me seguís atormentando y Yo os sigo amando, os sigo perdonando y sigo esperando por vuestro cambio y arrepentimiento.

NO hay humildad en vuestro corazón, vosotros os sentís dioses, creéis tener el mundo en vuestras manos porque tenéis valores del mundo.

¡Oh!, Mis pequeños, ¡Qué necios estáis!, Ésos valores del mundo os aplastarán. Lo veréis en un tiempo próximo que ésos NO sirvieron para nada. Os veréis en vuestro interior y veréis que NO tenéis ningún soporte que os mantenga en pié.

Os arrodillaréis ante la Verdad, ante Mi Presencia, la que ahora negáis y hacéis a un lado de vuestra vida…

Pero Yo estaré allí, NO para reprochar vuestro pecado, sino para levantaros.

Para tomar vuestra mano porque arrepentidos estaréis de vuestro error.Yo estaré allí, como Hermano, como Padre, como vuestro Dios, para que cuando os deis cuenta de vuestro Error y de vuestro tiempo pasado que NO aprovechasteis.

En ése momento veréis vuestra realidad y para qué fuisteis constituidos, para qué fue vuestra vida en la Tierra.

Yo Me apiado de las almas, las amo y aquí estoy, en la Cruz para probaros eso. Os estoy probando que os amo al darMe por completo por vosotros.

Os amo, os amo infinitamente y pido a Mi Padre que Su Misericordia se derrame para que entendáis lo que es vuestra vida y lo que es el Amor Infinito por vosotros.Venid a Mí, Mis brazos están abiertos, NO se pueden cerrar, están clavados. Y así los quiero tener para con todos vosotros. Os quiero a todos. Venid, venid que de Mí tendréis solamente Amor y Perdón.

 Cuando Yo he venido a la Tierra, ha sido para Ser Maestro de vosotros. Para que os dierais cuenta de lo que Mi Padre os ha pedido, de ser Instrumentos…

De ser ésas terminales de Gracia y de amor, que fuerais los que dierais vida, a la vida que tenéis en vuestro interior.

Mis pequeños, mucho podéis tener en vuestro corazón o en intenciones, una vida espiritual muy bella, podréis tener mucho amor en vuestro corazón…Pero eso no se hará patente si NO queda en obras.

Yo vuestro Dios, Segunda Persona de la Trinidad tengo el Amor; pero lo quise hacer vida y os lo quise mostrar a vosotros Mis pequeños, para que vierais lo que ES ésa vida que nuestro Padre ha puesto en vosotros.Yo vine a caminar entre vosotros, Yo vine a darMe por vosotros, vine a vivir para vosotros.

Os enseñé lo que se vive en el Cielo. Hice patentes las promesas del Antiguo Testamento, hice patente ésa vida Divina que se vive en el Cielo y que Mi Padre Me pidió que os mostrara.

Vosotros debéis hacer patente también todo lo que tenéis en vuestro corazón. Os dais cuenta cuando en un ser vive la bondad o vive la maldad; las obras son las que muestran qué hay dentro en el corazón del hombre.

Si actuáis en el Amor, vivís en el ejemplo bueno y santo, habláis de cosas santas, buenas, constructivas, Mi Reino está en vosotros.Pero cuando actuáis en la Maldad, en el error, en la mentira, en la destrucción, Mi Reino todavía NO está en vuestro corazón.

Satanás se ha posesionado de lo que NO le pertenece, que es el alma y el alma es creación Divina.

Cuando veáis esto Mis pequeños, ayudad a vuestros hermanos. Arrebatadle a Satanás lo que NO le pertenece, lo que le pertenece a Dios y que tiene ése potencial Divino para hacer grandes cosas por Nuestro Reino.

Mucho, mucho tenéis que aprender. Pero mucho más os queda por hacer, Mis pequeños. En el hacer está la vida real del cristiano, de Mi seguidor, del que vive el Amor.Que vuestras intenciones NO se queden nada más en eso, en el pensamiento. Que vayan hacia la acción, transformen almas, que den vida al alma de vuestros hermanos, pero porque vean que vosotros actuáis lo que tenéis en vuestro interior.

Vivid vida interior para que recibáis más de Nosotros.

Nuestro alimento está en vosotros, si lo pedís. Debéis tener vida interior para entrar en ése contacto íntimo, en ésa oración íntima con vuestro Dios.

Así recibiréis el Conocimiento, la Sabiduría eterna, la Sabiduría Divina, que después pondréis en obras, para que se vea que Mi Reino está en vuestro interior.Hijitos Míos toda alma que dice creer en algo, pero vive en forma diferente, solamente causa escándalo y NO aprovecha de lo bueno que podría tener y de lo bueno que debe de buscar.

Así tenéis a vuestros hermanos, ya sean ministros de Mi Iglesia, ya sean hermanos vuestros laicos, que dicen vivir dentro de Mi Religión, de la Iglesia que Yo os he dado, de Mis Enseñanzas.

Del Amor que debéis tener en vuestro corazón. Dicen y decís vivir de acuerdo a las Leyes que os dio Mi Padre, a las Enseñanzas que Yo Mismo os di.

Dicen y decís tener todo esto en vuestro corazón, pero vuestros actos son muy diferentes, vivís en una realidad malvada, negativa y eso hace que muchas almas, al ver vuestro ejemplo y el ejemplo de ésas almas ministeriales, sacerdotales….En donde es muy diferente su actuar a su interior, que éso causa malestar en las almas buenas, en las almas que quieren vivir Conmigo, que quieren vivir bajo Mis Leyes y bajo Mi Amor.

¡Oh!, Mis pequeños, ¡Cuánto mal causáis cuando no vivís de acuerdo a lo que decís tener en vuestro corazón!

Si actuáis Mal, es porque realmente NO tenéis en vuestro corazón toda ésa vida buena y santa que debierais tener.

Habláis con grosería, habláis con mentira, habláis con falsedad y decís tener la verdad en vuestro interior, porque la Verdad Soy Yo y si realmente viviera Yo plenamente en vuestro corazón, NO saldría toda ésta Maldad de vuestros labios.Vuestra vida es falsa, vuestro pensamiento es falso, vuestro actuar es falso. Entonces ¿Por qué sois hipócritas y decís que Me tenéis en vuestro corazón?

Sed calientes o sed fríos, NO engañéis Mis pequeños. Sois como los fariseos y los escribas, os revestís solamente con una vestimenta cara, buena, limpia, bella; pero vuestro interior es sucio, es malvado, es falso, es traicionero.

NO actuéis como ellos, que os llevan por caminos de error y de pecado, haciendo creer que vuestras palabras son buenas y que vuestras acciones tienen buena intención.

Solo desviáis a las almas que pudieran dar mucho bien y las desviáis hacia el Mal o hacéis que se aparten de Mí, porque hacéis creer que así actúo Yo, vuestro Dios.Vuestra falsedad, vuestra forma de ser, aparta de Mí muchas almas. NO sois congruentes con lo que decís tener en vuestro corazón. Os pido seáis verdaderos, seáis de una sola pieza. DejadMe que Yo reine en vuestro corazón…

Para que produzcáis mucho bien en vuestras obras. NO destruyáis más almas con vuestras malas acciones, con vuestro mal actuar, que ellos se enamoren de Mí, cuando os vean a vosotros actuar.

DejadMe, Mis pequeños, que Yo derrame todo Mi Bien en vosotros y así vuestros hermanos vengan a Mí cuando os vean a vosotros, que vean todo ése potencial de Amor, todas ésas virtudes y bendiciones que el alma recibe, cuando está Conmigo en plenitud.

Mostradles a vuestros hermanos el tesoro tan grande con el que Yo regalo a las almas buenas y santas.   A aquellas que luchan por el Bien y defienden Mi Amor.

Sed verdaderos emisarios de vida y de Amor, ejemplos del Cielo aquí en la Tierra.

Sed verdaderos apóstoles de éstos Tiempos.

Sed Mi Vida nuevamente en la Tierra. Sed pregoneros de Mi Amor.Sed el Cielo mismo entre éstas Tinieblas que os rodean y toda la falsedad que se ha introducido en los corazones.

Que Mi Luz brille a través de vosotros, que abráis nuevos caminos y nuevas posibilidades de salvación para vuestros hermanos. Que todos regresen a Mí, cuando os vean a vosotros.

Que os vean como verdaderos hermanos mayores que entendieron Mi caminar y que al hacerlo, recibieron lo que tenéis y lo estáis mostrando a vuestros hermanos.

Sed verdaderos hermanos Míos, de vuestro Cristo Jesús. Que seréis atacados, eso es indiscutible. Que seréis blasfemados en Mi Nombre, así será.Que quizá seáis asesinados porque Me amáis, también lo tendréis. Pero que en el Reino de los Cielos, sus Puertas se abrirán de par en par para vuestra entrada, os lo prometo.

Venid pues Mis pequeños, en pos de Mí. Y traedMe infinidad de almas con vosotros. Almas que se hayan enamorado de Mi Amor, por el Amor que vosotros hayáis mostrado a vuestros hermanos.

 “Yo Soy el Buen Pastor y cuido la vida de Mis ovejas”, así dice en los Evangelios, pero Yo solamente NO cuido la vida de Mis ovejas, sino además las guío, las enriquezco, las educo.

Les doy Conocimiento para que sean las mejores ovejas, de todas las ovejas que se han creado.Vosotros los que Me seguís, sois las ovejas de Mi Redil, sois las ovejas escogidas. Sois las ovejas que como el estudiante inteligente, sabio y deseoso de aprender; se deja llevar por el Maestro.

Reconoce en el Maestro con humildad, que él necesita ése conocimiento que el maestro tiene, que ES su guía y con experiencia, tiene…

Yo Soy el Maestro, Yo os guío, Yo os hago santos entre todas las creaturas creadas.

Os vuelvo a repetir, aquellos que Me seguís, aquellos que estáis Conmigo en el redil, que reconocéis con humildad vuestra necesidad de ser enseñados, guiados.Que reconocéis que necesitáis de Mi Sabiduría Infinita y Santa, sois las ovejas que habéis entendido la lección.

¡Cuántos, cuántos de vosotros crecéis con ésa soberbia, que NO permite que seáis guiados y enseñados!,

Os creéis autosuficientes, os dejáis engañar por el Maligno, que él os hace creer que NO necesitáis de ninguna guía sabia como la Mía.

En cambio, él os lleva por otras enseñanzas de menor valor. Os llevará por caminos, que os dejarán muertos a Mi Gracia.   NO seréis ovejas de Mi redil y seréis como lobos que atacaréis luego a Mis ovejas.

La envidia de ver que Mis ovejas van creciendo y van dando fruto y vosotros, los que habéis seguido a Satanás, NO dais fruto…

Os hace ser como lobos, que atacaréis a vuestros mismos hermanos que reconocieron con humildad su necesidad de ser guiados.

Mis pequeños, ser sencillos, sed humildes, ved la necesidad en vuestro interior y venid a Mí para que seáis saciados.

Yo vuestro Dios, vuestro Guía, el Pastor que debe guiar vuestros pasos durante toda vuestra vida; os llevará a ésos pastizales verdes, hermosos, sustanciosos, que al final de vuestra existencia sobre la Tierra, será el Reino de los Cielos.Os amo, Mis pequeños, busco vuestra perfección, porque Yo Soy el Perfecto, Soy el Santo.

 Mis ovejas tienen que igualarse a Mí, Soy vuestro Dios y espero vuestro retorno.

Dejaos que Yo os guíe Mis pequeños. Dejaos que Yo os ame con todo Mi Corazón.

Dejaos en humildad ser enseñados por ésa Sabiduría Santa, que solamente Yo tengo.Yo Soy vuestro Dios, vosotros Mis creaturas. Mis ovejas, Mis pequeñitos, Mis hijitos.

Os Amo, os Bendigo.

Dejaos que Yo os acerque a Mi Corazón y os hable directamente a vuestro corazón.

Os Bendecimos en Nuestro Santo Nombre, Padre, Hijo y Espíritu Santo. Que la Paz y el Amor estén siempre con vosotros y los vuestros y que la compañía y la veneración a Vuestra Madre Celestial os alcance la Vida Eterna. 

http://diospadresemanifiesta.com/