Archivos de etiquetas: tibieza

P280 LA NOVENA BIENAVENTURANZA


Septiembre 11 de 2019

Habla Nuestro Señor Jesucristo

Hijitos Míos, Yo Soy el Verbo Encarnado Soy la Palabra del Padre, Soy la Verdad Absoluta, Yo repito lo que Le escuché a Mi Padre Dios decir. Mi Padre, vuestro Padre, Me pidió bajar a la Tierra a traeros la Verdad.

El Mundo estaba en tinieblas, Satanás manipulaba todo, al grado de que el mismo hombre no sabía qué seguir.

La obscuridad se fue disipando con la Luz de Mi Verdad, de la Verdad de la Santísima Trinidad, de la Verdad que rige todo lo creado, visible e invisible; de la Verdad que sólo trae Bondad,

De la Verdad que debe regir a todos los pueblos de la Tierra, a todo lo creado, al Universo entero, porque

LA VERDAD VIENE DE NOSOTROS, DE NUESTRA SANTÍSIMA TRINIDAD

Y vosotros, os habéis desviado y habéis escogido, la gran mayoría de vosotros, el vivir en el error en el que vivíais antes de Mi llegada a la Tierra.

Por medio del pecado, Satanás CONTROLA nuestros pensamientos y nuestros sentimientos…

El hombre no entiende, el hombre se desvía fácilmente, prefiere seguir sus pasiones, el hombre prefiere seguir a Satanás y a sus Mentiras.

Muchos de vosotros estáis ahora confundidos, como confundido estaba el pueblo de Israel en el momento en que Yo llegué a la Tierra.

La Obscuridad, no solamente es en el exterior, con el trato en que vosotros os dais los unos a los otros, el hombre actúa según lo que lleva en su corazón.

Y el hombre ha preferido llevar obscuridad y maldad en su corazón y lo veis en sus acciones.

Yo Soy la Verdad y la Vida, y la Vida Eterna. No por el hecho de que viváis con la vida de vuestro cuerpo, estáis viviendo en el Bien, esa vida corporal no os lleva a la perfección.

La Perfección se logra viviendo en la Verdad que Yo os traje, en la Verdad que vino a disipar las tinieblas del Mundo.

Yo, continuamente estoy llamando a las almas, de una u otra forma. Busco que regreséis a la Verdad, a la Luz que Yo os traje.

Para que desde aquí en la Tierra, la transmitierais, la vivierais, la gozarais, para prepararos a una Eternidad de Luz, de Amor, de Vida Divina.

Vosotros no fuisteis creados para vivir en el error, para vivir en la maldad; fuisteis creados a Imagen y Semejanza Nuestra

Y CON ESTO, NO ESTOY HABLANDO NADA MÁS DE VUESTRO EXTERIOR

 Estoy hablando de vuestra espiritualidad, de vuestra vida interior,

DE VUESTRA ALMA QUE TIENE QUE ESTAR FORMADA A IMAGEN Y SEMEJANZA DE MÍ PERSONA,

DE MÍ, VUESTRO DIOS

Por eso, Mi Padre, Me pidió que viniera a estar entre los hombres, para que al verMe actuar, para que, al escucharMe hablar de todas las Verdades del Cielo,

Vosotros no tuvierais pretexto de decir que no Me conocéis, que no sabéis qué dije.

Yo Soy, Soy la Verdad, Soy el Amor, Soy la Perfección y en Mi Santísima Trinidad, SoMos la Vida que vosotros debéis seguir y vivir.

No podéis seguir así, viviendo en la imperfección, viviendo en el error, viviendo en el pecado, viviendo en la obscuridad.

Os heMos estado avisando de que la humanidad y el Universo entero deben ser purificados y todo es para vuestro bien Mis pequeños, no podéis llevar una vida de error.

Vosotros mismos, cuando lleváis una vida de error y de maldad, sois apartados de la sociedad, no se cree en vosotros, en vuestra palabra, en vuestras acciones.

El hombre no se acerca a aquél que produce maldad, a aquél que causa errores que os llevan al dolor, a la muerte.

Vivimos rodeados de Demonios y una gran mayoría, tiene una posesión satánica completa

Al vivir en el error, os apartáis los unos de los otros y ahora estáis viviendo la maldad en alto grado,

Pero lo peor de todo Mis pequeños, es que aun dándoos cuenta de ello, no hacéis gran cosa para remediar lo que estáis viviendo.

Se os ha enseñado a Orar, se os ha enseñado el valor del sacrificio, de la penitencia, del ayuno.

Me he dado Yo por vosotros y Me podéis ofrecer al Padre continuamente, por vuestra salvación y para la salvación de los vuestros, pero no lo hacéis. 

¡DESAPROVECHÁIS TANTO!

Desaprovecháis Gracias y Bendiciones con las cuales podríais cambiar, primeramente, a vuestra persona y luego ayudar a vuestros hermanos, a alcanzar en Mi Misericordia, vuestra salvación.

PERO NO LO HACÉIS Y VUESTRA TERQUEDAD, VUESTRO ERROR

 OS ESTÁ LLEVANDO A SUFRIR GRANDEMENTE

Estáis viendo cómo se va acentuando el error en el mundo, ¿Hasta cuándo os vais a arrodillar y a pedir perdón por vuestros pecados, por vuestros errores, por vuestra maldad?

Estáis tan alejados de la Gracia, estáis tan alejados de la vida espiritual, la cual os daría una paz total, tanto en la vida humana, como en vuestra vida espiritual,

Pero ya no os acercáis a Nosotros, a Nuestra Santísima Trinidad, ya no pedís ayuda al Cielo; simplemente, os estáis dejando morir espiritualmente y aun físicamente.

No buscáis el remedio a vuestros males, Yo Morí por vosotros y os dejé el remedio para vuestro bien, que es el estar Conmigo, que es el ofrecimiento de vuestra cruz diaria,

Pero preferís solamente quejaros y no poner el remedio para dejar de sufrir y alcanzar vuestra santificación, ésta la alcanzáis al vivir unidos a Mí, vuestro Dios.

Momentos muy difíciles se acercan y no estáis preparados para sobrellevarlos, porque no estáis buscando Mi Gracia.

La Gracia, la Fortaleza, las Virtudes que os llevan a vivir con Nosotros, unidos a Nuestra Trinidad Divina.

Queréis enfrentar a vuestro Enemigo, Satanás, luchando con vuestras pobres fuerzas.

Estáis cometiendo un grave error al querer luchar contra Aquél que es mucho más poderoso que vosotros y que os quiere aplastar, como a cualquier insecto dañino.

Estáis viviendo graves errores en vuestra actuación humana, en lo espiritual, ¡podríais lograr tanto!,

¡PODRÍAIS VENCERLE FÁCILMENTE, CON LO QUE SE OS HA ENSEÑADO!

Pero solamente os quejáis y no regresáis a Quien os creó, a Quien os salvó, a quien os puede aconsejar a vivir en la Verdad y en la Santidad.

Soy la Verdad, Soy el Verbo Divino, si no os acercáis a lo que se os ha enseñado Mis pequeños, sucumbiréis fácilmente y vuestra alma se perderá eternamente.

SATANÁS QUIERE VUESTRA DESTRUCCIÓN TOTAL DE CUERPO Y DE ALMA,

DE TODOS LOS BIENES QUE CREAMOS PARA QUE LOS DISFRUTARAIS

No quiere vuestro bien en ninguna forma. Os engaña, os ha venido engañando por mucho tiempo y os ofrece el Mundo.

Os ha venido ofreciendo vuestra destrucción espiritual y aún humana y vosotros habéis caído en su mentira y no os queréis dar cuenta de ello.

Creéis vivir en un bien, porque no os faltaba de lo material, pero ya os está quitando todo aquello con lo cual os enamoró y os engañó para que le siguierais.

Y ahora, viene vuestra Prueba.

¿Qué haréis, cómo actuaréis cuando os veáis sin aquello que tanto perseguisteis, que fueron las riquezas del mundo, los bienes del mundo, las delicias del mundo?

¿Qué haréis cuando ya no contéis con ellas y vuestro cuerpo empiece a sufrir, por no tener hasta de lo más elemental para vivir?,

Pero no solamente eso Mis pequeños,

ASÍ COMO OS HA QUITADO Y OS VA A SEGUIR QUITANDO

Lo que a vuestro cuerpo aprovecha, ¿No os dais cuenta, que ya os ha quitado la vida espiritual?

Ya no os acercáis a Nuestra Santísima Trinidad, porque os ha quitado esa riqueza, ese Alimento para vuestra alma.

Entraréis en desesperación, pelearéis los unos con los otros al no sentir apoyo espiritual, porque no lo tenéis, porque no lo habéis buscado.

Porque no estáis fuertes espiritualmente hablando, contáis solamente con vuestras pobres fuerzas humanas.

VUESTRAS CAPACIDADES ESPIRITUALES, QUE DORMIDAS ESTÁN

No os ayudarán en nada para poder sobrellevar y aun pasar, ésta Prueba que todos tendréis.

Aquellos que escogieron vivir en la Verdad, serán tomados bajo Nuestra Protección, Nuestra Gracia os protegerá y os cuidará.

Mientras, aquellos que viven en la obscuridad, tratarán de destruirse los unos a los otros.

La Luz que emanará de vosotros, porque Me lleváis en vosotros, os conducirá a lugares seguros; para que no os mortifiquen aquellos que se dejaron llevar por el error de Satanás.

MUCHA TRIBULACIÓN HABRÁ EN EL MUNDO Y AUN EN EL UNIVERSO ENTEROMANTENEOS UNIDOS A MÍ, VUESTRO DIOS, EN NUESTRA SANTÍSIMA TRINIDAD

Y dejad que la Luz de la Verdad, que Mis Palabras de Sabiduría y alimento, os den la Paz, la Paz Absoluta de saber que estáis viviendo en la Verdad y en la seguridad que os heMos prometido.

ORAD, orad por el bien de vuestros hermanos y orad por vuestro propio bien, para que no caigáis en la Tentación, porque fuerte será.

Satanás os quiere destruir en cuerpo y alma, os repito.

Manteos unidos a la Luz Divina, a la Verdad Absoluta que emana de Nosotros.

Y no olvidéis esta verdad aprendida y ejercitada por mis primeros cristianos, que los hizo alcanzar la Corona de la Victoria,  enmedio de los más atroces martirios,

en la Primera Gran Persecución con que Satanás quiso exterminarlos. 

Y donde el emperador romano Nerón fué su perfecto instrumento, con las despiadadas torturas que idéo nuestro Adversario.

Y que ellos superaron blandiendo con magistral sabiduría el Sacramento con el que lo venciMos en el Calvario…

Y que formaba una parte intrínseca, de su formación en el catecumenado:

EL OCTAVO SACRAMENTO ES:

EL DOLOR

La Humanidad se horroriza por las ruinas que dejan las guerras en las ciudades y que destruyen palacios, templos, puentes, etc.

Y maldice los explosivos que destrozan pulverizándolo todo, lesionando y destruyendo todo.

El hombre era la Obra más perfecta y maravillosa de la Creación. Y Dios estaba lleno de júbilo, cuando lo contempló terminado.

Los Cielos se estremecieron de admiración.

Y la Tierra cantó su alegría, porque sería el planeta que acogería regiamente al rey-hombre, hijo de Dios.

El Pecado.

Más nefasto que todas las dinamitas, ha trastornado las raíces de hombre, en lo más íntimo del Pensamiento de Dios.

El Pecado, destruyó el complejo conjunto perfecto de carne y de espíritu, movido por los sentimientos;

en el que la carne era más pesada, pero no era contraria y mucho menos enemiga.

Con un espíritu que no estaba prisionero en ella, porque era su rey…

Y ella era dócil y lo guiaba hacia Dios. Era atraído por Él como un imán divino, mediante las relaciones de amor entre su Creador y su criatura.

El Pecado trastornó aquel armónico contorno que Dios había puesto alrededor de su hijo, para que fuese un rey feliz.

Caído el amor del hombre hacia Dios, cayó el amor de la Tierra hacia el hombre.

Y la ferocidad se desencadenó sobre la Tierra; entre los animales y entre hombre y hombre.

La sangre, que solo debiera haber sido calor de apasionado amor; se volvió una ardiente caldera de Odio.

Y en ardiente gorgoteo, contaminó el altar de la Tierra; en el cual el único rito que Dios quería, era el del Amor.

Y nació una planta espinosa y de fruto amargo: el Dolor.

Cuando el hombre desobedeció, él mismo introdujo el Dolor a la Tierra.

Al principio, el dolor fue sufrido como el hombre lo podía sufrir, en su embrionaria espiritualidad contaminada:

Un dolor animal hecho con los primeros dolores de la mujer y de las primeras heridas inferidas a la carne fraterna.

Un dolor feroz de alaridos y maldiciones, semilla siempre de nuevas venganzas.

Después se fue refinando en la ferocidad, pero no en el mérito. Y el Dolor se fue haciendo más vasto y complicado al igual que el Pecado.

Ninguno de los nacidos de mujer, está exento de las consecuencias del Pecado. Que violó para siempre el orden establecido por Dios.

Alteró la armonía entre las criaturas y el Creador. Contaminó el amor antes todo santo, con los falsos amores: el rebullir de pasiones carnales y fácilmente desordenadas…

Para que causaran las imperfecciones y la muerte espiritual al alma humana, creada con predestinación a la Gloria.

¿Irreparables estas consecuencias?

¿Obstáculo al Cielo para los hijos de Adán? ¡NO!

Si incancelables son los signos del Pecado. Si el castigo del dolor y de la Muerte permanecen. Si los fomes han quedado después del Redentor.

Y LOS SACRAMENTOS INSTITUIDOS POR ÉL,

HACEN DESCENDER LA GRACIA A LOS HOMBRES.

No están cerrados los Cielos, ni negada la Gloria a  aquellos que heroicamente saben conseguir la santidad.

El Mal, cualquiera que sea, tiene un noventa y nueve por ciento origen en el hombre.

Y el Bien tiene una sola fuente: DIOS.

Desde el momento en que Satanás quiso ser igual a Dios en todas sus acciones: libertad, potencia y libertad de actuar.

Quiso su propio pueblo como contraparte al Pueblo de Dios.

Y este fin persigue sin detenerse, lleno de Odio hacia Dios y hacia las criaturas que Él ama como Padre.

Y su Inteligencia conservada igual después de la fulminación divina.

Inteligencia agudísima, adecuada al Príncipe de los ángeles…

Y sus poderes los usa para este fin, espiando en cada acción del hombre.

Escuchando en cada una de sus palabras. Extrayendo del conocimiento de cada acción y palabra humana:

De la constitución física del individuo, de las enfermedades, de las desgracias, de los estudios, de las ocupaciones, de los proyectos, de los afectos…

De todo, ABSOLUTAMENTE DE TODO lo que le interesa al hombre…

Para hacer otros tantos terrenos donde sembrar su cizaña: creando confusiones y divisiones.

Utilizando todas las armas para atormentarlo.

Creando prodigios para seducirlo y hacerlo caer en el error.

El hombre es un niño irreflexivo y destructor, que busca con medios cada vez más refinados,

la manera de atormentar con armas cada vez más mortíferas y con intransigencias morales, cada vez más astutas; para obtener dominio sobre los demás.

Dos son las necesidades del hombre: el Amor y el Dolor.

El Amor que impide cometer el Mal. Y el Dolor que repara el Mal.

ESTA ES LA CIENCIA QUE SE DEBE APRENDER:

SABER AMAR Y SABER SUFRIR

Pero el Mundo NO sabe amar y NO sabe sufrir. Sabe hacer sufrir. Pero esto NO es amor, es Odio.

Soledad, amargura, desolación.

Satanás trabaja para aumentar el sufrimiento y llevar a las almas a la ruina, por medio de la desesperación.

¡CUÁNTO DOLOR HAY SOBRE LA TIERRA Y SOLO DIOS PUEDE ALIVIARLO!

Dios pliega siempre el Mal al Bien.

El dolor desde el punto de vista humano, es un mal por el sufrimiento que comporta.  

Pero desde el sobrenatural, es un bien; porque aumenta los méritos de los justos, al fortalecer las virtudes por el ejercicio de las mismas.

Porque saben sufrir sin desesperarse, sin rebelarse.

Y les da la oportunidad de ofrecerlo a Dios, como sacrificio de expiación por las flaquezas propias…

Repara los pecados del mundo y es redención por los que NO son justos. Para el hombre es muy difícil comprender y aceptar esto.

LA VIDA ES CRUZ. SIEMPRE.

Los que reniegan de Dios, cargan la cruz sin Él.

Las almas que huyen de la Cruz y del Dolor, huyen del Amor.

Volviéndose muy desgraciadas al carecer de la Paz interior que fortalece al alma con la Presencia de Dios.

El Dolor aceptado sin rebelión es Expiación.

En la pobre justicia humana, se pide que quién causó un daño, restituya lo que quitó arbitrariamente. Quién calumnió se retracte y así sucesivamente.

La Justicia de Dios exige la Reparación de la culpa por medio de la expiación, con los mismos medios que se usaron para cometerla.

Nadie quiere sufrir, pero todos buscan que los demás sufran…

En su paso por la tierra, el hombre más que para sufrir, vive para hacer sufrir.

Pero es mejor sufrir y expiar por un poco de tiempo en la Tierra y mientras dura la jornada terrena, que es solo un Instante en la Eternidad…

QUE EXPIAR EN EL PURGATORIO,

DONDE EL TIEMPO ESTÁ EN PROPORCIÓN DE UNO A MIL…

En el Purgatorio se sufre intensamente el Dolor de haber amado poco.

Y el proceso de regeneración, con el consiguiente crecimiento espiritual,

al que es sometida el alma por medio de la Purificación en el Purgatorio,

ES TANTO MÁS INTENSO Y MÁS DOLOROSO,

EN CUANTO MENOS SE AMÓ

El Dolor es Cruz, pero también Alas. Y es el camino que lleva a la conquista de las virtudes.

El Dolor es el termómetro perfecto que mide la capacidad de amar.

Porque el Amor y el Dolor tienen una unión íntima, tan fuerte que parece indisoluble.

Cuanto más se está en la Luz, tanto más se acepta, se ama y se desea el Dolor. Por el contrario, mientras más alejados estamos de Dios,

TANTO MÁS SE TEME Y SE ODIA EL DOLOR

Y por lo mismo, hay una rebelión contra él.LOS PECADORES

Que se han rebelado contra los Mandamientos de Dios, odian el Dolor porque es el principal obstáculo, para el goce de todos sus vicios.

Y NO soportan a este gran maestro de la vida espiritual, ya que lo consideran un verdugo cruel y despiadado que les impide el disfrute de la vida.

Y se rebelan contra el sufrimiento con la violencia:

EL SUICIDIO O EL HOMICIDIO

 Así el dolor es mal que los fermenta y los convierte en presas del Infierno.

Porque Satanás los atormenta y los lleva gradualmente a la desesperación;

haciendo que el hombre blasfeme por el dolor que él mismo se ha provocado

Y DEL CUAL TERMINA ACUSANDO AL CREADOR

MALDICIÉNDOLO Y BUSCANDO VENGANZAS QUE LLEVAN A MALES MAYORES.

LOS TIBIOS

Huyen del Dolor como de su peor enemigo.

Se la pasan gimoteando, buscando milagros y consuelos divinos.

Son las almas débiles, faltas de fuerzas para operar tanto en el Bien como en el Mal.

LOS JUSTOS

Primero: aceptan el Dolor con resignación amorosa.

Su Fe y su fidelidad les dicen que Dios es infinitamente Bueno y Misericordioso.

Y que si Él lo PERMITE, es porque de su dolor, va a sacar un bien mayor que es necesario.

Ya que al unirlo con los méritos de Jesús, Él va a darles un valor infinito, santificándolo al fundirlo con Él; ya que el Amor impide el Mal y el Dolor lo repara.

Lo soportan y ruegan, pidiendo amor para

AMAR MÁS A DIOS Y ADORARLO SOBRE TODAS LAS COSAS

(Sobre todo los seres más amados, porque Satanás los usa para hacernos renegar de Dios, con el dolor de la TRAICIÓN más artera)

Y aceptar el Dolor y el Sufrimiento, para amarLo  más a ÉL (a la Santísima Trinidad) y para saber sufrir.

Segundo: Aman obedeciendo y haciendo fuerza a sus quereres naturales, para hacer siempre la Voluntad Divina.

El Dolor que les comporta, lo lloran en los brazos de Dios. Sus lágrimas se enjugan al calor de la Ternura Divina.

Y comprenden la razón de su Sufrir.

Saben que Él las ama tanto, que les DA Y PERMITE dolores con un fin santo. Y al dejar su corazón en sus manos; reciben curación, aliento y consuelo.

Tercero: la sabiduría comporta dolor. El que aumenta su saber, aumenta su dolor.

El que conoce al Señor, le confía sus afectos, intereses, esperanzas y dolores.

Se abandona totalmente en Dios y ve en Él al Amigo, al Hermano, al Padre. A aquel que lo ama con su Amor Perfecto, como Perfecta es su Naturaleza Divina y se Une a Él.

Por eso hay que dar a Dios, lo que es de Dios y al hombre lo que es del hombre. Dar a cada uno el juicio justo.

ROMANOS 1,25

Si meditamos bien en nuestros tormentos, que a veces se convierten en un sufrimiento mortal, veremos que en cada tormento está el nombre de un hombre, (o de una mujer)

NUNCA EL DE DIOS

Y en el momento de la Desolación, el alma más que nunca debe ser la hija de Dios.

Y le llama con la seguridad de que puede hablarle, porque ha conquistado el derecho de ser escuchada.

NO más oscuridad de desolación humana. NO más afán de creyente que quiere y NO puede alcanzar la paz en el Dolor. Sino la alegría del sufrir:

Una alegría del alma, bajo el llanto de una carne que muere por último.

Carne y sentimientos son los vestidos del ‘yo’ espiritual, el verdadero ‘yo’.

Y la criatura santificada por su heroísmo, puede alcanzar a decir: “Por aquel SÍ’ que yo he dicho, ¡Escúchame!

Y hay que esperar en Dios y confiar en Él. Cuando se juntan dos para llevar una pena, ésta se hace más ligera.

Él enjuga toda lágrima de sus ojos y le consuela de un dolor que NO le puede evitar, porque sirve para la Gloria de Dios y la suya.

Comprende que la vida es una ráfaga que termina, cuando en el Cielo le son arrancadas las espinas que le fueran clavadas por amor.

SABE QUE EL MUNDO NECESITA SUFRIMIENTO

Y ACEPTA EL DOLOR PARA UNIRLO CON JESÚS,

LOS INVITADOS AL CALVARIO, TAMBIÉN ESTÁN INVITADOS A LA GLORIA CELESTIAL…

PARA LA SALVACIÓN DE LAS ALMAS

Y así, uniendo su voluntad a la Divina, comparte con Dios, la necesidad del Dolor Absoluto, completo, profundo.

Hasta llegar a bendecirlo como una Gracia Inmerecida, que le permite unirse y parecerse al Dios Redentor, que adora con confianza y con amor.

Porque el Dolor es una gran Absolución cuando se sufre con santidad

Y SE UNE A LA MAGNA OBRA DE LA REDENCIÓN

Vivir junto a Jesús es un gran gozo hasta en el Dolor.

Y MORIR POR ÉL, ES PASAR A LA GLORIA

ABBA, ¿QUÉ QUIERES QUE HAGA POR TÍ?

EL ALMA SE CONVIERTE DE CONSOLADA,

EN CONSOLADORA

Y DESEA ENJUGARLE LAS LÁGRIMAS A UN DIOS QUE NO ES AMADO.

Convertirse al Amor es saber soportar el dolor. Porque el amor nunca va separado del sufrimiento.

Porque al ser una cosa santa, desencadena la Furia del Enemigo.

En compensación, el sufrimiento nunca va separado de la Gloria, porque Dios es Justo y da a quien da.

Ya desde la Tierra, el alma prueba la Gloria del Cielo.

Y el Reino de Dios en ella, lo siente hecho realidad, por la Paz verdadera que le da la Presencia de Dios dentro de ella.

Esta Paz que es imperturbable en medio del más atroz de los tormentos,

MIENTRAS APURAN EL CÁLIZ AMARGUÍSIMO DEL ODIO

Y DE LO QUE DARÁN SU MÁXIMO TESTIMONIO

CON EL MARTIRIO

SE DEBE IMITAR A CRISTO EN TODO

Y es todavía siempre por el Dolor, el Holocausto con el que el hombre salva.

Continuando la Obra de salud, iniciada por Cristo, pues el Martirio del Dolor, está siempre presente en la vida de los elegidos.

Los cuales demuestran su justicia mediante su amor al Dolor, NO solamente soportado con resignación,

sino también pedido como

‘OCTAVO SACRAMENTO’

Y

“NOVENA BIENAVENTURANZA”

PARA SER UNGIDOS ‘VÍCTIMAS’

Y SER LA VERDADERA EFIGIE DE JESUCRISTO VÍCTIMA

Porque es por el Dolor y la Muerte, que Jesucristo fue el Salvador y el Redentor.

Del Mal, Dios siempre saca un fin bueno.

Los que martirizan al alma-hostia, hacen que ésta se encamine hacia la perfección.

El Purificador deberá dar cuenta de su crueldad. Pero las victorias sobre el Mal, son la Corona de los elegidos.

Si la Maldad NO pudiera crear en manos de Dios una consecuencia buena, Dios la hubiese destruido.

El Mal glorifica a los justos.

La obediencia a la Voluntad de Dios es el perno que fija y NO nos permite desfallecer, aumentando el amor y el deseo de perseverar.

Jesús fue Obediente hasta el extremo y nos recuperó a nosotros.

Y compartimos con Él, la Sublime Misión de recuperarle los hijos a Dios a través del Dolor y el Sacrificio… (de nuestra voluntad, a  SU VOLUNTAD)

Al beber del mismo cáliz que Jesús, que también en su Amargura es bello.

Porque tiene en su borde el sabor de los labios del Maestro, que ha sido el que bebió primero.

LA FUERZA DEL DOLOR

El Dolor NO es un castigo cuando se acepta y se hace uso de él rectamente.

Y SE CONVIERTE EN SACERDOCIO

QUE DA UN GRAN PODER SOBRE EL CORAZÓN DE DIOS.

Un gran mérito nacido con el Pecado.

Sabe aplacar la Justicia, porque Dios sabe emplear para el Bien, cuanto el Odio hace para causar Dolor.

A través de la Oración, el Dolor se hace soportable y se convierte solo en una molestia de la materia.

Y el corazón se fortalece con las fuerzas del león, para que el espíritu vuelva a ser rey.Cuanto más un alma está en la Luz, tanto más ama y acepta; ama y desea, el Dolor.

Cuando se vive inmerso y viviente en la Luz, se ama y se pide:

EL OCTAVO SACRAMENTO

Porque si con el Dolor hay Paz, entonces es prueba de que viene de Dios. Las almas-hostias hacen lo que Jesús hizo: hacer del Dolor el principal instrumento para salvar.

NO debe preocupar el llanto. También Él lloró.

Él sollozó gimiendo y con repugnancia de carne y de mente, mientras las lágrimas corrían por sus mejillas, ha dicho: Hágase tu Voluntad”

IMITAR AL MAESTRO, ES EL SECRETO QUE SALVA

Hágase tu Voluntad” Lo ha dicho. El espíritu solo, ha tenido el coraje de decirlo.

Entre las repugnancias y los miedos de todo el Cuerpo y del Pensamiento, contra el espíritu;

Se debe decir: ‘Señor, fundo mi voluntad en la Tuya y haz que tu Voluntad sea la mía.”

Y mientras la crueldad del Dolor flagela, Dios está junto al alma valerosa, como un Padre y un Amigo que la compadece.

Que la vela, que llora con ella y de la que recoge el infinito tesoro que Él necesita para salvar:

EL DOLOR QUE REDIME

Porque la tierra es un altar contaminado y el Dolor es el Holocausto por el Pecado.

El Amor es el holocausto por el sacrificio. Y el Amor nace en las almas al purificarse por el Dolor.

Dios NO condena las lágrimas, NI la repugnancia del hombre por el Sufrimiento y el Dolor.

Condena solo el Pecado, la resistencia a la Conversión y la Desesperación en su Misericordia.

“Bienaventurados los que lloran”

Lamentarse con Dios refugiándose en Él,

hace que las lágrimas sean las monedas más preciosas para la conquista del Cielo; si el hombre padece y las soporta, sin salir del amor y de la justicia.

Siempre hay dolores más fuertes que los propios.

Cuando analizamos nuestra condición…

Y vemos las circunstancias dolorosas de nuestra propia vida, comprobamos como Satanás nos ha pulverizado y casi nos ha destruído...

Y tenemos dos opciones: RENDIRNOS PARA QUE ACABE DE HACERLO… 

Entregándonos con el Espejismo de que SI NO guerreamos, desistirá de atacarnos y abandonará la idea de hacernos sufrir… -(la banderita blanca con él, es una pésima idea)

O hacer de nuestro Dolor un Arma Poderosísima que unida a los Dolores de nuestro Redentor, nos haga pasar de la Retaguardia al Frente…

Haciéndole pagar muy caro, por cada una de LAS LÁGRIMAS DIVINAS y de nuestras propias lágrimas, con la Oración de Intercesión..  Cuando el hombre se lamenta de su suerte y recuerda los dolores de Dios; se ve el sufrimiento tan relativo, que la Cruz cada día se hace más soportable.

El llanto es el tributo de nuestra condición de hombres.

Jesús y María Inmaculada lloraron muchísimo.

Los Dos que debieron estar exentos, tanto por su Pureza como por su Santidad.

Lloraron para Redimir y debieron vivir sumergidos en el Dolor.Las almas unidas a Dios

DEBEN EXPIAR POR SÍ MISMAS Y POR LAS DEMÁS

 Haciendo del Llanto una moneda para Rescatar a los esclavos que Satanás tiene amarrados a sus galeras.  

El alma-ostia pide Sufrir, para aliviar el sufrimiento de los demás y transformarlo en Paz y Luz, para que puedan salvarse.

EL HOMBRE ACUSA A DIOS, POR EL DOLOR QUE ÉL MISMO SE GENERA

Y LOS VERDADEROS HIJOS DE DIOS, SABEN AMAR EL DOLOR.

LO QUIEREN Y LO PIDEN PARA EXPIAR POR SÍ Y POR LOS DEMÁS.

PORQUE VIVIR UNIDOS A DIOS,

ES ALEGRÍA TAMBIÉN EN EL DOLOR

LA LEY DEL DOLOR

A esta dolorosa consecuencia del Desorden de un Ángel y de los Progenitores, NADIE ESCAPA.

La cruz y el calvario con que condenamos a Dios,

TENEMOS QUE VIVIRLO EN CUALQUIER LUGAR QUE ESTEMOS.

Ni siquiera el Hijo del Hombre, el Santísimo Verbo del Padre, que sin haber pecado, conoció los asaltos del Tentador que en la Hora en que fue el ‘Hombre’.

El Cordero de Expiación, cargó con los Pecados de todos los hombres y fue condenado a morir fuera de la Ciudad Santa, en el Desierto de los desiertos.

Aquel NO solo de su Pueblo, sino de los amigos y hasta de su Padre.

Porque siendo Dios y por lo tanto Eterno, Purísimo y exento de las consecuencias del Pecado, conoció el Dolor y la Muerte.  

Jesús vino a santificar el Dolor.

Sufriendo el Dolor por todos los hombres y fundiendo los dolores humanos en el Suyo Infinito, dando así mérito al Dolor.

Con el Martirio del Dolor, viene el Martirio del Amor…

NO menos consumante con su ardiente Dulzura, que el del Dolor.

Nadie fue más probado que Jesús.

Y nadie como Él, conoció la Soledad, la Incomprensión, el Abandono. Desde los celestes a los humanos.

Nadie padeció los dolores que Él ha padecido.

Dolores de toda especie. Siempre en aumento en cantidad y en intensidad. Y cada vez mayores.

Pero Él nunca reclamó al Padre por este Océano de Dolores que lo circundaban y que subían con sus olas amargas cada vez más grandes, para sumergirlo.

Nunca acusó al Padre. Sabía que Él permitía esto para exaltarlo después por sus méritos en medida infinita, en proporción a su Sufrimiento.

Él sabía que el Mal, el Dolor, la Soledad, la Angustia que sufría, venían del hombre decaído y manejado como una marioneta por Satanás.

Y NO podían dar más que Dolor a Aquel que era Dios en vestidura humana. Y que lo había hecho así para devolverle los hombres a Dios.

Los mismos a los que Satanás impulsaba y él lo sabía, porque estaba consciente de su próxima derrota; por la restitución del estado de Gracia a los redimidos.

Y SE VENGABA CON SU MÁXIMO ODIO CONTRA EL AMOR

El Dolor meditado, comprendido, contemplado sobrenaturalmente; NO es castigo del Rigor Divino, sino Gracia del Amor Divino.

Gracia que Dios concede a sus mejores hijos,

PARA HACER DE ELLOS PEQUEÑOS ‘CRISTOS’….

Por Coparticipación al Cáliz Amargo, a la Dolorosa Pasión del Getsemani al Gólgota…

A la Cruz que fue el Patíbulo de Cristo…

Yugo pesadísimo, aplastante.

Yugo que NO hubiera podido ser portado sin el Amor de Dios y por el prójimo, que lo vuelve ‘suave y ligero’…

Si NO a la carne; al menos al corazón, a la mente, al espíritu.

Fue el perfecto amor a Dios y al prójimo, el que hizo correr al Verbo de Dios al encuentro con su Cruz, con la ansiedad de haber ‘Todo cumplido’.

El Dolor es Holocausto y Participación a la misma suerte de Jesús.

El Dolor es embriagante más allá de la alegría, cuando es el Dolor de Cristo.

Y ÉL AYUDA SIEMPRE AL ALMA QUE LO AMA HASTA EL SACRIFICIO

Jesús subió a la Cruz Orando y Sufriendo.

La Conversión se obtiene con la Oración y el Dolor.

Después en el ánimo preparado para recibirla, se enciende la Luz de Dios y se hace Palabra y Vida.

Y por eso se debe gustar el Pan del Dolor de Dios.

En el tiempo preciso se debe contemplar el Dolor como el mejor de los dones.

Pero debe haber amor, una grande Fe y un gran, GRAN agradecimiento.

La peor de las torturas morales son la Ingratitud y el Desamor. Es peor que la tortura física.

Dar afecto y recibir indiferencia y rencor.

Dar obras y verlas rechazadas, supera en potencia a los golpes del flagelo y al penetrar de las espinas. Estas son cosas que golpean solo la carne…   Pero la Indiferencia, la Ingratitud y el Rencor, golpean al alma y sacuden al espíritu.

En momentos así, NO se deben mirar a las criaturas sino a Dios.

NO se debe pensar en la criatura que lastima, sino en Orar para proveer su paupérrima alma y entregarle su alma a Dios para que la sane y la convierta.

No se debe amar a la criatura por su persona, sino amar a Jesús en ella y así se encontrará lo Iue debe ser amado.

En la Hora de las Tinieblas el egoísmo domina y por medio de él, Lucifer trastorna el mundo.

Para el cristiano-alma-víctima, son algunas personas que NO agradecen o que traicionan.

Para Dios, son millones los que se niegan a Reconocerlo…DEBEMOS CONSOLARLO CON NUESTRO AMOR

Fernanda calla y todos meditan en la enseñanza recibida.

Tan asombrosa y tan perfecta…

A91 INSTITUCION DIVINA 2


Hijitos Míos, Mis pequeños, desde antes que fuera el Tiempo ya la lucha se había dado, ya los poderes del Infierno atacaban a los del Cielo y esto se hace más notorio, precisamente en el Tiempo.

El Tiempo se crea por causa del Pecado de vuestros Primeros Padres, el Tiempo se da para reparación del pecado cometido por ellos, el Tiempo es para reparar ésa herida que se hizo a Mi Amor.

Mis pequeños, el tiempo es lucha. Muchos de vosotros pasáis por el Mundo sin daros cuenta de esto, de que ésa lucha que se comenzó antes del Tiempo, os sigue afectando y os sigue llevando hacia ésa confusión por el pecado; por la degradación del hombre al haberse opuesto a Mis Verdades, a Mis Leyes y a Mis Decretos.

Mis pequeños, la vida es lucha y debéis estar pendientes en todo momento. El Enemigo continuamente os está atacando, el Enemigo tiene a su ejército bien armado, entrenado y trabajando por la conquista de sus nefastos objetivos.

El Enemigo sabe perfectamente lo que tiene que hacer para destruir todo lo que viene de Mí, todo lo que ha salido de Mis Manos Creadoras, todo aquello y aquellos que han recibido el Amor de Mi Corazón.  Muchos, pero muchos de vosotros pasáis por la vida sin querer luchar por lo que Me pertenece, sin querer luchar y proteger lo que tenéis, que es Mío: vuestra alma, sin querer llevar a cabo la misión que se os pidió y que vosotros aceptasteis.

La lucha es fuerte, Mis pequeños y así la han tenido todos aquellos que después de la venida de Mi Hijo han aceptado ésa responsabilidad tan grande, de seguir manteniendo la Vida, la Vida de Mi Hijo sobre la Tierra.

Vida que también os da con Su Alimento, con Sus Palabras, con Su ejemplo.

Mis pequeños, la vida en la Tierra es difícil, por eso cuando regresáis después de haber vencido, vuestro regalo es muy grande en el Reino de los Cielos.

Es una Cruz fuerte, una Cruz pesada que debéis de tomar muy en serio, porque el Demonio ha tomado muy en serio su papel para destruiros, para destruir todo lo que es Mío.

NO LO DUDES. ¡JESÚS SERÁ TU CIRENEO!

Estáis combatiendo contra un Enemigo muy poderoso y si NO os protegéis con lo que Yo os he dejado en Mi Iglesia, sucumbiréis fácilmente ante sus tentaciones, ante su ataque, ante sus mentiras.

Mis pequeños, proteged Mi Institución Divina, Mi Iglesia, en ella podréis obtener grandes Gracias y Bendiciones, por ella obtenéis Mi Presencia Divina entre vosotros y en vosotros.

Os distraéis mucho en vuestro caminar sobre la Tierra, por vuestra falta de Oración, por vuestra falta de ésa vida íntima Conmigo, por vuestra falta del estado de vida en la Gracia.

Os dejáis engañar fácilmente por las insidias del Mal y os lleva a creer que vuestra misión en la Tierra es sólo materialismo, es sólo goce. ¡Tanto que os hemos avisado, Mis pequeños! Y seguís en lo mismo.

Seguís distraídos y ya cuando veis que ya todo está perdido o está por perderse, es cuando recurrís a Mí, vuestro Dios y ahí Mis pequeños, ciertamente que os voy a asistir; pero ya desperdiciasteis mucho tiempo que es vital en la salvación de vuestros hermanos.  Pedís ayuda para levantaros y lo hago con Mi Presencia, con Mi Alimento. Pero ¿Qué hicisteis por vuestros hermanos, si desperdiciasteis Mi tiempo en vosotros mismos?

Debéis estar pendientes de vuestra misión, misión de Amor, misión salvífica, misión de crecimiento para las almas y ¿Qué habéis hecho, Mis pequeños por vuestros hermanos y por dejar Mi Amor y Mis enseñanzas entre vuestro prójimo?

Estáis viviendo momentos difíciles y os seguís distrayendo, os seguís separando, NO queréis tomar el compromiso de vuestra misión.

Se os ha dicho que no todo aquel que diga “Señor, Señor”, entrará en el Reino de los Cielos, especialmente si os habéis apartado de Mis Leyes y de Mi Amor.

Es pura conveniencia humana la que os va a perder, estáis queriendo gozar en la Tierra en lo humano, en lo superficial y luego, creéis que con un simple arrepentimiento y pidiendo Mi ayuda, podréis gozar también eternamente lo que NO os corresponde. Ésa es un alma tibia, es un alma convenenciera, es un alma traidora que vomito porque sois mentirosos ante el Mundo y sois mentirosos ante vuestro Dios.

Estos son los Tiempos en que debéis ser calientes o ser fríos.

Deberéis normar vuestra vida según Mis Leyes y Preceptos, según Mis exigencias Divinas. Si NO lo hacéis así, Mis pequeños, en grave peligro está  vuestra alma y la de muchos de vuestros hermanos que dependen de vosotros.

Mis pequeños, todo esto que se os da es un recordatorio a vuestras obligaciones, lo estoy permitiendo alrededor del mundo como Buen Padre que Soy, para ayudaros a recapacitar, a meditar, a volver al buen camino.

El Tiempo ya está en su límite, entended antes de que os envuelva completamente la Maldad y ya sintáis que NO tenéis salida para protegeros, para salvaros, para llegar hasta Mí.La vida en la Gracia, os da una protección y sobre todo, os da Luz para poder ver el camino, aún en la Obscuridad, que el Maligno provoca en vuestro ser, en vuestra mente, en vuestra alma.

Si NO sabéis utilizar Mis Dones en éstos momentos en que todavía hay algo de claridad, NO sabréis después que hacer, cuando esté todo obscuro y os desesperéis por lo que suceda a vuestro alrededor.

Deberéis manteneros en la Paz, que solamente os puedo dar Yo; pero Mis pequeños, ésa paz se va ganando a través del ejercicio espiritual, se da en la búsqueda continua de vuestro Dios, de Sus Palabras y de la acción de las enseñanzas que os dio Mi Hijo.

Por eso, aquellos que NO han vivido en ése ejercicio espiritual, ejercicio que conlleva sacrificio, será difícil que puedan vencer en el campo de batalla.

El soldado se ejercita fuertemente para luchar contra el enemigo y muchos de vosotros NO os habéis ejercitado en ésta lucha espiritual contra el Enemigo, que es muy poderoso.

Dios utiliza las Maldades de Satanás para entrenarnos y hacernos crecer espiritualmente…

Aquellos que están Conmigo, fácilmente vencerán, ciertamente podrán ser heridos, pero saldréis victoriosos.

Yo estaré con vosotros, con todos aquellos que Me han buscado y que han puesto todo su ser en Mi Presencia, que Me han buscado y que Me han pedido con humildad, Sabiduría, Fortaleza, Amor.

Vivid Mis pequeños, como Mi Hijo vivió, como han vivido todos aquellos que han dado ejemplo de tener a Mi Hijo en su corazón.

Porque Mis pequeños, Soy vuestro Dios, vuestro Padre y Estoy ante todas las Naciones con el Libro abierto, viendo la vida de cada uno de vosotros.

¿Qué habéis hecho? ¿Qué dejasteis de hacer? ¿Cómo dañasteis lo que se os dio? Se os está mostrando el Tiempo, el Tiempo adelantado, el Tiempo venidero.

Y¿Qué habéis hecho, Mis pequeños?  EL DÍA DEL AVISO ESTARÉIS FRENTE A MÍ

Ésta posición de Juez, NO es lo que Mi Corazón, desea. Mi Corazón es Amor, pero vosotros os habéis atraído Mi Justicia y aquí Estoy ante todas las Naciones.

Todos los Pueblos de la Tierra ante Mí. Ahora conocéis a vuestro Dios, frente a frente, Vida a vida.
¿Qué hicisteis con Mi Vida ante vosotros?

Tuvisteis Mi Vida ante vosotros y la desperdiciasteis, actuasteis como traidores a Mi Obra, como Tibios y como buenos hijos. Vuestros actos os juzgan, vuestra falta de donación, os juzga.

¡Oh! Mis pequeños, ¡Cómo os Amo! Pero tengo que asumir Mi posición de Juez ante las Naciones por vuestro mal proceder y vengo también como Padre, como Hermano, como Amor, para aquellos que sí supieron vivir para su Dios.Y TENGO QUE PRONUNCIAR EL ANATEMA:

¡Malditos seáis todos vosotros, apartaos de Mi Vista!

¡Apartaos! Todos vosotros que Me negasteis, que Me traicionasteis, que destruisteis muchas almas de vuestros hermanos.

¡Id al Fuego Eterno, malditos seáis por toda la eternidad!

Vosotros, tibios, traidores, ¡Malditos seréis también!

¡Apartaos de Mi Vista!  Y EL CONSUELO DE MI CORAZÓN:

“Venid, Mis pequeños, venid los que sufristeis por Mi causa.

Venid todos vosotros, los que amasteis, los que servisteis, los que luchasteis por mantener entre vuestros hermanos Mi Presencia.

Venid y gozad Conmigo, con Mis Ángeles por toda la eternidad, olvidad vuestros dolores. Venid Conmigo, para que quite las lágrimas de vuestros ojos.

Venid Conmigo, para que cure las heridas que os propiciaron por defenderMe y defender a vuestros hermanos.Venid Conmigo, todos vosotros que cargasteis una Cruz pesada, que la aceptasteis porque así Yo lo quise, porque se necesitaba.

TraédMela y Yo os llenaré de grandes riquezas, de Mis Bienes.

Tomad, Mis pequeños, Mi Beso Divino y seréis transformados en almas santísimas que gozaréis grandemente de Mis Riquezas Celestiales.

Venid, caminad, entrad, NO volteéis atrás, NO escuchéis el lamento de aquellos que Me traicionaron, que hicieron de su vida maldad; que utilizaron su vida, Mi tiempo para destruir, en lugar de dar vida a sus hermanos y a ellos mismos.

De muchas formas se les avisó, mucho tiempo tomé para su conversión y para su salvación; taparon sus oídos, cerraron su mente, bloquearon su corazón y esto es lo que les toca ahora, lo sabían, pero NO creyeron en ello.Venid, Benditos de Mi Padre, venid, Mis pequeños, venid, Mis Cristos y gozad Conmigo eternamente.

Cuántos corazones viven en ésta situación. Son tan po­cos, pero tan po­cos, los corazones que se han dado plenamente a Mí, que viven en Mí viven para Mí, que buscan Mis intereses.

Los tibios, en general, son ego­ístas. Me buscan cuando necesitan algo, Me buscan para que Yo les solucione sus problemas, que eso está bien; pero lo hacen ya que agotaron todos­ los recursos humanos, sus capacidades, las de sus amistades y muchas ve­ces, después de recurrir a brujos o hechiceros.

Para ellos vengo a ser una opción más en la posibilidad de poderles solucionar sus problemas.

NO hijos míos, Yo NO Soy una opción más.

Yo Soy la Fuente primaria de gracias y bendiciones. Aquél que se acerca a Mí con plena confianza de ob­tener lo que pide, sabiendo plenamente y con gran Fe, de que de Dios todo lo puede obtener,  Siempre y cuando vaya en la línea de su crecimiento es­piritual y de su salvación, su santificación y de la de otros; eso siempre lo va a obtener, porque es el Amor el que lo mueve a pedirme con amor para él y para los demás.

Pero si son intereses mezquinos los que mueven su co­razón a pedirme y a veces, a exigirme algo; tengan por seguro que NO lo obtendrán, lo cuál propicia en muchos el decir “es que Dios no me escucha”.­

Yo siempre escucho el clamor de mis hijos, pero ahora Yo pregunto ¿Y cuántos de vosotros escucháis Mi clamor?

Vosotros sois mis instrumentos, porque así vosotros Me lo pedisteis al querer bajar a la Tierra para servirme.

Yo cuido de vosotros en todos sen­tidos y aún cuando me seáis infieles o tibios, o aún cuando me volteéis la espalda, Yo no les quito el don de la vida, o el alimento o la salud, en venganza. En Mí NO existe eso.Yo como Padre bondadoso espero y os doy lo necesario para que recapacitéis y os deis cuenta de Mi Amor y os veáis en vuestro interior y así vosotros mismos con humildad sincera, os deis cuenta de la forma en que Me pagáis todas Mis Bendiciones.

NO hijos Míos, NO Soy un Dios de Terror, como muchos Me creen. Se imagi­nan que estoy esperando a que cometan un error para en ese momento llamar­les a cuentas y desquitarMe de vuestra mala vida.

Vosotros conocéis la vida de muchos santos, quienes antes de aceptar ser tocados por Mi gracia fueron perseguidores de Mi Santo Nombre o asesi­nos o ladrones; o simplemente Yo NO existía para nada en sus vidas.

Y fue en uno de tantos momentos que Yo permito en la vida de Mis hijos, en que aceptaron esa conversión de amor y cambiaron radicalmente sus vidas. Y desde ese momento aceptaron seguir la Luz y dejaron las Tinieblas.

Muchos de vo­sotros seguís viviendo en las Tinieblas a veces muy densas, a veces medio transparentes y esa es la Tibieza.NO aceptáis, de una vez por todas apar­taros plenamente de ellas, porque os gusta lo que la Tierra ofrece y que va en contra de Mis Mandatos.

Observad que dije “la Tierra” y NO Mi Enemigo, ya que muchas veces vosotros os volvéis vuestros propios enemigos al acep­tar lo que vuestras propias bajezas o impulsos hacia lo material os separan de Mí.

Hacéis falsos dioses de personas, de cosas, de ideales malsanos y Yo quedo en segundo, en tercer plano. O simplemente, NO existo para vosotros.

Recapacitad hijos Míos, os amo muchísimo, NO os podéis imaginar cuánto. Abrid vuestros sentidos a Mi gracia, aceptad las ocasiones que os doy du­rante vuestras vidas para volver a Mí.

Valorad Mi Infinito Ser, ante las cosas sin importancia que os separan de Mí. O prefiráis lo insignificante y efímero bien que os propone la Tierra, el Mundo o Mi enemigo, al grandioso e infinito bien que sólo vuestro Padre Celestial os puede dar.

NO Me busquéis solo en vuestros momentos difíciles o en causas “imposi­bles”.Vivid plenamente en Mí, compartiendo vuestros pequeños y grandes momentos conmigo y así NO os perderéis en problemas a los que llamáis imposibles, porque Yo saldré al encuentro de ellos antes de que vosotros os deis plena cuenta de esa imposibilidad de resolverlos.

Si vosotros Me estáis compartiendo totalmente vuestras vidas, Yo vuestro Padre, tomo totalmente vuestras necesidades. Abrid plenamente vuestros corazones a Mi Amor:

Recor­dad que para Mí NO hay imposibles. Vosotros veis vuestras vidas con pensa­miento humano, el cuál es imperfecto, finito. Yo Soy Dios Y Yo, Soy Omnipo­tente e infinito.

Dadme vuestro todo, el cuál es pequeñito y mísero y Yo lo cambiar por Mi TODO, el cuál es inmenso y majestuoso; vosotros saldréis ganando os lo aseguro.

Tenedme confianza y Fe plenas, Yo actuó en la ple­nitud del Amor y siempre Me doy del todo, NO me guardo nada, ni actúo por conveniencia.NO SEÁIS TIBIOS hijos Míos, pues por ser convenencieros, por coquetear con el Mundo y por coquetear conmigo, cuando os conviene; os vo­mitaré de Mi boca.

Son palabras duras, pero Yo os he formado para ser perfectos y para vivir plenamente en Mí. Y NO para la imperfección y que viváis a ratos para Mí y a ratos con Mí Enemigo.

Mi Hijo unigénito, antes de padecer por vosotros, se me ofreció a Sí Mismo en la Ultima Cena en la cual les dejaba, desde ese momento y para siempre, Su Cuerpo y Su Sangre como compañía y como ali­mento para vuestras almas hasta el Fin del Mundo.

Vuestras humanas capacidades NO se dan cuenta de lo excelso de éste Regalo. Lo excelso de esta Donación es un grandísimo acto de Humildad y de Amor hacia vosotros.

Los apóstoles y la gente de ése tiempo pudieron seguir y contemplar con sus sentidos humanos la vida de Mi Hijo sobre la Tierra, a vosotros os toca el premio de poder compartir y poderse saciar con el verdadero Cuerpo y la verdadera Sangre divinos de Mi Hijo Jesucristo.  Si vosotros os dierais plena cuenta de tan grandísimo Don del Cielo, os postrarías con frente al suelo y agradeceríais en forma tal, que os sentiríais indignos de tan grande favor.

Si pudiérais ver Mi Majestuosidad y Poder que existe en ése “pedacito de pan” y al que vosotros ya véis como algo simple, os turbaríais y es más, NO os acercaríais a tomarlo, porque vuestra misma alma se sentiría indigna de recibir a Su Rey, a Su Creador en TODA su potencia y Majestad.

Por eso Mi Hijo quiso dejar en manos de vuestra Fe y de vuestro amor todo Nuestro Ser, en ése pequeñito pedacito de pan y que con la Humildad de todo un Dios, se dona a quién quiera recibirlo, día a día.

Nuevamente es Nuestro Amor el que se da a sus creaturas, pequeños Míos de Mi Corazón.

Tanto es Nuestro Amor hacia vosotros, que recurrimos a in­ventar actos de amor -grandes milagros- pero los hacemos ver a veces pe­queños, para NO asustar a vuestra débil humanidad.

YO SOY EL PAN DE VIDA

Tomad hijos Míos, tomad el Cuerpo Glorioso, Santísimo, de Mi Hijo Je­sucristo para fortaleceros en vuestras almas.

Así como vuestro cuerpo ne­cesita alimento para crecer y dar fruto, así vuestra alma debe tomar el Alimento por excelencia, que es la Sagrada Eucaristía, para también cre­cer y dar fruto.

NO desaprovechéis, hijos Míos, éste regalo TAN grande del Cielo, tan grande que hasta los mismos ángeles se quedaron estupefactos, ante la Hu­mildad y poder de Mi Hijo, al crear la Sagrada Eucaristía.

Ellos Me pueden ver directamente a los ojos puesto que ya viven en Mi Gloria, voso­tros podéis vernos con vuestros ojos del alma, al tomar éste Sacratísimo alimento del Cielo.

Hijitos, cuánto os amo. Permaneced en Mí Amor y vivid Mi Vida en vues­tra vida a través del Alimento Celestial, el Cuerpo y Sangre Divinos de Mi Hijo Jesucristo.

Recapacitad hijos Míos, os amo tiernamente y los deseo totalmente para Mí. Yo os Bendigo en Mi Santo Nombre, en el de Mi Hijo Jesucristo, en el de Mi Santo Espíritu de Amor y en el Nombre de Mi Hija Santísima, la Siempre Virgen María, Madre del Redentor y Madre vuestra por siempre.

http://diospadresemanifiesta.com/

A91 INSTITUCIÓN DIVINA 1


15 de Marzo de 2019

Hijitos Míos, así como Yo vuestro Dios, he escogido a Mis Profetas a todo lo largo de vuestra historia y los seguiré escogiendo para guiar a Mi Pueblo, hasta el Fin del Mundo; Mi Enemigo ha escogido a los suyos para poner a Mi Creación en contra de su Dios.

Si Yo pido Amor, él dirá Odio, Si Yo digo Vida, el promulgará Muerte. Si Yo pido Paz, el proveerá Guerra. El siempre irá en contra de Mis Leyes, en contra de Mi Amor, en contra de su Creador.

El Me tuvo y Me perdió por su soberbia y ahora NO desea que vosotros os salvéis.

El hace y ha hecho todo lo necesario para desviaros del Camino, camino de Amor que Yo he trazado para cada uno de vosotros y que he puesto en vuestro corazón.

La vida que Yo pido, es la vida que dí a vuestros Primeros Padres; vida de Presencia Viva y continua entre Mi, vuestro Dios y Su creatura.

Yo os creé para amaros, para compartir Mi Vida Espiritual la cuál materialicé, primeramente en el Paraíso para vuestros Primeros Padres, junto con toda la Creación Universal.  Por causa del Pecado Original todo quedó coartado; pero luego, con Mi Hijo Jesucristo os devolví la Vida Espiritual, a través de la Sagrada Eucaristía:  Su Cuerpo y Su Sangre Preciosos, para que a través de Ellos, junto con los demás Sacramentos, pudiérais tener nuevamente vuestro Paraíso Terrenal.

Os lo he repetido innumerables veces: “Mi Reino no es de éste Mundo”. Mi Reino es espiritual, ES Mi Propia Vida en cada uno de vosotros, vida de Amor que poseéis por tener en vuestro interior a Mi Santo Espíritu.

Vuestra vida sobre la Tierra es una misión espiritual, una misión de Amor, una misión de corredención, una misión de salvación de almas que actualmente están en la Lucha; así cómo de las que ya estuvieron en ella pero que aún NO entran a Mi Reino Eterno porque les falta purificación.

Mi Hijo os dio enseñanzas de vida, de vida para vuestra alma. Os dio alimento para crecimiento espiritual y para que tuvierais Vida Eterna.

Vuestro paso por la Tierra es temporal, por ello es ilógico que busquéis afanosamente los bienes y placeres de éste mundo; cuando ellos en la Tierra se quedarán y que además os pueden desviar del camino verdadero, para vuestro buen regreso a la Casa Paterna. En la Iglesia os dejé el Tesoro de mi Poder y en los Sacramentos tenéis todo lo necesario para Vencer a Satanás y regresar triunfadores de vuestro paso por el Mundo y las insidias de la Carne…

La gran mayoría de vosotros sabéis lo que las fuerzas del Demonio han tratado de hacer contra Ella a través de los siglos. Ha habido guerras en las que los pueblos apartados de la cristiandad, trataron de destruir los Lugares Santos y a todos aquellos que seguían Mis Enseñanzas… Y NO pudieron.

Ha habido Papas que vendían puestos dentro de Mi Iglesia, buscando así primero lo material, antes que lo divino y ni aún así Mi Iglesia fue destruida.

Y además, a pesar de la materialidad de éstos hijos Míos, guías de Mi Iglesia de ésos tiempos, cuando Mí Santo Espíritu tenía que dar algún Mensaje o guiar a Mi Iglesia en la Fé, para bien de toda la cristiandad; lo hacía a través de aquellos que eran guías o cabezas de Mi Iglesia; aunque aparentemente, NO fueran lo más idóneo para guiarla.

Han habido épocas de una casi total destrucción de la Fé y del derrumbamiento de Mi Iglesia. Y entonces he hecho que a través de pequeñas almas escogidas, den ejemplo de Mi Poder sobre las poderes del Mal y de su influencia negativa sobre las almas.Así tendremos a una Juana de Arco, a un San Francisco de Asís, a una Santa Teresa y a muchas otras más almas “raras” en su tiempo; quienes haciéndose instrumentos sencillos y donadas a Mi Voluntad, han dado ejemplo de Mi Poder y cuidado espiritual sobre Mi iglesia.

Mi Hijo os lo prometió: “los poderes del Infierno no prevalecerán sobre Ella”, así es y así será.

Ha sufrido Obscuridad por vuestra falta de espiritualidad y la volverá a sufrir. Ahora de hecho, la estáis viviendo y ésta ha sido causada par vuestro poco o nulo interés en preservar, cuidar, alimentar lo que es Mío.

Yo Soy vuestro Dios, Soy vuestro Padre y debéis cuidar lo que es Mío. Y si sois Mis verdaderos hijos, deberéis cuidar lo que a vosotros también, os pertenece.

Porque Mi Casa, Mi Reino, Mi Iglesia, os pertenecen también a cada uno de vosotros y si dejáis que el Ladrón tome posesión de lo que es vuestro ¿A dónde iréis?El Ladrón se introdujo ya en el lugar más santo que tenéis sobre la Tierra: Mi Iglesia.

El soldado, el atleta, todo aquél al que se le ha asignado una misión y la cumple lo mejor posible, porque ha puesto todo su empeño en ello, tiene derecho a la corona del triunfo, a la medalla de oro, al reconocimiento público por su gran desempeño.

Imaginad Mis pequeños, si el hombre, en su imperfección paga así, ¿Cómo os imagináis que pagaré Yo, que Soy vuestro Dios al dar vuestro máximo en vuestra misión sobre la Tierra?

Estáis en el campo de batalla, estáis en una lucha real cuidando de Mis Bienes; podéis salir triunfantes o caer muertos eternamente y muchos de vosotros NO queréis percataros de ello.

La lucha, se os ha dicho muchas veces, ES ESPIRITUAL y afectará por consecuencia, también lo material.

Muchos de vosotros, una gran multitud, habéis salido al “campo de batalla” sin protección; NO estáis revestidos con Mi Gracia para poder combatir contra las fuerzas del Mal.Os ha engañado el que es Mi Enemigo y el vuestro. Y os ha hecho creer que NO necesitáis protegeros contra él, ya que TAMPOCO  existe tal batalla.

Él mismo ha infiltrado su gente, sus instrumentos entre vosotros, aún en los más altos puestos de la sociedad y de Mi Iglesia.

Y así os ha llevado al Gran Engaño, preparándoos así para el ataque final, en el cual tratará de destruiros y destruir Mi Creación; para vengarse de su derrota cuando fue corrido de los Cielos por su Traición.

Le habéis dejado recuperar su poder por vuestra falta de Oración y de vida en la Gracia. Os despreocupasteis de proteger Mis Intereses, que gozabais, porque Yo os los presté.

Os dejasteis llevar por la vida fácil y de pecado, en una palabra, dejasteis que el ladrón entrara a robaros y ahora pagaréis las consecuencias.

Cuando un ladrón os roba vuestras pertenencias, sufrís y trabajáis fuertemente por recuperarlas y ahora es lo que sufriréis.

DANIEL 12

El Ladrón se introdujo ya en el lugar más santo que tenéis sobre la Tierra: Mi Iglesia. Os va a ir quitando lo que tanto Me costó daros, pero como se os dio gratuitamente, NO lo apreciasteis,

Ahora os costará recuperarla, pero será con vuestra propia sangre y así la Iglesia será renovada y fuertemente cuidada y apreciada; porque la recuperaréis con vuestro esfuerzo y vuestra sangre.

Ya se os habían profetizado estos momentos y NO quisisteis  entenderlos NI poner de vuestra parte para evitarlos o aminorarlos.

El mundo entero vivirá la convulsión causada por vuestro descuido. Vivirán la Desolación del lugar Santo, NO tendrán apoyo del que lleva el mando en Mi Iglesia.

Las Fuerzas de la Naturaleza se desencadenarán fuertemente, porque ahora estaréis bajo las potencias del Mal.

Los Flagelos que golpearán a las naciones os harán recapacitar y os harán arrepentiros de vuestro mal proceder y de vuestro olvido hacia Mis Leyes. El Inicuo se burlará de vosotros y de vuestros dirigentes y en ése momento os daréis plena cuenta del mal que os atrajisteis para vosotros y para vuestros hijos.

Las naciones reconocerán su error y cuando arrepentidos se arrodillen a pedirMe perdón, Mi Ira se apagará y Mi Misericordia volverá a derramarse sobre aquellos que hayan permanecido fieles y sobre los arrepentidos.

Entonces el Demonio, la Serpiente Antigua, será vencida y veréis bajar a Mi Hijo de los Cielos, Triunfante y Glorioso, a convivir nuevamente con vosotros.

Mis pequeños, AÚN PODÉIS DISMINUIR LOS ACONTECIMIENTOS, NO PERDÁIS UN SEGUNDO MÁS.

 Os amo, os reprendo porque os amo y deseo lo mejor para vosotros. Sois Mis hijos, hijos del Dios Verdadero, ¡OS AMO TANTO!

¡Y VOSOTROS NO OS CONMOVÉIS! 
Hijitos Míos, os he hablado mucho de la mediocridad espiritual, pero quiero mostraros palpablemente lo que sucede al vivir así.

Mis pequeños, fuisteis creados para un bien Superior, para un bien magnífico, para una santidad altísima. Al manteneros en ésa mediocridad, NO podéis lograr lo que Yo quiero de cada uno de vosotros, que viváis como hijos de Dios.

Al vivir como verdaderos hijos de Dios estaríais gozando plenamente de ésa Libertad espiritual que os lleva a volar a alturas altísimas y llegar hasta Mí, vuestro Padre y vuestro Dios.

El Amor, el Amor en pleno en vuestro corazón, os lleva a ésa libertad en la que fuisteis creados.

El Amor, la vida en la Virtud, la vida en Mí, estando en Mí posesión y Yo siendo vuestra posesión, os lleva a gozar de los Bienes que tengo reservados para todas las almas.   Cuando os salís y por vuestro libre albedrío preferís lo que el Demonio, con todas sus falsedades y trucos, con sus mentiras, os llevan a separaros de Mí, ¿Qué es lo que os pasa?

Ya NO tenéis ésa protección que tenéis por medio del Amor, de la Virtud, de la pureza de corazón.

Poco a poco, vuestra alma se va sensibilizando por las cosas del mundo, va evitando todo lo que venga de Mí, porque se le hace pesado al alma mantenerse en la virtud; le cuesta trabajo mantenerse en la virtud, en la vida del sacrificio, en la vida de penitencia, en la vida de donación por sus hermanos.

Las almas al vivir una vida disipada, ya NO quieren sufrir como Mi Hijo sufrió por cada uno de vosotros.

Al separaros de Mí, de Mis Leyes, de Mis Decretos, mantenéis ésa vida de pecado sin daros cuenta, ya no dais fruto, empezáis con el pecado de omisión.

Muchos decís: “no hago el mal a mis hermanos”, pero TAMPOCO estáis haciendo el Bien que debierais, que es el dar vida con el ejemplo, es el dar vida con la palabra, es el dar vida con la Oración.  Os mantenéis solamente en las cosas del Mundo, os empezáis a dañar al manteneros viviendo para el Mundo y por el Mundo. Sí, os distraéis con clases particulares de esto o de aquello y ciertamente NO dañáis, pero ¿Qué ejemplo estáis dando, Mis pequeños?,

El tiempo, vuestro tiempo, que es Mi tiempo, NO lo estáis utilizando para el crecimiento y salvación de vuestros hermanos.

Y así, son tantas las mentiras, tanta la falsedad a la que os lleva el Mal y no os dais cuenta que cuando se os presenta el Bien y se os pide que hagáis el bien; se os hace casi imposible lograrlo, porque ya estáis acostumbrados a vivir en la falsedad del Mundo.

Cada uno de vosotros tiene debilidades y Satanás las conoce perfectamente, os va tentando os va confundiendo, os va llevando hacia eso, hacia lo que más queréis del mundo.

Yo, a través de Mi Hijo os dije que era difícil mantenerse en la virtud, mantenerse en la vida de la Gracia estando en la Tierra trabajando para Mí; pero os di todo lo necesario para ello, os di los Sacramentos, os di la Oración, os di la Vida de Mi Hijo…  Os he dado tanto, Mis pequeños, y vosotros mismos despreciáis todo ello, porque os evitan ésa vida regalada, ésa vida que queréis llevar sin preocupaciones.

Al llevar ésa vida regalada, vida de omisión, es cuando empiezan los problemas para el alma. El mismo Demonio, al llevaros a ésa confusión, os empieza a llenar de problemas.

Tenéis problemas en familia, tenéis problemas en el trabajo, tenéis problemas en la sociedad, tenéis problemas en el mundo, todo se vuelve un caos a vuestro alrededor, porque NO estáis viviendo vida de Oración.

Mi Hijo os dijo que estando con Él, podríais hacer grandes cosas y aún más grandes que las que le visteis hacer a Él.

Vuestra vida espiritual en Mí, puede producir grandes frutos, grandes milagros, grandes conversiones. Podéis manipular las fuerzas de la Naturaleza en favor de vuestros hermanos.  Podéis lograr grandes, grandes conversiones aún en almas totalmente perdidas en el pecado, en la maldad.

Por eso ahora veis nuevamente muchas posesiones satánicas, porque os ha quitado toda defensa Satanás, el que es todo mentira. Ya NO tenéis protección, os ha sacado de ésa vida de protección, que es la vida de la Gracia, que es la vida de entrega totalmente a Mí.

Mis pequeños, debéis daros cuenta de ello, creéis que ganáis mucho en ése libertinaje espiritual en el que habéis caído al ya NO sentir presión espiritual por los pecados que ahora cometéis.

Ya os sentís libres de obrar, porque ya está afectado vuestro pensar y ya se os ha dicho que tal o cual pecado, ya NO lo es, porque todo mundo lo hace.

Al manteneros así Mis pequeños, lo único que os estáis atrayendo es destrucción espiritual y eso os lleva a una degradación tanto humana, como espiritual; por eso estáis viendo tantos cambios mundiales.   Al NO haber virtud, al NO haber vida espiritual, que detengan los males de Satanás, él se está adueñando de todo y por eso estáis padeciendo tanto. Y si NO hacéis caso a Mis Palabras pronto, muy pronto veréis lo que él puede hacer sobre vosotros.

Orad, Mis pequeños, porque os puede llevar a una degradación mayor, a un olvido total hacia Mí, vuestro Dios y así sufriréis doblemente, lo que algunos ya están sufriendo, en cuerpo y alma.

NO os dejéis engañar por sus falsedades, por ése libertinaje, por ésa vida regalada. Vosotros mismos decís que lo bueno, cuesta mucho, mucho trabajo obtenerlo. Que debéis trabajar mucho por conseguir las cosas que valen la pena.

Y ésa vida espiritual, ésa vida santa a la que estáis llamados, es lo que más vale la pena para el alma.

Luchad, luchad Mis pequeños para obtenerla y entonces veréis lo que es la libertad del alma al vivir totalmente libres en Mi Amor.   Hijito Mío, ¿Recuerdas aquella visión que te di en la cual veías al mundo entero en Tinieblas, en obscuridad total y solamente unas cuantas lucecitas encendidas.

Este es el momento Mis pequeños, en que se está llevando a cabo ésa visión profética: el Mundo a obscuras y solamente unos cuantos llevan la Verdad alrededor del mundo.

Difícil, difícil tarea, porque la Obscuridad es grande. También os dije: creed, aún enmedio de la Obscuridad y esto era, manteneros en la Sabiduría Divina y NO en la sabiduría humana, que os lleva precisamente a ésa obscuridad espiritual.

Mis pequeños, ¿Cómo podréis lograr producir Luz entre vuestros hermanos?

TRASMITIÉNDOME.

Una chispa puede producir un incendio y vosotros sois ésas chispas que deben transmitir la Verdad, pero primeramente viviéndola.Os he hablado mucho de atacar vuestro “yo” humano, para que el “Yo” Divino, en donde Yo debo habitar, se plenifique, se dé a vuestros hermanos.

Me debéis dejar actuar libremente, mientras más detengáis vuestro “yo” humano, el “Yo” Divino Mi Presencia en vosotros, fluirá y se empezará a dar la Luz.

Al ser ésas luminarias en la obscuridad, atraeréis a muchas almas hacia vosotros, almas buenas, que tratarán de seguir vuestras palabras, las Verdades que fluirán a  través de vosotros que serán las Mías.

Pero por otro lado, también atraeréis las miradas de aquellos que viven en el error y que quieren mantenerse en ése error y que se sienten atacados porque ven que NO están haciendo lo que Yo mando.

Por eso os pido Mis pequeños, que os mantengáis firmes.

Pero os hago conocer esto para haceros entender que vuestra tarea va a ser difícil, aún hasta a costa de vuestra propia vida; porque al Demonio, la Serpiente Antigua NO le gusta que el Amor se difunda en su reino.Vosotros deberéis ser ésas lucecitas de Amor que incitarán a otras almas a vivir el Verdadero Amor.

Manteneos Mis pequeños en Mí, y Yo NO os dejaré caer. Seréis luces en la Tierra y grandes estrellas en los Cielos cuando Yo os recoja.

Dad vuestro máximo Mis pequeños, por bien de vuestros hermanos, por el bien de Mi Reino, por la salvación de tantas almas que viven en el error.

Dad vuestro máximo, Mis pequeños y NO os arrepentiréis.

La Iglesia es de institución DIVINA y por ser así, las Fuerzas del Mal con su influencia, NO pueden predominar sobre Ella.

El Mal puede obscurecer vuestros sentidos espirituales para que NO vayáis a obtener el alimento de vida por parte de Mis ministros; quienes aún a pesar de sus errores humanos.TIENEN el Don DIVINO que he depositado en ellas y les confiere la Gracia de poder alimentaros con Mis Enseñanzas, con la Oración, con Mis Sacramentos.

Mi Iglesia es de Institución Divina y Ella os provee de vida, de Mi Vida aún a pesar de que os desarrolláis en un mundo que pertenece al Mal y que está al acecho para destruir todo lo que venga de Mí.

Por más que las fuerzas del Mal quieran atacar a Mi Iglesia, NO podrán destruirla, porque todo Mi Poder se encuentra en Ella y a Ella debéis acudir para obtener lo que os haga falta durante vuestra estadía sobre la Tierra.

Ella es vuestra maestra, os guía a través de Mis Enseñanzas. Os da vida espiritual, a través de los Sacramentos.

Os da seguridad en Mí, para que vosotros mismos os convirtáis en otros Cristos y de ésta forma podáis seguir transmitiéndoMe, primero en vuestra familia, luego ante la sociedad y después ante el Mundo.

Mi Iglesia es de Institución Divina y vive en cada uno de vosotros, por eso a la Iglesia NO la hace el edificio hermoso, cual tabernáculo majestuoso que alberga el Cuerpo de Mi Hijo.  Mi Iglesia es constituida por Mi Santo Espíritu, quién habita también en vosotros. El le dá vida. El la guía. El provee de Dones y Gracias para que prevalezca. El la guarda de las ataques del Maligno. El la llevará a su triunfo a través de las almas puras.

La Iglesia es de origen espiritual, NO material. Por ello la Iglesia la constituís todos vosotros, por llevar al “Instrumento Espiritual” por excelencia, a Mi Santo Espíritu, dentro de vosotros.

Por ello, la Iglesia se desarrolla en la reunión de almas, unidas bajo una sola intención, la alabanza a su Dios y ello proviene del corazón de las personas y NO del edificio construido a tal efecto. También Mi Hijo os lo dijo: “Dónde dos ó más estén reunidos, ahí estaré Yo.

Con esto Mi Hijo os quiere asegurar la unidad entre lo Divino y lo humano. No importa el lugar de la reunión, cuando dos o más se reúnan en Mi Nombre, ahí estaremos presentes en Nuestra Santísima Trinidad.

¿Ahora os dais cuenta del poder tan grande que tiene la Oración? ¡Hacéis presente a vuestro Dios cuando os reunís con sagrada intención de amarNos, de buscarNos, de alabarNos!

Ante las almas sencillas y dispuestas a estar ante Nuestra Divina Presencia, NO podemos negarNos.  Podrán destruir los templos. Podrán cerrar los edificios bellísimos construidos para albergar el Santo Cuerpo de Mi Hijo. Podrán impedir la reunión de almas baja el techo de las Iglesias o Catedrales.

Pero NUNCA podrán impedir que Mi Iglesia subsista, porque “donde dos o más estén reunidos para amar a su Dios y para alabar Mi Santo Nombre, ahí estareMos presentes”.

Os digo esto, porque vendrá un tiempo NO lejano, en que se os quitarán vuestros templos, -los edificios materiales- ­pero Mi Iglesia seguirá Viva, cómo se dio con los primeros tiempos de la Cristiandad, con la reunión de almas, de vuestras almas, con vuestro Dios.­

Así que no temáis, hijitos Míos, a los ataques, cada vez mayores del mal porque Yo estaré con vosotros hasta el fin de los siglos.

Yo seguiré suscitando almas religiosas, almas que mantengan la vitalidad de Mi Iglesia, almas que den vida al enseñaros Mis Verdades y Mis deseos de salvación.Yo haré crecer a Mi Iglesia, en cada uno de vosotros, tanto como me lo permitáis. Vosotros sois Mi Iglesia, Sois y deberéis seguir siendo los depositarios de Mis Leyes de Amor y de Mis Verdades, para que sigan subsistiendo de edad en edad.

DádMe vuestra vida y Yo os colmaré de Mi Vida.

Mis Pequeños, vivid enamorados de Mí, vuestro Dios y así, el paso a la Vida Eterna NO os costará y por el contrario, hasta lo desearéis, ya que pasaréis del acto de Fé a la realidad Divina.

¡Cómo espero, Mis pequeños, ése momento! el reencuentro del alma con su Dios, momento sublime, momento ganado por el alma por servir a su Dios.

Yo os bendigo en Mi Santo Nombre, en el del Amor donado de Mi Hijo Jesucristo y en el del Amor Inspirador de Mi Santo Espíritu.

http://diospadresemanifiesta.com/

EL OCTAVO SACRAMENTO


En la casa de Nicolás, Fernanda está en el jardín posterior, rodeada por Emiliano su cuñado, otros familiares y su esposo, además de todos los sirvientes de la casa, que escuchan muy atentos a la joven domina, que explica con infinito amor, la lección de ese día…

EL OCTAVO SACRAMENTO ES:

EL DOLOR.

La Humanidad se horroriza por las ruinas que dejan las guerras en las ciudades y que destruyen palacios, templos, puentes, etc. Y maldice los explosivos que destrozan pulverizándolo todo, lesionando y destruyendo todo.

El hombre era la Obra más perfecta y maravillosa de la Creación. Y Dios estaba lleno de júbilo, cuando lo contempló terminado.

Los Cielos se estremecieron de admiración. Y la Tierra cantó su alegría, porque sería el planeta que acogería regiamente al rey-hombre, hijo de Dios.

El Pecado. Más nefasto que todas las dinamitas, ha trastornado las raíces de hombre, en lo más íntimo del Pensamiento de Dios.

El Pecado, destruyó el complejo conjunto perfecto de carne y de espíritu, movido por los sentimientos; en el que la carne era más pesada, pero no era contraria y mucho menos enemiga. Con un espíritu que no estaba prisionero en ella, porque era su rey…

Y ella era dócil y lo guiaba hacia Dios. Era atraído por Él como un imán divino, mediante las relaciones de amor entre su Creador y su criatura.El Pecado trastornó aquel armónico contorno que Dios había puesto alrededor de su hijo, para que fuese un rey feliz. Caído el amor del hombre hacia Dios, cayó el amor de la Tierra hacia el hombre.

Y la ferocidad se desencadenó sobre la tierra; entre los animales y entre hombre y hombre. La sangre, que solo debiera haber sido calor de apasionado amor; se volvió una ardiente caldera de Odio.

Y en ardiente gorgoteo, contaminó el altar de la Tierra; en el cual el único rito que Dios quería, era el del Amor.

Y nació una planta espinosa y de fruto amargo: el Dolor.

Cuando el hombre desobedeció, él mismo introdujo el dolor a la tierra. Al principio, el dolor fue sufrido como el hombre lo podía sufrir, en su embrionaria espiritualidad contaminada: un dolor animal hecho con los primeros dolores de la mujer y de las primeras heridas inferidas a la carne fraterna.

Un dolor feroz de alaridos y maldiciones, semilla siempre de nuevas venganzas. Después se fue refinando en la ferocidad, pero no en el mérito. Y el Dolor se fue haciendo más vasto y complicado al igual que el Pecado.

Ninguno de los nacidos de mujer, está exento de las consecuencias del Pecado. Que violó para siempre el orden establecido por Dios. Alteró la armonía entre las criaturas y el Creador. Contaminó el amor, antes todo santo, con los falsos amores: el rebullir de pasiones carnales y fácilmente desordenadas…

Para que causaran las imperfecciones y la muerte espiritual al alma humana, creada con predestinación a la Gloria. ¿Irreparables estas consecuencias? ¿Obstáculo al Cielo para los hijos de Adán? NO.

Si incancelables son los signos del Pecado. Si el castigo del dolor y de la Muerte permanecen. Si los fomes han quedado después del Redentor. Y los Sacramentos instituidos por Él, hacen descender la Gracia a los hombres.

No están cerrados los Cielos, ni negada la Gloria a  aquellos que heroicamente saben conseguir la santidad.

El Mal, cualquiera que sea, tiene un noventa y nueve por ciento origen en el hombre.

Y el Bien tiene una sola fuente: Dios.

Desde el momento en que Satanás quiso ser igual a Dios en todas sus acciones: libertad, potencia y libertad de actuar. Quiso su propio pueblo como contraparte al Pueblo de Dios. Y este fin persigue sin detenerse, lleno de Odio hacia Dios y hacia las criaturas que Él ama como Padre.

Y su Inteligencia conservada igual después de la fulminación divina. Inteligencia agudísima, adecuada al Príncipe de los ángeles…

Y sus poderes los usa para este fin, espiando en cada acción del hombre. Escuchando en cada una de sus palabras. Extrayendo del conocimiento de cada acción y palabra humana:

De la constitución física del individuo, de las enfermedades, de las desgracias, de los estudios, de las ocupaciones, de los proyectos, de los afectos, de todo, ABSOLUTAMENTE DE TODO lo que le interesa al hombre…

Para hacer otros tantos terrenos donde sembrar su cizaña: creando confusiones y divisiones. Utilizando todas las armas para atormentarlo. Creando prodigios para seducirlo y hacerlo caer en el error.El hombre es un niño irreflexivo y destructor, que busca con medios cada vez más refinados, la manera de atormentar con armas cada vez más mortíferas y con intransigencias morales, cada vez más astutas; para obtener dominio sobre los demás.

Dos son las necesidades del hombre: el Amor y el Dolor. El Amor que impide cometer el Mal. Y el Dolor que repara el Mal.

Esta es la Ciencia que se debe aprender: Saber amar y saber sufrir.

Pero el Mundo NO sabe amar y NO sabe sufrir. Sabe hacer sufrir. Pero esto NO es amor, es Odio.

Soledad, amargura, desolación. Satanás trabaja para aumentar el sufrimiento y llevar a las almas a la ruina, por medio de la desesperación.

¡Cuánto dolor hay sobre la Tierra y solo Dios Puede aliviarlo! Dios pliega siempre el Mal al Bien.El dolor desde el punto de vista humano, es un mal por el sufrimiento que comporta. Pero desde el sobrenatural, es un bien; porque aumenta los méritos de los justos, al fortalecer las virtudes por el ejercicio de las mismas.

Porque saben sufrir sin desesperarse, sin rebelarse. Y les da la oportunidad de ofrecerlo a Dios, como sacrificio de expiación por las flaquezas propias…

Repara los pecados del mundo y es redención por los que NO son justos. Para el hombre es muy difícil comprender y aceptar esto.

La vida es Cruz. Siempre.

Los que reniegan de Dios, cargan la cruz sin Él. Las almas que huyen de la Cruz y del Dolor, huyen del Amor. Volviéndose muy desgraciadas al carecer de la Paz interior que fortalece al alma con la Presencia de Dios.

El Dolor aceptado sin rebelión es Expiación.

En la pobre justicia humana, se pide que quién causó un daño, restituya lo que quitó arbitrariamente. Quién calumnió se retracte y así sucesivamente.

La Justicia de Dios exige la Reparación de la culpa por medio de la expiación, con los mismos medios que se usaron para cometerla.

Nadie quiere sufrir, pero todos buscan que los demás sufran…

En su paso por la tierra, el hombre más que para sufrir, vive para hacer sufrir. Pero es mejor sufrir y expiar por un poco de tiempo en la Tierra… Y mientras dura la jornada terrena, que es solo un Instante en la Eternidad…Que expiar en el Purgatorio, donde el tiempo está en proporción de uno a mil…

En el Purgatorio se sufre intensamente el Dolor de haber amado poco. Y el proceso de regeneración, con el consiguiente crecimiento espiritual al que es sometida el alma por medio de la Purificación en el Purgatorio, es tanto más intenso y más doloroso, en cuanto menos se amó.

El Dolor es Cruz, pero también Alas. Y es el camino que lleva a la conquista de las virtudes.

El Dolor es el termómetro perfecto que mide la capacidad de amar. Porque el Amor y el Dolor tienen una unión íntima, tan fuerte que parece indisoluble.

Cuanto más se está en la Luz, tanto más se acepta, se ama y se desea el Dolor.

Por el contrario, mientras más alejados estamos de Dios, tanto más se teme y se odia el dolor. Y por lo mismo, hay una rebelión contra él.

LOS PECADORES.

Que se han rebelado contra los Mandamientos de Dios, odian el Dolor porque es el principal obstáculo, para el goce de todos sus vicios. Y NO soportan a este gran maestro de la vida espiritual, ya que lo consideran un verdugo cruel y despiadado que les impide el disfrute de la vida.

Y se rebelan contra el sufrimiento con la violencia: el suicidio o el homicidio. Así el dolor es mal que los fermenta y los convierte en presas del Infierno.

Porque Satanás los atormenta y los lleva gradualmente a la desesperación; haciendo que el hombre blasfeme por el dolor que él mismo se ha provocado y del cual termina acusando al Creador; maldiciéndolo y buscando venganzas que llevan a males mayores.

LOS TIBIOS.

Los cristianos que viven el evangelio de San Evangelista: un evangelio que NO EXISTE, pero que ellos han acomodado a su manera de vivir. Con la Palabra de Dios que les gusta, DESECHANDO lo que les disgusta….Porque se NIEGAN A OIR LO QUE NO LES CONVIENE.

Huyen del Dolor como de su peor enemigo.

Se la pasan gimoteando, buscando milagros y consuelos divinos.

Son las almas débiles, faltas de fuerzas para operar tanto en el Bien como en el Mal.

LOS JUSTOS.

Primero: aceptan el Dolor con resignación amorosa.

Su Fe y su fidelidad les dicen que Dios es infinitamente Bueno y Misericordioso.

Y que si Él lo PERMITE, es porque de su dolor, va a sacar un bien mayor que es necesario.

Ya que al unirlo con los méritos de Jesús, Él va a darles un valor infinito, santificándolo al fundirlo con Él; ya que el Amor impide el Mal y el Dolor lo repara.

Lo soportan y ruegan, pidiendo amor para AMAR MÁS A DIOS Y ADORARLO SOBRE TODAS LAS COSAS, (Sobre todo los seres más amados, porque Satanás los usa para hacernos renegar de Dios, con el dolor de la TRAICIÓN más artera)Y aceptar el Dolor y el Sufrimiento, para amarLo  más a ÉL (a la Santísima Trinidad) y para saber sufrir.

Segundo: Aman obedeciendo y haciendo fuerza a sus quereres naturales, para hacer siempre la Voluntad Divina. El Dolor que les comporta, lo lloran en los brazos de Dios. Sus lágrimas se enjugan al calor de la Ternura Divina.

Y comprenden la razón de su Sufrir.

Saben que Él las ama tanto, que les DA Y PERMITE dolores con un fin santo. Y al dejar su corazón en sus manos; reciben curación, aliento y consuelo.

Alabar enmedio de las lágrimas, produce los más grandiosos milagros y palpamos físicamente, el Infinito Amor del Señor…

Tercero: la sabiduría comporta dolor. El que aumenta su saber, aumenta su dolor.

El que conoce al Señor, le confía sus afectos, intereses, esperanzas y dolores. Se abandona totalmente en Dios y ve en Él al Amigo, al Hermano, al Padre. A aquel que lo ama con su Amor Perfecto, como Perfecta es su Naturaleza Divina y se Une a Él.

Por eso hay que dar a Dios, lo que es de Dios y al hombre lo que es del hombre. Dar a cada uno el juicio justo. Si meditamos bien en nuestros tormentos, que a veces se convierten en un sufrimiento mortal, veremos que en cada tormento está el nombre de un hombre, (o de una mujer)

Nunca el de Dios. Y en el momento de la Desolación, el alma más que nunca debe ser la hija de Dios. Y le llama con la seguridad de que puede hablarle, porque ha conquistado el derecho de ser escuchada.

NO más oscuridad de desolación humana. NO más afán de creyente que quiere y NO puede alcanzar la paz en el Dolor. Sino la alegría del sufrir: Una alegría del alma, bajo el llanto de una carne que muere por último.

Carne y sentimientos son los vestidos del ‘yo’ espiritual, el verdadero ‘yo’. Y la criatura santificada por su heroísmo, puede alcanzar a decir: “Por aquel sí’ que yo he dicho, ¡Escúchame!

Y hay que esperar en Dios y confiar en Él.Cuando se juntan dos para llevar una pena, ésta se hace más ligera. Él enjuga toda lágrima de sus ojos y le consuela de un dolor que NO le puede evitar, porque sirve para la Gloria de Dios y la suya.

Comprende que la vida es una ráfaga que termina, cuando en el Cielo le son arrancadas las espinas que le fueran clavadas por amor. Sabe que el mundo necesita Sufrimiento. Y pide el dolor para unirlo con Jesús, para la salvación de las almas.

Y así, uniendo su voluntad a la divina, comparte con Dios, la necesidad del Dolor Absoluto, completo, profundo, hasta llegar a bendecirlo como una Gracia Inmerecida, que le permite unirse y parecerse al Dios Redentor, que adora con confianza y con amor.

Porque el Dolor es una gran Absolución cuando se sufre con santidad y se une a la Magna obra de la Redención.

Vivir junto a Jesús es un gran gozo hasta en el Dolor. Y morir por Él, es pasar a la gloria. El alma se convierte de consolada, en consoladora. Y desea enjugarle las lágrimas a un Dios que NO es amado.

Convertirse al Amor es saber soportar el dolor. Porque el amor nunca va separado del sufrimiento. Porque al ser una cosa santa, desencadena la Furia del Enemigo.

En compensación, el sufrimiento nunca va separado de la Gloria, porque Dios es justo y da a quien da. Ya desde la Tierra, el alma prueba la Gloria del Cielo.

Y el Reino de Dios en ella, lo siente hecho realidad, por la Paz verdadera que le da la Presencia de Dios dentro de ella.

Esta Paz que es imperturbable en medio del más atroz de los tormentos, mientras apuran el cáliz amarguísimo del Odio. Y de lo que darán testimonio, los mártires.

¿Podemos salvar a los insalvables?… ¡Pregúntaselo al Espíritu Santo!…

SE DEBE IMITAR A CRISTO EN TODO

Y es todavía siempre por el Dolor, el Holocausto con el que el hombre salva.

Continuando la Obra de salud, iniciada por Cristo, pues el Martirio del Dolor, está siempre presente en la vida de los elegidos.

Los cuales demuestran su justicia mediante su amor al Dolor, NO solamente soportado con resignación, sino también pedido como ‘Octavo Sacramento’ y ‘Novena Bienaventuranza’ para ser ungidos ‘víctimas’ y ser la verdadera efigie de Jesucristo Víctima.

Porque es por el Dolor y la Muerte, que Jesucristo fue el Salvador y el Redentor.  Del Mal, Dios siempre saca un fin bueno.

Los que martirizan al alma-hostia, hacen que ésta se encamine hacia la perfección.

El Purificador deberá dar cuenta de su crueldad. Pero las victorias sobre el Mal, son la Corona de los elegidos.

Si la Maldad NO pudiera crear en manos de Dios una consecuencia buena, Dios la hubiese destruido.

El Mal glorifica a los justos. La obediencia a la Voluntad de Dios es el perno que fija y NO nos permite desfallecer, aumentando el amor y el deseo de perseverar.

De nosotros depende convertirnos en Carga o Cireneos…

Jesús fue Obediente hasta el extremo y nos recuperó a nosotros.  

Y compartimos con Él, la Sublime Misión de recuperarle los hijos a Dios a través del Dolor y el Sacrificio… (de nuestra voluntad, a  SU VOLUNTAD)

Al beber del mismo cáliz que Jesús, que también en su Amargura es bello.  Porque tiene en su borde el sabor de los labios del Maestro, que ha sido el que bebió primero.

LA FUERZA DEL DOLOR.

El Dolor NO es un castigo cuando se acepta y se hace uso de él rectamente.

Y se convierte en Sacerdocio que da un gran poder sobre el Corazón de Dios.

Un gran mérito nacido con el Pecado.

Sabe aplacar la Justicia, porque Dios sabe emplear para el Bien, cuanto el Odio hace para causar Dolor.

A través de la Oración, el Dolor se hace soportable y se convierte solo en una molestia de la materia.

José Sanchez del Río, mártir de 14 años, durante la Guerra Cristera en méxico…(1926-1929) 

Y el corazón se fortalece con las fuerzas del león, para que el espíritu vuelva a ser rey.Cuanto más un alma está en la Luz, tanto más ama y acepta; ama y desea, el Dolor.

Cuando se vive inmerso y viviente en la Luz, se ama y se pide: EL OCTAVO SACRAMENTO.

Porque si con el Dolor hay Paz, entonces es prueba de que viene de Dios. Las almas-hostias hacen lo que Jesús hizo: hacer del Dolor el principal instrumento para salvar.

La historia de José Sanchez del Río…

NO debe preocupar el llanto. También Él lloró.

Él sollozó gimiendo y con repugnancia de carne y de mente, mientras las lágrimas corrían por sus mejillas, ha dicho: “Hágase tu Voluntad”

IMITAR AL MAESTRO, ES EL SECRETO QUE SALVA

“Hágase tu Voluntad” Lo ha dicho. El espíritu solo, ha tenido el coraje de decirlo.

Entre las repugnancias y los miedos de todo el Cuerpo y del Pensamiento, contra el espíritu;

Se debe decir: ‘Señor, fundo mi voluntad en la tuya y haz que tu Voluntad sea la mía.”

Y mientras la crueldad del Dolor flagela, Dios está junto al alma valerosa, como un Padre y un Amigo que la compadece.

Que la vela, que llora con ella y de la que recoge el infinito tesoro que Él necesita para salvar: el Dolor que Redime.

Porque la tierra es un altar contaminado y el Dolor es el Holocausto por el Pecado.

El Amor es el holocausto por el sacrificio. Y el Amor nace en las almas al purificarse por el Dolor.

Dios NO condena las lágrimas, NI la repugnancia del hombre por el Sufrimiento y el Dolor. Condena solo el Pecado, la resistencia a la Conversión y la Desesperación en su Misericordia. Lamentarse con Dios refugiándose en Él, hace que las lágrimas sean las monedas más preciosas para la conquista del Cielo; si el hombre padece y las soporta, sin salir del amor y de la justicia.

Siempre hay dolores más fuertes que los propios.

(Cuando analizamos nuestra condición… Y vemos las circunstancias dolorosas de nuestra propia vida, comprobamos como Satanás nos ha pulverizado y casi nos ha destruído...

Y tenemos dos opciones: RENDIRNOS PARA QUE ACABE DE HACERLO… 

Entregándonos con el Espejismo de que SI NO guerreamos, desistirá de atacarnos y abandonará la idea de hacernos sufrir… -(la banderita blanca con él, es una pésima idea)

O hacer de nuestro Dolor un Arma Poderosísima que unida a los Dolores de nuestro Redentor, nos haga pasar de la Retaguardia al Frente...

Haciéndole pagar muy caro, por cada una de LAS LÁGRIMAS DIVINAS y de nuestras propias lágrimas, con la Oración de Intercesión…)

Cuando el hombre se lamenta de su suerte y recuerda los dolores de Dios; se ve el sufrimiento tan relativo, que la Cruz cada día se hace más soportable.El llanto es el tributo de nuestra condición de hombres.

Jesús y María Inmaculada lloraron muchísimo.

Los Dos que debieron estar exentos, tanto por su Pureza como por su Santidad.

Lloraron para Redimir y debieron vivir sumergidos en el Dolor.Las almas unidas a Dios deben expiar por sí mismas y por las demás, haciendo del Llanto una moneda para Rescatar a los esclavos que Satanás tiene amarrados a sus galeras.

El alma-ostia pide Sufrir, para aliviar el sufrimiento de los demás y transformarlo en Paz y Luz, para que puedan salvarse.

El hombre acusa a Dios, por el dolor que él mismo se genera.

Y los verdaderos hijos de Dios, saben amar el Dolor. Lo quieren y lo piden para expiar por sí y por los demás.

Vivir unidos a Dios, es Alegría también en el Dolor.

LA LEY DEL DOLOR.

A esta dolorosa consecuencia del Desorden de un Ángel y de los Progenitores, nadie escapa.

Ni siquiera el Hijo del Hombre, el Santísimo Verbo del Padre, que sin haber pecado, conoció los asaltos del Tentador que en la Hora en que fue el ‘Hombre’.

El Cordero de Expiación, cargó con los Pecados de todos los hombres y fue condenado a morir fuera de la Ciudad Santa, en el Desierto de los desiertos.

Aquel NO solo de su Pueblo, sino de los amigos y hasta de su Padre.

Porque siendo Dios y por lo tanto Eterno, Purísimo y exento de las consecuencias del Pecado, conoció el Dolor y la Muerte.  Jesús vino a santificar el Dolor.

Sufriendo el Dolor por todos los hombres y fundiendo los dolores humanos en el Suyo Infinito, dando así mérito al Dolor.

Con el Martirio del Dolor, viene el Martirio del Amor…

NO menos consumante con su ardiente Dulzura, que el del Dolor.

Nadie fue más probado que Jesús.

Y nadie como Él, conoció la Soledad, la Incomprensión, el Abandono. Desde los celestes a los humanos.

Nadie padeció los dolores que Él ha padecido.

Dolores de toda especie. Siempre en aumento en cantidad y en intensidad. Y cada vez mayores.

Pero Él nunca reclamó al Padre por este Océano de Dolores que lo circundaban y que subían con sus olas amargas, cada vez más grandes, para sumergirlo. Nunca acusó al Padre.Sabía que Él permitía esto para exaltarlo después por sus méritos en medida infinita, en proporción a su Sufrimiento.

Él sabía que el Mal, el Dolor, la Soledad, la Angustia que sufría, venían del hombre decaído y manejado como una marioneta por Satanás.

Y NO podían dar más que Dolor a Aquel que era Dios en vestidura humana.

Y que lo había hecho así para devolverle los hombres a Dios.

Los mismos a los que Satanás impulsaba y él lo sabía, porque estaba consciente de su próxima derrota; por la restitución del estado de Gracia a los redimidos.

Y se vengaba con su máximo Odio contra el Amor.

El Dolor meditado, comprendido, contemplado sobrenaturalmente; NO es castigo del Rigor Divino, sino Gracia del Amor Divino.

LOS INVITADOS AL CALVARIO, TAMBIÉN ESTÁN INVITADOS A LA GLORIA CELESTIAL…

Gracia que Dios concede a sus mejores hijos, para hacer de ellos pequeños ‘Cristos’….

Por Coparticipación al Cáliz Amargo, a la Dolorosa Pasión del Getsemani al Gólgota…

A la Cruz que fue el Patíbulo de Cristo…

Yugo pesadísimo, aplastante.

Yugo que NO hubiera podido ser portado sin el Amor de Dios y por el prójimo, que lo vuelve ‘suave y ligero’…

Si NO a la carne; al menos al corazón, a la mente, al espíritu.

Fue el perfecto amor a Dios y al prójimo, el que hizo correr al Verbo de Dios al encuentro con su Cruz, con la ansiedad de haber ‘Todo cumplido’.El Dolor es Holocausto y Participación a la misma suerte de Jesús.

El Dolor es embriagante más allá de la alegría, cuando es el Dolor de Cristo.

Y Él ayuda siempre al alma que lo ama hasta el Sacrificio.

Jesús subió a la Cruz Orando y Sufriendo. La Conversión se obtiene con la Oración y el Dolor.

Después en el ánimo preparado para recibirla, se enciende la Luz de Dios y se hace Palabra y Vida. Y por eso se debe gustar el Pan del Dolor de Dios.

En el tiempo preciso se debe contemplar el Dolor como el mejor de los dones. Pero debe haber amor, una grande Fe y un gran, GRAN agradecimiento.

La peor de las torturas morales son la Ingratitud y el Desamor. Es peor que la tortura física.

Dar afecto y recibir indiferencia y rencor. Dar obras y verlas rechazadas, supera en potencia a los golpes del flagelo y al penetrar de las espinas. Estas son cosas que golpean solo la carne…

Pero la Indiferencia, la Ingratitud y el Rencor, golpean al alma y sacuden al espíritu.

En momentos así, NO se deben mirar a las criaturas sino a Dios. NO se debe pensar en la criatura que lastima, sino en Orar para proveer su paupérrima alma y entregarle su alma a Dios para que la sane y la convierta.

No se debe amar a la criatura por su persona, sino amar a Jesús en ella y así se encontrará lo Iue debe ser amado.

En la Hora de las Tinieblas el egoísmo domina y por medio de él, Lucifer trastorna el mundo.

Para el cristiano-alma-víctima, son algunas personas que NO agradecen o que traicionan. Para Dios, son millones los que se niegan a Reconocerlo…

Debemos Consolarlo con nuestro amor.

Fernanda calla y todos meditan en la enseñanza recibida.

Tan asombrosa y tan perfecta…

HERMANO EN CRISTO JESUS:

ANTES DE HABLAR MAL DE LA IGLESIA CATOLICA, CONÓCELA 

R116 EL CÁLIZ AMARGO


30 DE AGOSTO DEL 2017

Amados hijos de Mi Corazón Inmaculado:

Bendigo a cada uno de los que atesoran esta Palabra que llega a ustedes por Voluntad Divina. Bendigo el corazón de cada uno de mis hijos. Bendigo con mi amor a todos los que reciben y llevan a la praxis esta Palabra.

Amados hijos, les llamo a ser conscientes de la urgencia de la conversión; este Instante no es para causar el mal entre hermanos, ni buscar oposiciones, ni levantar calumnias, ni para injuriar. De esto ya tienen suficiente por parte de quienes NO aman a Mi Hijo, de parte de quienes se han aliado al Mal.

El Pueblo de Mi Hijo acostumbra levantarse unos en contra de otros, debido a que les falta el verdadero Amor y viven en la Tibieza de la entrega. 

LA TIBIEZA ES SUMAMENTE PELIGROSA PARA QUIEN VIVE DE ESTA FORMA: un instante aparentando ser de Mi Hijo y otro cuando NO son mirados, se abalanzan como lobos para destruir lo que NO es de su agrado.

De esa forma es como actúa el Mal, llevándoles a sentirse útiles mediante la discordia. NO comprenden que el Mal les mantiene a prueba para que renuncien a Mi Hijo. Por ello, sean conscientes de que deben ser fuertes para NO permitir que el Mal cumpla su cometido.

CADA UNO DE LOS FIELES DEL PUEBLO DE MI HIJO ES UNA AMENAZA PARA EL MAL

Y POR ELLO TIENE EL PROPÓSITO DE ENFRIARLES LA FE,

DE PERTURBARLOS CON LA MÁS MÍNIMA COSA QUE PUEDAN PENSAR,

PORQUE DESEA ALEJARLES DEL CAMINO HACIA LA VIDA ETERNA.

Amados hijos de Mi Corazón Inmaculado, continúan los constantes acechos para robar la paz mundial. La Guerra va avanzando hacia la Humanidad, poco a poco, paso a paso. Las provocaciones son constantes hasta que un acto de locura desatará lo que inevitablemente será el mayor acto de insensatez.

Amados, de la Guerra se desprenderá el Dolor, los pueblos quedarán como desiertos y en ese Instante, toda la Humanidad será alcanzada por el producto del Flagelo de la Guerra de una u otra forma.

AMADOS, TODO LO QUE NO HA DESEADO MIRAR Y VIVIR EL HOMBRE, LO MIRARÁ Y LO VIVIRÁ DE LA MANO DEL HERODES DE ESTA GENERACIÓN (1).

La Humanidad crece con el deseo de libertad y el Demonio lo ha tomado para llevarlo a ser libertinaje. Y el hombre a su vez ha tomado ese libertinaje para presentar a Mi Hijo como un oponente de la libertad. Esas son las actuaciones del Demonio, para alejar a Mis hijos del verdadero Camino.

En este Instante el hombre posee mayores medios para alejarse de Mi Hijo a través de la tecnología mal empleada y la poca búsqueda de espiritualidad en la que vive la mayoría de la Humanidad.  La falta de Oración ha permitido que el Mal penetre en esta generación con mayor rapidez.

Es urgente que sean creaturas de Oración y de acción.
Es urgente que se acerquen a Mi Hijo NO solo en la Confesión, sino con el verdadero arrepentimiento de los malos actos y el firme propósito de enmienda.
Es urgente que se acerquen a recibir a Mi Hijo en la Eucaristía.
Es urgente que sean más del Cielo.

Les invito a Orar por toda la Humanidad para que sean Defensores Espirituales unos de otros y esto NO lo lograrán sin la Oración y la acción.

Hijos Míos, les invito a ser más verdaderos, amándose en el Amor de Mi Hijo y NO a mirarse como rivales en este Camino. El caminar de la creatura espiritual, tiene que nacer del Amor a Mi Hijo para que de esa forma NO les toque ni la envidia, ni el rencor, ni la codicia, ni la soberbia, ni la arrogancia, ni la falta de caridad, ni la rivalidad, ni el deseo de los primeros lugares.

El que ama en el Amor Divino, jamás se levantará contra el hermano. Por ello se distinguirá el que es crecido espiritual y del que vive en la tibieza.

Amado Pueblo de Mi Hijo, continúan las Pruebas para la Humanidad. El pecado que sobreabunda en el hombre y   permanece en la Tierra, es punto de atracción para que Cuerpos Celestes se acerquen a la Tierra con más frecuencia.Mirarán en un instante que la luna tomará el color de la sangre, como advertencia a la Humanidad de la cercanía del Aviso, del que ya les he alertado.

La necedad del hombre por negar un lugar de pena para las almas que NO se arrepienten NI enmiendan su vida, ha llevado a que más almas caigan en las Garras del Demonio. No sean ustedes parte de los que cooperan para que la Humanidad caiga en poder del Demonio.

EL INFIERNO EXISTE

COMO EXISTE LA JUSTICIA DIVINA, COMO EXISTE EL DÍA Y LA NOCHE, LA TIERRA Y EL FIRMAMENTO.  

Saben que al acercarse la Humanidad al Cumplimiento Total de mis Revelaciones, más serán los que nieguen a Mi Hijo, nieguen su Presencia Real en la Eucaristía, nieguen la importancia del Arrepentiemiento y nieguen mi Maternidad.

Cuando nieguen el pecado, cuando nieguen la Ley Divina, cuando el hombre deje de ser hombre y la mujer deje de ser mujer, cuando la inocencia sea extirpada de los niños y la Humanidad ignore el Amor de Mi Hijo y se prohíba el que los hijos de Mi Hijo lleven Sacramentales visibles…

MAITREYA

Y cuando los deberes sacerdotales sean tomados a la ligera…

Hijos míos, EL MAL ESTARÁ A INSTANTES DE PROCLAMARSE A SÍ MISMO COMO EL FALSO “CRISTO”.

Y USTEDES SABEN QUE ESTO LO HARÁ EL IMPOSTOR, EL QUE FLAGELARÁ COMO NUNCA ANTES A LA HUMANIDAD.

El Instante es sombra, error, desamor, que con mayor insistencia penetra en el hombre.

La IRA y la inconformidad crecen incontrolablemente. El hombre se rebela ante todo, hasta que los aliados del Mal logren su cometido:

CREAR EL CAOS POR TODA LA TIERRA.

Ante la inestabilidad, los pueblos se levantarán y será cuando hermano se levantará contra hermano, desconociéndose las líneas de consanguinidad y… ANTE ESTE GRAVE PECADO

SOBREVENDRÁN LOS TRES DÍAS DE OSCURIDAD SOBRE LA TIERRA.

La Epidemia corre como el viento por toda la Tierra, sean conscientes de ello. En el Instante en que sean alertados, NO se expongan. Ésta NO mirará, NO tendrá compasión.

Amados hijos, oren por Estados Unidos, el Flagelo cabalga sobre esa tierra sin dar tregua.

Amados hijos, oren por Francia e Italia, padecen por el Terrorismo y por la Naturaleza.

Amados hijos, oren por México, se estremece con fuerza.

Amados hijos, oren por Guatemala, padece su suelo y se estremece. Mis hijos sufren.

Amados hijos, oren por Argentina, el dolor asoma.  Encomiéndenla a Nuestros Sagrados Corazones.

Amados hijos, OREN POR LA IGLESIA DE MI HIJO, OREN.

Mis hijos son pacíficos, NO forman parte de la IRA que el Mal esparce sobre los hombres con la finalidad de que en la Tierra reine el desorden y la inestabilidad.El Ángel de Paz será enviado a apacentar a quienes se sientan solos y abandonados por la Casa del Padre. Será el Gran Oponente del Anticristo y será Lámpara que dé Luz a los fieles a Mi Hijo.

El Ángel de Paz es el Gran Obstáculo para el Anticristo y será quien llamará al Pecado: pecado y al Bien: bien.

Amados hijos de Mi Corazón Inmaculado, NO son abandonados por Dios Padre, Él vela por Sus hijos. El Mal pasa sobre la Humanidad, pero nunca será vencedor de la Humanidad. Cuando ustedes crean que el Mal ha tomado todo poder y crean que ustedes como Pueblo de Mi Hijo se han exterminado, NO SE DETENGAN. NO PIERDAN LA FE.

Este será el Instante del Triunfo de Mi Corazón Inmaculado, por Mandato y deseo Divino.

Continúo derramando Mis Lágrimas por la Tierra, como SIGNO de Mi Presencia y del padecer de Mis hijos, como Preludio a los instantes anteriores a una TRIBULACIÓN para la Humanidad.

Amados hijos de Mi Corazón Inmaculado, cuanto esta Madre solicita de Sus hijos, deben de cumplirlo. Yo les llamo en la Voluntad Divina.

LES ALERTO POR AMOR, NO PARA ATEMORIZARLOS

LES ALERTO PORQUE LES AMO

Y NUNCA les abandonaré, sino les conduzco hacia Mi Hijo.

NO pierdan la FE en la Protección que la Casa del Padre mantiene sobre Sus hijos.

NO pierdan la Fe, manténganla en todo instante.

Les amo, les Bendigo.

Mamá María.

 (1) De acuerdo con las Revelaciones anteriores dadas a Luz de María por Nuestro Señor Jesucristo y Nuestra Madre Santísima, se le ha llamado a la Energía Nuclear el Herodes de esta generación. Leer…

Comentario del Instrumento

Hermanos:
Es el Amor Materno el que nos habla, NO neguemos lo que NO podemos negar. NO podemos explicar en qué Instante la Humanidad cambió y el Mal penetró de una manera inaudita sobre Ella y ésta se enfrentó a Dios. El Maligno ha usurpado gran cantidad de almas. Se injertó en el hombre mediante ideologías con apariencia de Bien y alcanzó un lugar en la vida del ser humano.

La creatura humana se rebela una y otra vez sin mirar el Objetivo del Mal, solo el Instante que vive y de esa forma mantenerse en el error sin sentir culpa o arrepentimiento. La convulsión en el Mundo en varios países, forma parte del Objetivo del Mal para que al ser humano NO le parezca extraño tanta desestabilidad…

Al contrario, vea como algo modernista el ser uno de los que se suman a actos de levantamiento social.

Leemos por medio de la comunicación, la cantidad de estragos que la Naturaleza está causando en varios países como el Cielo lo Anunció. Es normal que en algunas épocas se formen huracanes y demás fenómenos atmosféricos… Pero lo que vemos y viven nuestros hermanos, NO ES común.  El desproporcionado índice de Fenómenos de la Naturaleza, Temblores por toda la Tierra, Levantamientos sociales, nos dicen que algo fuerte pasa en la Humanidad.

Y el hombre NO lo descubre, porque se niega a creer que esto NO es normal. Continuemos en Oración y acción, en Arrepentimiento y enmienda, en FE y Fidelidad al Dios Uno y Trino. Seamos UNIDAD como nos lo solicita Nuestra Madre Santísima. Amén.

23 DE AGOSTO DEL 2017

Amados hijos de Mi Corazón Inmaculado, les Bendigo.

Dichoso aquel que ha creído.
Dichoso aquel que obedece la voz de su Pastor.
Dichoso aquel que ama a sus hermanos.
Dichoso aquel que NO se engrandece a sí mismo.
Dichoso aquel que mira a Mi Hijo en su hermano.
Dichoso aquel que NO se llama a sí mismo: elegido.
Dichoso aquel que se da con amor a sus hermanos.
Dichoso aquel que ama y perdona, perdona y ama.
Dichoso aquel que cumple Los Mandamientos de la Ley de Dios.
Dichoso aquel que cada instante de su existir lo dedica al servicio de Mi Hijo.
Dichoso aquel que protege su alma, que sujeta su yo humano y se acerca a la Fusión permanente con su espíritu bendecido por el Espíritu Divino. 

Dichoso aquel que NO es como el mercader a las afueras del Templo.
Dichoso aquel que respeta el pensamiento de sus hermanos cuando este difiere del suyo.
Dichoso aquel que mantiene la correcta Sabiduría para corregir con amor fraterno a sus hermanos.
Dichoso aquel que NO cree tener siempre la razón en todo.
Dichoso aquel que sabe guardar silencio en lo secreto de su corazón.
Dichoso aquel que domina su lengua y NO permite que esta hiera a su hermano.
Dichoso aquel que NO obliga al hermano a fusionarse con la Divinidad, sino que con Amor Divino le toma la mano y le conduce presuroso, pero con paciencia.

Dichoso aquel que ha comprendido que el Instante NO es instante y que cada día terreno es un acercarse más al cumplimiento de las Profecías.

Dichoso aquel que da TODO por seguir a Mi Hijo.
Dichoso aquel que es prudente.
Dichoso aquel que domina su ego humano y NO lastima a su prójimo.
Dichoso aquel que ha abierto su corazón al Amor Divino y por ende, ama a sus hermanos en espíritu y verdad.

He derramado Mis Lágrimas, amados hijos de Mi Corazón Inmaculado, Mis Lágrimas de Sangre. Pues recorriendo la Tierra perennemente, he recogido la sangre de inocentes y de cantidad de mártires de esta generación.

He derramado Mis Lágrimas de Sangre por aquellos hijos Míos que han sido, son y serán víctimas del maltrato de algunos de Mis hijos predilectos, a los cuales les suplico cumplir sus votos y orar para que el enemigo NO les venza.  Ustedes por ser hijos predilectos, son constantemente acechados por cantidad de Demonios.

Por ello deben permanecer fortalecidos y vivir en espíritu y verdad ese instante tan sublime de la Consagración. En ustedes, en sus manos mantienen y son testigos del Gran Milagro de la Transubstanciación.

He derramado Mis Lágrimas de Sangre por aquellos que de alguna forma desean poseer dominio sobre sus hermanos y les intimidan con perder la Vida Eterna.

Mi Hijo es Libertad, pero bien saben ustedes que el libre albedrío del hombre tiende a separarse de Mi Hijo en este Instante en que el Mal acecha al hombre por todos los costados posibles.  El Mal es tan sutil que para ustedes puede pasar desapercibido.

Por ello deben permanecer unidos al Espíritu Santo suplicando DISCERNIMIENTO en cada paso que den, en cada acción, en cada obrar y más aún en cada palabra que salga de la boca de ustedes.

Mi Maternidad NO concluyó al pie de la Cruz al recibirles a ustedes, sino ahí inició. Y NO concluirá hasta que les presente ante Mi Hijo Amado. Por ello Mi Palabra, que es Voluntad Divina, NO se detendrá para que el Pueblo de Mi Hijo tenga conciencia de cuál es la Voluntad Divina, NO camine a la deriva y NO dé pasos en falso.

NO CREAN QUE POR SER FIELES Y PERMANECER EN UN CONTINUO ESFUERZO PARA SER OBEDIENTES Y CUMPLIDORES DE LA VOLUNTAD DEL PADRE,

SERÁN EXENTOS DE LOS ACONTECIMIENTOS VENIDEROS.

A lo largo de todas Mis Apariciones he revelado a la Humanidad en cada una de ellas, lo que enfrentarán precisamente en esta generación, en la que pueden distinguir con claridad todas las Señales que les mencioné como condición para que se cumplieran Mis Revelaciones.

Son un Pueblo Desobediente, NO CREEN. Desean constantemente poner el dedo en la llaga para creer, razonan tanto, extremadamente. Que en ocasiones se creen superiores para juzgar a sus hermanos.  Eso NO es correcto, pues ninguno de mis hijos debe juzgar a su hermano.  

La Misericordia Divina NO conoce límites y NO por ello, NO EXISTE la Justicia Divina, pues el que NO es verdadero, el que NO se esfuerza, el que NO cumple Los Mandamientos, el que NO tiene Caridad, el que NO es humilde, el que NO lo da todo por seguir a Mi Hijo…

Ése recibirá su paga y NO será la misma que la paga que recibió el que se arrepiente consciente y con firme propósito de NO volver a pecar.  Viven un Instante demasiado serio para que continúen tomando a la ligera los Llamados del Cielo.

Esta generación probará el Cáliz Amargo de la Purificación.

La Tierra misma se encuentra en constante evolución. Y en su proceso de evolución NO RESISTE más tanto pecado del ser humano. Y por ello se estremece y se estremecerá con gran fuerza.

Les miré con regocijo participar del Eclipse y así deseo que piensen. Que analicen, ya que la alegría de servir a Mi Hijo la miro eclipsada constantemente; pues priorizan lo del Mundo y postergan los Pedidos de Mi Hijo.

LLAMO A TODA LA HUMANIDAD A QUITARSE LA VENDA DE LOS OJOS,

A QUE MIREN LA REALIDAD DE LOS ACONTECIMIENTOS,

A que se enteren y se den plena cuenta del Pecado que sobreabunda en la Tierra.

Les llamo ante la Urgencia de la preparación espiritual de cada uno, pues como Madre NO deseo que el Aviso (1) les tome sin haberse arrepentido por el mal proceder, sin haberse reconocido pecadores.

El Dolor del alma en el Aviso será inimaginable porque NADA de lo que ha cometido quedará oculto. Me duelo porque aún con este Acto de Misericordia Divina y oportunidad para la Salvación del género humano, algunos se rebelarán.

Esa algarabía que algunos viven, esa necedad que algunos mantienen, esa indiferencia, esa desobediencia en la que algunos de Mis hijos viven perennemente, les atravesará el corazón de dolor; pues cuando deseen alejarse de los Tentáculos del Mal, NO podrán alejarse, porque les tendrán ya atrapados en ellos…

Y lucharán con más fuerza para que sus almas NO pertenezcan a Mi Hijo y para que la conciencia se anule y NO sientan la necesidad de buscar a Mi Hijo. Como Madre, Me duelo por ello…

Hijos Míos, oren por Italia. Italia va a padecer grandemente. Italia será invadida y su corazón recibirá la fuerza del Odio y de los que desprecian a Mi Hijo y de los que NO Me aman. (2)

Oren, hijos Míos, oren por España. España será fuertemente abatida, padecerá hasta el hartazgo y su territorio será saqueado.

Oren, hijos Míos por Estados Unidos.  El país del águila padecerá. La libertad que figura con su antorcha en la mano, será derribada por quienes entrarán en su territorio.  Su suelo se estremecerá como se estremecerá la mayor parte de la Tierra, pues pocos serán los días en que algún país no reciba la fuerza del estremecerse de la tierra. (3)

Oren hijos Míos, oren unos por otros, pues llegará el Instante en que ninguno se sentirá seguro en su país, por ello les he llamado a la Unión para que se protejan unos a otros.

Oren, hijos Míos por Argentina, será sorprendida por creaturas de su misma patria y este país de Mi Corazón, perderá la paz por un corto tiempo, pues quienes se esconden en la oscuridad, saldrán a la luz. (4)

Hijos de Mi Corazón Inmaculado:

Tienen que retomar el Camino de Mi Hijo…
Tienen que luchar contra los bajos instintos, contra el egoísmo con que se mueven constantemente…

VUELVAN A MI HIJO. Vuelvan a Mi Hijo es necesario, pues de las palabras y amenazas, las potencias pasarán a la Guerra.

Yo como Madre de la humanidad les Alerto y les aseguro mi Protección para que sus almas NO se pierdan si ustedes cumplen la Voluntad Divina.

Sean dóciles a mis Llamados, NO sean necios, sean dóciles.

Les Bendigo en el Nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo.

Mamá María.

 (1) Revelaciones sobre el Aviso, leer…

(2) Profecías para Italia, leer…

(3) Profecías para EE.UU, leer…

(4) Profecías para Argentina, leer…

30 DE JULIO DEL 2017

Amados hijos de Mi Corazón Inmaculado:

Les Bendigo con mi Amor, les Bendigo con mi Maternidad, les Bendigo con mi Corazón.

Amados discípulos de Mi Hijo, NO tomen a la ligera Mi Palabra. Ella es transmitida a ustedes por Voluntad Divina. Lo que conocen en este instante, es lo que por Voluntad Divina a través de Nuestra Profeta, el mismo Cielo explicita a Su Pueblo antes de que ocurran los acontecimientos. Por ello deben vigilar y NO descansar.

Los elegidos del Señor deben mantenerse atentos, NO sea que Mi Hijo llegue y les encuentre dormidos. Dormidos sobre lo que les ofrece el Mundo, sumergidos en el Pecado y la ofensa terrible de la búsqueda incansable del Placer, consecuencia de las malas costumbres que han arrastrado al hombre a su ruina.

No se habla de la pérdida del alma precisamente para que el hombre pierda el alma…
No se explica la trascendencia del alma humana…

HIJOS, MI HIJO PADECE GRAN SED DE ALMAS

Y SU PUEBLO NO SABE QUÉ ES EL ALMA.

Algunos de Mis hijos NO creen en la Salvación y se entregan a atesorar dinero para vivir bien en la Tierra y para vivir lo más cómodo que se pueda. ¡Qué equivocados se encuentran esos que NO desean ascender en el espíritu, sino que encuentran placer en vivir dentro de lo material y NO de lo que les solicita Mi Hijo!

¿Cómo es que ignoran las Señales de este instante, en donde la corrupción ha tomado todo lo que les rodea, en donde son manipulados en todo aspecto, en donde les han llevado a creer que NO existe el Infierno y por lo tanto, todo pecado es perdonado?

Hijos, tienen las señales ante ustedes: el clima se ha transformado, los animales han perdido y alterado sus costumbres, las enfermedades NO se detienen, las constantes manifestaciones del Sol mantienen a la Tierra en Alerta, así como las manifestaciones con Oleo y Sangre en Imágenes que Me representan, son el motivo Divino para llamar al hombre a la reconciliación con la Casa Paterna.

No es tarde para que Mis creaturas se alejen del Pecado. El pecado es totalmente contrario al bien. Con el pecado ofenden a Mi Hijo y si le aman, NO le deben lacerar.

MI HIJO ACORTARÁ LOS DÍAS EN ESTE INSTANTE DE CRISIS ESPIRITUAL,

DE CRISIS DE REBELIÓN, DE CRISIS DE FALTA DE FE

DEBIDO A LA ENTREGA DE LA HUMANIDAD A TODO LO QUE PROVIENE DEL DEMONIO.

Continúan siendo hijos Desobedientes…
Continúan rebelándose ante las Señales del Cielo…

La Abominación ha llegado a los hijos desobedientes y Mi Hijo les dijo: “cuando vean que suceden estas cosas, sepan que todo se encuentra cerca”… (Mc. 13,29)

Hijos, han dejado de lado la conciencia para continuar en el individualismo y peor aún, pensando que cada uno es el centro sobre el cual los hermanos tienen que ajustar su vida. Mi Hijo les ha llamado a pertenecer a Su Misión y a predicar para bien del hermano, pues NO se predica solo con la palabra sino con el Testimonio.

Ustedes NO tienen claro el hecho de que son hijos de Dios porque NO lo conocen verdaderamente. NO lo respetan en plenitud, NO lo reconocen, pues ante esta sociedad continúan guardando respetos humanos que se verían afectados si sus semejantes se enteraran de que ustedes forman parte del Ámbito Divino, al decidirse a un cambio de vida más espiritual y menos mundano.

La Humanidad ha bebido el Néctar Venenoso que emana del Árbol del Mal. Se ha alimentado de la semilla de la mentira, ha tomado los frutos de la falsedad y guarda la reserva de la más grande equivocación. NO alcanzan a mirar más allá de donde llega la vista.

Viven inertes, mientras grandes élites tienen en sus manos toda la Industria que existe… Y en este Instante se hacen más poderosas ante la sumisión de los dirigentes de las naciones.

Europa es conmocionada por atentados y continuará siendo conmocionada, ya que es el anhelo de otros credos que mantienen como objetivo dominar ese continente.

HIJITOS, DEBEN EVOLUCIONAR Y CAMBIAR DEFINITIVAMENTE,

DEBEN MOSTRAR MADUREZ ESPIRITUAL.

Tienen que luchar contra los malos pensamientos, dejar de lado el Odio, la Ira, la necedad que siempre encuentra un punto de discusión en todo.

Les llamo a la Oración y eso NO es relevante para ustedes, ya que miran solo lo que para ustedes es sobresaliente. BUSCAN LOS SUCESOS, cuando les hablo de lo venidero; NO para cambiar, sino por saber.

Crezcan espiritualmente, sean dóciles. NO se contenten con asistir a la Santa Misa, si fuera de Ella son creaturas desobedientes y crueles.

Ven el agua del mar y sus extensiones adentrarse en la Tierra. Por ello, Yo como Madre les he alertado del cambio en la Geografía de la Tierra, del dominio del Demonio sobre la Humanidad, de las Pestes y de cuanto pasarán antes de la Segunda Venida de Mi Hijo.

Yo llamo, el hombre NO responde. Es una sociedad autómata de la tecnología y de sí misma. 

Construyen nuevas Torres de Babel y se las entregan a Mis hijos con la finalidad de robarles la voluntad. Y el Pueblo de Mi Hijo se complace en entregarse a las novedades para que les controlen.

Amados hijos de Mi Corazón Inmaculado:

NO SE COLOQUEN EN EL CUERPO NINGÚN CHIP,

ESTOS SON EL PRELUDIO DEL MICROCHIP, POR EL CUAL EL ANTICRISTO DOMINARÁ A LA HUMANIDAD.

NO permitan que les gobiernen la mente, NI las emociones, NI los pensamientos, NI las decisiones…
NO permitan que les gobierne el desamor, la ira, la violencia, la venganza, el deseo de persecución hacia quienes NO piensen igual que ustedes…
NO permitan que les lleven a desconocer a los familiares. NO son robots, hijos; son creaturas de Dios.

Amados hijos, oren, oren por Ecuador, padece.

Amados hijos, oren, oren por Australia, se estremece.

Amados hijos, oren, oren, la energía nuclear les llevará a padecer. (1)

Amados hijos, oren, oren por la violencia que NO se detiene.

Amados hijos, oren, oren por Italia, es tocada por el Terrorismo.

HIJOS, NO ES INSTANTE PARA QUE EXPERIMENTEN CON ARTEFACTOS QUE DEBEN SER COLOCADOS DENTRO DEL CUERPO Y LLEVAN UN CHIP. 

NO ES INSTANTE PARA ACEPTAR EL SELLO DEL DEMONIO.

Hijos Míos, amen a Mi Hijo, Aliméntense de la Eucaristía, oren el Santo Rosario. Ofrezcan por sus hermanos que son oprimidos por sus gobernantes.

Soy Madre de la Humanidad, NO tomen a la ligera Mis Palabras. Mi Corazón es Arca de Alianza en donde se encuentra el Pueblo de Mi Hijo. Intercedo por cada uno para que salven el alma.

Mamá María.

 (1) Revelaciones sobre la energía nuclear, leer…

Comentario del Instrumento

Hermanos:

Cuando la Madre Santísima se dirige al Pueblo de Su Hijo, en la Creación hay silencio absoluto…

Vi a nuestra Madre Santísima vestida de blanco total, llevando en Su Mano el globo terráqueo. Este estaba rodeado por el Santo Rosario. Nuestra Madre me dijo:

“Amada hija, la Humanidad se encuentra confundida y más espiritualmente. NO logra encontrar el Camino porque le presentan varias opciones que le extravía más.

La Humanidad se encuentra en Gran Peligro, las novedades del microchip harán de Mis hijos los sumisos del Anticristo. Esto les llevará a desconocerse entre padres, hijos y familiares. Se levantarán en contra de quienes son de su misma sangre. Por una u otra razón, el chip es ofrecido a la población para que lo acepten sin oposición.

Amada hija, cada Instante es un acercarse del Mal ante la Humanidad. Pronto las Reformas en el Clero causarán mayor disgregación en el Pueblo de Mi Hijo. Dile a tus hermanos que si en este instante pasan por pruebas, que las ofrezcan para que el mayor número de sus hermanos encuentren el Verdadero y Único Camino.

Dile a Mis hijos que cuando tengan sed Me llamen… Ante la confusión Me busquen, ante el temor se refugien en Mi Corazón. Yo intercedo por todos, NO existe creatura que solicite Mi Intercesión y NO sea escuchada por Mí.  

EL AMOR ES LA FUENTE Y SOLUCIÓN DE TODOS LOS DETENTES DEL HOMBRE.” Amén.

http://www.revelacionesmarianas.com/

P238 ¡ATENCIÓN DISCÍPULOS!


17 DE JUNIO DEL 2017

Amado Pueblo Mío:

Les Llamo a continuar abriendo camino dentro de la selva de los apetitos desordenados que en este instante sobreabundan en la Humanidad.

Mi Pueblo mira con desatención mis Llamados. Mira debido a que NO lee NI desea comprender cuanto les plasmo, en ocasiones con dureza; para que NO se alejen de Mí o sientan que con asistir a recibirMe el día Domingo en la Eucaristía… YA CUMPLIERON.

El hombre ha crecido buscándome pero NO dentro de sí mismo, sino desviándose hacia otros caminos que les llevan a caer en las Garras de Satanás.

La Humanidad ensordecida por el deseo propio de superación, enceguecida por continuar avanzando, irrespetó a la Creación. En este Instante, el padecer del hombre se encuentra complementado por la agresión hacia lo que le rodea.

En cuanto el hombre se ha agredido a sí mismo devastando todo a su alrededor, ha minimizado la protección de la Creación sobre toda la Humanidad.

Yo les llamo al cambio interior, lo leen y NO lo atesoran al NO amarme. Al contrario, reaccionan en contra de la unión espiritual con Mi Casa y del crecimiento espiritual.

Amado Pueblo Mío, saben que el Enemigo del alma devora el amor en la criatura humana.

Son necios, les llamo a crecer espiritualmente para que superen la debilidad y NO sean fácil presa del Demonio y en su lugar, reaccionan y accionan totalmente contrario a lo que Yo les solicito. Es la necedad humana, la reacción del que NO se encuentra convertido y convencido.

Del que NO se ha decidido a darlo todo por Mí, sino al contrario, continúa en una constante lucha en Mi contra.

Esta generación toma Mis Palabras a su conveniencia para alejarse de Mí.  Le da un sentido propio a Mi Ley para transgredirla ante el desenfreno total en que vive la criatura humana.

Los tiempos de Sodoma y Gomorra NO fueron como estos. Esta generación los ha superado ante un hombre que vive de lo inmediato y vive exigiendo respuestas que NO merece.

El Instante transcurre sin que mediten en qué se les va la vida y NO encuentran paz, esto debido a que NO se satisfacen ante nada, NI con nada.

El hombre crece sin conocerMe, la iniciativa no es necesaria NI siquiera la de buscarMe. Miro a tantos de Mis hijos participar de grupos de Oración, prestar ayuda dentro de los servicios religiosos, mencionar que pertenecen a un determinado grupo y SON TAN VACÍOS,

QUE NO LLEGAN A TOMAR CONSCIENCIA DE CUANTO LES DOY…

 La reacción de una gran parte de Mis hijos es de soberbia ante Mis Llamados.

Pueblo Mío, es necesario que mires en tu interior, ya que la Rebeldía continua envenena al hombre hasta que le lleva a permanecer en la soledad de su propia desgracia.

Amado Pueblo Mío, “no solo de pan vive el hombre” (Mt. 4,4). Se alimentan de cuanto les llega a las manos y sin conocerMe, Me cuestionan.

El Demonio mantiene cada uno de sus Tentáculos sobre un determinado sector de la humanidad.

Cada Tentáculo del Mal fue designado para atacar constantemente a mis hijos dependiendo de la calidad y cualidad de cada hombre.

Nuestra Casa les ampara, pero la Humanidad rechaza la Protección Divina y continúa viviendo en su “ego” con su personalidad, debido a que el mínimo cambio es para el hombre señal de debilidad.

Yo NO Soy un Dios a la medida de los caprichos de cada uno de Mis hijos, SOY EL QUE SOY(Ex. 3,14) y Mi Pueblo ha sido llamado a vivir dentro del cumplimiento de Nuestra Voluntad.

Pueblo Mío, el Mal alimenta al soberbio, al deshonesto, al envidioso, al rebelde, al traicionero, al que NO permite la reprensión. Al que NO ama y por ende se encuentra con su vida colmada de TIBIEZA en todo aspecto.

Esperan… ¿Qué esperan? Cuanto ha sido revelado se cumplirá. La Humanidad NO ha respondido y se encuentra en  la Purificación, la que aumentará cada instante.

PUEBLO MÍO: ¡REBELDE!

De Nuestra Casa llegará el Auxilio Divino como maná para Mis hijos atribulados. Mi Ángel de Paz (1) es Portador de Mi Palabra y auxiliará a los Míos. Él, fusionado a Mi Madre, será amparo para los Míos.

La Tierra, hijos Míos, será transformada por la Naturaleza que el hombre ha alterado y ha llegado a contaminar tanto, que ha debilitado. Y en su debilitamiento se desmorona en algunos lugares.

El hombre tendrá que emigrar, dejando atrás la comodidad en que se encuentra. El ANTICRISTIANISMO ES una de las Grandes Señales para ustedes…  Y NO la miran.

El Espectro de la Guerra se ha desenmascarado, viven en Guerra y NO lo miran así…

Viven en medio del Odio de unos hacia otros y NO lo miran así…

Son criaturas de dura cerviz y NO lo miran así… NO cambian, NO se transforman por Soberbia y NO lo miran así…

Roma sin que lo perciban, es rodeada por quienes se rebelan en Mi contra. Roma padecerá en manos del Terror y su suelo se teñirá de rojo.

El Mal alimenta la Ira, el hombre permite que la Ira le lleve a ser irreconocible. Hijos, Satanás se encuentra utilizando a algunos de los que fueron Mis servidores para confundirles y guiarles por el mal camino al despeñadero. Disciernan…   

Continúan viviendo en la miseria espiritual… Viven de las migajas siendo hijos del Rey, ante la constante NEGACIÓN en que se encuentran, ante la constante REBELIÓN en que se encuentran, ante la LIMITACIÓN a la que se han sometido voluntariamente…

Conocen Mi Palabra y NIEGAN la explicitación de Mi Palabra. Se mueven en un Instante fugaz…  ¡Y NO se disponen a la Conversión!

El Aviso anunciado por Mi Madre (2) se encuentra cercano a ustedes y Mi Dolor es infinito ante el estado de las almas que se niegan a la conversión.

¡TENEMOS QUE IMPLORAR LA RESURRECCIÓN ESPIRITUAL…!

Tienen que adentrarse en el cambio radical: serio, decidido…

Y TIENEN QUE DEJAR DE SER MEDIOCRES Y TIBIOS.  

Mi Iglesia tiene que ser Salvación y NO Perdición. SI NO se deciden al cambio interior y son testimonios de Mí,

¿De qué les sirve el Conocimiento?

Un Conocimiento sin Praxis es una vela sin Luz. 

Amado Pueblo Mío, cambios atmosféricos hasta ahora desconocidos serán asombro de la ciencia.

El hombre NO conoce lo que ha provocado al alterar la Creación.

Oren hijos Míos, oren por Rusia, padecerá por la Naturaleza. Sus habitantes padecerán por el terrorismo.

Oren hijos Míos, oren por Canadá, será estremecida fuertemente.

Oren hijos, oren, la Tierra se continúa estremeciendo y toma por sorpresa a quienes no esperan esto.

Los volcanes aumentan su furia y los grandes volcanes son noticia.

Amado Pueblo Mío, de la inmoralidad pasaron al total desenfreno y este aumenta sin medida, ofendiendo y transgrediendo Mi Ley.

NO se miran a la Luz de Mi Verdad, se condenan a sí mismos sin el mínimo reparo.

Cuanto significa esfuerzo lo desechan, por ello me han desechado a Mí. NO agradecen cuanto poseen, sino lo desprecian.

 Llegará el momento en que el Enemigo de la Humanidad les separe de sus posesiones y lo lamentarán,

siendo tarde para auxiliar al necesitado y al hambriento.

Pueblo Mío NO caminan, sino les dirige la corriente del Mundo, por ello NO se detienen y cambian de rumbo.

Las grandes ciudades se encuentran infestadas de Maldad y Perdición. Ustedes hijos Míos, NO se acerquen al Mal.

Ustedes NO son los dueños de la Salvación, deben ser dignos de Ella. NO son dueños de la salvación, pero deben llegar a adquirirla.

Vengan a Mí hijos. Vengan a Mí, NO sean rebeldes.

Les bendigo, les Amo.

Su Jesús.

 (1) Revelaciones sobre el Ángel de paz…

(2 a) Revelaciones sobre el Aviso…

(2 b) Garabandal…

Comentario del Instrumento

Hermanos:

Nuestro Señor Jesucristo llama al hombre con Amor Divino a través de la explicitación de Su Palabra. Nos hace ver la realidad del hombre que tiene ante sí: el Bien y el Mal y la Decisión de la Salvación.

El hombre dentro de su ser propio con su personalidad, puede ser amor o angustia para sus semejantes, puede ser esperanza o llegar a ser motivo de desolación. Cada uno decide qué desea ser en la vida. El hombre puede cambiar y ser mejor y motivo de bendición para la Humanidad.

Esto no es una posibilidad, es la decisión personal de cada uno. Cristo nos llama a ser esa gota de agua que acepte unirse a los hermanos, para  expandirse e ir creciendo y  así ser parte de ese Pueblo de Dios que da  testimonio del Amor Divino.

Cada criatura humana vive el Amor en su interior. Cada uno es libre para que ese Amor Divino le transforme para ser bendición en la vida. Cada hombre decide vivir en una larga espera para encontrar la verdadera felicidad, o decide unirse a Cristo y que la búsqueda pase a ser una amada realidad. Amén.

http://www.revelacionesmarianas.com/

Mayo 18 de 2017

Mis pequeños, a Mí vuestro Hermano Jesucristo Me decían el Maestro; porque realmente era el Verdadero Maestro, NO como los escribas y fariseos. Que ellos aunque trasmitían conocimiento, NO vivían ese conocimiento. Yo vivía lo que Mi Padre Me daba, veía cómo las multitudes Me seguían, porque estaban deseosas de aprender.

Estaban cansadas de la manipulación de los escribas y fariseos, de su hipocresía, de su maldad. La soberbia habitaba en ellos. Daban la Palabra, pero para recibir una remuneración económica… Hasta se podría decir que vendían las Enseñanzas del Antiguo Testamento.

El maestro da lo que sabe para el bien del alumno. Y se congratula inmensamente, cuando el alumno NO solamente aprende lo que se le enseñó, sino hasta que le supera.

Yo os he dado también una Promesa: Que aquél que Me siguiera, podría ser como Yo o hacer cosas MÁS GRANDES que las que Hice…  

Y NO porque seáis dioses, sino porque al conocer la Palabra y Vivirla, sabréis que Yo habitaré en vosotros.

Yo Soy el Verbo que Me he hecho Carne para el bien de vosotros, para transmitiros las Enseñanzas y la Vida del Cielo. Soy vuestro Dios hecho Hombre que como Maestro, os he dejado la Sabiduría del Cielo.

Pero son pocos los que realmente aprecian todo ese Conocimiento, toda la Sabiduría que os di.

Debéis abrir vuestro corazón. Debéis dejar que Mi Santo Espíritu os ilumine y sobre todo, PEDÍRSELO para que vosotros podáis vivir y gozar lo que se vive en el Cielo.

Debéis ser maestros y con esto os quiero decir, que si vosotros enseñáis lo que Yo os dejé, os pone en una posición privilegiada ante Mis Ojos.

Cuando vosotros enseñáis algo bueno a un hermano vuestro y ese hermano vuestro mejora en su vida espiritual y aprende a amarMe mejor, vuestro premio en el Reino de los Cielos, será grande.

Si vosotros realmente Me amáis y lo compartís con vuestros hermanos; porque queréis que ellos también tengan ese Conocimiento, ese amor hacia Mí.

Al ser vuestros deseos buenos, al ser vuestros deseos santos, eso os santifica a vosotros. Santifica a vuestros hermanos y vais engrandeciendo Mi Reino sobre la Tierra y también, Mi Reino en los Cielos.

Entended Mis pequeños, que Yo quiero lo mejor para vosotros. Vosotros mismos os congratuláis inmensamente, cuando vuestros hijos aprovechan el conocimiento que se les da en la escuela.

Vosotros pagáis para que ellos obtengan ese conocimiento y en sus calificaciones, vosotros notáis cómo se van engrandeciendo… Y vosotros os ponéis felices, porque están aprovechando el conocimiento dado.

Imaginad cómo Me pondré Yo Mis pequeños al ver que vosotros que ya estáis llenos de Mí, que estáis transmitiendo vida espiritual a vuestros hermanos y que hermanos vuestros que NO Me buscaban, que NO Me conocían, cambian y empiezan a buscarMe y a enamorarse de Mi Amor.

Esto os repito, es un gozo inmensamente grande que Yo os pagaré en el Reino de los Cielos.

APÓSTOLES DE LOS ÚLTIMOS TIEMPOS… y magníficos actores del mundo artístico del cine actual…

Yo NO os puedo forzar a amarMe y eso es lo más grande que vosotros hacéis. Porque tampoco forzáis a los vuestros a amarMe. Os siguen y aprenden o desean aprender, porque os notan enamorados de Mi Amor. Enamorados de Mis Obras, enamorados de Mis Milagros, enamorados de Mi Perdón hacia el pecador.

Os podéis enamorar tanto de Mí, de tantas cosas que Yo hice, porque todas las realicé con Amor.

Os he dicho que el Amor es Dinámico, el Amor mueve a los corazones. Si vosotros, todo lo que hacéis a lo largo del día lo hacéis embebidos en el Amor, recibiréis mucho agradecimiento de aquellos que están recibiendo lo que les estáis dando.

Vosotros mismos podéis cambiar al Mundo y lo vais a cambiar viviendo en el Amor, deseando el Amor, ayudando a vuestros hermanos a alcanzar Mi Amor.

Todas las almas responden al Amor. Os he dicho que aunque sean muy malas a ojos humanos, el amor puede hacer cambiar hasta al más malo que vosotros podáis creer que es. Y tenéis el mejor ejemplo en la Cruz.

Cómo teniendo Yo dos ladrones a Mi lado y quizá asesinos, gente malvada a ojos humanos; Mi Presencia movió el corazón de uno de ellos, porque su corazón fue susceptible a ser enamorado por Mi Amor.

Por eso os pido NO juzguéis de antemano, cuando veáis a alguien que aparentemente es muy malo… Y que posiblemente sí realice actos desagradables a Mis Ojos. Recordad que Mi Presencia que debe estar ya en vosotros, puede cambiar a esa persona.

Así que, tratad con respeto a todos vuestros hermanos, aún a pesar de que los veáis llenos de pecados. NO los juzguéis, AMADLOS. Demostradles Mi Amor. Hacedles conocer que el Amor lleva al Perdón. Ayudadles a que puedan tener un arrepentimiento profundo, precisamente porque Yo siendo Amor, Mi Misericordia Infinita perdona aún los actos más graves. 

PedidMe Mis pequeños, que Mi Santo Espíritu os dé las palabras, os dé los sentimientos amorosos para cambiar corazones. PedidMe que Mi Amor y Mi Corazón estén en vosotros, para que aprendáis a ver a vuestros hermanos como Yo veía y sigo viendo, a cada uno de vosotros.

Os repito, NO juzguéis. Todas las almas son susceptibles a un cambio verdadero. Y primeramente debe haber un cambio verdadero en vosotros, para que transmitáis Mi Amor que antes debe vivir en vosotros y así lo podáis dar a vuestros hermanos.

Yo, el Hijo del Hombre y vosotros Mis pequeños, Mis hermanos, os Bendigo: que la Luz del Espíritu Santo, descienda sobre vosotros, os transforme y os lleve a la Perfección de Mi Padre, a la que estáis llamados todos vosotros.

Gracias, Mis pequeños.

http://diospadresemanifiesta.com/

R110 ENFERMOS DE MALDAD


JUNIO 07 2017 3: 30 P.M.

Mis hijitos, la paz de mi Señor esté con vosotros y mi Protección Maternal os acompañe siempre.

Mis niños, estoy muy triste y sufro mucho por todos mis hijitos que viven en unión libre, adulterio o tienen relaciones por fuera del Sacramento del Matrimonio, como lo son la inmensa mayoría de mis jóvenes.

Os digo como Madre de la humanidad, si no enderezáis vuestro caminar y retomáis la senda de la salvación, muchos de vosotros NO vais a regresar a este mundo después del Aviso.

Vuestro pecado será vuestra condena, si no os arrepentís y reparáis por ello. Sabed que en vuestro Paso por la Eternidad, el lugar donde iréis a parar será el infierno, de allí serán muy pocos los que regresen a este mundo.

Muchas lágrimas estoy derramando por vosotros mis pequeños, NO sabéis cuánto dolor siento en mi Corazón, por las espinas de impureza que a diario me claváis por este pecado.

No sabéis cuán grande es el dolor de mi Hijo, al veros mancillar el Sexto Mandamiento de la Ley de Dios.

La inmensa mayoría de la humanidad se va a perder por su libertinaje e impureza sexual. El Demonio de la Impureza está arrastrando a muchos jóvenes, hombres y mujeres, al Infierno. es uno de los pecados por el cual más almas se están condenando.

Nuevamente os hago un llamado padres de familia, para que controléis el uso de la tecnología en vuestros hogares. Mis niños y mis jóvenes están haciendo mal uso de esta tecnología que se maneja hoy, especialmente la del celular, el computador y la televisión.

Muchos la están utilizando para ver pornografía y por ahí, les entra el Demonio de la Impureza que los está llevando a la Muerte Eterna. Otros la utilizan para adentrarse en el mundo del ocultismo, aprendiendo brujería o jugando tabla ouija.

Otros tantos la utilizan para escuchar música metálica satánica, que termina por alejarlos de la familia y de Dios; sumiéndolos en las Tinieblas de donde no saldrán, si no renuncian a ella.

¡Padres de familia, restringid el uso de esta tecnología en las horas de la noche, porque muchos de mis niños y jóvenes NO descansan por estar pegados al celular, el computador o la televisión; viendo lo que NO deben de ver y escuchando lo que NO deben de escuchar!

Os digo padres de familia, el Cielo está muy triste por la permisividad de muchos de vosotros, que de seguir como van lo más seguro es que se pierdan junto con sus hijos.

En el Infierno hay un lugar donde yacen las familias que se condenaron por la permisividad de muchos padres. El demonio de la tecnología se está robando el alma de muchas familias.

Hijitos, la inmensa mayoría de los hogares de hoy, son hogares del mundo donde el Espíritu de Dios ha sido reemplazado por la tecnología luciferina.

Mi Santo Rosario ya no se reza en muchos hogares y son muy pocas las familias que hoy sacan tiempo para la Oración.

Este alejamiento de Dios es lo que está llevando a la muerte espiritual a tantas familias. ¡Volved padres de familia a retomar la Oración y el rezo de mi Santo Rosario en vuestros hogares, para que el demonio de la tecnología salga de ellos!

Aprendeos los Mandamientos de la Ley de Dios y ponedlos en práctica.

Enseñádselos a vuestros hijos, para que vosotros y ellos NO los sigan transgrediendo.

Inculcad buenas bases morales y espirituales para que renazca la vida espiritual en vuestras familias.

Que la Paz de mi Señor, permanezca en vuestros hogares

Os ama vuestra Madre, María Rosa Mística

Dad a conocer mis mensajes a toda la humanidad, hijitos de mi Corazón.

http://www.mensajesdelbuenpastorenoc.org/mensajesrecientes.html

Mayo 16 de 2017

Hijitos Míos, vivís en el temor por Mis Mensajes. Actualmente estáis viviendo el de Fátima, el que os di ahí Mis pequeños.

Pero, en Mis Mensajes anteriores y posteriores, Yo os iba anunciando lo mismo, porque el hombre no responde.

Tenéis un Padre amorosísimo. Tenéis a Su Hijo, vuestro Salvador y Redentor que se dio por vosotros. Tenéis a Mi Esposo, el Santo Espíritu que os guía si es que así lo deseáis; pero a ninguna de las Tres Divinas Personas, vosotros les respondéis.

Os asustáis por lo que Me manda Mi Padre que os diga, pero NO respondéis, os quedáis en el temor. Pero NO hay cambio en vuestro corazón, NO volvéis al buen camino, NO os arrepentís de vuestros pecados. ¿De qué os sirve o en qué os ayuda vuestro temor?

Estáis conscientes en que NO estáis dando todo lo que podríais dar, empezando con vosotros mismos.

Vosotros no dais lo que NO tenéis, NO ha habido un cambio sustancial en vuestra espiritualidad, a pesar de que el Cielo se ha volcado completamente por vosotros. Y vosotros, ¿Qué habéis hecho para responder positivamente al Cielo?

Os asustan las profecías. Vosotros fuisteis creados para el Amor, para vivir el Amor, para transmitir el Amor y para gozar una eternidad en Amor. Pero por lo visto, es el temor el que realmente os mueve.

Ojalá que ese temor que ahora, una gran mayoría de vuestros hermanos padecen, si os llevara hacia la conversión, hacia un cambio de vida positivo, hacia una trasmisión de vida en el espíritu, estaríais haciendo un bien; no importaría en un momento dado, que fuera el temor el que os moviera a la conversión.

Pero Mi Padre quiere una vida de Amor, Él Es Amor, El Hijo es Amor, El Espíritu Santo es Amor, Yo fui creada en el Amor y vosotros también.

NO tenéis por qué sufrir en el temor, NO fuisteis hechos para el temor, el temor viene de Satanás. Si vosotros, realmente vivierais en el Amor, estas Advertencias de los Mensajes que os da Mi Hijo o que Yo os doy o el Mismo Padre por Amor a vosotros, os debieran llevar a la perfección…

Y NO os debieran mover hacia el temor y vivir preocupados por lo que sucederá. Si vivís en el Amor y vivís para el Amor, ya sabéis de antemano cuál es vuestro futuro y precisamente por ello, NO debe haber temor en vosotros.

Habrá temor, cuando vuestra vida no sea de ejemplo. No sea una vida en la cual el Padre, el Hijo o el Espíritu Santo vivan en vosotros, porque vosotros mismos Los negáis y Los sacáis de vuestra vida.

En esos momentos SÍ debéis temer, pero debéis temer por vuestra salvación eterna. Debéis temer a morir en pecado grave, como la gran mayoría de vosotros vivís.

El Mundo entero está ahora llevado por Satanás, le disteis poder por NO vivir en el Amor. Le disteis poder, porque Le disteis la espalda a los Mandamientos que el Padre os dio. Le disteis poder, porque NO seguís el Ejemplo que Mi Hijo os dio.

Le habéis dado poder, porque NO os dejáis llevar por todo lo que Mi Esposo el Espíritu Santo, os da de Conocimiento en vuestro corazón y NO os dejáis mover hacia la perfección, a donde Él os lleva.

Estáis apartados de la Fuente del Bien, de la Fuente del Amor, de la Fuente de la Perfección, porque NO vivís según la Voluntad del Padre en Su Santísima Trinidad.

Si NO estáis viviendo para servirLe, entonces SÍ debéis temer, porque tendréis que dar cuentas al final de vuestra existencia, al final de vuestra misión aquí en la Tierra, de lo que hicisteis o dejasteis de hacer.

Debéis temer, cuando NO habéis dado vida a otras vidas y peor, si les habéis arrebatado la vida. O sea, el estado de Gracia a las almas que estaban a vuestro alrededor. Ahí, SÍ deberéis temer.

El hombre teme cuando NO conoce el futuro, vosotros lo conocéis. Los que estáis en Nuestro Dios, sabéis que si habéis vivido en el Bien, vuestra muerte NO será momento de desdicha NI de dolor, sino la muerte será un momento deseado de vuestro corazón, para vivir ya el Reino Prometido por Nuestro Dios.

Los que NO tienen Fe, los que NO han dejado que viva Nuestro Dios en todo su ser, ellos sí temen al futuro y a la muerte, porque NO tienen seguridad a donde llegarán después de esta vida que se os da, para servir a Nuestro Dios y Señor.

Los que teméis, acercaos al Perdón de vuestros pecados, acercaos a la Fuente de Vida de los Sacramentos. Arrepentíos de todo el tiempo perdido que se os concedió, para vivir una vida en Dios, dar vida a vuestros hermanos y luego morir, para empezar a tener una vida eterna en Dios.

Mis Apariciones fueron para advertiros que ibais por mal camino. Son las advertencias de una Madre que os ama, de una Madre que os cuida, de una Madre que ve que NO estáis cumpliendo con lo que debéis cumplir. Una Madre que quiere llevaros a amar a Quien Es Todo Amor.

Mis Advertencias se vuelven ruegos, ruegos desesperados al ver cómo el Enemigo está sobre vosotros. Y un Enemigo extremadamente Fuerte que os quiere aplastar, que os quiere destruir, que os quiere quitar la vida que Nuestro Dios, Mi Dios y Señor os concedió.

Y vosotros NO reaccionáis. Continuamente estoy ante el Trono de la Santísima Trinidad, Implorando por todos vosotros, pero vosotros NO respondéis.

Os fijáis solamente en el mal, en lo negativo. NO entresacáis lo bueno y positivo de lo que os he dicho en cada una de Mis Apariciones. Y ahora, específicamente en ésta que os di en Fátima y que NO se ha revelado en totalidad. Que la misma Iglesia NO os ha dado y que ha sido cambiado, porque Ella misma ha fallado.

Sí Mis pequeños, todos vosotros habéis fallado, porque NO habéis respondido en perfección a Quien os creó.

Que estos momentos de reflexión que esta humanidad tiene, porque estáis conmemorando este Centenario de Mis Apariciones de Fátima, os lleven al cambio verdadero. Os lleven al Verdadero Amor. Que apartéis de vosotros el temor, porque el temor NO viene de Dios.

Si seguís temiendo, es que NO hay Fe en vosotros NI hay confianza en las Promesas de la Santísima Trinidad. Teméis, porque NO queréis llenaros del Amor de Nuestro Dios y NO queréis tener compromisos. Y el compromiso mayor, es que os apartéis de la Maldad en la que os conviene vivir.

Señaláis a unos y a otros. Señaláis a personas y a gobiernos. Pero Yo os digo, señalaos a vosotros mismos, porque sois parte ya de la Maldad con la que Satanás ha destrozado vuestro ser.

Ya NO sois Virtuosos, ya NO estáis limpios de mente y corazón, ya NO sois niños, como tanto os pidió Mi Hijo. Vivís en la corrupción y en la maldad como cosa natural de vida. Y aquél que vive en la Virtud y que quiere vivir en el Bien, lo atacáis.

Meditad eso, Mis pequeños. La Maldad ha entrado fuertemente en vuestro ser, sois parte de la Maldad. Satanás vive en gran parte en vuestro ser y NO es Nuestro Dios, el que es el Amo de vuestro corazón.

¿Cómo queréis vivir en el Bien, cuando le habéis dejado entrar a vuestro corazón a Satanás? Ciertamente, él ha entrado en vosotros y os ha ido apartando del Bien que teníais y os ha llevado hacia el Mal.

Habéis hecho como os dije, un modo de vida en el Mal y a nivel mundial y NO hacéis mucho para combatir ese mal que tenéis en vuestro ser… Y eso os está llevando a una Purificación Mundial, prácticamente total.

Muy pocos quedarán, porque NO respondéis. Porque vivís más en la Maldad y en el Temor, que en la Fe y el Amor.

Soy vuestra Madre, la Siempre Virgen María. Reina, Madre de todo lo creado, porque así lo dispuso el Padre en Su Santísima Trinidad. Os amo Mis pequeños, cuido de vosotros. Pero solamente saldrán adelante los que respondan, los que tengan la humildad suficiente para RECONOCER lo que os acabo de decir y que quieran vivir en el Bien.

Sabéis que tenéis el libre albedrío, sabéis que tenéis libertad de acción, vuestra decisión será decisiva en vuestro Juicio Final.

Ahí os daréis cuenta de vuestro error, si escogisteis equivocadamente o entraréis en una felicidad extrema, cuando seáis reconocidos hijos de Dios y pasaréis al Reino de los Cielos, porque escogisteis correctamente.

Estos son momentos decisivos para toda la humanidad. Vosotros decidís, ¿Estáis con Nuestro Dios o estáis en contra de Él?

Gracias, Mis pequeños.

Mí Dios y Señor, Padre de todo lo creado, os bendiga; que Mí Hijo, bendición de Mí Dios y Señor a Mí Corazón y a Mí Vientre Virginal, os bendiga y que Mí Esposo, el Santo Espíritu del Amor, la Sabiduría, la Palabra, el Amor, también os bendiga

Y recibíd también de Mí Vuestra Madre Celestial, Mis Bendiciones y Mí Ternura. Y preparád vuestra voluntad a una libre donación para ser guiados al triunfo de la Verdad y del Amor.

 

http://diospadresemanifiesta.com/

EJÉRCITO VICTORIOSO III


HORAS NOCTURNAS DE REPARACIÓN

Pasos:

I. Coronilla del Amor

II. Meditación de la Hora Nocturna. (Una por día)

III. Oración final (ver al final la última oración)

IV. TRISAGIO A LA SANTÍSIMA TRINIDAD (Complemento poderosísimo de Protección)

 CORONILLA DEL AMOR

En las cuentas del rosario. En las cuentas grandes:

Sagrados Corazones de Jesús, María y José; sed nuestro amor y salvación.

En las cuentas pequeñas (10 veces):

Jesús, María y José os amo. Salvad almas. Salvad a los consagrados.

Al final del rosario, repetir tres veces:

Sagrados Corazones de Jesús, María y José; haced que os ame cada vez más.

II MEDITACIÓN DE LAS HORAS NOCTURNAS

SEXTO DÍA

6. Reparad por las almas que malgastan su tiempo en la Internet, en la televisión y se olvidan de Dios.

 Hijo consentido: sois generoso en ofrecerme parte de vuestro descanso nocturno con esta hora de reparación, hora en que muchas almas malgastan su tiempo en la Internet y en la televisión viendo programas: perniciosos, que no edifican para nada su proyecto de vida, que excitan su imaginación y la llevan al pecado.

Que deforman su manera de pensar, que se roban los espacios para compartir en familia, que acaban con la identidad de algunos de mis hijos; que son el camino al superficialismo, al comodismo, que desvirtúan lo que es el pecado. Pecado que es mostrado como algo muy normal, algo que encaja con estos tiempos modernos.

Reparad, hijo amado: porque la Internet y la televisión se han convertido en las cajas negras de las casas, muchas veces suelen ser pasaporte de entrada al Infierno. Porque la Oración y el rezo del Santo Rosario en familia ha pasado a un segundo plano.

El erotismo, la violencia, la prostitución, el narcotráfico y los malos ejemplos son el pan cotidiano; porque las telenovelas no han de faltar en hogares que se dicen católicos, hogares en los que poco se dialoga, poco se comparte la mesa, poco se ora en comunidad, hogares que se han olvidado de ser Iglesia doméstica.

Iglesia en la que el primer puesto ha de ser Dios y NO la televisión y la Internet. Iglesia que lea y medite las Sagradas Escrituras. Iglesia que viva en un permanente amor ágape. Iglesia que se esfuerce en permanecer adherida al gran Misterio de la Cruz. Iglesia que se deje arropar bajo los pliegues del Manto de la Santísima Virgen María. Iglesia que sea protegida por San José.

Reparad, en esta hora nocturna, porque muchos de Mis hijos se acuestan sin pensar en Mí, sin encomendarse a mi protección, sin unir sus corazones al Mío a través de la Oración. Reparad, en esta hora nocturna, para que los hombres se aparten de las puertas abiertas del Infierno y se sumerjan en uno de los Aposentos de mi Divino Corazón y sientan el fuego ardiente de la llama de mi Amor Divino.

Reparad, en esta hora nocturna, para que los rayos de mi Luz Divina penetren en el corazón de mis hijos; hijos que sentirán aversión por todo lo que sea de dudosa moral; hijos que sentirán la necesidad de buscar espacios de oración y encuentros a solas conmigo.

Alma Reparadora:

Dulcísimo Jesús: regocijo hay en mi corazón al saber que utilizáis mi nada, porque soy siervo inútil ante vuestra presencia. Soy débil y como tal, necesito vuestra fuerza divina para no declinar en el camino que he emprendido; camino embellecido con las más finas rosas de exportación; camino angosto y escarpado pero camino seguro que me lleva a un encuentro eterno con mi adorable Jesús. Nombre que llevo grabado en mis pensamientos y en mi corazón.

Nombre que me hace suspirar de amor. Nombre que excita mi espíritu en deseos de donarme. Nombre que resuena en la profundidad de mi alma y por eso estoy con mis ojos bien abiertos en esta hora nocturna de reparación.

Reparación que mitigará vuestro dolor. Reparación que adelantará el triunfo del Inmaculado Corazón y el Reinado de vuestro Sagrado Corazón. Reparación que abrirá las puertas de la Nueva Jerusalén.

Dulcísimo Jesús: reparo en esta noche por las almas que pasan largas horas en la televisión y la Internet; almas que se dejan arrebatar vuestros regalos y dádivas celestiales que soléis conceder en la oración; almas que deberán llenar los vacíos de su corazón, sumergiéndolos en las sendas de la contemplación; almas que deben pensar en su salvación, tomando conciencia de que la televisión y la Internet muchas veces llevan a la bancarrota espiritual, a la muerte espiritual.

almas que necesitan pensar en la verdadera vida, vida que exige santidad, renuncias; vida que debe ir de acuerdo con vuestras enseñanzas, Amantísimo Jesús mío; vida coherente con vuestro Evangelio. Dulcísimo Jesús mío: ¡Cómo son los hombres de ingratos y fatuos en sus pensamientos! ¡Cómo son de estultos (necios) en sus obras!, ya que la televisión y la Internet los tienen sumidos, atrapados en las redes oscuras que los llevará a la perdición.

Dulcísimo Jesús mío: os pido tener misericordia de esta humanidad renuente a vuestro amor, humanidad interesada en los asuntos del mundo pero despreocupadas de las cosas del Cielo.

Humanidad abstraída en la ciencia, en la teología pero dispersa a la Sabiduría Divina. Dulcísimo Jesús mío: llamad a cada uno de vuestros hijos a la oración; oración que los fortalecerá para que caminen como peregrinos en busca del Absoluto, en busca del Cielo.

III ORACIÓN FINAL

Jesús mío, Amantísimo y Dulcísimo Salvador: permitidme que os ofrezca y que ofrezca por Vos al Padre Eterno, la Preciosísima Sangre y Agua salida de la herida abierta en Vuestro Divino Corazón en el árbol de la Cruz. Dignaos aplicar eficazmente esta Sangre y esta Agua a todas las almas, en particular a los pobres pecadores y a la mía. Purificad, regenerad, salvad a todos los hombres con el auxilio de vuestros méritos. Concedednos finalmente, oh Jesús, entrar en vuestro Amantísimo Corazón y habitar en él para siempre. Amén.

SÉPTIMO DÍA

7. Reparad por las almas que profanan los templos: saqueándolos, robándose los vasos sagrados y las custodias.

Hijo amantísimo de mi Sagrado Corazón: despertad de vuestro sueño, levantaos de inmediato y venid a nuestro encuentro de amor porque tengo algunas cosas tristes para contaros. Tengo tanto dolor que os necesito como pararrayos en esta noche.

Mi cuerpo, de nuevo, se halla lacerado, maltratado; he recibido golpizas; golpizas por la crueldad con que soy tratado porque: ¡Cómo es posible que hombres sin corazón, hombres dirigidos directamente por Satanás: entren a los templos para saquearlos, para robarse los vasos sagrados y las custodias!

Custodias que contienen al Dios Verdadero, Presente en la Sagrada Hostia. Custodias en la que resido, vestido de sencillez y de simpleza; Custodias que son protegidas por miríadas y miríadas de Ángeles.

Ángeles que me rinden homenaje de adoración. Ángeles que entonan las más bellas canciones porque el Rey del más alto linaje habita en una pequeña porción del Cielo en la tierra. Ángeles que se anonadan y extasían de amor. Ángeles que suspiran al Cielo porque el Hombre-Dios se ha quedado hasta la consumación de los siglos en todos los Sagrarios del mundo.

Hijo carísimo: estas almas de indolente corazón profanan mi Divinidad, me rebajan a la nada. El Dios vivo y Misericordioso es pisoteado, mancillado. El Dios vivo y Misericordioso, es masacrado porque me despojan de mi Trono. Trono que es vendido, comercializado. Trono que es fundido porque el precioso metal de que está hecho, despierta la codicia en algunos de mis hijos con corazón mezquino.

Pobres de estas almas que se atreven a profanar mi Cuerpo Santísimo y los Vasos Sagrados de mi templo; tienen una deuda muy grande qué saldar; sufrimientos espantosos les espera si no se arrepienten de sus faltas; condenación eterna si no confiesan sus pecados y hacen reparación constantes por sus desvaríos y yerros.

Así es, pues, alma reparadora que estáis llamada, en esta noche, a tomar en vuestras manos un lienzo blanco, delicado para que sanéis las heridas de Mi Cuerpo, heridas que supuran Sangre Preciosa, heridas profundas porque he sido profanado, martirizado y por el peor de los verdugos. Besad y adorad mis Santas llagas y reparad para que estas almas lloren amargamente su pecado y regresen a Mí. Yo las perdonaré, les absolveré de toda culpa.

Alma Reparadora:

Mi amado Jesús: mi corazón naufraga en el dolor por vuestra palabras. Palabras que son espadas puntiagudas que cercenan mi alma. Palabras que me llevan a una profunda reparación en esta noche; noche sombría, lúgubre; noche en la que sois profanado, azotado; noche en el que vuestro templo es saqueado, robado. Templo que es pórtico del Cielo, siempre abierto. Templo que es embellecido por vuestra sublime presencia en la Sagrada Hostia.

Mi amado Jesús: tomad mi reparación en esta hora nocturna como bálsamo sanador a vuestras múltiples heridas; dejadme adorar vuestras Santas Llagas y vuestra Sangre Preciosa; dejadme embriagar de amor, pero también de dolor porque ante tanto amor que prodigáis a las criaturas, sólo recibís desprecios e ingratitudes.

Mi amado Jesús: robadme el sueño de esta noche y haced que mi pobre corazón se consuma en deseos de llevarse vuestro dolor, de reparar por estas almas que profanan vuestro Cuerpo adorable y los Vasos Sagrados de los templos.

Heme aquí Corazón agonizante de mi Jesús, ansioso de elevar rogativas al Cielo porque algunas almas no han entendido la grandeza de vuestro Misterio de Amor Divino. Misterio que es subvalorado por algunos hombres renuentes a vuestra manifestación real en la Sagrada Hostia.

Heme aquí Corazón agonizante de mi Jesús, recogiendo vuestra Sangre Preciosa y algunos pedacitos de vuestra carne desgarrada, para adorarla y rendirle la exaltación que algunas almas no os ofrecen, porque están cegadas por Satanás, están sumidas en la mayor de las desolaciones porque el no teneros, es carecer de todo.

Heme aquí Corazón agonizante de mi Jesús, con la lámpara encendida en esta noche, ya que me habéis llamado para daros consuelo, para daros una voz de alivio a vuestro sufrimiento. Os prometo unirme a vuestro dolor, llorar por los pecados de estos hombres que van directo al Infierno, Vos que sois el amor incomparable, la ternura infinita.

Vos que sois un lirio blanco y perfumado: sois deshojado, arrancado bruscamente de vuestro Celestial Jardín. Jardín regado por ríos de agua viva. Jardín cultivado por los Santos Ángeles del Cielo. Estoy aquí como centinela nocturno que custodia el gran tesoro del Cielo que tiene por Nombre Jesús.

OCTAVO DÍA

8. Reparad por aquellas mujeres que son foco de tentación, de tropiezo y de caída para mis sacerdotes.

 Hijo amado: venid a nuestro encuentro de amor. Os espero para calentaros en la llama de mi Amor Divino. Os espero para que seáis Mi centinela en esta noche. Os espero para que levantéis vuestras manos al Cielo y pidáis misericordia para los pecadores.

Os espero para que os apoyéis en Mí porque soy vuestro báculo, vuestro soporte, vuestro estandarte. Vos que formáis parte de este apostolado de reparación, Vos que no conciliáis el sueño sin antes haber cumplido con este compromiso de amor: os pido que reparéis en esta noche por todas aquellas mujeres que son foco de tentación, de tropiezo y de caída para mis sacerdotes, para Mis ungidos, para estos hombres valerosos que tienen una gran misión en la tierra.

Hombres que deben ser otros Cristos en el mundo. Hombres que deben brillar por su santidad, por su ejemplo de vida. Hombres que deben tener un corazón diáfano, libre de toda atadura, de toda mancha. Hombres que han de rechazar de plano los asuntos del mundo porque su vocación apunta a las cosas del cielo, a encaminar a mi grey a la Patria Celestial.

Reparad porque algunas mujeres son instrumentos de Satanás; algunas mujeres están poseídas por un espíritu de desenfreno sexual. Algunas mujeres fijan su mirada en alguno de mis sacerdotes y no descansan hasta no haber logrado sus propósitos mezquinos, ruines.

Reparad para que estas mujeres vuelvan sus ojos y su corazón a Mí. Mujeres que traen consigo, perdición. Mujeres que son más malditas que Judas porque se han metido con lo más amado, con lo más apetecido de mi Divino Corazón.

Reparad para que estas pobres hijas, que se han desviado de mi camino, purifiquen sus corazones en los Ríos de la Gracia. Porque el hedor que llevan dentro es mortecino, nauseabundo. ¡Cómo agoniza mi Sagrado Corazón cuando uno de Mis hijos predilectos cae en la seducción, en las apetencias de la carne; mejor sería que no hubiesen nacido!

Reparad, también, por ellos porque padecen soledad e incomprensión. ¡Cómo agoniza mi Sagrado Corazón!, cuando veo que estas almas caminan a una velocidad vertiginosa a la perdición, rogad para que reconozcan sus miserias y sus faltas. Rogad para que vuelvan hacia Mí como hijos pródigos. Yo les perdonaré porque mi Corazón sobreabunda en misericordia.

Alma Reparadora:

Sufriente Jesús mío: ¡Cómo me conduele mi corazón al saber de vuestros padecimientos! Padecimientos que os llevan a una pasión mística porque son muchos los hombres que os maltratan con su vida de pecado; pecado que deforman sus almas, pecado que los separa de Vos cortando todo nexo con el Cielo.

Sufriente Jesús mío: no sé cómo expresaros el gran amor que os tengo; no hay palabras para deciros lo que siento, basta con miraros, con recrearme ante vuestra singular belleza y mi corazón rebosa, palpita con ímpetu, con vehemencia.  

Sufriente Jesús mío: como sois el aliciente para vivir: heme aquí en esta noche cumpliendo con vuestro mandato de amor; reparar por estas pobres mujeres que no alcanzan a sopesar la dignidad del sacerdocio. No miden las consecuencias de sus actos; actos repudiados por vuestro Sacratísimo Corazón. Actos deplorables para el Cielo, actos que son causa de condena y muerte segura.

Sufriente Jesús mío: recibid el sacrificio de esta noche; descansad en mi corazón; entregadme parte de vuestro dolor , porque no soporto veros triste, acongojado por el trágico final de estas almas. Almas que deben acudir de inmediato a Vos y pediros perdón; almas que deben llorar y expiar sus culpas.

Almas que deben vivir en continua mortificación y penitencia porque han usurpado algo que NO les pertenecía. Han tocado propiedad ajena; se han involucrado con lo más amado, lo más querido en esta tierra.

Sufriente Jesús mío: llamad a una conversión perfecta a estas almas que laceran vuestro Divino Corazón; dadles una última oportunidad; demostradles que sois fuente inagotable de Misericordia; llenadles los vacíos de su corazón y suplidlos con vuestro puro amor.

Sufriente Jesús mío: compadeceos de ellas y de los sacerdotes que han caído en el fuego ardiente de la perdición; desatadlos de las oxidadas cadenas que los esclavizan; corred el velo de oscuridad que cubren sus ojos y permitidles ver la luz; luz radiante, inmarcesible; luz fulgurante que brotan de vuestras Santas Llagas.

Sufriente Jesús mío: tomad esta hora nocturna de reparación y apresuraos en vuestra Segunda Venida, porque el mundo se ha corrompido. El Mundo camina sin Dios y sin Ley.

III ORACIÓN FINAL

Jesús mío, Amantísimo y Dulcísimo Salvador: permitidme que os ofrezca y que ofrezca por Vos al Padre Eterno, la Preciosísima Sangre y Agua salida de la herida abierta en Vuestro Divino Corazón en el árbol de la Cruz. Dignaos aplicar eficazmente esta Sangre y esta Agua a todas las almas, en particular a los pobres pecadores y a la mía. Purificad, regenerad, salvad a todos los hombres con el auxilio de vuestros méritos. Concedednos finalmente, oh Jesús, entrar en vuestro Amantísimo Corazón y habitar en él para siempre. Amén.

Extractado del libro: En los umbrales de la Nueva Jerusalén, cap. II (Mensajes dados a Agustín del Divino Corazón, mensajero de los Sagrados Corazones Unidos y Traspasados de Jesús y de María).

TRISAGIO A LA SANTÍSIMA TRINIDAD.

Bendita sea la Santa e indivisible Trinidad, ahora y siempre y por los siglos de los siglos. Amén.

V. Abrid, Señor mis labios. R. Y mi voz pronunciará vuestra alabanza.

V. Dios mío, mi defensa te encomiendo. R. Señor, a mi socorro acude presto.

Gloria sea dada al Padre, Gloria al eterno Hijo, Gloria al Espíritu Santo, por los siglos de los siglos. Amén.

Acto de Contrición

Amorosìsimo Dios, uno y Trino, Padre, Hijo y Espíritu Santo, en quien creo, en quien espero, a quien amo con todo mi corazón, cuerpo y alma, sentidos y potencias, y por ser vos mi Padre, mi señor y mi Dios infinitamente bueno y digno de ser amado sobre todas las cosas, me pesa, Trinidad Misericordiosa, me pesa, trinidad amabilísima, me pesa Trinidad Santísima, de haberos ofendido sólo por ser vos quien sois: propongo y os doy palabra de nunca mas ofenderos, y de morir antes que pecar; espero en vuestra suma bondad y misericordia infinita que me habéis de perdonar todos mis pecados y me daréis gracia para perseverar en un verdadero amor y cordialísima devoción de vuestra siempre amabilísima Trinidad. Amén.

Himno

Ya se aparta el sol ardiente Tu, luz perenne. Unidad Danos un amor ferviente, Santísima Trinidad. En la aurora te alabamos Y en la tarde ¡oh sumo bien! Confiados esperamos Que allá en el cielo también. Al Padre, al Hijo, y al Santo Espíritu, con fervor Demos en piadoso canto Gloria, alabanza y honor. Amén.

Se dice tres veces:

Sanctus, Sanctus, Sanctus, Dominus Deus, Sabaoth. Pleni sunt coeli et terra gloria tua.   Hosanna in excelsis. Benedictus qui venit in nomine Domini. Hosanna in excelsis. Aleluya.Aleluya.

GLORIA Patri, etFilio, et Spiritui Sancto. Sicut erat in principio, et nunc, et semper, et in saecula saeculorum. Amen

Ahora en su rosario, en el primer misterio rezar:

 PATER NOSTER, qui es in caelis, sanctificetur nomen tuum. Adveniat regnum tuum. Fiat voluntas tua, sicut in caelo et in terra. Panem nostrum quotidianum da nobis hodie, et dimitte nobis debita nostra sicut et nos dimittimus debitoribus nostris. Et ne nos inducas in tentationem, sed libera nos a malo. Amen.

GLORIA Patri, et Filio, et Spiritui Sancto. Sicut erat in principio, et nunc, et semper, et in saecula saeculorum. Amen

Decir en las 9 nueve perlas siguientes:

Abba Santísimo, Sanctus, Sanctus, Sanctus,Dominus Deus, Sabaoth. Rex caelestis, Pleni sunt coeli et terra gloria tua.Hosanna in excelsis.Benedictus qui venit in nomine Domini.Hosanna in excelsis. Aleluya. Aleluya.”

GLORIA Patri, etFilio, et Spiritui Sancto. Sicut erat in principio, et nunc, et semper, et in saecula saeculorum. Amen

Y al terminar las 9 veces se dice:

“Por infinitos siglos de los siglos. Amén” Aleluya. Aleluya.

Hacer lo mismo en el segundo y tercer misterio, hasta completar 27 veces

Sanctus, Sanctus, Dominus Deus, Sabaoth. Rex caelestis, Pleni sunt coeli et terra gloria tua.Hosanna in excelsis. Benedictus qui venit in nomine Domini. Hosanna in excelsis. Aleluya. Aleluya.”

Antifonía

A Tì, Dios Padre ingénito; a Tî Hijo unigénito; a Tî, Espíritu Santo paráclito, santa e indivisible Trinidad de todo corazón te confesamos, alabamos y bendecimos: a Tì se dé Gloria por los siglos de los siglos. V. Adoremos al Dios de las alturas. R. Alabémosle en la tierra todas sus criaturas.

Oración

Amabilísimo Señor, Dios Uno y Trino, dadnos continuamente vuestra gracia, vuestra caridad y la comunicación de Vos para que en tiempo y eternidad os amemos y glorifiquemos, Padre, Hijo y Espíritu Santo, una deidad, por infinitos siglos de los siglos. Amén.

Gozos a la Santísima Trinidad

Dios Uno y Trino, a quien tanto Arcángeles. Querubines, Angeles y Serafines Dicen: Santo, Santo, Santo.

Santísima Trinidad, Una esencia soberana, De donde en raudales mana La Divina Caridad, De tu inmensa majestad Ante el trono sacrosanto.

Angeles y Serafines, Arcángeles y querubines Dicen Santo, Santo, Santo.

Oh misteriosa Deidad De una esencia y tres personas, Pues que piadosa perdonas, Nuestra miseria y maldad, Oye con benignidad Este fervoroso canto.

Angeles y Serafines,  Arcángeles y querubines Dicen Santo, Santo, Santo.

El Trisagio que Isaías Escribió con tanto celo, Lo cantan siempre en el cielo Angélicas jerarquías; Tan piadosas melodías Son de las almas encanto.

Angeles y Serafines, Arcángeles y querubines Dicen Santo, Santo, Santo.

Este Trisagio glorioso Voz del coro Celestial Contra el poder infernal Es auxilio poderoso, Y en este mar proceloso, Puerto en que cesa el quebranto. Angeles y serafines, Arcángeles y querubines Dicen Santo, Santo, Santo.

De la muerte repentina Del rayo exterminador, De la peste y del temblor, Libra esta oración divina; Ella la mente ilumina Y disipa nuestro llanto.

Angeles y Serafines, Arcángeles y querubines Dicen Santo, Santo, Santo.

Es el iris que se ostenta Precursor de la bonanza Es áncora de esperanza En la desecha tormenta, Es la brújula que orienta Al tender la noche el manto.

Angeles y Serafines, Arcángeles y querubines Dicen Santo, Santo, Santo.

Es escudo soberano De la divina justicia, Con que de infernal malicia Triunfa el devoto cristiano, Y hace que el Dragón tirano Huya con terror y espanto.

Angeles y Serafines, Arcángeles y querubines Dicen Santo, Santo, Santo.

De la guerra fratricida Que ensangrienta nuestro suelo, El Trisagio, don del Cielo, Nos preserva con su egida. Y en dulce paz bendecida Suba hasta Dios nuestro canto. Angeles y Serafines, Arcángeles y querubines Dicen Santo, Santo, Santo.

Yo confío en vuestro amor, Santo Dios, fuerte, inmortal, Que en el coro celestial Cantaré con gran fervor El himno que tanto honor Causa, cuando en su canto, Angeles y Serafines, Arcángeles y querubines Dicen Santo, Santo, Santo.

Dios Uno y Trino a quien tanto Arcángeles, Querubines, Angeles y Serafines, Dicen: Santo, Santo, Santo.

Antífonía

Bendita sea la santa e indivisible Trinidad, que todas las cosas crea y gobierna, ahora y siempre y por los infinitos siglos. Amén

V. Bendigamos al Padre y al Hijo con el Espíritu Santo. R. Alabémosle y ensalcémosle por todos los siglos.

Oración

Omnipotente y sempiterno Dios, que te dignaste revelar a tus siervos la gloria de tu eterna Trinidad, y que adorasen la unidad de tu augusta Majestad en la confesión de la fe; te suplicamos rendidos que por la misma confesión de la misma fe, nos veamos siempre libres de las adversidades y peligros. Por Jesucristo Señor nuestro, que con el Padre y el Espíritu Santo vive y reina por los siglos de los siglos. Amén.

Ofrecimiento

Te rogamos Señor, por la santa iglesia católica, en especial por nuestro Santo Padre El Papa y todos los prelados que la gobiernan, por la exaltación de la santa fe católica, la conversión de los infieles, herejes y pecadores, paz y concordia entre los príncipes cristianos, perseverancia de los buenos y arreglo de las costumbres, por los perseguidos, afligidos, enfermos y agonizantes, por las almas del purgatorio, por el acierto en los gobiernos de las naciones, unión en los matrimonios, ejemplo en las familias y santa educación de la juventud; por nuestros amigos y enemigos y por todas las necesidades espirituales y temporales del pueblo y del estado. Sagrado Corazón de Jesús, fuente de bondad y misericordia. Ten piedad de nosotros.

Tres Padres Nuestros, Avemarías y Glorias por el remedio de todas nuestras necesidades.

PATER NOSTER, qui es in caelis, sanctificetur nomen tuum. Adveniat regnum tuum. Fiat voluntas tua, sicut in caelo et in terra. Panem nostrum quotidianum da nobis hodie, et dimitte nobis debita nostra sicut et nos dimittimus debitoribus nostris. Et ne nos inducas in tentationem, sed libera nos a malo. Amen.

AVE MARIA, gratia plena, Dominus tecum. Benedicta tu in mulieribus, et benedictus fructus ventris tui, Iesus. Sancta Maria, Mater Dei et Dei Mater Nostra, ora pro nobis peccatoribus, nunc, et in hora mortis nostrae. Amen.

GLORIA Patri, et Filio, et Spiritui Sancto. Sicut erat in principio, et nunc, et semper, et in saecula saeculorum. Amen

Sagrado Corazón de Jesús, en vos confiamos infinitamente.

Acto de Desagravio

Divino Salvador de las almas; cubiertos de confusión nuestros rostros, nos posternamos en vuestra presencia soberana y dirigiendo nuestra vista al solitario Tabernáculo, donde gemís cautivo de nuestro amor, se pàrten nuestros corazones de pena al ver el olvido en que os tienen los redimidos, al ver esterilizada vuestra sangre, e infructuosos los sacrificios y escarnecido vuestro amor.

Pero ya que con infinita condescendencia permitís que unamos esta noche nuestros gemidos a los vuestros, nuestras lágrimas a las que brotaron por nuestra causa de vuestros Sacratísimos ojos, a las lágrimas de sangre que vertieron vuestros Divinos ojos, os rogamos dulce Jesús, por los que no ruegan, os bendecimos por los que os maldicen y os adoramos por los que, despiadados os ultrajan.

Y con toda la energía de nuestras almas, deseamos bendeciros y alabaros en todos los instantes de nuestra vida y en todos los Sagrarios de la tierra y con los valiosos afectos de vuestro amante Corazón.

Suba, Señor, hasta Vos, el doloroso grito de expiación y arrepentimiento que el pesar arranca de nuestros contritos corazones.

V. Por nuestros pecados, por los de nuestros padres, hermanos y amigos, por los del mundo entero. R. Perdón Señor, perdón.

V. Por las infidelidades y sacrilegios, por los odios y rencores. R. Perdón Señor, perdón.

V. Por las blasfemias, por la profanación de los días santos. R. Perdón Señor, perdón.

V. Por las impurezas y escándalos. R. Perdón Señor, perdón.

V. Por los hurtos e injusticias, por las debilidades e irrespetos humanos. R. Perdón Señor, perdón.

V. Por la desobediencia a la Santa Iglesia Católica, la que instituyó Jesucristo, por la violación del ayuno. R. Perdón Señor, perdón.

V. Por los crímenes de los esposos, por las negligencias de los padres, por las faltas de los hijos. R. Perdón Señor, perdón.

V. Por los atentados cometidos contra el Papa. R. Perdón Señor, perdón. V. Por las persecuciones levantadas contra los Obispos, Sacerdotes, religiosos y Sagradas Vírgenes. R. Perdón Señor, perdón.

V. Por los insultos hechos a vuestras imágenes, la profanación de los templos, el abuso de los sacramentos y los ultrajes al augusto Tabernáculo. R. Perdón Señor, perdón. V. Por los crímenes de la prensa impía y blasfema, por las horrendas maquinaciones de tenebrosas sectas. R. Perdón Señor, perdón.

V. Por los justos que vacilan, por los pecadores que resisten a la gracia y por todos los que sufren. R. Piedad, Señor piedad.

V. Perdón, Señor, y piedad por el más necesitado de vuestra gracia; que la luz de vuestros Divinos Ojos no se aparte jamás de nosotros; encadenad a la puerta del Tabernáculo nuestros inconstantes corazones; hacedles allí sentir los incendios del amor Divino, y a vista de las propias ingratitudes y rebeldías, que se deshagan de pena, que lloren lágrimas de sangre, que vivan muriendo de amor. R. Amén.

GLORIA A TI SEÑOR JESÚS. GRACIAS POR SALVARNOS.

JESUS, MARIA, Y JOSE OS AMO SALVAD VIDAS, NACIONES Y ALMAS. AMÉN.

No me mueve, mi Dios para quererte El Cielo que me tienes prometido, Ni me mueve el Infierno tan temido; Para dejar por eso de Ofenderte. Tú me mueves Señor muéveme el verte, Clavado en una cruz y escarnecido,

Muéveme el ver Tu cuerpo tan herido. Muéveme Tus afrentas y Tu muerte, Muéveme en fin Tu amor, en tal manera; Que aunque NO hubiera Cielo yo te amara Y aunque NO hubiera Infierno Te temiera. NO me tienes que dar porque te quiera, Pues aunque lo que espero NO esperara; Lo mismo que te quiero Te quisiera.

E19 APÓSTOLES DEL AMOR


CRISTO REY

Cuando sois pequeños y os empezáis a relacionar con otros niños, en la escuela o en el área en la que vivís, os vais acomodando con el carácter de algunos de ellos o de alguno de ellos y así vais haciendo vuestro grupo para jugar, para estudiar.

Vais creciendo y ésa amistad, también va creciendo. Muchas veces os apoyáis en su opinión para llevar a cabo algo en lo que dudáis; su opinión la consideráis valedera, porque os conocéis desde pequeños.

Ellos os van conociendo, ciertamente, pero conserváis algunas cosas, muy en lo particular y ahí es en donde entro Yo, Mis pequeños. Si vosotros tenéis amigos que podríamos decir íntimos, porque os conocéis desde pequeños, qué mejor Amigo Yo vuestro Dios, que os creé y vivo en vuestro interior.

Si vosotros los tenéis como amigos y les escondéis todavía alguna cosa de vuestra vida, a Mí NO Me podéis esconder nada. Os conozco perfectamente y de una cosa deberéis estar ciertos, nunca os voy a traicionar, nunca voy a contarle a alguien sobre ésas cositas íntimas, que solamente Yo y vosotros, conoceMos. 

 Porque llega a suceder que aunque tengáis amigos de mucho tiempo o aún desde pequeños, en un enojo, en un pleito, que suelen suceder, os traicionan y hasta le cuentan a otras personas de ciertas intimidades que NO debían conocer.

Soy vuestro Dios, Yo os creé y os amo así como sois. Pero NO os quedéis nada más con esa frase, porque muchos de vosotros de ahí os tomáis, para nunca querer cambiar. La soberbia os ciega y así les decís a los que os quieren ayudar, “soy así y no voy a cambiar”.

¡NO! Mis pequeños, Yo en las Escrituras os dejé plasmada la frase: “Sed perfectos, como Mi Padre es Perfecto” y aunque ciertamente os amo como sois, pero NO en el Pecado, siempre estoy buscando que vosotros mejoréis.

Habéis crecido en un cierto ambiente, que ha formado vuestro carácter y vuestra personalidad, pero eso NO quiere decir que por ello seáis perfectos. La Perfección Soy Yo y os dejé en Mi Persona, en Mi forma de Ser, en Mi Vida sobre la Tierra, cómo os debéis comportar para ser perfectos.

Y eso es lo que quiero de cada uno de vosotros, que seáis como Yo vuestro Dios, Jesucristo y NO como vosotros queréis ser y que, además les advertís, que NO cambiaréis, porque así sois. Y los demás, tienen que padecer vuestra soberbia o vuestros gustos raros o vuestra problemática interna.

Y esto NO debe de ser Mis pequeños, porque entonces ya NO es amistad; es una imposición en la que vosotros estáis dañando a los demás, con vuestra mala forma de ser.

La perfección la debéis buscar todos, porque en el Reino de los Cielos solamente entran las almas perfectas y NO estoy hablando de una perfección externa, en donde podéis ver claramente vuestros defectos. Estoy hablando de una perfección espiritual, en donde todos debéis estar crecidos fuertemente en el Amor, porque el Amor lo es todo.

Yo Soy el Amor. En Mi Santísima Trinidad, Somos el Amor Perfecto, Nos une el Amor y vosotros debéis estar unidos también al Amor. Eso es lo que debéis vosotros buscar en todo momento, que esa sea vuestra meta, que os améis los unos a los otros como Yo os he amado.

MARÍA, MAESTRA DE LOS APÓSTOLES DE LOS ÚLTIMOS TIEMPOS

Y si sois los apóstoles de éstos Últimos Tiempos, seréis llamados los Apóstoles del Amor. Porque todo esto que se está dando os va a llevar a una unión en el Amor, para que Yo pueda regresar en Mi Segunda Venida entre vosotros. Creceréis en el Amor y cuando Me veáis entre vosotros, con Mi Ejemplo iréis creciendo más.

Sabéis que NO Me gusta la mediocridad, sabéis que a los mediocres los vomito, quiero que si vais a estar Conmigo y Me vais a dar vuestro “fiat” debéis abandonaros a Mí, para que Yo os vaya transformando. Os vaya enseñando, os vaya guiando, hasta que lleguéis a la perfección que necesito de vosotros.

Aquellos que NO buscan la perfección, son almas difíciles, son almas conflictivas, son almas que NO se dejan mover y llevar hacia donde Yo quiero y que ponen muchos pretextos. Cuando se vive en el Amor NO hay pretextos. Y especialmente, porque saben que Yo vuestro Dios, vuestro Maestro del Amor, os va a llevar hacia la Perfección en el Amor.

Mi Santo Espíritu os irá transformando y empezaréis a tener experiencias bellísimas en el Amor y es cuando os daréis cuenta de lo que os estoy hablando. Las experiencias místicas son regalos grandes, inmensos, que Yo les doy a las almas que Me buscan, que quieren estar Conmigo, que Me quieren alcanzar.

Estos regalos de Amor, os los quiero dar a TODOS vosotros. Poned de vuestra parte Mis pequeños, luchad contra vosotros mismos, erradicad las dudas de vuestro ser, para que Yo os pueda enseñar a cómo vivir estas experiencias de Mi Amor,

NO os arrepentiréis, Mis pequeños. Y cuando las tengáis, os daréis cuenta de lo que Yo os hablaba y ya NO os querréis apartar de Mi Presencia. La experiencia mística, es un momento de Cielo, que os va enamorando, que os va ayudando a confiar más en Mí, vuestro Dios.

Venid, venid a Mí con confianza de niño y tomad de Mi Amor. Dejad que Mi Amor os invada y Me conoceréis. Conoceréis lo que os está esperando, con todas las bellezas que Nuestra Santísima Trinidad os puede dar.

Hijitos, Me da tristeza decir esto, pero actualmente en muy pocas almas puedo Reposar como lo hacía Yo, en los corazones de vuestros Padres Adán y Eva, antes de que cayeran en el Pecado.

Yo vuestro Hermano Jesús, sigo Vivo entre vosotros, para Mí NO hay tiempo. Me podéis ver en estos momentos, caminando en la Tierra, misionando para servir a Mi Padre.

Vosotros podríais decir que fue una Gracia especial, para la gente de ése tiempo el tenerMe, que honrados debieran estar y agradecidos inmensamente de Mi Presencia entre ellos, pero NO Mis pequeños. Sufrí, como también vosotros sufrís cuando sois atacados por vuestros hermanos, cuando sois apartados de vuestros grupos porque habláis de Mí,  porque Me amáis y porque queréis estar Conmigo.

Ciertamente pocos también en este momento, podían darMe ese consuelo, el poderMe recargar en su corazón y de esta forma descansar un momento, aunque fuera para recuperar las fuerzas y seguir adelante.

Ciertamente con Mi Madre la Siempre Virgen María, podía hacer esto, Ella Me comprendía perfectamente. Podía Yo recostarMe en Su Corazón, descansar y olvidarMe un momento del Mundo, de los dolores que el Mundo Me causa.

San Juan, también Me daba descanso. Un alma limpia, un alma sencilla, un alma que sabía amar a su Creador y Redentor.

Pero ahora en estos tiempos, ¿Cuántos de vosotros podéis darMe ése reposo? Muy pocos y eso Me causa mucha tristeza Mis pequeños, porque quisiera que fuerais más los que Me dierais ése reposo y NO tantos como ahora, que Me producen mucho Desconsuelo y Horror.

¡Hay tanto Pecado en el Mundo, tanta Maldad y los habéis dejado entrar a vuestro corazón! Y por eso NO puedo tener ése Reposo que Yo quisiera. Son tan pocas las almas puras, las almas sencillas, las almas infantiles que Me aman, que Me ofrecen su corazón, para que Yo pueda descansar sobre él.

Por eso también viene esta Purificación, Mis pequeños. Porque es más el Dolor que Me causáis en Mi Santísima Trinidad, que el Gozo que Yo quisiera ya haber recogido gracias a Mi Donación, en que Me di por completo por vuestra salvación.

NO sabéis apreciar los regalos del Cielo, Mis pequeños. Yo, siendo Hombre entre vosotros, sufrí como Hombre a pesar de Ser Dios y sigo sufriendo, porque como os dije, Yo estoy fuera del Tiempo y lo que recordáis de Mí, de aquél tiempo, hace un poco más de dos mil años, lo estoy viviendo en estos momentos…

Y ¿Cuántos de vosotros Me podéis dar reposo, cuando recordáis lo que padecí en ésos días?

La transformación que quiero que tengáis, será una transformación profunda, pero lo lograrán aquellas almas que se dejen purificar y santificar. Que se olviden de sí mismas, para que Yo las pueda cambiar en almas puras, en almas buenas, en almas santas. Y ésas son las que Me van a dar reposo.

Vosotros mismos, con la problemática que tenéis día a día, conocéis ésos momentos en que quisierais descansar unos minutos olvidados del Mundo y entrar en una paz profunda que os dé reposo, sintiéndoos amados.

Como humanos necesitáis eso, Mis pequeños y Yo, también lo necesito como Humano. Soy vuestro Dios pero como Humano, también conozco vuestras necesidades, preocupaciones, dolores, cansancios, persecuciones y sé que necesitáis también, momentos de reposo y que los hallaréis Mis pequeños, si Me buscáis a Mí y empezáis a vivir más en lo profundo de vuestro corazón, que en el exterior.

BuscadMe más a menudo en vuestro interior y hallaréis reposo Conmigo, con vuestro Dios que Se dio por vosotros. Pero ojalá podáis darMe también a Mí, ésos momentos de reposo.

Pensad en Mí en los momentos de más Tribulación que tuve en esos tres años de Predicación, como cuando tenía más ataques de parte del Sanedrín, cuando tenía ataques del pueblo;

¡Tantos pasajes en los cuales, os podéis imaginar lo que sufrí! Yo, Siendo Dios, Siendo Bondad Absoluta, que NO tenía por qué sufrir, puesto que os traje puro Amor y aun así, la gente de ése tiempo NO Me entendía y NO aprovecharon todos, Mi Presencia Divina ante ellos.

Cuando nos enamoramos de Dios y decidimos bajarlo de la Cruz para Descansarlo a ÉL y nos crucificamos nosotros, para Donarnos a Su Voluntad. Es cuando Jesús nos ‘presta’ sus Joyas y empezamos a gozarnos con el dolor y el sufrimiento, que nos hace compartir también la Felicidad del Cielo…

Os pregunto, ¿Qué haríais vosotros, si Me presentara en estos momentos en el Mundo? Inmediatamente diríais que Me buscaríais y que aprovecharíais Mis Palabras, porque ahorita Me conocéis y sabéis Quién Soy, pero encontraríais hermanos vuestros, que harían exactamente lo mismo que hicieron aquellos en aquél tiempo, que terminaron MatándoMe en una Cruz.

Así es el Mal, así es el Pecado, así es Satanás. Os manipula para que eliminéis de vuestra vida, a vuestro Dios y Salvador.

Ciertamente, vosotros habéis tenido ésos mismos ataques de Satanás, que ha querido que Me hagáis a un lado de vuestra vida, pero os habéis mantenido. Me buscáis, os seguís reuniendo para saber de Mí y escuchar de Mí. Por eso os digo que el Resto Fiel es pequeño y que estaréis en Mi Nuevo Pueblo, porque sabéis apreciar el Amor, porque Lo buscáis, porque Me amáis, porque Me agradecéis.

Gracias pequeños, por lo que hacéis por vuestro Dios. Os amo, Mis pequeños.

Hijitos Míos, las rivalidades son una de las causas que siempre os ha puesto Satanás, con las que os ha ido separando desde generaciones anteriores. Él, además en su soberbia os va contagiando ésa Maldad, el ser soberbios y eso os lleva a la rivalidad. Igual pueden ser rivalidades tontas, infantiles, que rivalidades que os pueden conducir hasta el destruir a vuestro hermano con el asesinato.

La rivalidad, tiene mucho de soberbia y con eso os podéis dar perfectamente cuenta, de que Satanás está atrás de ella. Empezáis desde pequeñitos, empiezan las rivalidades, ya sea de fuerza, ya sea de capacidades, de juguetes, de calificaciones…

¡Tantas cosas en las que podéis caer! Que aparentemente algunas de ellas podríais decir, que NO son malas. Pero os vuelvo a repetir, la soberbia prácticamente, está atrás de todas ellas.

Todas las rivalidades os van a llevar a que vosotros busquéis a ser el mejor y esto es soberbia. Buscáis estar sobre los demás, porque vosotros tenéis o creéis tener más que los demás.

No os ponéis a pensar esto, Mis pequeños, ¿Acaso es tan importante? Porque la rivalidad os lleva a la destrucción del Amor que debe haber en cada uno de vosotros. La rivalidad os va a llevar al Odio, a la separación entre hermanos. Difícilmente, la rivalidad os va a unir y sí generalmente, os va a separar.

Podréis hacer una supuesta amistad con hermanos vuestros para competencias en diferentes campos, que serán rivales de otro grupo. Ciertamente, os uniréis para combatir al otro grupo. Como grupo, podréis decir que sois amigos y que os unís para vencer a vuestros hermanos del otro grupo.

Pero después de que les vencisteis, empieza la rivalidad entre los vencedores, preguntándoos quién fue el mejor. Como veis, la rivalidad, siempre os va a llevar a la separación y a la destrucción como hermanos y además, en la rivalidad NO buscáis el bien del hermano, buscáis su destrucción u opacarlo.

Debéis poner más empeño en vuestra vida y NO buscar nada más ser el mejor, para quedar más arriba de vuestros hermanos y haciéndoles ver menos que vosotros.

Yo, vuestro Hermano Jesucristo siendo Dios, vine a servir. Pude ponerMe en ésa posición de rival, destruyendo la Maldad y presumiendo al ser Dios. Pero fui Servidor de todos y lo sigo siendo, para todas las almas actuales.

Yo os sirvo, Yo busco por vuestro bien, NO trato de destruiros, busco vuestro perfeccionamiento y os he dicho que el alumno, tiene la obligación de ser como el Maestro.

En el “amaos los unos a los otros”, está intrínseca la humildad, la donación, el Amor. Busco lo mejor para vosotros y aquél que se da por sus hermanos, recibe infinidad de Bendiciones de parte Mía, en Mi Santísima Trinidad.

Servid a vuestros hermanos como Yo, vuestro Hermano Jesucristo, os serví y os sigo sirviendo. Y así aseguraréis vuestra entrada al Reino de los Cielos, pero una entrada triunfal. Porque aquél que busca al hermano y le ayuda como Yo hice por vosotros, se vuelve otro Cristo y Mi Padre lo recibirá como Me recibió a Mí, vuestro Dios, vuestro Salvador.

 Habéis entrado al tiempo de la criba, al tiempo de la siega, al tiempo de la separación de las cabras y las ovejas. La iniquidad ha tomado a su mando a toda la Tierra y vosotros, distraídos estáis tomando partidos humanos, sin daros cuenta de Mi Presencia atrás de cada vidente o profeta escogido para éstos tiempos.

Pleitos humanos, soberbia humana, partidos que sólo llevan a seguir descuartizando Mi Cuerpo Santo, Mi Cuerpo Místico. ¡Cuánta tontería, cuánta falsedad en vuestras palabras y discusiones! Palabras, palabras, palabras y vuestro actos, ¿Qué?

Habláis mucho, hacéis grupos, escogéis partidos como en la época posterior a Mi Muerte: “yo soy de Pablo, etc.”, seguís viendo al hombre, a los escogidos, a los instrumentos… Y a Mi que Soy vuestro Dios, Me seguís desconociendo. Satanás os sigue dividiendo y vuestra humanidad, escasa en Oración y  Donación, sigue cayendo en la confusión.

Yo, vuestro Dios estoy atrás de los Acontecimientos, atrás de las Enseñanzas ya dadas hace un poco más de 2000 años y NO van a ser cambiadas nunca, porque Soy vuestro Dios ahora y siempre y si di Mis Enseñanzas desde antiguo, éstas siguen vigentes ahora.

Dejad Mis pequeños de perder el tiempo en necedades humanas, necedades  faltas de caridad que realmente Me atacan a Mí, porque como os dije, Yo estoy atrás de Mis Profetas de éste tiempo.

VedMe a Mí y NO a vuestros hermanos profetas. Ellos valen tanto como vale cada uno de aquellos que Me han dado su “fiat”.

Todos vosotros, con Mis recordatorios a través de ellos, os están invitando a volver a una vida más espiritual, menos mundana, más cerca de Mi Corazón. Estáis perdiendo el tiempo, Mi tiempo, en ridículas contradicciones a donde os ha llevado Satanás y mientras él NO pierde el tiempo en atacaros, vosotros os quedáis discutiendo tonterías olvidando vuestra misión de Amor y Salvación para vuestros hermanos.

Se os ha dicho que pidierais el Don del Discernimiento para que NO cayerais en éstas discusiones vanas. Mi Madre la Siempre Virgen María, en Sus apariciones os repitió: “Oración, penitencia y ayuno” para protegeros del ataque de Satanás y para mayor crecimiento espiritual…

Y NI habéis pedido lo uno NI hecho lo otro, queréis “salvar al Mundo” comiendo palomitas de maíz frente a la televisión. O en discusiones de grupo que terminan en café y pastel... Por favor Mis pequeños, el Error ya os envuelve, vuestra vida espiritual es casi nula y aún así NO queréis dar más de vosotros mismos.

Los Acontecimientos de la Purificación YA ESTÁN SOBRE VOSOTROS, ¿Estáis preparados para un Combate Frontal con el Enemigo?

Yo Mismo Me preparé para Mi Misión por 40 días en el desierto en Oración y Ayuno. Preparé a Mis Apóstoles fuertemente para su misión y a lo largo de la historia, aquellos que van a tener un Combate Fuerte con el Enemigo, se han preparado con Oración, Penitencias, Sacrificios, Ayunos rigurosos y aún así sufren en la Lucha,

Ahora Os pregunto, ¿Cómo os habéis preparado para el Tiempo en el que ya estáis y que es solo el Principio de la Gran Tribulación? ¿Os quedarán ganas de seguir discutiendo tonterías vanas, cuando hayáis perdido todos vuestros bienes y quizá hasta vuestras familias?

Se os profetizó que se os iba a ir quitando poco a poco todo aquello en lo que el hombre confiaba plenamente y por ello, se Me hacía a un lado y entraba en la vida de vosotros en un segundo plano. ¿Estáis preparados para aceptar la Voluntad de Mi Padre sin inmutaros?

Si NO es así, Mis pequeños,  quiere decir que he perdido Mi Tiempo, Mi Sangre, Mis Sufrimientos por cada uno de vosotros. Porque aún ahora preferís seguir perdiendo el tiempo, Mi Tiempo, en vuestros intereses y NO en los de vuestro Dios y Señor.

Ésos dos o tres minutos que tomáis en hablar mal de alguien o en discutir si vuestro profeta es mejor que el que está en otro lado del Mundo. O en alguna otra discusión tonta humana, si los invirtierais en Orar, en una Penitencia o en rezar un Padre Nuestro por vuestros hermanos, servirían más que lo que ahora hacéis.

Yo he de proteger a los Míos en el tiempo de la Tribulación y de la Prueba, lo he prometido en las Escrituras y así será. Pero os pregunto, ¿Os consideráis de los Míos cuando vuestra vida, vuestras palabras y vuestras obras están diciendo lo contrario?

Satanás sigue avanzando, sigue separando grupos, os sigue llevando a la destrucción espiritual y vosotros, ¿Qué hacéis para contrarrestar todo ello?

Os vuelvo a repetir, os falta mucha preparación espiritual para resistir el Ataque Frontal, Mi madre os dio el Secreto para ello: Oración, Penitencia y Ayuno, ponéis muchos pretextos para safaros de ello. Yo ya cumplí, con Mis Enseñanzas y con Mi Vida de ejemplo sobre la Tierra,

Mis profetas y videntes han cumplido con recordaros todo esto. Si vosotros NO habéis querido tomar todo esto en serio, por vuestro libre albedrío os acarrearéis vuestros propios males. NO Soy Yo el Dios malo, es vuestra necedad la autora de vuestra desgracia.

SÍGUEME, PONIENDO TUS PIES, EN MIS HUELLAS ENSANGRENTADAS…

¡Dejaos YA de tonterías, enmendad el Camino!

¡Reparad el mal hecho, producid fruto abundante y preparaos para el Buen Tiempo que vendrá después de la Prueba!

Os amo, Mis pequeños, os amo. Mi Madre os protege, os guarda y os llena de Su Amor y de Sus Bendiciones.

Yo os Bendigo en el Santo Nombre de Mi Padre, en Mi Santo Nombre y en el Santo Nombre de Mi Espíritu y que aquellos que se acojan a la protección de Mi Madre Santísima, queden bajo Su Amparo Eterno.

http://diospadresemanifiesta.com/

P219 ALMAS CONSAGRADAS


cristo_reyFebrero 02 de 2017

Hijitos Míos, vosotros debéis ser Luz. Cuando Yo vine a la Tierra, el hombre caminaba entre sombras, NO Me conocían. Ciertamente conocían a los profetas, se los enseñaban en el Templo. Ciertamente los mismos fariseos y escribas, manipulaban la Palabra, pero algo conocían sobre Mi Padre. Vivían en la Obscuridad y los mismos sacerdotes NO permitían que tuvieran la Luz perfecta.

En estos tiempos, la Humanidad nuevamente está en Tinieblas. Pero ahora es, porque la misma humanidad así lo ha escogido, porque han rechazado Mi Palabra.

Han rechazado la Luz de la Verdad que os vine a traer. Han rechazado al Profeta por excelencia que Soy Yo, vuestro Dios. QUE YO PERSONALMENTE, os vine a traer la Sabiduría. Vine a vivir lo que los profetas en la antigüedad, habían anunciado.

Y os vine a enseñar personalmente, cómo se debe vivir en el Amor, en las Virtudes.

martires-cristianos

Este tiempo es peor que en el tiempo en el que llegué y que caminé entre los hombres. Porque antes NO ME CONOCÍAN y algunos Me recibieron.

Pero en este tiempo, a pesar de conocer Mi Palabra, a pesar de conocerMe, hasta podría decir perfectamente, para qué vine. Qué os ofrecí, qué os enseñé. A PESAR DE ESO ME RECHAZÁIS.

 Habéis cerrado vuestro corazón a todo lo que viene de Mí. Atacáis a la Iglesia que Yo fundé. Atacáis los Mandamientos que os dio Mi Padre para que cumplierais, pero que NO aceptáis; porque NO queréis vivir como Yo os pido.

En una Palabra, ME ESTÁIS NEGANDO. Estáis negando a vuestro Dios y eso es grave, Mis pequeños. Porque Nosotros os diMos la Vida, os heMos dado TODO lo que conocéis y tenéis. Mi Amor lo estáis pisoteando.

13comunion

En algunos, todavía queda vida Sacramental, pero en una gran mayoría, ya no.

Camináis de la mano de Satanás y NO de Mi Mano. Os dejáis manipular por él, que es el Mal y NO Me queréis escuchar a Mí.

NO ENTENDÉIS QUE ÉL OS ESTÁ ATRAYENDO LA MALDAD Y EL SUFRIMIENTO,

 el error, la mentira, la falsedad. Todo eso lo tomáis como un modo de vida… Y caéis.

Os pido Mis pequeños que regreséis a Mí. Que en este día, Mi Santo Espíritu os toque, porque vosotros se Lo pidáis.

tibiezacristianos_light8

Sabéis que Yo NO presiono. Pero os tenéis que dar cuenta de toda la Maldad que habéis dejado entrar en vosotros mismos y que está a vuestro alrededor… Y NO LE HABÉIS IMPEDIDO QUE ACTÚE SOBRE VOSOTROS.

Necesitáis Mis pequeños, regresar a Mí. Debéis buscar la Vida de la Gracia, debéis regresar a la Luz.

En aquél tiempo despreciaron la Luz, porque viví entre ellos y Me Crucificaron. Ahora, SIMPLEMENTE NO ME TOMÁIS EN CUENTA. NO tomáis en cuenta todo el Tesoro que os he dado.

Manteneos pues, en la Oración. Manteneos implorando Mi Llegada entre vosotros. Nuevamente REGRESARÉ. Pero, porque vosotros Me lo pediréis. 

purificacion y retorno

Debéis preparar el ambiente, para que éste sea propicio, para que Yo el Rey de Reyes, regrese a estar entre vosotros.

O acaso vosotros, ¿Invitáis a vuestro mejor amigo a vuestro hogar, cuando parece una pocilga? ¿Verdad que no, Mis pequeños? Si Me vais a invitar a regresar a la Tierra, limpiadla primero. Llenadla de amor, cambiad primeramente vosotros, antes de señalar a vuestros hermanos.

Con la Oración lograréis TODO, Mis pequeños. Mi Santo Espíritu actuará. Cuando vosotros sigáis Orando de corazón, Mi Amor detendrá todo. Recuperará todo lo perdido para vuestro bien y os elevará a la santidad que NO habéis podido lograr, porque Me habéis sacado de vuestra vida.

Dejaos pues, mover por Mi Santo Espíritu, para que podáis regresar a Mí y gozar de todos los regalos que Yo os traje y que os pertenecen.

06lavat

Estando para vosotros aquí en la Tierra y digo así, “para vosotros” porque os vine a servir, obedeciendo a Mi Padre. Me desgasté por serviros, Me di en totalidad. Me di por vuestra salvación y por la de todos los hombres.

Mis pequeños, estos son tiempos en que debéis poner más de vuestra parte. Estáis viendo problemas por todo el Mundo. Revueltas, guerras dentro de los países, contra otros países. Guerras aún dentro del hogar.

Estáis viendo cómo todo se sale de orden y esto os está indicando también, los últimos momentos previos a la Gran Purificación.

Satanás os quiere destruir, os lo he venido diciendo desde hace mucho tiempo. Quiere destruir Mi Obra de la Creación. Pero sobre todo, quiere destruir Mi Amor, Mi Presencia en vosotros. En vuestra mente, en vuestro corazón, en vuestra vida…

000leyes-perversas

Y lo va logrando, especialmente con los pequeños. Os pone tantas tentaciones, tantos desvíos…

Y también pone ésos desvíos en aquellos que pueden cambiar las leyes y modificarlas a su entero antojo. Y obviamente contra Mí, contra las Enseñanzas que os vine a dar y contra el Amor.

El Amor Divino; porque Nuestro Amor, es siempre fructífero.

Os he dicho que Nuestro Amor es dinámico y NO SE LE PUEDE DETENER.

aborto

Y Satanás lo quiere detener evitando procreación, evitando transmisión de vida espiritual, evitando todo aquello que os pueda hacer llegar a Mí y que os llenéis de Mí, para vuestra salvación eterna.

Pero antes de ello, antes de que dejéis este Mundo, quiere evitar que dejéis Mi Presencia en vosotros a través de vuestro ejemplo, de vuestros actos.

Vuestra obligación Mis pequeños, es dejarMe en los corazones de vuestros hermanos y la única forma de dejarMe en sus corazones, es viviéndoMe.

Debéis cambiar de vida, debéis estar totalmente sueltos a Mi Voluntad.

odres-nuevos-APOSTOLADO

Debéis estar dispuestos a que la gente se olvide de vosotros, a que NO se hable de vosotros, sino que se hable de Mí, en vosotros. Eso es lo más grande que podéis hacer por Mí Mis pequeños.

DESAPARECER para vosotros mismos, (vivir muriendo) como San Juan el Bautista, para que aparezca Yo ante los hombres. Y de esta forma, os pueda salvar.

Sería mucha soberbia de vuestra parte, estar buscando que vuestros hermanos os miren por vuestros méritos, que os sintáis superiores a ellos… Porque Yo estoy en vuestro corazón, porque os estoy tomando y os estoy guiando.

En el momento en que vosotros entréis en soberbia, en ese momento salgo Yo… Y ya NO Me transmitiréis. Ya NO Me viviréis. Porque en la soberbia, se habla de uno mismo y NO se habla de Aquél que os empezó a mover para llevaros a un estado más alto espiritual. 

00handreiki

¡OH, YA TENGO EL DON PARA SANAR!

El hombre que se ve a sí mismo, que se apropia de los bienes espirituales que Yo os doy, ya NO sirve para la salvación de otros.

Tened mucho cuidado, Mis pequeños, de que la gente os vea a vosotros. Que hablen de vosotros, que os busquen a vosotros.

Vosotros Me debéis transmitir a Mí. Debéis transmitir Mis Enseñanzas, Mi Amor y todo lo que Yo os dejé, para que las otras almas puedan vivir y se puedan salvar.

Os debéis olvidar de vosotros mismos. Para que cuando os vean a vosotros, hablen de Mí.

CARISMAS SANACION san-martin-de-porres-MILAGRO nuevo-7-728

Y vosotros deberéis procurar que así sea.Yo Soy en vosotros y vosotros, sois por Mí. Tened esto presente Mis pequeños.

Vosotros os he dicho, sin Mí NO sois nadie. Me necesitáis a Mí para servirMe y servir a vuestros hermanos.

No lo olvidéis Mis pequeños, VUESTRA MISIÓN ES TRASMITIRME, ES SERVIRME. ES AMARME.  

Yo vine a la Tierra a serviros, a llevaros hacia la Verdad. Quiero que meditéis en esta frase: llevaros hacia la Verdad”.

yo-soy-el-camino-la-verdad-y-la-vida

Ciertamente, la humanidad tuvo un periodo muy fuerte de Obscuridad, hasta que vine Yo y traje la Luz al Mundo. Pero el Mundo seguía en la obscuridad a tal grado, que se dejaron engañar fácilmente:

ME MATARON.

Y ME CLAVARON EN LA CRUZ.

Pero dejé Luz, dejé la Verdad, dejé a Mis discípulos para que ellos siguieran transmitiendo la Verdad.

Los escogí de entre los que habían en ése momento, para llenarlos de Luz y que llevaran esa Luz a todo el Mundo. 

00luz santidad1

Para vosotros, se os hace difícil seguir viviendo en la Obscuridad y con esto os quiero decir: el Error, la Mentira, la Maldad a donde os ha estado llevando Satanás por siglos.

Llego Yo, os traigo la Luz y solamente aquellas almas que se abren perfectamente a Mi Amor, a la aceptación de un cambio verdadero en su vida, pueden alcanzar a ver la Luz que Yo os traje…

Y así, al irse soltando a Mi Voluntad, empiezan a ver más ésa Luz. Hasta que llega un momento en que esa Luz os purifica, os limpia, os da nueva vida.

Pero vosotros debéis poner de vuestra parte. Si realmente Me amáis, si realmente queréis seguirMe, si realmente queréis dejar la Obscuridad atrás…

000testimonio

Y seguir un Camino de Luz. Debéis luchar contra esa Obscuridad que todavía TODOS vosotros tenéis en vuestro interior. Unos en mayor grado, otros en menor grado… Pero hay Obscuridad todavía dentro de vosotros.

O sea, hay Error, hay Mentira, hay Maldad. Hay aceptación todavía de cosas negativas que venís viviendo de tiempo atrás… (No somos capaces de perdonar y amar al que consideramos ‘enemigo’ y nos ha causado un gran dolor)

Y por conveniencia o por costumbre, estáis aceptando todavía ese Error en vuestra vida, que NO os deja ver plenamente esa Luz a la que estáis llamados a vivir ya desde ahora y eternamente.

Vosotros, con la ayuda de Mi Santo Espíritu a Quien debéis pedirLe esa ayuda, debéis meditar esto. Pero profundamente a la Luz de la Verdad, a la Luz de Mis Enseñanzas, a la Luz de un verdadero deseo de cambio para servirMe y agradarMe a Mí, vuestro Dios.

como-salir-de-la-tibieza

 SATANÁS ODIA A MARÍA PORQUE LE TIENE UN MIEDO MORTAL…Y POR ESO LA ATACA TANTO… PUES ELLA SE CONVIRTIÓ EN SU VENCEDORA, AL SER CAPÁZ DE ALBERGAR, PROTEGER Y DEFENDER EN SU VIENTRE, AL DIOS ÚNICO Y TRINO  (en otro post, les explicaremos porqué Ella, es la Intercesora Perfecta…)

Debéis pedirMe ese Cambio, de caminar ya directamente hacia la Luz y NO voltear hacia atrás. De NO volver a tomar NADA, de lo que antes era Obscuridad.

O sea, NO VOLVER AL ERROR.

NO volver a la mentira, NO volver a la Maldad.

Estáis llamados y os he escogido para ello a encontrar la Verdad, gozarla, a transmitirla y luchar por Ella, para el bien de vuestros hermanos y para Gloria Mía.

Debéis profundizar en estas Palabras que ahora os digo. Porque si realmente queréis estar Conmigo, deberá ser un PARTEAGUAS el ahora.

00vinho-novo1

DEBERÉIS dejar atrás todo aquello que Me Ofende, todo aquello que os separa de Mí. Ciertamente NO al grado de antes, pero todavía hay algo que os separa de Mí.

Por esa Maldad y ese Pecado que todavía permitís que viva en vuestro corazón y en vuestra mente. Os estoy dando Mi Santo Espíritu para que Él os purifique, para que Él vaya eliminando todo aquello que NO os conviene.

A eso Me refería cuando os decía que debéis tener una TRANSFIGURACIÓN… O sea, un cambio: que es el dejar el hombre viejo, el hombre con error, el hombre astuto para las cosas del Mundo, el hombre convenenciero.

Y volverse el hombre de Luz, el hombre de Vida, el hombre de Amor… el Cristo que quiero QUE SEÁIS en estos Tiempos, como os lo he venido pidiendo, desde hace mucho tiempo.

CONVERSION

A Mí NO Me vieron diciendo mentiras, maldiciones, groserías, dando malos ejemplos. Si vais a venir en pos de Mí, deberéis ser ejemplo.

Ejemplo de vida en el Amor, de respeto hacia vuestros hermanos, de perfección y NO de mediocridad. Ya NO os debéis dar esos momentos, ni aunque sea de chistes permitidos, grosería, dobles sentidos, maldad.

Sois otros Cristos y estoy hablando de Perfección y NO de mediocridad.

Es una lucha fuerte, intensa. Que ciertamente vosotros NO lo vais a lograr con vuestras fuerzas, sino a través de Mi Santo Espíritu.  

VEN SEÑOR JESUS key_macro-wallpaper-1366x768

 Me lo debéis pedir. Y al pedírMelo…

CON ESO ESTÁIS SELLANDO UN PACTO CONMIGO,

con vuestro Dios, de que queréis ser perfectos de que queréis trabajar  para Mí.

Porque a eso vinisteis a la Tierra, a servirMe. Y debéis ser ejemplo de vida, aún con vuestros defectos humanos.  

0jesus-and-the-apostles

Como los apóstoles, que tuvieron momentos de debilidad humana; pero a la Luz del Espíritu Santo después del Pentecostés, se volvieron ésos apóstoles de Cristo Míos.

 Buscando sólo Mi Bien, buscando el transmitirMe y vivirMe ante vuestros hermanos para cambiarlos, para ayudarles a crecer, para llevarlos a la perfección y a su salvación eterna.

Sed pues, lo que Yo quiero que vosotros seáis: Cristos. Almas perfectas, ALMAS CONSAGRADAS, almas que están buscando darMe Gloria en el Mundo, dando ejemplo de una vida de amor y virtud.

Que seáis esos Cristos que veían por sus hermanos. Que los curaban, que los llenaban de vida con las palabras que escuchaban, con los milagros que veían, con el amor que Yo daba.

vino-nuevo

A eso estáis llamados. Y si queréis seguirMe, pedidMe Mi Santo Espíritu para que os ayude a que vosotros luchéis contra ese hombre viejo, ese hombre de mentira, de maldad, de error, que lleváis adentro.

Deberéis luchar verdaderamente, contra eso que traéis y NO Me gusta que lo llevéis. Sed perfectos como Mi Padre vuestro Padre, Es Perfecto.

 Meditad esta Verdad: Imaginad que Yo Cristo Jesús vuestro Dios, NO hubiera venido a la Tierra a salvaros NI a dejaros la Sabiduría Divina que se vive en el Cielo. Seguiríais en la Obscuridad, seguiríais en el Error. Os seguiríais destruyendo unos a otros salvajemente, como en aquellos tiempos.

Satanás os seguiría atacando fuertemente, destrozándoos y quizá peor que en aquellos momentos en los que Yo llegué… Porque desgraciadamente el hombre, dejándose llevar por la Maldad de Satanás hace a un lado la Bondad. Porque todos lleváis bondad en vuestro corazón, pero la hacéis a un lado y buscáis la Maldad.

autoridad-apostolado-av

Imaginaos viviendo en esos tiempos de sandalia y túnica… Viviendo sin las comodidades que ahora tenéis... En cierta forma, al momento en que Yo Me di por vosotros y Morí por vosotros.

La Luz de Mi Santo Espíritu, entró nuevamente al Mundo y empezasteis a mejorar espiritualmente. Y se os abrieron las capacidades con Mi Sabiduría y de Inteligencia para ir mejorando en vuestra vida diaria.

Sí, Mis pequeños. La Tecnología y TODOS sus avances, VINIERON GRACIAS A MI DONACIÓN, a Mi Muerte, a Mi Resurrección y a la Venida de Mi Santo Espíritu a todos vosotros.

Os he pedido ir meditando esto Mis pequeños, para que os deis cuenta cuánto ganasteis con Mi Venida a la Tierra NO solamente a nivel espiritual, que es lo principal; sino también, a nivel humano.

mente_2

Os he dicho que el hombre NO está evolucionando, sino RECUPERANDO LAS CAPACIDADES que tenían vuestros Primeros Padres. Ellos fueron creados perfectos, con unas capacidades que ahora NO entenderíais, pero que viviréis los que empecéis el Nuevo Mundo que se os avecina.

El hombre va recuperando dones, capacidades extraordinarias, inteligencia; pero también Vida Espiritual, que os va acercando cada vez más a Mí, vuestro Dios, en Mi Santísima Trinidad.

Y con ello vais comprendiendo lo que es estar en vida de Dios y crecer en la Sabiduría Divina que NO tiene fin. Aquellos que ya han entrado en ese camino de la búsqueda de la Verdad y de Mi Amor, les voy dando capacidades extras…

Para ir gozando lo que se vive en el Cielo, para ir gozando Mi Presencia en vosotros, para ir gozando Mi Sabiduría, para ir gozando lo creado. La Naturaleza, que todavía os falta conocer mucho de ella y de TODO lo creado.

buscando-a-dios

Aquél que Me busca, pero que Me busca con todo su corazón y con el deseo de perfección, Yo le Ayudo a encontrarMe y a crecer fuertemente en Mi Misterio de Amor.

Otros, serán mediocres. Me buscan a medias, un día con mucho ahínco, con muchos deseos de saber de Mí; al otro día, se olvidan de Mí. Son almas que NO son constantes en el deseo de amarMe NI de servirMe.

Ciertamente, hay amor, hay búsqueda, hay deseo de estar Conmigo… Pero NO SON ALMAS QUE QUIERAN DAR SU MÁXIMO. Las amo, pero NO Me servirán para iniciar un Nuevo Mundo.

Las almas que iniciarán el Nuevo Mundo por venir, son esas almas que ya os describí. Almas deseosas de estar Conmigo, de agradarMe, de buscarMe en todo momento y de compartir todo lo Mío a vuestros hermanos. 

tibieza

La decisión es vuestra. ¿Queréis realmente, estar Conmigo? O ¿Seréis de las almas mediocres, que a veces estáis realmente Conmigo y en otros momentos, NO?

Y ¿NI siquiera os importa, NO estar Conmigo?

Dejad pues, que Mi Santo Espíritu os transforme. Os enamore de Mí, para que vosotros con los regalos que se os darán, realmente os enamoraréis de Mí y de Mi Amor.

 Mis pequeños, cuando Yo le pedía a la gente de ese tiempo como os lo pido ahora, el ser como niños; era también, para que os dejarais educar como niños y crecer como sabios.

conocimiento-de-dios

Yo, vuestro Dios, educándoos. ¿Qué más puede pedir un alma? Y por eso os dejé toda una Evangelización en las Sagradas Escrituras.

Aquellas almas que acostumbradas están de leer a diario un poco de la Sabiduría Divina, que está en las Sagradas Escrituras van creciendo NO solamente en Sabiduría, sino en Inteligencia, en Amor. Van conociéndoMe a Mí, vuestro Dios.

Ser como niños. Pero como verdaderos niños, entregados totalmente a Mi Voluntad. Yo produzco almas extraordinarias.

Sí, Mis pequeños. Almas extraordinarias, porque es Mi Promesa que aquellos que Me buscan y comparten Conmigo Mi Vida, dejándose guiar por Mí vuestro Dios…

venespiritusanto

Y aquellos que aceptan Mi Santa Voluntad en su vida, necesariamente tienen que tener también, lo Mío.

Y si Yo Soy el Omnipotente, si Yo Soy vuestro Dios; necesariamente vosotros seréis diferentes a vuestros hermanos.

Seréis más capaces, más inteligentes, más sabios y CON DONES MUY GRANDES, porque así lo escogisteis.

Dejaos pues Mis pequeños, a que Yo os mueva a ser como niños. A que os mueva a  crecer en Sabiduría Divina. Pero sobre todo, A BUSCAR MI AMOR. 

0tiempo-de-buscar-a-dios

Para que primeramente, lo gocéis. Y enseguida, para que lo gocen vuestros hermanos.

Vosotros tenéis una Cruz de cada día, que NO os podéis apartar de ella, NI la podéis negar.  Porque la Cruz viene por el Pecado que se cometió por vuestros Primeros Padres.

Vosotros debéis padecer vuestra cruz y qué mejor cuando os unís a Mí, vuestro Dios.

Ahora os causa penurias. Tenéis dolores, tenéis sufrimientos.

BARRO EN MANOS DEL ALFARERO Transfiguracion-un-proceso-doloroso-pero-con-un-final-hermoso

Pero vendrá el Tiempo en que os daréis cuenta de lo que vosotros hicisteis, al haber ofrecido vuestra vida junto con la Mía en la Tierra.

Cuando lleguéis al Reino de los Cielos, GOZARÉIS INMENSAMENTE EL HABEROS OFRECIDO A MÍ…

Y HABER UNIDO TODA VUESTRA VIDA…  

Haber unido TODA vuestra vida, toda vuestra Cruz a la Mía.  

LUZ LAMPARAS

Hijitos Míos, vosotros debéis ser Luz. Cuando Yo vine a la Tierra, el hombre caminaba entre sombras. NO Me conocían ciertamente…

Conocían a los profetas, se los enseñaban en el Templo. Ciertamente, los mismos Fariseos y Escribas, manipulaban la Palabra.

Pero algo conocían sobre Mi Padre. Vivían en la Obscuridad y los mismos sacerdotes NO permitían que tuvieran la Luz perfecta.

En estos tiempos, la humanidad nuevamente está en Tinieblas. Pero ahora ES  porque la misma humanidad, así lo ha escogido. Porque han rechazado Mi Palabra, han rechazado la Luz de la Verdad que os vine a traer.

jesucristo-jim

Han rechazado al Profeta por excelencia, que Soy Yo vuestro Dios.

Que Yo PERSONALMENTE, os vine a traer la Sabiduría. Vine a vivir lo que los profetas en la antigüedad habían anunciado y os vine a enseñar personalmente, cómo se debe vivir en el Amor, en las Virtudes.

Este tiempo es peor que en el tiempo en el que llegué y que caminé entre los hombres; porque antes NO Me conocían y algunos Me recibieron.

Pero en este tiempo, a pesar de conocer Mi Palabra, a pesar de conocerMe hasta podría decir perfectamente, para qué vine, qué os ofrecí, qué os enseñé. A pesar de eso, Me rechazáis, habéis cerrado vuestro corazón a todo lo que viene de Mí.

000voluntad-y-soberbia-ego

 Atacáis a la Iglesia que Yo fundé, atacáis los Mandamientos que os dio Mi Padre para que cumplierais, pero que NO aceptáis, porque NO QUERÉIS VIVIR como Yo os pido.

En una Palabra, Me estáis negando, estáis negando a vuestro Dios y eso es grave Mis pequeños, porque, Nosotros, os diMos la Vida, os heMos dado todo lo que conocéis y tenéis. Mi Amor, lo estáis pisoteando. En algunos, todavía queda vida Sacramental, pero en una gran mayoría, ya no.

Camináis de la mano de Satanás y no de Mi Mano. Os dejáis manipular por él, que es el mal y no Me queréis escuchar a Mí. No entendéis que él os está atrayendo la maldad y el sufrimiento, el error, la mentira, la falsedad. Todo eso, lo tomáis como un modo de vida y caéis.

Os pido Mis pequeños, que regreséis a Mí. Que en este día, Mi Santo Espíritu os toque, porque vosotros se Lo pidáis. Sabéis que Yo no presiono, pero os tenéis que dar cuenta de toda la Maldad que habéis dejado entrar en vosotros mismos y que está a vuestro alrededor y NO le habéis impedido que actúe sobre vosotros.

conversion

Necesitáis Mis pequeños, regresar a Mí. Debéis buscar la vida de la Gracia, debéis regresar a la Luz.

En aquél tiempo, despreciaron la Luz, porque viví entre ellos y Me crucificaron, ahora, simplemente, no Me tomáis en cuenta, no tomáis en cuenta todo el Tesoro que os he dado.

Manteneos pues, en la Oración, manteneos implorando Mi Llegada entre vosotros. Nuevamente Regresaré, pero porque vosotros Me lo pediréis. Debéis preparar el ambiente para que éste sea propicio, para que Yo, el Rey de Reyes, regrese a estar entre vosotros.

O acaso vosotros ¿Invitáis a vuestro mejor amigo a vuestro hogar, cuando parece una pocilga?

¿Verdad que no Mis pequeños? Si Me vais a invitar a regresar a la Tierra, Limpiadla primero. Llenadla de amor, cambiad primeramente vosotros, antes de señalar a vuestros hermanos.

profecia oracion-para-hablar-con-dios

Con la oración, lograréis todo, Mis pequeños, Mi Santo Espíritu actuará. Cuando vosotros sigáis orando de corazón, Mi Amor detendrá todo, recuperará todo lo perdido para vuestro bien y os elevará a la santidad que no habéis podido lograr, porque Me habéis sacado de vuestra vida.

Dejaos, pues, mover por Mi Santo Espíritu, para que podáis regresar a Mí y gozar de todos los regalos que Yo os traje y que os pertenecen.

Yo, que Soy el Camino, la Verdad, la Vida y la Luz Verdadera. Buscad el refugio de vuestras almas en Mi Santísima Madre, la Siempre Virgen María y acudid a la ayuda amorosa de Mí padre terreno, San José y la de los Santos Ángeles.

Os bendigo en el Nombre de Mí Padre, Dios único y verdadero, Creador de todo lo bello que véis y de los que no véis, en Mí Santo Nombre de Redentor del Género Humano y en Nombre de Mí Santo Espíritu, Dios del Conocimiento y de la Sabiduría Divina y humana.

bendicion_del_padre

http://diospadresemanifiesta.com/